InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura

Vicente Campos González (Traductor)
ISBN : 8416103658
Editorial: Arrobabooks (14/04/2015)

Calificación promedio : 3.83/5 (sobre 6 calificaciones)
Resumen:
Agatha Raisin: divertida, envidiosa y... ¿detective?No es simpática pero te hará reír, no es detective pero es capaz de resolver un asesinato si se lo propone. A sus cincuenta y tantos, Agatha Raisin se las ingenia bien para sobre­vivir al aburrimiento de una campiña inglesa...
Con un chasco. Así empieza la última aventura de Agatha Raisin: se ha ido a las Bahamas persiguiendo a su adorado James Lacey, pero resulta que él, quizá para esquivarla, no está en la... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (3) Añadir una crítica
Inquilinas_Netherfield
 02 mayo 2019
Hace un par de años reseñé la primera novela protagonizada por Agatha Raisin, y dejé un poco paradas las lecturas porque el cuarto no lo consigo en papel y no quiero quedarme estancada. al final ha podido más la curiosidad por seguir con el personaje, y cuando me toque llegar a ese cuarto libro, pues se hará lo que se pueda (aka leerlo en ebook, no me va a quedar otra... salvo que algún alma cándida decida deshacerse de él de aquí a entonces y me dé tiempo a pillarlo. Es que quiero la colección en papel, qué le voy a hacer. Cruzo los dedos).
La historia comienza cuando Agatha regresa a Carsely, el pequeño pueblo en el que vive en plenos Cotswolds, después de unas fallidas vacaciones en las que viajó a las Bahamas tras los pasos de su vecino, James Lacey, mientras que Lacey, que huye de ella cada vez que la intuye, se había imaginado la persecución y había cambiado de destino largándose al El Cairo sin decir ni pío. Vamos, que Agatha está que trina: tal y como se dice en el libro, cuando persigue a un hombre, es tan implacable como lo fue en su momento en los negocios. El caso es que para desquitarse le hace ojitos al nuevo veterinario local, pero no es la única: la consulta está siempre atestada de vecinas con sus mascotas, tengan estas algo que realmente precise de la visita o no. El día en que el veterinario aparece asesinado, empiezan a salir los trapos sucios sobre un hombre que no era lo que aparentaba y que tenía un buen número de mujeres enfadadas a su espalda. ¿Quién lo habrá matado? Porque hay muchos posibles sospechosos... Por circunstancias de la vida, y para sorpresa de ambos, Agatha y Lacey investigarán juntos el asesinato, y esta insospechada colaboración provoca reacciones muy distintas en ellos, porque Agatha vuelve a dejar volar la imaginación y ya se ve camino del altar junto al guapo militar, mientras que Lacey precisamente colabora con ella porque piensa que ya se le ha pasado el enamoramiento y está a salvo de sus nada sutiles avanzadillas.
Pues nada, aquí estamos de nuevo con Agatha en su retiro tras la jubilación en un pequeño pueblo en el que parece que no pasa nada y siempre se cargan a alguien (¡alló, miss Marple!). También tenemos a una Agatha que sigue un pelín (muuuuuy) obsesionada con su vecino, James Lacey, un atractivo militar retirado que huye de ella como alma que lleva el diablo. Además persisten en ella las dudas del primer libro: cree que no tendría que haberse jubilado, que estaba mejor en Londres... aunque al final siempre tiene que admitir que está encantada de la vida en su pueblecito de la campiña inglesa.
Realmente Agatha no pretende resultar simpática en ningún momento, y no lo es, pero tiene de cada cosa, le pasa de cada cosa, que te tienes que reír aunque no quieras. Y lo admito, me gustó el primero, pero con este me he reído a carcajadas en alguna escena (tengo una en concreto en la cabeza ahora mismo, y hace ya sus meses que leí el libro... no se me olvida y me sigo riendo cuando me acuerdo). Si el de la quiche letal me gustó, este lo he disfrutado más, porque entre otras cosas va más al grano al no tener que presentar personajes, ambientación, vecinos, etc... Abrimos las páginas conociendo ya el mundo de Agatha, así que lo que toca es adentrarse sin dilaciones en el misterio y ver cómo va avanzando la relación entre ella y Lacey por un lado, y entre ella y sus vecinos por otro.
Y es que si Lacey acepta colaborar con ella es porque le aburre intensamente el libro que está escribiendo sobre historia militar y decide meterse a detective en busca de un poco acción; por otro lado, y más importante, porque también cree que Agatha ya no le persigue, cuando realmente son las circunstancias las que hacen que lo parezca. Así que Lacey pasa de no abrirle la puerta a Agatha y hacer siempre como que no está en casa cada vez que le visita, a pasarse todo el día junto a ella y fomentar habladurías en el pueblo, cosa que él no se toma bien porque no son verdad y que ella no se toma bien porque se da cuenta de que él no se lo toma bien xD ¿Y qué pareja forman como detectives? Pues horrorosa, una pareja horrorosa, son como elefantes en una cacharrería, pero siempre acaban por averiguar algún indicio aunque sea de rebote y de ahí van tirando para seguir adelante con la investigación.
También recuperamos a Bill Wong, un policía de veintitantos años con mucha guasa y retranca que parece más maduro que Agatha a su cincuenta y tantos. Encima conocemos en este libro a sus padres, escena que no tiene ningún desperdicio tanto por lo particulares que son como por la aparente ignorancia de Bill de esa particularidad :)
No, no os estoy contando nada de la investigación, pero ya sabéis que no suelo hacerlo. En este tipo de libros es normalmente mucho más interesante la dinámica que se forma alrededor del asesinato que el propio asesinato en sí mismo, porque gracias a él las relaciones entre los distintos personajes se modifican en muchos sentidos, conocemos más a fondo a los vecinos del pueblo o nos presentan a otros nuevos, somos testigos de cómo Agatha se va integrando poco a poco en la comunidad muy a su pesar (o eso cree ella), y al final vamos descubriendo a una nueva Agatha, esa que toda la vida lo ha hecho todo sola, que ha salido adelante profesionalmente siendo agresiva y autoritaria, y que poco a poco va cayendo en las redes de la amistad y la convivencia, volviéndose un poco más cálida y cercana.
¿Que todo esto ocurre porque han asesinado a un veterinario? Pues sí, y tela con el veterinario, todo un personaje... un elemento de cuidado que iremos descubriendo conforme Agatha y Lacey van destapando cosas (queriendo o sin querer). ¿Moraleja del libro? Queridas habitantes de Carsely, por muy vista que tengáis a la sección masculina del pueblo, ¡huid de los veterinarios guapos que aparecen de la nada con ínfulas de gigolós y que odian (mucho, muchísimo) a los perros y a los gatos! xD
Enlace: https://inquilinasnetherfiel..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Pinky
 02 diciembre 2019
Hacía ya casi un año que tuve el placer de descubrir a esta peculiar detective accidental leyendo la primera entrega de la saga Agatha Raisin y la quiche letal (ir a ver la reseña) y ya no podía esperar a leer la segunda parte de sus aventuras!
En esta ocasión, aires nuevos llegan a Carsely, la pequeña e idílica localidad de los Costwolds donde tienen el placer de contar a Agatha Raisin entre sus vecinos. Un apuesto y medianamente joven veterinario ha puesto una consulta veterinaria en el pueblo. Los vecinos están encantados, sobre todo muchas señoras viudas y solteras de mediana edad, que soportan largas esperas para que sus preciadas mascotas sean atendidas por este seductor veterinario.
Agatha ve con desesperación que sus múltiples intentos de conquistar a su apuesto vecino, James Lacey, se topan ante un muro de indiferencia y ausencia, por lo que harta de esta situación y dejándose llevar por su personalidad caprichosa y antojadiza, se propone llevar a su gato, que se encuentra en perfecto estado de salud, a una revisión urgente con el nuevo veterinario e intentar así echarle un ojo y si puede algo más.


Después de otro intento infructoso de seducción, Agatha cansada de todo y ante una oportunidad de negocio ofrecida por un antiguo adversario, decide dejarlo todo e irse de vuelta a Londres para intentar volver a lo que realmente se le da bien en la vida: los negocios. Pero como siempre, a Agatha se le cruzan desastres e intentos de estafa o asesinato por allí donde va, y ha de volver a su vida de retiro y soledad en la campiña inglesa.

La aparición del cadáver del veterinario, muerto en extrañas circunstancias según el ojo crítico de Agatha, hace que ésta junto a su apuesto vecino James Lacey, que busca cualquier excusa para no meterse de lleno en la escritura de su libro, vayan jugando a detectives y acaben resolviendo todo el caso.

La narración está plagada de ocurrencias y situaciones rocambolescas, que son marca de la casa de esta peculiar y extravagante detective aficionada. Es una mujer de armas tomar, que no para hasta no salirse con la suya, pero que tiene su lado sensible y también está llena de contradicciones.
La tensión sexual no resuelta entre Agatha y su vecino, es lo que le da mucha vidilla a esta novela, y la parte del misterio termina de convertir la lectura de esta maravillosa novela en una experiencia muy entretenida. Me he reído a carcajadas leyendola, y eso es de agradecer, ya que no es algo muy frecuente. No es muy extensa, pero es que no puedes parar de leer hasta terminarla. Ya me pasó lo mismo con la primera, no la pude soltar hasta que no la terminé.

Y es que Agatha Raisin ha venido para quedarse, soy una fiel admiradora de esta señora que hace y dice lo que le da la gana. Menos mal que aún me quedan muchas aventuras suyas de las que disfrutar.
Enlace: https://misgrandespasiones-r..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
anasoto04
 05 marzo 2018
Es la segunda entrega de las aventuras de la aprendiz de detective, Agatha Raisin.
Ella es una ex relacionadora pública que se prejubila y se va a vivir a la campiña inglesa, donde se suscitan una serie de curiosos y peculiares acontecimientos, en los cuales ella se involucra a modo de investigadora privada.
En esta ocasión, y tras un viaje decepcionante al Caribe en pos de su vecino James, Agatha descubre que en su pueblo se ha instalado una clínica veterinaria y decide llevar a su gato a un control de rutina, dicho en otras palabras, quiere conocer bien al veterinario. In situ se da cuenta que este individuo es "muy popular entre las vecinas del pueblo".
El veterinario es hallado muerto en un establo mientras practicaba una intervención a un caballo, y es aquí donde Agatha y su vecino James, junto con el joven policía Bill, unen esfuerzos para investigar si dicha muerte fue accidental o fue un asesinato.
Este libro me gustó mas que el primero, el del Quiché letal, y os animo a pasar un rato muy agradable y divertido con la singular vida de Agatha Raisin, sus amores y desamores y la aventura que representa para ella el descubrir el asesino.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Citas y frases (3) Añadir cita
Inquilinas_NetherfieldInquilinas_Netherfield23 febrero 2019
Es tan tranquilo, tan inglés. La Inglaterra por la que lucharon en la Primera Guerra Mundial. Queda ya muy poco de ese país.
Comentar  Me gusta         10
PinkyPinky05 abril 2019
Agatha lo miró, enfadada. No le caía bien la gente que de repente soltaba citas y la hacían sentir inculta e inepta. En realidad, creía que sólo lo hacían para exhibirse.
Comentar  Me gusta         00
PinkyPinky05 abril 2019
Cuando iba detrás de un hombre, Agatha era tan implacable como lo había sido en los negocios.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: humorVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro





Test Ver más

Encuentra la pareja

Empezamos con una fácil: Sherlock Holmes

El inspector Lestrade
El doctor Watson

10 preguntas
98 lectores participarón
Thèmes : novela negra , novela policíacaCrear un test sobre este libro
{* *}