InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
Críticas sobre Entre tonos de gris (18)
Ordenar por :   Fecha   Los más apreciados  



Añadir crítica
erasibanez
 26 julio 2019
En esta novela histórica, Lina nos cuenta todo lo que tuvo que pasar su familia cuando los soviéticos ocuparon Lituania. Es una historia completamente desgarradora, como es de esperarse con esta parte tan fea de la historia, pero la autora intenta abrirse paso entre tanto gris y echarle un poco de luz a todo esto, con la fortaleza y resistencia de sus personajes ante estas adversidades.
Comentar  Me gusta         30
SchildyB
 28 abril 2018
El libro Entre tonos de gris de Ruta Sepetys nos sitúa en 1941, durante la invasión de Stalin a los países bálticos, y nos narra la difícil situación que vivieron los ciudadanos que fueron deportados a cárceles o a campos de trabajo.

Y es que hay muchos libros basados en la época de la Segunda Guerra Mundial que nos narran el holocausto nazi, pero pocos tratan de los crímenes soviéticos que se llevaron la vida de veinte millones de personas. Es una parte de la historia muy poco conocida pero igualmente inhumana, pues esos países llegaron a perder hasta una tercera parte de su población.

La historia está narrada por Lina, una chica Lituana de 15 años que vive con sus padres y hermano pequeño, Jonas. Su mayor sueño es estudiar arte en una escuela prestigiosa en la que acaba de ser admitida.

Pero todo cambia, cuando una noche se presenta en la puerta de su casa la policía soviética y se los lleva detenidos sin ninguna explicación. Les dan unos pocos minutos para que puedan recoger un poco de ropa y algún objeto de valor sentimental, entonces los tres (Lina, Jonas y su madre) son transportados en camión hasta la estación de tren dónde serán deportados. No sabén done está su padre ya que a los hombres los han enviado a un destino diferente.

Suben a un tren de ganado, donde viajan durante semanas amontonados, en condiciones despreciables y con apenas comida hacia un destino desconocido. Allí conoce a varias personas con las que compartirá la esperanza de sobrevivir y ser rescatados.
A Lina, lo único que le queda es su arte, y a través de él intenta contactar con su padre para saber si está vivo.

La autora ha echo un trabajo increíble, se pasó meses entrevistando a algunos supervivientes que habían pasado por esas situaciones tan crueles y despiadadas, por lo que aunque la historia tiene toques de ficción sigue siendo bastante realista.

Me ha parecido un libro increíble, demostrándonos la cruda realidad de lo que pasaron todas esas personas, transmite un mensaje de supervivencia y esperanza.

Lo único que me ha decepcionado un poco ha sido el final, que lo he visto demasiado precipitado, para mi gusto sin algunos cabos que atar, pero nada que me haya desagradado demasiado.

Sin duda es un libro que os recomiendo al 100% aunque si que es muy triste, vale la pena leerlo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         31
LuciaNN
 10 abril 2019
Que decir de este libro... libro duro donde se muestra hasta dónde es capaz el ser humano de llegar... te tiene el corazón en un puño desde el principio hasta el final... está enfocado en la Segunda Guerra Mundial pero desde otro punto de vista, por parte de Stalin y todo lo que hizo con Lituania, Letonia... recomendado si te gusta leer sobre estos temas..
Comentar  Me gusta         20
Samarkanda
 26 septiembre 2019
Si os preguntase sobre alguna novela ambientada en la II Guerra Mundial estoy segura que se mencionarían infinidad de títulos pero si lo hiciera sobre alguna ambientada en las atrocidades que llevó acabo Stalin durante la anexión de Lituania, Estonia y Letonia (también Finlandia se consideró zona de interés soviético) a la U.R.S.S. no creo que la lista fuera demasiado larga.

De lo que estoy segura es que quien haya leído Entre tonos de gris la mencionaría porque Sepetys da voz a una joven de quince años para que nos cuente, de forma novelada, la barbarie que sufrieron miles de personas mientras el resto del mundo ponía su atención en la II Guerra Mundial y se olvidaba de cómo Hitler y Stalin se repartían la Europa del este gracias al pacto Ribbentrop-Mólotov.

Sepetys nos traslada a la tarde del 14 de junio de 1941 en la ciudad de Kaunas (Lituania) para que conozcamos a Lina Vilkas, la encargada de narrarnos en primera persona cómo su vida y la de su familia se desmorona cuando los agentes del NKVD irrumpen en su casa para llevárselos en un camión junto a otras personas sin saber el porqué ni cuál es el destino que les espera.

Así comienza el periplo de los Vilkas en el que seremos testigos de cómo el NKVD los traslada durante semanas en vagones de tren para animales, en unas condiciones infrahumanas y hacinados como ratas, hasta los campos de trabajo siberianos donde cada día con vida es una victoria en la lucha por la supervivencia.

Es una novela muy fuerte, desde el punto de vista narrativo, ya que ciertos pasajes atroces que acontecen a algunos personajes se narran de forma muy vívida y ponen los pelos de punta a cualquier lector con un mínimo de sensibilidad y empatía; aunque también hay espacio para la ternura, el compañerismo y la generosidad.

Una de las cosas que me ha sorprendido gratamente es lo bien definidos que están todos los personajes, tanto los principales como los secundarios, especialmente el de Lina y su madre Elena. La primera, porque la impulsividad de la juventud hace que se rebele ante las situaciones que vive y plasma todo lo que le acontece en sus dibujos, manteniendo así su ilusión de ser una gran artista y, la segunda, porque es un personaje que desprende mucha fuerza y nunca pierde la esperanza de volver a ver a su marido ni la de regresar a su país.

Con un estilo sencillo, sin artificios, la historia engancha desde las primeras páginas pasándose estas sin que uno se de cuenta debido a la brevedad de los capítulos, a lo bien descritos que están los escenarios y las situaciones pero, sobre todo, por una trama bien trazada que anima a seguir leyendo para descubrir qué es lo que le pasa a Lina y su familia en la siguiente página.

Ruta Sepetys debutó en el panorama literario con esta obra que, en España, le valió el premio de los libreros y en el cual rinde un homenaje a su padre y a miles de personas de los países bálticos que sufrieron el terror stalinista dándonos a conocer unos hechos históricos, no tan lejanos como puedan parecer y que, como decía al comienzo, pasaron desapercibidos para la inmensa mayoría de la comunidad internacional.

Poco más puedo añadir salvo recomendaros que leáis Entre tonos de gris, una lectura magnifica.
Enlace: https://libropoli.blogspot.c..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
MGAranguren
 24 marzo 2019
Una novela estremecedora que te hará sentir en tu propia piel el horror que sufrieron las personas que fueron deportadas a Siberia. Un lamento que traspasará las páginas de este libro para instalarse en tu corazón.

La historia está ambientada en Lituania, en el año 1941, durante la invasión soviética. Habla de Lina, una niña lituana de quince años que tiene un don especial para el dibujo. Su aspiración es estudiar Bellas Artes y llegar a ser una gran artista, pero como suele pasar en épocas de guerra, ni el talento, ni la bondad, ni la inocencia, son óbice para esquivar al horror. Por eso, una noche y de forma inesperada, el NKVD —Comisariado del Pueblo para Asuntos Internos—, la policía secreta soviética de Stalin, entra de noche en su casa. Sin dejar ni siquiera que se vistan, se llevan a la niña, a su hermano pequeño y a la madre de ambos. A partir de aquí, la autora nos narra escenas desgarradoras en vagones de tren para transporte de animales con gente hacinada en ellos. Muerte, destrucción, frío, enfermedad, momentos devastadores en campos de trabajo en Siberia, la convivencia entre los presos en gulags, y la vida de los soldados que quedan al cargo de esos presos.

Dentro de la historia, Lina, Jonas —el hermano pequeño de esta— y su madre, tratan de buscar y reencontrarse con su padre. Lina utiliza sus dibujos como instrumento para reflejar el horror que están viviendo, los usa como fotografías a lápiz, y con ellos, a través del intercambio de estos de una mano a otra, trata de que puedan llegar hasta la cárcel donde se supone que su padre está encerrado, dándole así un mensaje de esperanza.

Los capítulos del libro son muy cortos, eso da al lector la oportunidad de recobrar el aliento, porque leerá cada línea conteniendo la respiración, buscando la salvación para todos y cada uno de los personajes que Ruta Spetys refiere tan magistralmente en esta que es su ópera prima.

Un libro sencillo de leer, sin mucha complejidad, pero que nos muestra unos hechos reales durísimos, cargados de la crueldad a la que el ser humano es capaz de llegar manipulado por las ideas, la ambición y los odios. Esto la convierte en una novela de imprescindible lectura.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
yvo_about_books
 17 noviembre 2018
Al principio, la prosa de Ruta Sepetys no me convencía por completo, sobre todo porque sentí que sonaba demasiado infantil. Sin embargo, una vez que superé el "sentimiento joven" de la prosa, en realidad disfruté la forma en que fue narrada. Las historias de supervivencia de la Segunda Guerra Mundial nunca son agradables y Entre Tonos de Gris es definitivamente desgarrador. Es impresionante cómo Lina y los otros personajes pueden sobrevivir contra todo pronóstico, especialmente una vez que están listos para trabajar en un campo de trabajo en Siberia helada ... Esta novela es una lectura bastante rápida y perfecta para aquellos que disfrutan de la ficción histórica.
Comentar  Me gusta         10
Gab_a_medias
 18 junio 2018
El tema que trata el libro, es la ocupación de los Estados Bálticos de Lituania, Letonia y Estonia por la Unión Soviética en 1939. Durante este período, millones de personas consideradas antisoviéticas fueron asesinadas, encarceladas o deportadas como esclavos a siberia. Estos países fueron olvdados por el resto del mundo, atrapados entre el imperio nazi y el imperio soviético.
Comentar  Me gusta         10
aruvmaster
 22 mayo 2018
Ruta Sepetys es una autora a la que le gusta contar historias fuera de lo usual, de las que no se habla. Por lo que he investigado son historias que normalmente le llegan a través de familiares así que podemos decir que hay una conexión, que no es casualidad que sus novelas sean las que son (no se si se me entiende, se me está yendo la cabeza).
Además de contar historias alejadas de lo habitual, la documentación que hace de cada una de ellas es maravillosa y eso se nota mucho en la lectura. En este caso, la misma Ruta habló con algunos supervivientes.
Enlace: https://flightsofadreamer.bl..
Comentar  Me gusta         10
Andrews
 08 mayo 2018
Entre tonos de gris es un relato que no te dejará indiferente, por su crudeza y por lo cierto de los hechos que se ven reflejados en el texto, incluso puede llegar a sorprender ya que para muchos la exclusiva de los campos de concentración, y demás variantes, pertenecen a la Alemania Nazi; pero nada más lejos de la realidad… Stalin se valió de estos lugares de horror y terror para alcanzar límites insospechados de crueldad, haciendo “desaparecer” a millones de personas.

No es la primera vez que me enfrento a esta barbarie perpetrada desde el lado soviético durante la segunda guerra mundial, el primer contacto fue en Embajador en el infierno de Luca de Tena, en el cual se relataba el día a día de un gulag en el que se encontraban soldados españoles pertenecientes a la división azul, la crudeza del relato es radical, sin embargo los hechos expuestos en Entre tonos de gris son demoledores por el gran componente humano que se plasma en ellos y la empatía que desarrolla el lector con los personajes.

He de reconocer un triple mérito a esta obra, por una parte es muy conmovedora y la autora ha sabido transmitir estas vivencias y sentimientos al lector ya que aunque este sea completamente ajeno a este periodo histórico y lo que aconteció, lo narrado en el texto tiene la capacidad de hacerse muy presente. El segundo aspecto a destacar es la información histórica que brinda al lector sobre la tragedia de los campos de concentración en Siberia y las deportaciones sufridas por numerosísimas personas procedentes de muchos países anexionados por los soviéticos y desde dentro del propio país. Y por último, pero no por ello menos importante, es el homenaje que se realiza a los que sufrieron ese horror y que luego lucharon para que no cayese en el olvido pese a los intentos políticos de silenciarlo durante y después de la finalización de la guerra.

Está claro que la potencia de este libro se encuentra en el contenido del mismo y lo que trasmite, sin embargo el estilo narrativo a pesar de no ser “brillante” tiene calidad de sobra para que no interfiera en el desarrollo del argumento y facilite una lectura ágil al ritmo de los acontecimientos.

Después de la lectura de este libro y de investigar el tema, creo que los que se sabe de lo acontecido en la Unión Soviética durante ese periodo es la punta del iceberg, quedando oculto bajo las frías aguas situaciones y cifras que posiblemente nos estremecerían. Tiene sentido que esto se desconozca por dos importantes razones, la primera es la opacidad de la Unión Soviética en aquellos momentos y segundo, que a diferencia de Alemania, la Unión Soviética no fue invadida por las tropas aliadas y por tanto fiscalizada, por lo que lo ocurrido dentro de sus fronteras no pasó a ser de “dominio público” como si lo fueron los campos de concentración y exterminio nazis. Sin embargo las cifras que provienen de estimaciones siguen siendo increíbles, ya que se calcula que el régimen de Stalin hizo “desaparecer” alrededor de 20 millones de personas.

Una obra digna de lectura, que ofrece mucho en muchos frentes, por lo que imbuirse en sus páginas es una experiencia que llena al lector a muchos niveles y desde muchos frentes que no deja indiferente al lector.
Enlace: http://unrincondeopinion.blo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Anichibooks
 05 abril 2018
Este libro lleva en mis estanterías al menos dos años, pero me ha durado tan solo cuatro días, pues era tal el vicio que no podía ni soltarlo. Es un libro que me ha fascinado de principio a fin, que me ha sorprendido y que me ha contado una parte de la historia de la Segunda Guerra Mundial que desconocía.

La historia está contada por una Lina, una niña de 16 años que ha sido deportada sin saber el por qué, es una artista que nos va relatando los hechos que está viviendo en ese momento, pero a la vez nos lleva al pasado con pequeñas escena, dando una comparativa entre lo bien que vivía y lo mal que vive ahora, que son tratadas peor que un animal y en condiciones insalubles.

¿Hay romance? Sí, pero poco y se va viendo como va surgiendo, vemos como poco a poco ese chico que le parecía creído se a colando en su corazón. No es un amor empalagoso, ni poco creíble, va surgiendo según se van conociendo, pues sí o sí se tienen que tratar todos los días o casi todos los días.


Lo que más me ha sorprendido ha sido ese final, donde se ve que nada es como pensamos ni todo el mundo es como intenta aparentar, pero me ha gustado.

En definitiva, es un libro que recomiendo leer por su prosa, por ser tan ameno y porque todo el mundo debería conocer esa parte de la guerra.
Enlace: https://corazontintapapel.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10


Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro





Test Ver más

Los monstruos de la saga Harry Potter

¿Qué criaturas mágicas podemos encontrar en Gringotts, el banco de magos?

Duendes
Thestrals
Mantícora
Nagini

15 preguntas
107 lectores participarón
Thèmes : monstruos , criaturas , fantasía , magiaCrear un test sobre este libro
{* *}