InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : 8439731566
Editorial: LITERATURA RANDOM HOUSE (11/02/2016)

Calificación promedio : 3.95/5 (sobre 10 calificaciones)
Resumen:
La sorprendente primera novela de Chimamanda Ngozi Adichie, ganadora del Commonwealth Writers' Prize como Best First Book. Una conmovedora historia sobre una virulenta relación familiar ambientada en un África de conflictos políticos y sociales. -Edición especial limitada con prólogo de Gabriela Ybarra- La joven Kambili, de quince años, y su hermano mayor Jaja llevan una vida privilegiada en la ciudad de Enugu. Viven en una hermosa casa y frecuentan un elitista ... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (6) Ver más Añadir una crítica
celeste
 07 mayo 2018
Luego de terminar de leer esta historia es increíble pensar que La flor púrpura fue la novela debut de Chimamanda Ngozi Adichie. La flor púrpura se centra en la vida de Kambili, una adolescente de 15 años que vive una vida económicamente privilegiada con su hermano Jaja, su madre, y su padre, una persona totalmente conservadora y extremadamente religiosa. Pero algo sucede durante las pascuas que hace que Jaja, se rebele contra su padre y cambie las vidas de toda la familia para siempre.
La novela se divide en tres partes: en la primera parte podemos observar cómo Jaja se rebela contra las órdenes de su padre, en la segunda vemos qué fue lo que sucedió durante los días previos a este incidente para que Jaja actúe de esa manera, y luego vemos los efectos de dicha rebeldía, en los días posteriores a ese evento.
Durante toda la novela seguimos el punto de vista de Kambili, y desde su perspectiva podemos ver y sentir la vida opresiva que siempre ha vivido. Siguiendo las órdenes de su padre sumamente controlador, vemos como la familia siempre ha sido sumisa y obediente a la figura patriarcal de la familia y cómo luego de una visita de su tía y sus primos, se ve claramente el contraste con la vida totalmente liberal y despreocupada que estos llevan. Kambili y Jaja se empiezan a cuestionar si la forma en que siempre han vivido y han sido sometidos a todo tipo de control por parte de su padre no es normal, ni la única forma de vivir.
Entre los temas que se pueden encontrar en esta novela creo que uno de los más importantes son los efectos que deja el colonialismo en una sociedad. En este libro podemos ver las consecuencias que dejó el colonialismo británico, que a través de sus "misionarios" buscaban convertir a todos los nigerianos al cristianismo practicado por los británicos, considerando la religión en Nigeria como pagana y errónea. Esto se puede ver representado en el padre de Kambili, quien es una persona sumamente fanática del cristianismo, a tal punto de cortar todo lazo con su propio padre quien nunca renunció a sus dioses y considerarlo como pagano y hereje. El odio que siente por todo aquel que no sigue la religión que dejó el colonialismo en Nigeria, su desagrado por aquellos que se negaron a aceptar el cristianismo, su rechazo incluso por el idioma igbo hablado en Nigeria en vez del inglés, hasta la decoración de su casa similar a las de occidente y la forma en que indcotrina a sus propios hijos sobre el comportamiento del hombre blanco como aspiración son ejemplos de cómo el padre de Kambili es la personificación de las consecuencias que suele dejar el colonialismo.
También es fácil establecer una similitud entre Eugene, el padre de Kambili, y la situación social en la que se encuentra Nigeria durante el transcurso del libro. Orientado en los años 90, en Nigeria los militares toman el mando del país, es decir tras la instauración de un golpe de estado y una subsiguiente dictadura. La falta de libertad, la opresión y la violencia de la dictadura es similar a la que ejerce Eugene para con su familia. La violencia doméstica hacia sus hijos y su esposa domina el libro, con escenas que son hasta difíciles de leer de lo brutales que son, y también la forma en que Eugene controla absolutamente todo en las vidas de su familia, sacándoles así cualquier tipo de libertad o independencia, tal cual lo hace la dictadura con la libertad de expresión de los periódicos y manifestantes.
Sin embargo, el símbolo más interesante desarrollado en el libro es el de la flor púrpura, que termina dándole el título al mismo libro. La flor púrpura, si bien no existe en la realidad, en esta historia sirve de símbolo de independencia y libertad para Jaja y Kambili, cuyas vidas se ven cambiadas completamente una vez que observan la forma en que sus primos y su tía viven. Jaja decide traer unos racimos de esta misma flor que conoció en la casa de su tía hacia su propio casa en un afán de plantarlas y que puedan crecer. Si nos enfocamos en el simbolismo de esto, creo que es interesante ver cómo esta flor en realidad representa el paso de la opresión que los chicos viven bajo el "régimen" de su padre, hacia el crecimiento que tienen al pasar esos días en casa de su tía junto con sus primos, y alcanzar por último la tan deseada y ansiada libertad; libertad de ser ellos mismos, de no tener sus vidas decididas y controladas por su padre, y de ser libres al fin de la violencia de su padre.
En fin, creo que esta novela es una joya literaria que no deja tema por desarrollar a lo largo de lo que parecen ser tan solo días. En esta historia de una adolescente tratando de sobrevivir una vida familiar opresiva y un país sumido en un estallido social y político, al mismo tiempo que intenta encontrar su propia voz e identidad, Adichie logra incorporar temas tan universales como la violencia doméstica, las consecuencias del colonialismo en una sociedad, la religión y la búsqueda de la independencia y libertad de uno mismo. Es una lectura sumamente recomendable para todo aquel que desee abrir un poco su mente a experiencias de un país foráneo, pero que terminan siendo tan universales como identificadoras.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Edd62
 30 agosto 2019
Construido, a partir de los hibiscos púrpura, un experimento que denota un intenso deseo de libertad, libertad para ser, libertad para hacer.
En ambos sentidos, en la escritura de esta su primera novela y en la estructura de la misma.
En el aspecto literario, experimenta con la construcción de una historia familiar, rodeada de cambios sociales, políticos religiosos, y personales de los personajes,
Es en este último aspecto en que centra su narrativa, el cambio de la protagonista y narradora , Kambili, que atraviesa hacia la adolescencia, y se enfrenta a crisis familiares, con un padre fanático, de la religión cristiana, rígido y despótico, exitoso en los negocios y opuesto al régimen político, y que rechaza a su abuelo, tradicionalista que se niega a aceptar las ideas cristianas , aferrando las tradiciones de su etnia ( igbo, de la cual Chimamanda es miembro )
Una madre sumisa, un hermano que cuestiona, tras un corto periodo vacacional en casa de la tía universitaria de ambos, las costumbres paternas y se opone abiertamente a ellas,
Un enamoramiento juvenil por un sacerdote. El encuentro con una sociedad diferente a lo por ella concebido entre las paredes de su reducto familiar nuclear, lo grato y penoso de interactuar con la familia de la hermana de su padre . Y todo ello enmarcado en la crisis política, social, económica de el dictatorial régimen en el poder que practica abiertamente la represión,
Lo hace en un lenguaje claro, pero enmarcado en cierto romanticismo plasmado en las ideas, diálogos, descripciones que soslayan lo terrible de la discriminación fanatizada contra todo lo que resulta en diferencias, religión, política, sexismo, educación, y sin embargo están permanentemente presentes en la narrativa, mostrando y demostrando que los cambios son posibles, reales, pero siempre irán acompañados de grandes pérdidas y una importante dosis de dolor, y por supuesto aceptación del mismo..
En el aspecto estructural, el manejo de los tiempos, donde el presente parece dar paso al futuro y al pasado, fundiéndose en una sola linea que no parece tener límites, más que un tiempo circular, discurre en Zig Zag, de manera aleatoriamente quebrada,
Una novela que anuncia y denuncia al fanatismo como uno de los más grandes escollos para el progreso y la salud de los pueblos y la sociedad desde su reducto primordial que es la familia
Adichie, para mi una gran revelación, su literatura una muy grata sorpresa.
Parafraseándola, “ todos deberíamos ser feministas “ yo digo, todos deberíamos ser mas tolerantes,... en todos sentidos,
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
erasibanez
 14 abril 2018
Este libro nos cuenta la historia de una familia nigeriana muy privilegiada a través de los ojos de Kambili, la hija menor del matrimonio. Es una de esas historias que carecen de un "argumento" propiamente dicho porque lo que más importa de esta historia es el desarrollo de los personajes y el contexto en el que se lleva a cabo.
Nos cuenta la dinámica y rutina de una familia que tiene a la cabeza a un fanático religioso: las exigencias y ritos obligatorios, los castigos que les impone si lo desobedecían, el excesivo autoritarismo y la sumisión de su esposa. Un día esta rutina se ve interrumpida cuando Kambili y Jaja, su hermano menor, se van a pasar unos días a la casa de su tía y sus primos y experimentan la libertad. Cuando regresan a su casa, ya nada vuelve a ser igual.
La autora se toma el trabajo de mostrarnos de manera sencilla y paulatina la cultura nigeriana, explicando sus comidas, las diferentes costumbres, sus fiestas, su dialecto y su contexto politico, que tiene mucha relevancia en partes de la historia.
Es una historia con desarrollo demasiado lento pero con prosa sencilla, que lo hace muy ligero y entretenido. La construcción de las escenas tensas están muy bien logradas, algunas se tornaban difíciles de leer por la naturalidad con la que estos chicos se tomaban las atrocidades que cometía su padre. Se lee rápido y te deja pensando bastante, esa sensación que te queda cuando sos testigos de realidades que no conoces. Lo recomiendo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
Tobbi
 21 mayo 2018
La flor púrpura” tiene como protagonista a un familia adinerada y católica que vive en una ciudad llamada Enugu. La familia está compuesta por un matrimonio: Eugene el padre y Beatrice la madre, y los hijos adolescentes Jaja y Kambili. Kambili es la narradora que comienza a contar el drama familiar que afronta tras la decisión de Jaja de no comulgar.
La vida de esta familia es bastante insulsa y carente de alegrías, se dedican a ir a misa sin falta, rezan e intentan no pecar porque si lo hacen el padre los castiga físicamente alegando que lo hace por su bien, por eso la susodicha decisión de Jaja lo enfurece en demasía. Para salvar a la familia y darle alegría está la hermana de Eugene, a quien todos llaman tía Ifeoma. Ifeoma a diferencia de su hermano es más relajada, es bondadosa y tiene ideas muy progresistas.
La experiencia en la casa de Ifeoma los vuelve libres y conscientes de la realidad, se conocen a ellos mismos, tienen pensamiento crítico y son felices como nunca antes lo habían sido más allá de las lamentables adversidades que tienen que atravesar.
Me gustó el crecimiento de los personajes a medida que avanza la historia, como ellos cambian y pasan de ser introvertidos a extrovertidos. Y en efecto se relacionan de otra manera con lo que los rodea.
No me gustó el tan abrupto final, tiene un matiz triste y no esperaba más sufrimiento para la familia.
También conociendo la obra de Chimamanda pensaba que el libro iba tener un enfoque muchísimo mas feminista y no fue así.
De todas formas, fue un muy buen libro y me gusto muchísimo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Janire
 17 enero 2019
La autora nos traslada a Nigeria, concretamente a Enugu, a la casa donde Kambili y Jaja viven junto a su madre y su padre, fanático religioso y empresario. El patriarca no hace nada sin escudarse en la religión católica y se pasa el día viviendo en función de lo que dicta la fe católica.
De clase acomodada, la vida de Kambili y Jaja aparentemente es envidiable, ya que poseen toda clase de lujos, pero, a medida que vamos avanzando en la historia, veremos que las apariencias engañan.
Kambili y Jaja viven en una casa con un ambiente opresivo, creado por las ideas extremadamente católicas de su padre y por la presión que ejerce sobre su mujer e hijos.
La narración de la historia es de la mano de Kambili y, mediante sus descripciones, seremos testigos de la inocencia de su carácter al describir actos de violencia de género o de violencia de padres a hijos.
Kambili y Jaja son unos personajes cuyas actitudes no van acordes a la edad que poseen, todo ello derivado de la exigente educación impartida por su padre.
Todo comenzará a cambiar cuando son enviados a pasar una temporada con su tía al pueblo de Nsukaa. La vida que se encontrarán allí es totalmente opuesta a lo que están acostumbrados a vivir en el día a día, pero este cambio es posible que les sea favorable.
La novela está repleta de momentos duros, muy crudos, que hacen al lector sentir una rabia y una impotencia como pocas veces puede sentirse. Pero también está llena de momentos tiernos, simpáticos, positivos, que hace que te encariñes con los personajes y que leas la novela con una sonrisa en la cara la mayoría de las veces.
He disfrutado mucho con la historia, me ha encantado la evolución que sufre cada personaje a lo largo de la obra y me ha mantenido en vilo por conocer el futuro que les deparaba.
Me ha maravillado cómo la autora ha metido en esta obra el fanatismo religioso, la violencia de género, el emponderamiento de la mujer, la diferencia de clases... y otros temas que hacen del libro una historia muy completa, entretenida, interesante y muy recomendable.

Enlace: https://lecturasdeseshat.blo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Citas y frases (8) Ver más Añadir cita
celesteceleste07 mayo 2018
Hay gente que cree que no somos capaces de gobernarnos porque las pocas veces que lo hemos intentado hemos fracasado, como si todos los otros que se gobiernan a sí mismos lo hubieran hecho bien a la primera. Eso es igual que pedirle a un niño que empieza a andar y que se cae de culo que se quede así para siempre; como si los adultos que pasan por su lado no se hubieran desplazado nunca a gatas.
Comentar  Me gusta         40
Edd62Edd6231 agosto 2019
El hermano que siempre trato de protegerme lo mejor que pudo. Nunca creerá que ha hecho suficiente. Nunca llegará a entender que no creo que debiera haber hecho más
Comentar  Me gusta         20
celesteceleste05 mayo 2018
Un golpe de estado siempre engendra un círculo vicioso. Los militares siempre se derrocaban unos a otros porque podían, porque estaban todos borrachos de poder.
Comentar  Me gusta         20
Edd62Edd6231 agosto 2019
Nsukka tenía el poder de liberar algo atrapado en el fondo del estómago, que subía hasta la garganta y surgía en forma de canción de libertad. En forma de risa
Comentar  Me gusta         00
Edd62Edd6231 agosto 2019
Tenia los ojos cerrados. Sabía que ya no se encontraba detrás del altar cubierto con tela de algodón blanco, sino, en un lugar que solo él y Dios conocían
Comentar  Me gusta         00
Videos de Chimamanda Ngozi Adichie (3) Ver másAñadir vídeo
Vidéo de  Chimamanda Ngozi Adichie
entrevista
otros libros clasificados: mujerVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro





Test Ver más

¿Cuánto sabes sobre "El cuento de la criada"?

¿En qué año se publicó originalmente?

2017
1985
1994

10 preguntas
28 lectores participarón
Thème : El cuento de la criada de Margaret AtwoodCrear un test sobre este libro
{* *}