InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTest

Carlos Loscertales (Traductor)
ISBN : 8418002239
Editorial: Editorial Hidra (17/01/2022)

Calificación promedio : 4.12/5 (sobre 30 calificaciones)
Resumen:
Los lobos se acercan y un joven rey deberá enfrentarse a su mayor reto en el explosivo final de la bilogía superventas número 1 del New York Times: "El rey marcado. El rey demonio". A la par que el inmenso ejército de Fjerda se prepara para la invasión, Nikolai Lantsov deberá hacer uso de todo su ingenio y su encanto (y quizá del monstruo que habita en su interior) para ganar esta batalla. Pero puede que ni el don del rey para conseguir lo imposible sea rival para l... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (20) Ver más Añadir una crítica
Celia_0504
 21 August 2022
La guerra entre Ravka y Fjerda ya es una realidad, con la segunda nación nación intentando traspasar las fronteras de la primera. El rey Nikolai Lanstov y sus grishas harán todo lo posible para parar los pies al gigante de hielo mientras intentan solucionar los problemas diplomáticos con el país de Shu Han y hacen frente a un misterio azote que aparece de pronto y acaba con todo y con todos a su paso. Lo cual ha ocurrido con la vuelta a la palestra de un enemigo del pasado que parecía ser ya historia. Paralelamente a esto, la vendaval Zoya Nazyalensky deberá descubrir quien es realmente y hasta donde llegan sus nuevos poderes, y como estos pueden ser decisivos para la guerra. Mientras, dentro de Fjerda, Nina Zenik continuara con sus labores como espía con la ayuda de la hija de su peor enemigo. Sus intentos por sabotear al ejercito fjerdano desde dentro la llevaran a lo más profundo de la Fortaleza de Hielo, cerca de la propia familia real.
Quiero intentar ser lo más breve posible con esta reseña, porque siento que todo lo que tengo que decir de este libro ya lo dije al hablar de “El Rey Marcado”. de hecho, con vuestro permiso me permito incluso copiar algunos párrafos de lo que ya escribí en su momento para reseñar este primer libro. “Ley de Lobos” me ha gustado ligeramente más, siento que en buena medida se han solucionado en él muchos de los problemas de los que adolecía el primero. al igual que su predecesor, “Ley de Lobos” ha sido una lectura ligera, que me ha tenido entretenida prácticamente desde la primera página y quien me ha mantenido en vilo hasta que lo he cerrado.
En este libro , al igual que en el anterior, he notado que hay varias partes en las cuales no pasaba realmente nada interesante. Pero, la verdad, es que han sido muy poquitas, desde luego mucho menos que lo que pasaba en el primer libro de esta serie. Además, el que la autora haya incluido capítulos puntos de vistas contados por Mayu que permiten saber que es lo que pasa en el reino de Shu Han creo que ha sido todo un acierto. Y no solo porque permite desengrasar de lo que ocurre en Ravka y Fjerda de forma que el lector no pierdas nunca el interés y la lectura sea más variada. Siendo este el séptimo libro del Grishaverse, ya conoce bastante bien este mundo. de ahí que el saber más de las relaciones de Ravka con otros países y como son las mismas en el segundo permiten ahondar más en este mundo y darle un plus de cercanía y frescura. Y es que, como ya he dicho en reseñas anteriores de la serie, una de las cosas que más valoro de la misma es su excelente WorldBuilding. Sí, quizás no sea uno de los mejores que te puedes encontrar en el mundo según la escala de algunos autores como por ejemplo Tolkien si nos ponemos tiquismiquis. Pero no creo que la autora pretenda esto, sino crear un mundo lo más cercano y reconocible posible para el lector y que, esté muy bien definido y sea consecuente en cuanto a sus reglas y costumbres.
La trilogía de “Sombra y Hueso” era la historia de una niña que como dice Leigh Bardrugo en los agradecimientos de este libro “estaba perdida en la oscuridad” y buscaba su lugar en el mundo bajo el manido cliche de ser la elegida. Por su parte, la bilogía de “Seis de Cuervos” era el loco e imposible plan llevado acabo por una chavales inadaptados y vistos por la sociedad como escoria. Y la saga de “El Rey Marcado” es la de la guerra y los juegos diplomáticos. Pero también es la saga en la que sus protagonistas se enfrentan a sus mayores debilidades y a sus pasados para emerger como nuevos personajes llenos de fuerza y energía. Si hay algo que he valorado mucho en estas dos novelas es que Bardrugo traiga de vuelta a personajes que en su mayoría pudieron dar más de si en la trilogía original y les permite reivindicarse, sacándoles todo el juego posible y que no pudo hacer en libros anteriores. Pero a veces me parece que les usa demasiado. Y con esto me refiero, principalmente, a los dos grandes protagonistas de la historia, Zoya y Nikolai. Ha habido varios momentos (poquitos, en comparación con el anterior) en los que me cansaban un poco, en los que me daba la impresión de que tanto incidir en sus pasados y sus miedos presentes. A lo largo de toda la saga he valorado muy positivamente la manera en que la autora ha manejado la relación que ha surgido entre estos dos, como todo ha ido con calma y se ha basado en la compenetración y el respeto que estos dos se tienen. Pero al mismo tiempo, creo que llega un punto en la narración en la que todo se vuelve bastante repetitivo entre ellos dos hasta el punto de que cae en lo romántico. Porno decir, a veces es lo cursi. Y con eso se pierde toda la frescura y todo lo sano que había en esa relación. No quiero decir, que sea tóxica ni mucho menos. Zoya y Nikolai no son Alina y Mal para nada, a Dios gracias. Pero sí que noto que toda la gracia con la que su historia empezó acaba por perderse cuando su relación se vuelve algo más convencional.
Con Nina, en cambio, no he tenido tanto esa sensación. Y eso que hemos leído muchos más capítulos desde el punto de vista de Nina que el de los otros dos grandes protagonistas del libro. Y también hay que tener en cuenta que me ha pasado con sus partes una cosa que no me ocurrió en el anterior libro: en muchos momentos se me ha hecho un poco pesada de leer por lo que he dicho antes con las partes que pasaban en Ravka: a veces me ha parecido que había momentos en que todo era muy lento y no sucedía nada realmente importante. de todas formas, eso lo compensa la frescura del propio personaje de Nina y todo lo que vive ya no solo porque sea herencia de lo que ha pasado en libros anteriores. Su relación con Hanne y la forma en que esta va floreciendo y fortaleciéndose a lo largo de sus segmentos me ha parecido muy bien llevado , con una evolución muy orgánica. Sobre todo por todo lo que hay debajo de esa superficie, las cuestiones de identidad y de saber quienes uno realmente pese a la imagen que se quiera dar de cara al exterior. Nina y Hanne se meten en una con su auténtica odisea de espionaje en la cual ninguna de las dos son lo que parece a primera vista. Y eso les permite llegar a descubrir, de forma soterrada, quien quiere ser real mente y cuál es el precio a pagar por esa libertad.
Y es que, si hay algo que me ha gustado mucho de este libro es todas las ideas que Bardrugo va a desentrañando tras una trama de espionaje, conspiraciones políticas, guerras, amor y secretos. Bajo toda esta épica se cuece una idea que da para pensar, sobre quien tiene más derecho a ser un rey ¿aquel que tiene ese derecho por nacimiento o aquel que es capaz de darlo todo por su patria y que no para de esforzarse y de hacer todo tipo de sacrificios por el bien de sus súbditos? Es una dicotomía sobre lo que es autentico y correcto y sobre la importancia real que hay que dar a las apariencias. Sobre si quienes parecen ser monstruos lo son tanto como aquellos que viven obcecados por los prejuicios, el resentimiento, el miedo o la avaricia. Junto a un tema que se tocó en la novela anterior sobre la necesidad de afrontar el pasado y usarlo como forma de ser más fuerte de cara al presente.
De todas formas se nota mucho que este libro marca el fin de una etapa. Es el río en el que confluyen todas las tramas que empezaron a germinar en “El Rey Marcado”, y que beben de todo lo que paso en las dos sagas previas. El uso de la Jurda Parem para controlar a los grisha y aumentar sus poderes a costa de su voluntad y vida, y los experimentos científicos para crear soldados que puedan combatir a los grisha por parte de otras naciones, se dan de la mano con la historia y la mitología religiosa de Ravka. Y todo eso confluye en una guerra que Bardrugo desentraña con gran eficacia en unas escenas repletas de acción y muy detalladas, si bien hay que reconocer que sus descripciones bélicas me han dejado un poco fría, no he logrado meterme totalmente en ellas. Pero lo realmente importantes de ellas creo que es la forma en que se enfrentan ya no solo dos naciones. Es la manera en que dos formas de entender a la vida se contraponen. Y también es una forma de cómo la propia guerra termina por modificarse como como aparecen nuevos medios más modernos para hacerla con lo que eso supone, la lucha entre lo que es antiguo y la necesidad de modernizarse para evolucionar y sobrevivir.
Pero si en algo se nota que estamos en el fin de una etapa es en la forma en que todo lo que ha pasado en los libros anteriores confluyen al aparecer todos los personajes que los protagonizaron en este último tomo. No nos engañemos, los auténticos protagonistas son los tres personajes que he mencionado antes, y algunos son metidos como con calzador para que logren su momento de gloria dentro de la novela aunque sea minimo (ay Inej). Pero no puedo negar que volverme a encontrar con viejas caras conocidas me ha hecho mucha ilusión. Especialmente a los cuervos, para que negarlo. ¿ es posible que la escena con la que más haya disfrutado leyendo haya sido la que tiene lugar en la casa de Wylan? ¿Y que lo que más ilusión me haya hecho haya sido volver a ver Ketterdam ? ¿Y que aún no haya superado el crush que tengo con Kaz Breker desde que leí “Seis de Cuervos”? Totalmente culpable de todo ello, para que voy a negarlo. Pero al mismo tiempo, eso ha generado lo que más me ha cabreado al cerrar el libro. Todo queda muy abierto al final de este, está claro que una nueva historia del grishaverse si va a llegar a nuestras librerías y estanterías más pronto que tarde.
Y eso me ha molestado un poquito. Tengo que reconocer que no había leído nada al respecto ningún lugar, pero que yo ya daba por hecho que esta historia se finiquitada totalmente con este libro. Pero en las últimas páginas queda muy claro que no, todo queda lo suficientemente abierto para dar pie a otras novelas. Y yo necesito leerlas si es que va de lo que creo que va a ir. Necesito ver a Kaz en acción en otra misión que es a la vez es tan parecida como diferente a aquello que hizo en la bilogía previa. Además, otra cosa que también me ha molestado es que siento que la vuelta de cierto personaje se ha quedado en agua de borrajas. Se le da muchas vueltas al asunto y creo que la forma en que esto se ha cerrado en este libro ha resultado muy precipitada. Y no solo eso.Todo lo que este personaje ha hecho a lo largo de la novela también me ha parecido muy poco sin sentido o coherencia alguna. de ahí que tenga muchas ganas de que haya otra serie u otro libro, aunque solo sea para cerrar de una forma más consistente este arco.
En resumidas cuentas: desde “El Rey Marcado” había muchos frentes abiertos, que Leigh Bardrugo logra cerrar de una forma muy hábil, como si todo fuera un puzzle y todas las piezas encajaran perfectamente. Hay amor, traiciones, conspiraciones, secreto, amistad, guerra, perdidas y todo tipo de búsquedas. Todo esto en conjunto crea una historia en la cual no paran de pasar cosas y en la que todo va complicándose más y más a medida que la narración va desarrollándose. El ritmo es muy ágil y todo está perfectamente medido, de forma que todo encaja a la perfección como las piezas de un puzzle, pero de una forma muy orgánica que hace que te creas fácilmente todo lo que ocurre y que nada resulte especialmente artificial o impostado, algo que puede resultar inevitable en estas novelas tan enfocadas a lo fantástico y la acción. Ya lo señale en las reseñas de la bilogía de “Seis de Cuervos”, pero si hay algo que agradezco mucho es haber comprobado como libro a libro Leigh Bardrugo ha ido mejorando como escritora en todos los sentidos. Se traduce en crear argumentos más complejos y maduros, y en personajes con claroscuros y muy bien perfilados.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         122
Magic_Ellie
 20 February 2022
No escribo sinopsis porque es la segunda parte de la bilogía "El rey marcado", de Leigh Bardugo. Además es el séptimo libro del "Grishaverse", un universo ficticio que recoge la trilogía "Sombra y hueso", "Seis de cuervos" y la bilogía "El rey marcado", además de otros lbritos complementarios.
Si ya en "El rey marcado" conocimos más a personajes como el príncipe Nikolai Lantsov y a la vendaval Zoya Nazyalensky, ahora podemos conocer el desenlace de estos personajes en esta última parte de la bilogía.
El libro se divide de nuevo en varias voces narrativas, principalmente la de Nina, Zoya y Nikolai, interconectanto todas las tramas y las subtramas pero añadiendo también nuevos personajes secundarios y trayendo de vuelta (como cameos) a personajes muy queridos de novelas anteriores.
Me ha encantado que gracias a estos 2 libros se haya profundizado más en Zoya y Nikolai, sobre todo en Zoya. Aunque es verdad que adoro a Nina Zenik, creo que no se ha desarrollado del todo su potencial en cuanto a poder en estas dos novelas, ha destacado como espía pero creo que merecía mejor trama, mostras más su poder.
Reconozco que este libro me ha dejado una sensación agridulce, por un lado, me ha encantado reencontrarme con tantos personajes del Grishaverse, con la ambientación (Ravka, Ketterdam, etc.) y con algunas partes de la historia pero, por otro lado, la autora está estirando demasiado este universo, las tramas cada vez carecen más de acción y giros argumentales, me ha parecido una novela lineal en general y con páginas de relleno.
El final me ha molestado porque la autora vuelve a pecar estirando este universo sin necesidad (confirmo claramente que habrá un tercer libro de Seis de cuervos). Todo esto no quiere decir que no recomiende el Grishaverse, porque nada cambia que adoro este universo, pero hay que saber cuando parar.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         160
Coralgg
 10 December 2022
Después de dominar el demonio interior que las acciones del Darkling le habían causado, Nikolai Lanstov se enfrenta a otro problema, la invasión de Fjerda. Con menos recursos que nunca, Ravka está bajo mínimos para hacer frente a la guerra que se avecina, por ello Nikolai debe desplegar todas las armas que tiene a su favor. Por un lado cuenta con el apoyo inestimable del triunvirato Grisha, quien gracias a los inventos y el ingenio de David están creando nuevas armas que les den la ventaja necesaria para ganar a los lobos del Norte. Además cuenta con el aplomo y la lealtad de su general Zoya, quien tras los últimos sucesos cuenta con unos poderes increíbles que aún está descubriendo. Y, por otro lado cuentan con el apoyo de la princesa shu Ehri, quien tras el intento de asesinato del joven príncipe está más propensa a negociar. Mientras, en Fjerda, sigue Nina, recabando información para Nikolai. ¿Podrá el encanto del joven Nikolai poner fin a esta guerra que se avecina o al fin Ravka caerá bajo el dominio de los fjerdanos?
El libro me ha gustado y creo que es un buen desenlace para la bilogía de Nikolai aún así hay aspectos que no me han logrado convencer. Lo que más me ha gustado de la historia, igual que ocurre siempre que leo un nuevo libro del Grishaverse, sigue siendo la ambientación que ha creado la autora. La verdad es que el mundo en el que se desarrolla la historia es muy rico en detalles y cuenta con un sistema de magia único que me maravilló desde la primera vez que lo conocí. Otra cosa que me encanta es que la autora va profundizando cada vez más en el mapa, en cada historia conocemos más acerca de cada una de las regiones y reinos que ha creado, y en este libro no ha sido una excepción. Conocemos nuevas cosas sobre Ravka, Fjerda, Ketterdam o Shu Han, por ejemplo que son algunos de los reinos en los que sucede buena parte de la acción. Me encanta que todas estas regiones sean tan diferentes entre sí en cuanto a cultura y tradiciones se refiere e incluso en cuanto a la política que sus gobiernos ponen en práctica. Otra cosa que me sigue gustando es la pluma de la autora, es ágil, ligera, llena de descripciones ricas en detalles que te ayudan a imaginarte todo lo que ocurre y algo oscura que combina a la perfección con la historia que va contando. Además me ha gustado que en este libro además de tener capítulos narrados desde el punto de vista de Zoya, Nikolai y Nina tenemos capítulos narrados desde la perspectiva del Darkling y Mayu, dos personajes importantes en el desenlace de esta historia. En cuanto al desarrollo de la historia tengo que decir que me ha gustado la manera en la que la autora maneja la trama, hay algunos giros en la trama que te sorprenden y siempre aporta el toque justo de intriga y acción para mantenerte enganchado en la historia. Aún así el tema del azote y algunas cosas del final me parecieron cogidos con pinzas y aunque entiendo el objetivo de la autora de seguir con la historia y escribir una nueva trilogía me parece estirar demasiado la historia. El romance tampoco me logró convencer, en ninguno de los casos, creo que hace falta más evolución entre los personajes y además el de Nina me pareció demasiado conveniente y hecho para contentar a un sector de los lectores, yo lo veo del todo innecesario. En cuanto a los personajes, la verdad es que me siguen gustando creo que están muy bien construidos y todos tienen su papel en la historia. Mi favorito es, sin duda, Nikolai, me encanta su personalidad pícara e ingeniosa y como siempre está dispuesto a todo por salvar Ravka. Nina y Zoya no me han gustado tanto, aunque para ser sincera son personajes con los que no he logrado empatizar nunca por ser personajes que siempre se dan aires de grandeza y que siempre parecen creer que todos se tienen que inclinar ante ellas. En este libro es cierto que Zoya me ha gustado algo más aunque las partes de Nina me aburrían sobremanera. Lo que sí que me ha gustado es que aparecieran personajes de la trilogía y de la bilogía anteriores, aunque en algunos momentos también me ha parecido algo forzado. En definitiva un libro entretenido que estoy segura de que todos los fans del Grishaverse disfrutarían.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         80
Claudia
 04 July 2022
Por el momento, esta será mi última incursión en el Grishaverse (relecturas aparte), pues por el momento no hay más novelas que se adentren en él.
Aunque hay un final abierto a futuras obras, de momento no sabemos si habrá nuevas sorpresas.
Y, como os recuerdo siempre que reseño novelas pertenecientes a sagas, aquí encontraréis spoilers de historias anteriores, pero no de esta. Cuidado a la hora de leerla.
¿Qué vamos a encontrar en esta novela? Este es el crossover de las historias del Grishaverse. Ya no solo aparecen los personajes de Sombra y Hueso, sino que los de Seis de Cuervos vuelven a tener cierta relevancia dentro de la historia.
En esta historia, la guerra y el espionaje vuelven a formar una parte fundamental de la trama. Ya no es solo el inminente ataque de Fjerda a Ravka, sino la resurrección de El Oscuro y lo que sea que planee hacer en esta ocasión.
Entre Fjerda y Shu Han, Ravka tendrá que hacer frente a los reinos que les ven como nación débil tras la guerra civil, y salvar a los grisha no solo de la amenaza de la parem, pues hay soldados enemigos que planean destruirlos o emplearlos como esclavos.
Esta es una buena historia como broche final, aunque vamos a encontrar bastantes momentos en los que la trama se ralentiza demasiado, y cierre de tramas demasiado precipitados.
Además, encontramos algo importante a día de hoy: la representación de la comunidad LGTBI+ y el feminismo. Todo ello mezclado con la trama con naturalidad y sin resultar en absoluto forzado.
Mensaje de la novela: La importancia del perdón y de no encerrarnos en nosotros mismos, atrapando nuestras emociones.
Cómo a veces nos vemos obligados a luchar contra nuestros demonios, tratando de vencerlos en vez de aceptar que hay cosas que forman parte de nosotros mismos y no por ello somos peores.
Gracias al personaje de Zoya y su evolución en esta novela, vamos a ver cómo guardar odio y no confiar en nadie, no conduce a nada bueno.
También se aprecia una clara crítica al racismo, al fanatismo y al odio en general. La aparición de diferentes culturas e ideologías fomentan el respeto, aunque se aprecia que aún queda lucha por delante, al igual que ocurre en el mundo real.
Personajes: Los personajes están muy bien construidos. Han continuado su avance a lo largo de la historia, y Leigh Bardugo nos ha permitido conocerles en mayor profundidad, especialmente a aquellos que nos habían resultado más esquivos en entregas anteriores.
Zoya ha sido la clara protagonista de esta obra, imprescindible para el desarrollo de algunas tramas.
Ver cómo poco a poco se iba abriendo y nos mostraba su pasado, ha sido un soplo de aire fresco. También se agradece el poder ver que ha sido fiel a su esencia y que, a pesar de ir aprendiendo, no ha habido en ella un cambio imposible o poco creíble.
Nina nos ha permitido ir conociendo Fjerda desde dentro. Los fjerdanos, con una mentalidad machista y retrógrada, parecen estar preparados para un cambio.
Ella es un personaje muy importante, pues es la que nos ayuda a ver cómo abrir la mente a comprender a aquellos que piensan diferente nos hace avanzar.
Aunque todos los personajes principales han mostrado una clara evolución, han sido Zoya y Nina las que más destacables me han parecido, debido a lo que han supuesto para la historia.
Lo que más me ha gustado: La evolución en los personajes y la trama.
Conocer un poco mejor Shu Han y Fjerda, a sus gobernantes y las diferencias con Ravka. Esto hace que el Grishaverse se entienda mejor en su conjunto y no solo a través de lo que sienten o viven los ravkanos.
La forma en que los diferentes personajes han ido encontrándose a sí mismos y su camino.
La crudeza con que se describe el dolor de la guerra, sin dar detalles escabrosos. Muchos son los caídos en batalla, pero no hace falta ahondar en según qué detalles.
Lo que menos me ha gustado: El desarrollo de la trama en algunos puntos, pues resultaba lento y reiterativo.
La ausencia de desarrollo en otras subtramas que resultaban más interesantes y que, para mi gusto, quedan incompletas.
El final abierto. Si este es el final del Grishaverse, hay un broche final que falla.
Conclusión: Esta ha sido la novela que menos me ha atrapado, pese a que sí me ha gustado en muchos aspectos.
Se nota la evolución, pero parece que a la autora le cuesta encontrar un final a un universo en el que lleva tantos años trabajando.
Merece la pena darle una oportunidad y ganan los pros frente a los contras, pero me ha faltado algo en la historia que me hiciese "vivirla" al mismo nivel que las anteriores.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
AndreaGG
 10 December 2022
Con la guerra llamando a las puertas de Ravka, Nikolai tendrá que ser el doble de ingenioso de lo que habitualmente es si quiere proteger a su gente y a la tierra de la que es rey. Pero para esta difícil empresa el joven rey no está solo sino que cuenta con la ayuda de Zoya, su general, y con la ayuda de todos sus amigos grisha que pertenecieron al triunvirato que ayudó a Alina Starkov a terminar con el Oscuro. ¿Será capaz Nikolai de traer la paz a Ravka?
Esta es la segunda parte de la bilogía protagonizada por Nikolai Lanstov y tengo que decir que en general me ha parecido un buen final para esta historia. Lo que más me ha gustado es todo el tema de los grisha y los poderes que tienen, la verdad es que este aspecto me pareció muy original cuando leí la trilogía de Alina y es algo que me encanta del mundo creado por la autora. Otra cosa que me encanta es la ambientación. Me gustan mucho los diferentes países y lugares que la autora ha creado como Ravka, Fjerda, Shu Han, etc. ya que son muy diferentes entre sí tanto en cultura, tradiciones, forma de gobernar, etc. En esta novela descubrimos algo más sobre algunos de estos territorios y sus tradiciones a través de algunos personajes como Mayu o la reina heredera de Shu Han, la verdad es que me encantó conocer otros puntos de vista a parte de la de los personajes principales. La trama en general está bastante bien llevada y me gustó cómo la autora desarrolló todas las ideas a lo largo de esta bilogía. En cuanto a los personajes decir que me siguen gustando todos ellos principalmente porque son personajes que ya conocíamos previamente y porque están muy bien construidos. Mi favorito sigue siendo Nikolai ya que tiene una personalidad muy marcada y peculiar. Si soy sincera Zoya no me cae del todo bien ya que es la típica protagonista femenina badass pero en este libro he podido comprender un poco mejor por qué es cómo es. El tema del romance no me convenció mucho, sinceramente no lo veía necesario entre los dos personajes principales y tampoco me convenció la trama romántica de Nina. Si soy sincera la trama entera de Nina no me convenció, es verdad que me resultaba interesante su vida como espía en Fjerda pero esperaba otro desenlace de los acontecimientos. Otra cosa que no me convenció fue el desenlace del libro. No me gustó que Nikolai renunciase a la corona de Ravka y tampoco me gustó el final que si bien es cierto que deja abierta la trama para siguientes libros creo que podrían resultar innecesarios ya que quizás es ahondar demasiado en este mundo. Aunque también reconozco que me da curiosidad saber cómo será la trama de esta historia y de cuántos libros estará formada. El libro está narrado por diferentes personajes desde Nikolai, pasando por Zoya, Nina, Mayu e incluso el Oscuro. En definitiva, un buen desenlace para esta bilogía y que recomiendo leer a todos los amantes del Grishaverso.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
Citas y frases (20) Ver más Añadir cita
deliciadelibrosdeliciadelibros15 January 2022
Esto es lo que hace el amor. En las historias, el amor sanó tus heridas, arregló lo que estaba roto, te permitió seguir adelante. Pero el amor no era un hechizo, una especie de bendición para susurrar, un bálsamo o una panacea. Era un hilo único y frágil, que se hizo más fuerte a través de la conexión, a través de las dificultades compartidas y la confianza honrada.
Comentar  Me gusta         60
MariaTMariaT25 March 2022
Desde que había subido al trono, había tenido que lidiar con demasiados enemigos: el Oscuro, los fjerdanos, los shu, la jurda parem y el condenado demonio que habitaba en él.
Comentar  Me gusta         20
LaestanteriadelcaosLaestanteriadelcaos13 October 2022
Todos los soldados matan. Y ningún soldado puede decir que cada muerte es justa.
Comentar  Me gusta         40
deliciadelibrosdeliciadelibros15 January 2022
El amor era el destructor. Hizo dolientes, viudas, dejó miseria a su paso. El dolor y el amor eran uno y lo mismo. El dolor fue la sombra que dejó el amor cuando se fue.
Comentar  Me gusta         10
RojaBlancaYSangreSuciaRojaBlancaYSangreSucia12 February 2022
Cualquiera se lamenta por la primera flor. ¿Quién llorará a las que caigan después?
Comentar  Me gusta         30
otros libros clasificados: fantasíaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





Test Ver más

Los monstruos de la saga Harry Potter

¿Qué criaturas mágicas podemos encontrar en Gringotts, el banco de magos?

Duendes
Thestrals
Mantícora
Nagini

15 preguntas
302 lectores participarón
Thèmes : monstruos , criaturas , fantasía , magiaCrear un test sobre este libro