InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura

Jordi Beltrán Ferrer (Traductor)
ISBN : 8433920049
Editorial: Editorial Anagrama (01/02/1999)

Calificación promedio : 4.2/5 (sobre 25 calificaciones)
Resumen:
En El talento de Mr. Ripley, la más célebre novela de Patricia Highsmith, aparece su más fascinante personaje: el inquietante y amoral Tom Ripley, figura prototípica de un género que Highsmith inventó, que se sitúa entre la novela policíaca y la novela negra, entre Graham Greene y Raymond Chandler, donde el más trepidante suspense se aúna a un vertiginoso análisis psicológico. Mr. Greenleaf, un millonario americano, le pide a Tom Ripley que intente convencer a su hi... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES
Críticas, Reseñas y Opiniones (10) Ver más Añadir una crítica
Beatriz_Villarino
 23 septiembre 2018
He leído este verano El talento de Mr. Ripley, y no sé cómo empezar a hablar sobre esta novela que tiene tanto de tradicional como de contemporánea. La clave está en el personaje principal, Ripley es el antihéroe por excelencia de la novela moderna inaugurada con El Lazarillo, pues como Lázaro, es un pícaro dotado de un talento increíble para hacer cualquier cosa por sobrevivir, y esto se lo ha enseñado la vida, tan injusta con él en su infancia, que le causó un trauma de calibre suficiente como para no poder salir adelante en la sociedad que le rodea. Tom se siente asqueado con la gente, por eso apenas tiene amigos y se rebela hacia lo que él considera una injusticia, la vida que le ha tocado en suerte. Está harto de que lo miren por encima del hombro, de ahí que se meta en problemas de deudas que llegan a ser insalvables en un determinado momento, justo cuando aparece en su vida Mr. Greenleaf, un millonario que le propone traer de vuelta a su hijo, que lleva un tiempo considerable en Italia, y no regresa. Greenleaf cree que Tom Ripley y su hijo son amigos, por lo que le paga la estancia en Mongibello para que lo convenza a volver con su familia. Pero la sensación de soledad no desaparece con el dinero ni la popularidad que consigue, porque Tom es un ser huidizo, desolado en lo más profundo de su alma, sin consuelo con nada ni con nadie «Resultaba extraño sentirse tan solo y, al mismo tiempo, sentirse parte de todo cuanto le rodeaba, como acababa de sucederle en la fiesta».
En realidad, Ripley no tolera a la gente en general, necesita mantenerse al margen pues cualquier contratiempo consigue despertar en él pensamientos homicidas aunque, como perfecto psicópata, es capaz de controlarlos planeándolo todo hasta el último detalle «Tom apretó las mandíbulas y frunció el entrecejo, escuchando a medias lo que decía el anfitrión […] inmerso en sus propios pensamientos se decía que tal vez era cierta la historia del detective […]. Se hizo el propósito de que ni el más leve parpadeo revelase sus temores.»
El protagonista no es malvado, es un desequilibrado, con pensamientos surrealistas que provienen de su mente trastornada «Marge le contestó dando muestras de entusiasmo y a Tom le dio la impresión de que si Dickie volvía junto a ella y le publicaban el libro antes del siguiente invierno, la muchacha estallaría de felicidad, explotaría como una bomba y nunca más se sabría de ella». Una mente incapaz de distinguir lo metafórico de lo real, una mente traumatizada en su niñez, que lo tortura incansablemente y lo acompleja hasta que se siente escoria, «Finalmente, cuando consiguió subir al coche, con lágrimas de frustración y rabia corriéndole mejillas abajo, la tía Dottie le había dicho alegremente a su amiga: —¡Es un mariquita! ¡Un mariquita de arriba abajo! ¡Igual que su padre!».
Cuando es capaz de salir de Estados Unidos cree que otro país, otra gente y otro ritmo de vida serán el remedio con el que conseguirá cambiar su suerte; pero la confusión en la que se encuentra no proviene del exterior sino de su psique, de ahí que, ante el temor de ser abandonado por Dickie Greenleaf, ante el desconsuelo de verse desamparado de nuevo por quien él cree que es su amigo, lo mata aun jugándose él mismo la vida. En ese momento comenzamos a cerciorarnos del talento de Patricia Highsmith pues consigue mantenernos en vilo hasta la última línea. La escritora conforma una novela negra de enredo en la que los personajes —y a veces el lector— no saben ante quién se encuentran ya que Ripley adopta la personalidad de Dickie cuando le interesa para retomar la suya propia en otras ocasiones; de hecho él mismo se confunde en alguna conversación y se designa en primera persona con el nombre del asesinado.
—¿Dónde estuviste este invierno?
—Pues no con Tom, quiero decir no con Dickie —dijo Tom, riendo y sintiéndose confundido al percatarse de su equivocación.
En el Siglo de Oro encontramos obras de teatro en las que un personaje adopta la personalidad de otro; La vida es sueño de Calderón o Don Gil de las calzas verdes, de Tirso de Molina serían dos ejemplos en los que el personaje femenino se hace pasar por hombre para exigir un derecho fundamental de las mujeres: tomar decisiones por cuenta propia. El talento de Mr. Ripley parece la versión macabra de estas representaciones. Tom se disfraza y llega a creerse su propio disfraz al que finalmente hace desaparecer para mantenerse —por el momento— como Ripley; con este juego Highsmith exhorta al lector a introducirse en ámbitos de la clase media para empatizar con ellos y valorar el esfuerzo por hacer desaparecer a la clase alta. Pero resulta desconcertante pues en la novela hay un asesino real, muy inteligente y con mucha suerte ya que parece increíble que nadie acierte a ver la burla, a pesar de que varias pruebas lo delatan… ¡Llegan incluso a sospechar del asesinado!
Está claro que estamos ante una novela negra diferente. El asesino queda impune pues consigue engañar a las policías italiana y francesa, a un detective irlandés de gran renombre, a Marge, la mejor amiga del asesinado, que aunque sospecha de sus actos desde el principio y alerta a Dickie de que sólo quiere su dinero, al final cree todo lo que dice, incluso consigue que interceda por él ante el propio padre de Dickie; de esta forma, incluso Mr. Greenleaf llega a dudar de su propio hijo
—¿Cree usted en la posibilidad de un suicidio, míster Greenleaf? —preguntó con voz tranquila.
Míster Greenleaf suspiró
—No lo sé. Creo que es posible, sí. Nunca tuve una gran opinión de la estabilidad de mi hijo, Tom.
Los diálogos son fabulosos, propios de una obra de suspense, que recrean el ambiente cargado capaz de atrapar en cualquier momento al culpable e incluso conseguir que se complique su situación puesto que los pensamientos asesinos vuelven una y otra vez
Marge bajaba por la escalera descalza […]
—Acabo de encontrar los anillos de Dickie aquí dentro
[…]
Tom dio un paso atrás y tropezó con un zapato […]
—Y él ¿qué pensaba hacer? ¿por qué te los dio a ti?
[…]
De pronto, por su mente […] Diría que ella se había caído al resbalar en el musgo…
Incluso el monólogo interior del protagonista es un diálogo consigo mismo en el que puede doblar su personalidad para convencerse de que necesita un castigo o de que es merecedor de una vida mejor pues sus crímenes fueron «fortuitos».
En esta doblez encontramos el tema de la homosexualidad no terminada de asumir, que la autora trata con total delicadeza durante la novela aunque a veces la ironía aparezca para apuntalarlo
¡Un mariquita de arriba abajo! ¡Igual que su padre!
Resultaba en verdad penoso que aquella forma de tratarle no le hubiera causado un trauma imborrable.
Y de este tema pasamos al otro presente, el límite que desdibuja la razón de la locura, que nos hace ser refinados, amantes del lujo, del arte, a pesar de estar rodeados de suciedad; una suciedad que acecha para abalanzarse en la realización del individuo ya que es la causante de la pasión ejercida en los actos. El límite se desdibuja en esta novela psicológica, de suspense, hasta conseguir que el asesino sea el héroe, el antihéroe ejecutor del crimen perfecto que se apodera incluso de nuestros sentimientos.

Enlace: http://elblogaurisecular.blo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
marta_lo
 10 marzo 2021
Cuando me hice con este ejemplar de bolsillo, no sabía que este libro era una novela negra. Creí más bien que se trataba simplemente de una novela americana contemporánea. No obstante, el hecho de no saber nada acerca de este libro ha conseguido que me intrigara aún más durante su lectura.
En un principio esta novela me ha recordado a El gran Gatsby, ya que trata el tema de la riqueza en América. Además hace una crítica a los típicos ricos americanos que se creen cultos y sofisticados por el simple hecho de tener dinero y poder viajar y conocer otras partes del mundo. Esa idea de que la riqueza lo da todo ronda durante la lectura, une unos personajes con otros, y se puede observar cómo la elegancia y el gusto no se compran.
Las partes en las que el protagonista Tom Ripley viaja por Italia y Francia me han cautivado. Con una gran profusión de detalles, las descripciones de ciudades y pueblos italianas y francesas me han parecido sublimes. También las descripciones de los lugares en los que Tom vivía me han parecido de lo más completas. Palacios, villas, hoteles, y demás emplazamientos, algunos confortables e incluso recargados, otros prácticamente en ruinas y con necesidad de varias remodelaciones, pero siempre muy bien descritos.
También me ha gustado mucho ir descubriendo poco a poco la trama de la historia, ya que como he dicho antes no esperaba que se tratara de una novela negra. Gracias a la profundización en la personalidad de cada personaje principal, he podido empatizar tanto con ellos que hasta deseaba lo mejor al propio asesino. Y es que Highsmith consigue que te sumerjas en la historia como si fuera real, y veas a los personajes como amigos y conocidos.
Un libro muy recomendable para aquellos a los que les guste la novela negra y quieran disfrutar de una historia con final abierto, ya que esta novela es la primera de una serie.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         81
Zairamec
 01 marzo 2020

El talento de Mr. Ripley se centra en la historia de Tom Ripley, un joven que al parecer la vida siempre le ha dado la espalda, nada le sale "bien", el éxito se le escapa siempre de las manos, bueno, al menos eso es lo que él cree, hasta que un día la fortuna le sonríe y empieza a tener todo aquello que ha soñado, pero lo logra sobre los hombros, familias y vidas de otros.
Es la primera vez que leo a Patricia Highsmith, si bien lo que tengo en mis manos es una traducción de Jordi Beltrán, me basaré en ella para hablar de su narrativa, puedo decir que es, la palabra sería, "encantadora", la descripción de los personajes, los escenarios y las motivaciones, en la mayoría de los casos, es clara, sin embargo la historia solo tiene una voz, la de Tom, bueno también está la del narrador, pero al final, sigue siendo Tom, así que solo tenemos su perspectiva de las cosas y tanto a Richard cómo Marge, solo podemos conocerlos a través de su visión, así que terminamos llegando a "justificar" algunos de sus actos.
La secuencia de eventos te atrapan, siempre estás a la expectativa de que va a suceder, sientes angustia, quieres justicia, quieres que los personajes, de por Dios!, abran los ojos y se den cuenta de lo que está sucediendo, pero no, el Talento de Tom Ripley es suficiente para engañarlos a todos.
Ningún personaje me gustó, la mayoría por ingenuos y Tom por manipulador, la verdad, no logré conectarme con ninguno, pero si aprendes a conocer a Ripley.
Que si vale la pena leerla, sí, claro; si te gustan novelas que te cuenten sobre porque algunos seres humanos actúan como actúan y que te atrapé la historia de un hombre que trata de saber quién es, mezclado con algo de thriller psicológico, es tu novela.
Pdta: no me gustó el final, pero porque me encanta la justicia, así que, ni modo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
lecturasporplacer
 17 mayo 2020
Esta es la primera novela que leo de Patricia Highsmith aunque había visto la adaptación cinematográfica realizada por Anthony Minghella que llevó el mismo nombre que el libro.
A lo largo de la novela vemos cómo va desarrollándose la personalidad de este antihéroe tan bien logrado por la escritora porque a pesar de todo lo que el personaje realiza, la trama llega a un punto de tensión en que queremos que las cosas le salgan bien. La autora realiza una buena caracterización de este Tom Ripley mostrándonos sus orígenes, aspectos de su infancia y su juventud, además de mostrar cómo va aprovechando las circunstancias de la vida a su favor.
La lectura es ligera, entretenida y difícil de soltar porque uno quiere ver cómo va a terminar la historia. Me gustó mucho que esta escritora lograra desarrollar tan bien la personalidad de este personaje protagonista como así también la de los personajes secundarios.
Comentar  Me gusta         30
lectoraaburrida
 10 febrero 2019
Verdaderamente es fabulosa la capacidad que tiene esta autora para machacar la psique del lector. Cómo mediante los pensamientos de Tom Ripley consigue que acabemos pensando como él y sintiendo lo que él siente.
Tom Ripley posiblemente sea uno de los psicópatas, si no el único, más admirados del mundo literario y cinematográfico.
No digo más, solo animo a leerlo si no se ha leído y a ver la película, pero no la de Matt Damon, por favor.. Nada que ver con el ripley del libro. Buscad la protagonizada por Alain Delon
Comentar  Me gusta         52
Citas y frases (1) Añadir cita
marta_lomarta_lo10 marzo 2021
Le gustaba que en Venecia no hubiese automóviles. Eso daba a la ciudad un aire más humano. Las calles eran sus venas y la gente que iba y venía constantemente era la sangre.
Comentar  Me gusta         60
Videos de Patricia Highsmith (2) Ver másAñadir vídeo
Vidéo de  Patricia Highsmith
Textos de la escritora estadounidense Patricia Highsmith.
otros libros clasificados: novelaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES





Test Ver más

Encuentra la pareja

Empezamos con una fácil: Sherlock Holmes

El inspector Lestrade
El doctor Watson

10 preguntas
104 lectores participarón
Thèmes : novela negra , novela policíacaCrear un test sobre este libro