InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTest
ISBN : 8420461016
Editorial: Alfaguara (27/01/2022)

Calificación promedio : 4.15/5 (sobre 102 calificaciones)
Resumen:
Aclamada por los lectores y la crítica y elogiada por Carmen Mola («Un thriller impactante. Toda una revelación»), vuelve Susana Martín Gijón, ganadora del Premio Cubelles Noir y finalista de los premios Valencia Negra y Paco Camarasa.

UNO DE LOS DIEZ LIBROS MÁS ESPERADOS DE 2022 SEGÚN ESQUIRE

«A Martín Gijón podríamos emparentarla con los autores de la novela negra mediterránea, los Camilleri, Márkaris [...]; con el eco aún cercano de ... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESAgapeaCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (46) Ver más Añadir una crítica
mariabv2012
 06 November 2022
Me ha parecido una muy buena tercera parte y un magnífico colofón a la trilogía, aunque puede que no se quede aquí y que tengamos Camino Vargas y equipo para rato. A mí ya me gustaría seguir leyendo más aventuras de estos personajes que se hacen querer y apreciar.

La lectura de Planeta me ha tenido atrapada todo el sábado; el viernes ya lo tenía a punto pero empecé de lleno ayer por la mañana, me costó dejarlo para comer y hacer un poco de sobremesa pero cuando pude volver a cogerlo ya no lo dejé hasta las 4 de la madrugada que lo terminé. Creo que es la primera vez que leo un libro de casi 500 páginas en menos de 24 horas.

Si en anteriores entregas el calor y las altas temperaturas tenían un papel importante a lo largo de la trama, en este caso el mal tiempo y las lluvias torrenciales también juegan un papel preponderante. Aparece el cadáver de una mujer en un campo de golf, le han cortado los pies y ha muerto desangrada. La inspectora Camino Vargas y su equipo empiezan la investigación del asesinato.

La investigación lleva a relacionar este caso con los anteriores que se resolvieron satisfactoriamente en Sevilla pero el caso sigue sin resolver en Italia y también en EEUU. Se suceden más muertes en Italia y desaparece un joven en Sevilla, hijo de la dueña del campo de golf.

La acción es trepidante, los acontecimientos se suceden sin pausa, siguen las lluvias torrenciales, se desborda un río en Sevilla y se inunda un barrio entero, Una amenaza se cierne sobre la ciudad y la supervivencia de los sevillanos está en juego... Empieza una carrera contra reloj para desbaratar el plan de los asesinos...

Dejando aparte el grado de credibilidad del argumento me parece una historia muy solvente , me ha tenido en tensión un montón de horas y me lo he pasado muy bien con la lectura. tiene todo lo que buscas en una novela policíaca y de suspense. Por eso te la recomiendo sin dudar.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         244
Beatriz_Villarino
 20 December 2023
La última novela que he leído es interesante, ágil, escabrosa más por lo sugerido que por lo detallado, con lo cual se puede seguir fácilmente, aunque alguna sorpresa haga renegar del ser humano o al menos cuestionar su humanidad. «…impactada por el contraste entre la fama del chico y lo poco que se prestan sus admiradores a soltar la guita […] El individualismo imperante no perdona».

La reflexión sobre nuestra capacidad para conservarnos y conservar está presente en el argumento de Planeta, la tercera entrega de la inspectora Camino Vargas, creo que una policía indispensable de la novela negra española. No sé cómo se las ingeniará Susana Martín Gijón, pero la saga de Vargas debería continuar.

En esta ocasión, una vez que aún no han cubierto el puesto de la jubilada Teresa, ocupado temporalmente por Evita, en Especie, caso en el que murió asesinada, que Águedo se encuentra de baja con una pierna rota, y que Fito debe ocuparse de graves problemas familiares en los que se ven envueltos su madre, su hermano, su pareja e incluso su suegro, los sucesos que asolan Sevilla tienen desbordado a un equipo de homicidios diezmado. Lupe Quintana y Pascual Molina serán pues, elementos clave en Planeta. Por eso, a pesar de que Camino está conviviendo por fin felizmente con su amor de toda la vida, Paco, ha de posponer las vacaciones programadas para enfrentarse a otra serie de horrores, de los que se creían libres. Los animalistas no han dejado de actuar. Es más, Camino y la comisaria Ángela Mora están en contacto con la policía de Italia y Estados Unidos pues definitivamente el asunto se ha hecho universal, «Tarda unos segundos en reconocer a Taylor, su enlace en Nueva York».

El planeta está en peligro. Los hombres lo están llevando a la quiebra y ahora hay toda una red de defensores que quieren castigar de manera ejemplar a la raza humana para que, por fin, sea consciente de las barbaridades cometidas. El problema es que nada que tenga que ver con el fanatismo puede considerarse ni advertencia ni ejemplo, solo locura, terror y más destrucción.

Los asesinos, no les daremos otro nombre, aprovechan las fuertes lluvias que están asolando Sevilla durante días para idear un plan que llevará a la capital andaluza al apocalipsis. El planteamiento es incómodo, no cabe duda; la denuncia social es patente, también la de la actuación política. Susana Martín llama al compromiso con lo que nos rodea, con lo que es nuestro y, por dejadez, por avaricia lo estamos destrozando. Por supuesto, los primeros a quienes pasa factura cualquier despropósito, son los más necesitados. La autora lo sabe y nos lo hace saber a todos.

El estilo tampoco nos deja indiferentes. La narración hace gala de un lenguaje directo, cargado de expresiones populares, términos usuales del andaluz, «malaje», que se mezclan con ironías y sarcasmos que aun en los momentos más duros nos sacan una sonrisa

—¿A un pescador furtivo? […]
—Y ha aparecido muerto en el tanque de los tiburones. Se lo han zampado […]
—Eso sí es justicia poética

Es este un libro que obliga a reflexionar, con la propia Camino, en el caso Especie y en el que, dos años atrás, dio lugar a las primeras acciones de lo que se consideró un asesino en serie hasta que salió a la luz el caso Progenie relacionado con el maltrato animal.

—¿Te refieres a…?
—El hombre cerdo, el hombre pato y el hombre pulpo. Fueron ellos.

Ahora, en Planeta, «Tiene razón inspectora. No son animalistas. Son ambientalistas».

Los personajes aparecidos en las entregas anteriores continúan en contacto con la inspectora Vargas, por lo que, a pesar de no haberlas leído, podemos intuir lo sucedido. Pero en esta ocasión, las vidas privadas de todos cobran mayor protagonismo, así los lectores somos testigos de cómo la vida no es un camino de rosas para ninguno de ellos: Camino y Paco deberán acostumbrarse a convivir en una realidad, no en el cuento de hadas imaginado al comienzo de una relación. Lupe continúa planteándose si merece la pena seguir en un matrimonio que, de puro rutinario, la asfixia. Fito nos mostrará la valentía y la honradez necesarias para salir, y mantenerse fuera, de un barrio marginado en el que la droga y la delincuencia son un modo de vida; su pareja, Susi, será fundamental en su estabilidad. Y veremos a Pascual, feliz al comprobar que su hija adolescente se siente orgullosa de él. Son datos familiares que consiguen que estos personajes nos sean imprescindibles. Asimismo, la italiana Bárbara Volpe, a pesar de un cáncer de huesos que la está minando, será fundamental en la resolución.

No cabe duda de que Martín Gijón ha sabido aunar la labor policíaca del conjunto con la existencia ordinaria de cada figura en una trama negrísima, que saca lo peor del ser humano. Somos vulnerables, está claro, pero los personajes de Planeta son capaces de convertirse en héroes en un momento, haciendo que no todo esté perdido y que merezca la pena habitar este mundo.

El narrador va cambiando el punto de vista, por eso a veces da la impresión de ser omnisciente «Al pronunciar esas palabras comprende en toda su magnitud lo que eso conlleva. Ni ella está dentro de una de sus pesadillas…», otras veces parece no saber más de lo que ve, por lo que se convierte en testigo «Tiene los ojos cerrados y ni tan siquiera parece haberla oído. Es como si hubiera entrado en un estado inerme…». En ocasiones, a pesar de usar la tercera persona, el narrador no es sino un personaje exponiéndose a sí mismo sus reflexiones, como en un monólogo interior en el que intercala la segunda persona: «Pero a su Dios nada de eso parece importarle. No hay más que ver cómo ha dejado morir a su suegra, qué barbaridad […] En esta vida solo cuenta el maldito dinero […] y nos lo quitas todo, coile, nos lo quitas todo».

Y por supuesto la trama, donde se van intercalando las pesquisas llevadas a cabo en Italia con las de Sevilla, consigue aumentar nuestra curiosidad. Los capítulos cortos, con finales impactantes, incrementan la tensión que, por momentos, se relaja con vocablos informales, «Al Matasanos se le ha acabado la paciencia […] —Pero sacadme este fiambre de aquí, YA».

Los pretendidos eufemismos dejan de serlo cuando la interpretación que hacemos de ellos deja de ser ambigua, entre otras razones porque el propio narrador los reemplaza por el término correcto, «El local es íntimo y acogedor, que viene a ser lo mismo que minúsculo pero dicho con más márketing». de ahí que los personajes, en especial la protagonista, se decidan a menudo por usar directamente tacos para que su irritación quede de manifiesto, «—A tomar por culo».

Las expresiones propias del lenguaje coloquial, vulgar a veces, tienen, paradójicamente, tintes positivos en la novela. Son disfemismos que aportan a la escritura de Martín Gijón grandes dosis de realismo y a la lectura, cierto humor necesario para relajar la tensión. Por supuesto, hay que leer la trilogía.

Enlace: https://elblogaurisecular.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         60
mariacriado
 11 March 2022
Planeta” es la tercera entrega de esta saga protagonizada por la inspectora Camino Vargas. al ser por ahora una trilogía, yo recomiendo que se lean por orden, ya que si se leen en cualquier otro orden, el lector se va a perder detalles sobre todo en relación a las vidas personales de los protagonistas.
Si en la primera parte de esta saga la autora puso en tela de juicio la maternidad y sus diferentes formas de hacerla posible, en la segunda lo que puso sobre la palestra fue el maltrato animal en muchos ámbitos, en esta tercera parte, lo que ha dado paso a toda la historia ha sido el maltrato a nuestro propio planeta, el cómo nos lo estamos cargando.
Susana Martín Gijón creó en el 2020 una serie de personajes, y sobre todo a la protagonista indiscutible de la saga, Camino Vargas, quien es la inspectora de la comisaría de Sevilla. La autora ha roto los estereotipos concebidos para las inspectoras de ficción, dando paso a una mujer como cualquier otra, sin pasados tormentosos que le agrien el carácter ni desgracias pasadas que hagan de ella un alma en pena, tan común últimamente en las novelas negras. Camino Vargas puede llegar a tener los mismos problemas personales que cualquiera de nosotros, esto hace de ella un personaje muy real y creíble. El resto de los personajes están igualmente bien construidos, a los que ya por el paso del tiempo los conocemos y llegamos a apreciar.
En esta tercera entrega nos situamos unos meses después de lo ocurrido con el caso Especie. Y de nuevo un crimen macabro sorprende a la ciudad de Sevilla. La unidad de Camino Vargas es la encargada de investigar el caso. La autora maneja los hilos de forma magistral, jugando con nuestra mente, enredando la madeja hasta el límite, y le ha quedado una muy buena trama en la que es difícil acertar a la primera cuál es el quid de la cuestión. Tanto es así que hasta la última frase del libro no queda nada claro. Y no es una forma de hablar, la última frase vuelve a dar otro gran giro a la historia que me dejó con la boca abierta. ¡Muy bien por Susana!
Hay algo que me gusta de los libros de Susana y es que además de poder leer en ellos una excelente novela, un thriller absorbente, también tenemos la oportunidad de adentrarnos en las vidas personales de los protagonistas. Esto hace que la subtrama creada sea igual de interesante que la principal. En “Planeta” veremos la evolución de esos personajes como personas, sus relaciones familiares, incluso amorosas. La autora ha manejado esto a la perfección, ya que no resta a la trama, sino que suma con un gran positivo.
Otro aspecto que me ha gustado es que los capítulos son cortos, algunos incluso apenas son de una página. Esto hace que siempre quieras leer uno más, lo que es imposible, ya que cuando te des cuenta te has pimplado medio libro.
En resumen, “Planeta” es un thriller adictivo con varios giros en la trama y con un final que va a hacer que te vuele la cabeza.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         80
Lauraysuslibros
 29 November 2022


Planeta es el final de la trilogía protagonizada por la inspectora Camino Vargas. Sin duda no recomiendo leerlo si no has leído los anteriores, especialmente Especie ya que ambos están muy ligados.

Esta vez nos encontraremos una  Sevilla asediada por lluvias torrenciales, una Sevilla poco acostumbrada a estos temporales (aunque no os lo creáis esto sucede de vez en cuando), donde Camino y su equipo tendrán que lidiar con un asesinato cuya puesta en escena es bastante peculiar (y original).

Esto es solo el comienzo de lo que nos espera en esta historia. de los 3 este es para mi el más intimista, y digo intimista porque vamos a conocer mucho mejor a algunos de los personajes que nos han ido acompañando a lo largo de la trilogía. Veremos la evolución de Lupe y como lidia con su tediosa cotidianeidad. Nos introduciremos en la historia de Fito, sus orígenes y como llegó a ser policía. Seguiremos disfrutando de la bondad de Pascual y por supuesto continuaremos conociendo un poquito más a Camino y sus motivaciones.

También nos reencontraremos con Bárbara, la inspectora italiana que conocimos en Especie y que sin duda da para un Spin-off.

Lo que más me ha gustado de esta serie es que Camino es una policía que se siente real. Con sus cosas, su manera de afrontar sus problemas, sus kilillos de más. Sin ningún trastorno que protagonice su vida ni una belleza a lo Lara Croft. Es inspectora de policía, buena en su profesión, con sus luces y sus sombras.

Lo que menos me ha gustado de esta parte es Paco. Y hasta aquí puedo leer.

Siguiendo la estela anterior, la autora continúa con capítulos bastante cortos que mantienen la necesidad de leer en todo momento. Para mí , una de las mejores fórmulas para escribir un thriller de éxito.

Tuve la suerte de tener una charla con ella en la LC en la que participé y fue super maja.

Sin duda una trilogía muy recomendada. ¿Habrá un cuarto? Quien sabe…


+ Leer más
Comentar  Me gusta         110
Yolib
 20 May 2022
Me ha gustado PLANETA. Estaba claro que Camino Vargas tenía que finalizar la investigación que dejó pendiente en ESPECIE.
Planeta, al igual que los otras 2 títulos de la trilogía, es una novela al más puro estilo policiaco, pero tambien hay denuncia social y compromiso en los temas que toca.
LA NOVELA GRITA sobre la falta de compromiso humano con nuestro planeta. Pero como digo es un policiaco intenso: tiene una acción simultánea en Sevilla y en Milán, con Alter ego de Camino Vargas y de su compañero- apoyo Pascual, los italianos son Bárbara Volpe y Silvio. 4 personajes paralelos en descripción de carácter y comportamiento.
Mientras en Sevilla, en medio de una lluvia torrencial e incesante (en contraposición con la ola de calor que había en Especie) hay un asesinato espeluznante, de una crueldad inhumana y más tarde la desaparición de un joven ecologista, en Milán son 2 los asesinatos. Y ambas policías llegan a la conclusión de que la fase animalista solo fue la primera, porque a estos asesinos no les preocupa el daño que se hace a otras especies, sino al planeta entero: “Tiene razón inspectora, no son animalistas, son ambientalistas”
Pues bien, Camino y su equipo tienen que lidiar con la lluvia, con el asesino y terrorista y cada uno de ellos con los problemas de su vida personal, que no son pocos.
La novela me gusta porqua además tiene una lectura fresca, casi diria juvenil en sus comentarios, por ejemplo, al final con toda la tensión de la situación de catástrofe inminente: “con esos fusiles de asalto que te entra un no sé qué que qué sé yo nada más verlos” o “es como vaciar el Guadalquivir a cucharadas”. O comentarios como “aunque nadie dijo que los guapos fueras los buenos. Ah, sí, el cine americano sí que lo dijo”.
Ese aire juvenil también lo demuestra en las descripciones de jóvenes como Ramón, el doliente novio de la fallecida Evita: “guapo, pómulos prominentes, ojazos negros, flequillo cayéndole sobre la frente y una camiseta marcándole el cuerpo que se gasta”
Y también describe así a Tonino el bailaor, ojos negros, con flequillo incluido, cuando Lupe va a interrogarlo, que lo ve como un “madurito buenorro”
“Que se gasta” y “madurito buenorro” son las expresiones que escoge y que para mí hace gala de juventud y frescura.
Además hay un ejercicio de imaginación muy divertido con los nombres de Amaranta, Serena, Pureza y hasta Camino, y eso que yo soy leonesa. Y un ejercicio de imaginación descomunal haciendo que la presidencia del Gobierno de España la ocupe una mujer, pero es un ejercicio harto cínico: Se han muerto 22 personas de uno de los barrios más pobres de Sevilla, en una inundación provocada por los ecoterroristas, y todos los políticos imaginables, con mujer al frente, hacen acto de condolencia en el barrio para la foto y la prensa, pero sin dar ninguna solución al problema.
Me gusta también el cinismo descriptivo en algunos diálogos como cuando contrapone unas zapatillas con suela de algas que cuestan 200 lereles, o un impermeable hecho con botellas de plástico como ejemplo de moda sostenible, con un personaje que cuenta cómo son sostenibles sus bragas de mercadillo, transparentes de tanto lavarlas.
La novela está llena de datos que son una exhortación a la reflexión como: “Sevilla cuenta con el mayor número de barrios pobres de España. Los Pajaritos, por ej está entre los diez con menor renta por habitante del país, de hecho, las últimas estadísticas del INE le dan el segundo puesto en el podio, solo sobrepasado por las Tres Mil Viviendas. El tercero lo ocupa un barrio de Alicante que ha adelantado por la derecha a otro barrio también sevillano”.
El final es todo un ejercicio de producción cinematográfica de acción para detener a los ecoterroristas que pretendían perpetrar un atentado con explosión de gas químico hacia toda la ciudad de Sevilla. S.M.G. despliega todos los recursos narrativos para visualizar el papel de las fuerzas de seguridad, del ejército,y delos agentes antiterroristas.
Y a este final, la autora le añade un giro que no nos esperabamos los lectores. ¿Se terminará aquí la saga de Camino Vargas?, ¿o no?...





+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
Citas y frases (8) Ver más Añadir cita
mariabv2012mariabv201206 November 2022
El crepitar de las ramas con el viento, el sonido de un riachuelo cercano, el canto aflautado del mirlo común o el trino repetitivo de una alondra se funden en una música ancestral. La brisa fría azota su rostro y la incita a respirar profundo, tratando así de no perder la cordura.
Comentar  Me gusta         180
David11David1102 November 2022
Para qué ascender en la escala si tienes más responsabilidades, te comes más marrones y sigues sin poder hacer lo que crees que tienes que hacer, sin mandar un carajos, porque siempre hay alguien más arriba dispuesto a imponerte su voluntad. Y a joderte si no la cumples.
Comentar  Me gusta         70
NugapeNugape22 February 2022
Me ha gustado más que el anterior de la saga. Se trata del típico libro policíaco sin mucha profundización ni calidad literaria, aunque está bien escrito dentro de su sencillez y la historia logra captar tu atención/interés.

Quedan abiertos dos flecos importantes de la historia central, así que imagino que habrá una cuarta entrega.
Comentar  Me gusta         00
YolibYolib20 May 2022
El fanatismo es lo malo. La gente que solo ve la vida de una forma se incapacita a sí mismo para respetar otras opiniones y eso siempre es peligroso. Me da igual de dónde venga. Religioso, político, ultra futbolero…
Comentar  Me gusta         00
YolibYolib20 May 2022
Y todavía le preocupa que otros la juzguen. Eso sí que debería habérselo extirpado hace mucho. El pensamiento más inútil y desgastante del mundo: La opinión de los demás sobre una misma.
Comentar  Me gusta         00
Videos de Susana Martín Gijón (3) Ver másAñadir vídeo
Vidéo de Susana Martín Gijón
Conferencia de Susana Martín Gijón en la cuarta jornada de la Feria del Libro de Badajoz.
otros libros clasificados: ThrillerVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESAgapeaCasa del libro





Test Ver más

Autoras de novela negra y policíaca

10 negritos

Agatha Christie
Phillys Dorothy James
Susan Hill

10 preguntas
96 lectores participarón
Thèmes : novela negra , LITERATURA POLICÍACACrear un test sobre este libro