InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : 8423359662
Editorial: Destino (16/06/2021)

Calificación promedio : 3.98/5 (sobre 71 calificaciones)
Resumen:
La presidenta del Real Club de Tenis de Santander, una de las mujeres más poderosas de la ciudad, ha aparecido muerta en el camarote de una preciosa goleta que con unos pocos y selectos invitados surcaba las aguas de la bahía al anochecer.

El crimen recuerda a las novelas de la «habitación cerrada» de principios del siglo pasado: el compartimento estaba cerrado por dentro, tanto la extraña herida que presenta el cuerpo de la empresaria como el misteri... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (36) Ver más Añadir una crítica
Vane24
 18 octubre 2021
"Lo que la marea esconde" es la nueva novela de María Oruña. En ella, nos volveremos a encontrar con la inspectora Valentina Redondo.
No sabría decir si es la novela que más me ha gustado de María Oruña, ya que sus anteriores, como "Puerto Escondido" o "Un lugar a donde ir" me encantaron. Pero sí sé que es la novela en la que creo que ha arriesgado más.
De entrada, el lector se encuentra con una situación muy curiosa, y no me refiero a los asesinatos que se van a cometer, si no a Valentina Redondo. Su situación personal ha cambiado, y el lector se irá enterando de los detalles según avanza la historia. al principio puede chocar, ya que no sigue una continuidad con el último libro, y parece que se ha dado un salto, pero poco a poco se explica. Me ha gustado que la autora decida mantener parte de la tensión por la historia personal de Valentina de principio a fin, y que en parte, se entremezcle con la investigación. A pesar de que Valentina Redondo es un personaje fuerte, en "Lo que la marea esconde" veremos también su lado más débil y humano, sus sentimientos y pensamientos más íntimos. Saber lo que finalmente iba a pasar, me ha mantenido en la misma tensión que descubrir qué ocurre con los crímenes.
Otro punto que me ha gustado, es la introducción de cada capítulo con una frase o pequeño párrafo de las obras de Agatha Christie, que en parte han actuado como frase premonitoria de lo que iba a ocurrir.
Y es que la historia en sí, bien podría ser parte de una de las investigaciones de Poirot o Miss Marple. Judith Pombo, presidenta del Real Club de Tenis de Santander, ha sido encontrada muerta encerrada en su camarote. Es inevitable para los seguidores de Agatha Christie, que la situación no nos recuerde a un "Orient Express", en el que todos parecen los culpables y todos tienen motivos. Por un momento pensé que iba a ser algo similar. Aunque lo que ocurre posteriormente, también me ha recordado a "Los Diez Negritos", así que estaba totalmente perdida.
Reconozco que hubo una parte de la "solución" que adiviné, ya que me recordó a otra novela que había leído hacía relativamente poco. No obstante, los motivos y la explicación quedan completamente cerrados e hilados de una manera magistral.
Como punto novedoso, me ha llamado la atención que en ciertos capítulos, el lector conoce ciertos detalles de los personajes, su vida y situaciones pasadas. Detalles que ha priori los inspectores que llevan el caso desconocen, por lo que el lector tiene más información y puede ir realizando sus propias teorías, e intentar ir un paso por delante de la policía.
María Oruña consigue envolver al lector en la trama, con una narración sencilla y muy ágil, para que no decaiga el ritmo en ningún momento. Las descripciones de los lugares que visitaremos en la novela están muy logradas y consiguen transferir la magia y ostentanción, que por ejemplo, envuelve al Palacio de la Magdalena.
En resumen, "Lo que la marea esconde" es un thriller muy llamativo que te mantendrá pegado a sus páginas.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         151
Lyra
 21 septiembre 2021
La teniente Valentina Redondo y su equipo desentrañan de nuevo un complejo caso en Cantabria, esta vez en la capital, Santander; un “crimen de habitación cerrada”. La autora hace así un homenaje a autores como Agatha Christie, Leroux o Poe, citándolos al inicio de cada capítulo. Y, aun bebiendo tantísimo esta cuarta entrega de Puerto Escondido de las novelas policíacas más clásicas de la literatura, también y, curiosamente, es la novela que más ahonda en la vida personal de Valentina. Una combinación desconcertante que, sin embargo, ha resultado ser la fórmula perfecta.
Como sus predecesoras, esta novela también está narrada en tercera persona y desde varias voces, siendo la de la protagonista, Valentina, la predominante. de extensión media (unas 400 páginas), estilo sencillo y directo, y con un ritmo estructural marcado por la evolución de la investigación, la lectura se hace ágil gracias a la abundancia de diálogos y a la yuxtaposición continua de las distintas voces (la de Oliver, las de los guardia civiles Torres, Sabadelle y Riveiro, las de las forenses Múgica y Cardona y, puntualmente, las de los sospechosos). Aunque algunos de estos personajes sean viejos conocidos, el libro - autoconclusivo - puede leerse de manera independiente a los anteriores (aunque yo recomiendo disfrutar de todos los libros en orden).
La trama principal, el asesinato imposible de Judith Pombo, la presidenta de la Real Sociedad de Tenis de Santander, en un camarote cerrado durante una travesía en goleta por la bahía de la ciudad, compone un continuo rompecabezas cuya resolución no sorprende por el “quién”, sino por el “cómo”, un desenlace tan bien documentando que invita al lector a investigar más por su propia cuenta. Por esto mismo, que no haya grandes y numerosos giros dramáticos no interfiere en la calidad argumental, ya que los acontecimientos (hallazgos, interrogatorios, acusaciones, confesiones…) se suceden atropelladamente, sin respiro, y la tensión no decae en ningún momento, pues cualquiera de los invitados a la goleta podría ser el culpable.
A lo largo de la investigación, el lector va conociendo la situación personal de Valentina o, dicho de otra forma, el peor momento de su vida. Tras un trágico suceso, desvelado al inicio del libro, la teniente debe aprender a encajar el duro golpe que ha recibido, a vivir con él y a hacer un hueco a una tristeza, que más o menos escondida, ya vivirá en ella para siempre.
[A partir de aquí, si puedes dejar de leer si prefieres ir completamente a ciegas durante la lectura]. Se trata del duelo perinatal, de aprender a despedirse de lo que pudo ser y no fue, de aceptar las tragedias y los accidentes, las injusticias del universo, y como acaba comprendiendo Valentina, a no acomodarse en la oscuridad. El duelo perinatal, el fallecimiento de un bebé no nato (en el caso del de Valentina, a los cinco meses de embarazo) es lo que se conoce como "duelo socialmente desautorizado": al problema de la empatía (es muy difícil entender lo que se siente, si no se ha vivido), se le suma el del tabú. Como ocurre con el suicidio, hay una memoria colectiva que asocia estas pérdidas al silencio, al retraimiento, a hacer borrón y cuenta nueva. En el duelo perinatal, a menudo se niega socialmente al afectado la posibilidad de recordar públicamente y de expresarse cómodamente, pues esa "vida" solo ha sido real para quien ya la ha proyectado en la suya, para quien ya la ha sentido. Un reto para la salud mental de algunas mujeres, una salud a menudo ya devaluada.
María Oruña coge esta realidad, le pone cara a través del personaje de Valentina, y la estruja hasta que el lector más reticente sea capaz de empatizar con ella, normalizando un dolor desconocido e infravalorado. Creo que era muy necesario incluir un relato como este en cualquier ficción narrativa actual, sin que el tema ocupase todo, siendo tan solo una subtrama o una tema colateral más. Me encanta que no se explicite esta circunstancia en la sinopsis (podrían hacerlo, pues se desvela al principio del libro) y que le lector se dé de bruces con ella. [Fin del breve destripe].

Como escenario del enigmático crimen, la ciudad de Santander (mi ciudad). Mientras que en otras novelas policíacas, como las de la Trilogía del Batzán de Dolores Redondo, se busca un ambiente opresivo y hostil (lluvia, oscuridad, frío, bosques espesos, ríos desbocados, casas de piedra...), María se recrea en la belleza de la bahía, en el clima templado del verano, en localizaciones relacionadas con el relax y el ocio (un club de tenis, las embarcaciones de recreo en los pantalanes, los cursos de la UIMP en el Palacio de la Magdalena), etc. Por esto, entre otros motivos, adoro cada novela de María: aúna la intriga de la novela policíaca, con el feelgood de algunas ficciones contemporáneas y con las interesantes explicaciones de las novelas históricas (siempre mete detalles o tramas del pasado que me encantan). La ambientación está tan bien trabajada que es irremediable que al lector le entren ganas de conocer los escenarios que se mencionan (aunque, como yo, vivas en ellos e, incluso, hayas trabajado en alguna de las localizaciones).

Valentina y Oliver son dos personajes que, desde el primeros de los libros, me tienen enamorada, tanto por su construcción como por su evolución, y de los que espero poder seguir leyendo. El ambiente de trabajo que se da entre los compañeros de Valentina en la Comandancia de la Guardia Civil de Campogiro es muy confortable (a pesar de que los casos son algo escabrosos) y, gracias a sus voces, el lector puede seguir el caso como si él mismo lo investigase, siendo testigo de cada avance. Esta atmósfera contribuye a que la ambientación sea cálida y a que, a pesar de crímenes truculentos o pequeñas desgracias, la lectura sea ligera. Por su parte, los "nuevos personajes", los sospechosos, recuerdan totalmente a los de las novelas "de habitación cerrada": numerosos, muy distintos entre sí, algo estereotipados y con más motivaciones de las aparentes.

Una novela perfecta que entretiene, enseña y transporta al lector, pero también un relato necesario que derriba tabúes.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Bookworm
 24 septiembre 2021
Cuando leí el tercer libro de Puerto Escondido ya comenté que yo no soy fan de esta serie. El primero me gustó sin más, el segundo me costó muchísimo terminarlo y el tercero (Donde fuimos invencibles) aunque algo mejoró, tampoco acabó de convencerme.
Con estos libros yo nunca he visto ni sentido todo eso que tanto engancha a otros lectores y que tanta envidia me da, sin embargo siempre acabo dándole una oportunidad a cada entrega porque veo que la mayoría de las reseñas (aunque evidentemente algunas otras no) son magníficas y pienso "¿y si esta novela es la que me acaba de convencer?", pero sinceramente después de la lectura del tercero había decidido no leer más, así que... ¿Por qué acabé con "Lo que esconde la marea" entre las manos? Pues por dos motivos, uno, porque vi que era un caso de "habitación cerrada", que me gustan particularmente, y dos, porque a pesar de que no es una serie que me guste demasiado, sí me gusta escuchar a María Oruña y de hecho he ido a las presentaciones de todos los libros de Puerto Escondido y como también quería ir a la de este libro, me animé a cogerlo para el kindle pensando en comprarlo en papel cuando fuera a la presentación y así me lo traía firmado, y bueno... fui a la presentación, pero al final no compré la novela porque convencer, lo que se dice convencer, no me ha convencido y no veáis la rabia que me da, porque escucho a María y otra cosa no, pero entusiasmo trasmite bastante y se ve que ha hecho un gran trabajo de documentación, pero qué se yo, será que esta serie no es para mí y no hay más vueltas que darle.
Hasta bien pasado el 50% del libro no he acabado de engancharme a la novela. Esperaba encontrar una historia mucho más ágil e interesante desde el principio y he ido avanzando a trompicones. de hecho lo he ido alternando con otras lecturas que me llamaban bastante más.
El caso que lleva entre manos Valentina Redondo en esta ocasión, es la muerte de Judith Pombo, presidenta del Real Club de Tenis de Santander. Descubrir quién la mató no será fácil. Ha aparecido en el camarote de una goleta donde iba a cenar con un selecto grupo de invitados y nadie se explica cómo se ha cometido el crimen ya que el camarote estaba cerrado por dentro al igual que el "ojo de buey" y nadie entró ni salió de allí, puesto que el resto de invitados estaban en un salón delante del mismo camarote, sin embargo... alguien tuvo que ser y ahí es donde entra Valentina que por más vueltas que le da, tanto ella como su equipo, y después de barajar hasta las hipótesis más peregrinas no acaban de comprender quién ha podido matar a Judith y lo más importante... ¿cómo?
La cuestión es que el interrogatorio de todas las personas presentes en la goleta se me hizo muy largo y los motivos por los que cada uno de ellos podría tener algo en contra de la fallecida me parecían todos demasiado "light" como para acabar matándola, así que seguí leyendo para ver si el final me convencía y la verdad es que no mucho. Para construir este caso, la autora se ha inspirado en un hecho real, que yo desconocía y que me ha resultado muy interesante, pero evidentemente no os lo voy a desvelar para no hacer ningún tipo de spoiler.
Por otro lado, la forma de actuar de Valentina en esta cuarta entrega no me ha gustado demasiado. La verdad es que ya no recordaba absolutamente nada del tercer libro y no acaba de entender ese "cambio" en su forma de ser y de actuar sobre todo con respecto a Oliver, pero poco a poco el libro lo va desvelando, por lo que si no has leído el tercero te enterarás igualmente, aunque yo siempre recomiendo leer las series en orden.
Es una novela que entiendo quiere ser un homenaje a esas novelas clásicas con casos de "habitación cerrada" pero trasladada a nuestros días y de hecho se tocan muchos temas de actualidad a través de los interrogatorios de los invitados a la cena en la goleta (política, monarquía, ecología, apuestas...), eso sí, ¿Cuál de ellos será lo suficientemente importante para matar a Judith?
Sinceramente para mí lo más atractivo de estas novelas es el entorno en el que se desarrollan y que me dejan siempre con ganas de pasar al menos un fin de semana recorriendo sus escenarios. Por ejemplo en esta entrega apetece mucho visitar el precioso palacio de la Magdalena (nunca he estado) o incluso el Club de Tenis de Santander, un deporte sobre el cual se ve que María se ha documentado ampliamente ofreciéndonos muchas veces datos que me han sobrado y esto es algo que me pasa mucho con esta serie, siempre me sobra documentación.
En fin... que yo me apeo del Puerto escondido y me quedo pensando en si darle o no una oportunidad a la otra novela de la autora que nada tiene que ver con esta serie (El bosque de los cuatro vientos) y que varias personas ya me han dicho que es muy diferente y que engancha mucho. No sé, la verdad...

Enlace: https://bitacorademislectura..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         90
Rai
 30 enero 2022
Si he de ser sincera, el thriller nunca ha sido mi genero favorito, más que nada porque no me gusta padecer los asesinatos en primera persona, ni las necropsias, ni las pericias policiales, ni la sangre esparcida, ni los sentimientos de la víctima o el asesino, ni el papeleo que todo lo anterior conlleva, sin embargo, desde que leí asesinato en el Orient Express, les agarré gusto a los libros de crímenes imposibles y a los detectives raros que se pasean por sus páginas.
Así que cuando leí que Lo que la marea esconde era un crimen de habitación cerrada, no demore mucho en animarme a leerlo, sobre todo porque los comentarios lo ponían como lo último en buenos thrillers, y la verdad es que entretiene, pero más nada.
Creo que el libro no me termino de convencer porque se mezclan los crímenes medianamente interesantes, con la historia de la teniente Valentina Redondo, que no es que me caiga mal, pero es que es mucho drama que no aporta nada. Además, hay pasajes de la historia, sobre todo al empezar o terminar los capítulos, que a la autora le da por reflexionar de la vida y sus vicisitudes, pero con frases de libro de autoayuda, y eso no es precisamente que vaya con el género.
Entonces Oruña si que tiene buenas ideas con respecto a crímenes, pero meterle tanta reflexión a mi me pareció excesivo, además que mientras que algunos de sus personajes están bien logrados y son humanos, otros son bastante tibiecitos, lo rescatable es que te terminas enterando de un montón de cosas acerca del tenis, y de la belleza de Santander, su mar y su campo.
En suma, escritura regular de crímenes medianamente interesantes, con una alta dosis de drama y paisajes bonitos de la costa norte de España.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         80
mariacriado
 20 octubre 2021
María Oruña vuelve a traernos otra entrega de la saga protagonizada por Valentina Redondo.
Como ya es costumbre en la autora, este nuevo libro, “Lo que la marea esconde”, sigue en la vida personal de Valentina Redondo, allá por donde la dejó en su anterior “Donde fuimos invencibles”.
En esta entrega, la autora nos propone en principio un crimen muy difícil de resolver, lo que llaman crimen en habitación cerrada. Y es eso precisamente, un asesinato en un marco en el que de entrada, es imposible.
María Oruña rememora en el encabezamiento de cada capítulo una cita de Ágatha Christie, la cual está muy relacionada con lo que vamos a leer. Es un detalle que me ha gustado mucho, ya que de esta manera, deja volar la imaginación del lector y da pie a pensar de qué forma va a encauzar el capítulo.
Otro detalle bueno a tener en cuenta, es que además de ir investigando, la autora nos pone en situaciones de la vida de algunos de los personajes de antes del asesinato. Así, como lectores, podremos saber algún que otro dato más que la propia Valentina Redondo. Aquí no se cumple la regla de los libros de investigaciones, aquella que dice que el lector no debe saber más que el investigador del crimen. Y eso me ha gustado mucho.
El misterio es un rompecabezas. Por más que yo he planteado posibilidades, no he dado con la acertada, ni con el modo ni mucho menos con el quién. María Oruña ha sabido camuflar a la perfección al asesino, sin parecer increíble la resolución.
Esta es la cuarta entrega en la que Valentina Redondo aparece, y como es natural, sabremos más sobre su vida, sobre qué pasó a partir del fatal acontecimiento que vivió en su anterior novela. Esta saga tiene ese aliciente, que además de seguir la investigación del crimen de turno, vamos conociendo qué pasa con la vida personal de la teniente Redondo. Y no es precisamente digno de novela rosa. La autora la está haciendo pasar por unos momentos bastantes duros de su vida, tanto en el plano laboral como personal.
Lo que la marea esconde” es una novela con numerosos personajes, casi todos sospechosos, todos tienen un motivo para odiar a la víctima, por lo tanto para poder acabar con su vida. Así que va a ser difícil para el lector acertar con el asesino. Es un buen ejercicio para ejercitar la mente.
En resumen, “Lo que la marea esconde” es una novela con la que a la vez de disfrutar de su buena lectura, vamos a investigar con la protagonista hasta dar con el asesino. Muy recomendada.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40

Las críticas de la prensa (1)
Abc22 junio 2021
La escritora continúa la exitosa saga de ‘Puerto escondido’ con el thriller ‘Lo que la marea esconde’.
Leer la crítica en el sitio web: Abc
Citas y frases (16) Ver más Añadir cita
cultureteandocultureteando18 julio 2022
Hay una pena, una tristeza, que cuando es muy profunda se nos queda dentro y nos recuerda quiénes somos. Y no pasa nada, se puede convivir con ella y ver salir el sol. Pero si ese dolor lo dejas entero dentro, si permites que se pudra, te transformarás en un monstruo
Comentar  Me gusta         70
LuisMinskiLuisMinski12 febrero 2022
Cuando todos los planes se desmoronan, cuando se termina el amor y comprendes que ya nada será igual, comienzas un discreto viaje hacia el abismo. Es una caída imparable y silenciosa. No quieres que nadie te ayude a levantarte porque crees sentirte mejor en la oscuridad, como si ya solo pudieses estar a salvo en tu propia y rutinaria pesadilla.
Comentar  Me gusta         20
lourdesmateo88lourdesmateo8826 febrero 2022
Un asesinato de habitación cerrada como los de aquellas novelas de principios del siglo XX , que entretenían a los lectores jugando a imaginar cuál podía ser en realidad el límite de lo imposible. ¿Era aquel el tipo de misterio al que se enfrentaba ahora Valentina? ¿Qué mundo habría estado encerrado en aquella goleta la noche anterior?
Comentar  Me gusta         20
Letrasdeluz7Letrasdeluz723 diciembre 2021
Algunas noches nos llevan al más completo estropicio, a una deriva en la que sabemos que será casi imposible retomar el rumbo. Nos revolvemos en la cama sin encontrar descanso, incapaces de huir de nosotros mismos, de dejar de pensar.
Comentar  Me gusta         20
LilibythLilibyth18 julio 2022
Cuando todos los planes se desmoronan, cuando se termina el amor y comprendes que ya nada será igual comienzas un discreto viaje hacia el abismo. Es una caída imparable y silenciosa. No quieres que nadie te ayude a levantarte porque crees sentirte mejor en la oscuridad, como si solo pudieses estar a salvo en tu propia y rutinaria pesadilla
Comentar  Me gusta         10
otros libros clasificados: LITERATURA POLICÍACAVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





Test Ver más

Autoras de novela negra y policíaca

10 negritos

Agatha Christie
Phillys Dorothy James
Susan Hill

10 preguntas
59 lectores participarón
Thèmes : novela negra , LITERATURA POLICÍACACrear un test sobre este libro