InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : 8417761500
Editorial: Duomo ediciones (27/01/2020)

Calificación promedio : 3.25/5 (sobre 10 calificaciones)
Resumen:
Carlo y Margherita son una pareja joven a la que se podría considerar feliz. Una pareja como muchas. Hasta «el malentendido». Así es como empiezan a llamar a un atisbo de duda que poco a poco va erosionando su matrimonio. Alguien vio, alguien avisó, los colegas hablaron, y la supuesta traición acaba por convertirse en una poderosa coartada que abre la puerta a las fantasías. ¿Somos capaces de no caer en la tentación de ser infieles a nuestros propios sentimientos? M... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (11) Ver más Añadir una crítica
OLGA_WIMP
 29 febrero 2020
La historia que nos cuenta Marco Missiroli trata sobre una pareja joven con perspectivas de futuro y donde todo parece que fluye felizmente. Sin embargo, en un momento dado de su relación, todo cambia en un solo instante: hay un malentendido. O quizá no. Marco nos sumerge en una historia donde nos hará reflexionar sobre nuestros propios actos hacia determinadas personas, nos hará dudar de nosotros mismos, de nuestras intenciones, de nuestros sentimientos y pensamientos. ¿Somos realmente fieles a nuestra pareja? ¿Somos fieles a nosotros mismos?
Aunque la narración se centra en Carlo y Margherita, nuestra pareja protagonista, nos adentramos en diversas vidas con personajes peculiares pero cercanos. Los padres de uno, los padres del otro, 'amigos y amigas' demasiado cercanos... Y todo ocurre a raíz de dicho malentendido.
No te desvelo nada nuevo si te adelanto que esta novela trata sobre la infidelidad, pero sobre todo, y en especial, de la fidelidad; y ese supuesto malentendido que va cobrando fuerza a medida que avanzas en la lectura.
Margherita, una agente inmobiliaria que tras una supuesta infidelidad de su marido y sin conocer la verdad, toma un camino para hacer frente a ese vacío que ha surgido en su corazón. Carlo, dedicado a la enseñanza, ha vívido un momento único en su vida haciendo que se tambaleara todo lo construido con su mujer durante años, se siente perdido sobre lo qué quiere en su vida y lo qué desea.
Son dos personas unidas por el matrimonio aunque separadas por un solo instante, por unos minutos de placer o no, de sentirse atractivo o atractiva, de sentirse importante para alguien.
En su entorno conocemos a Andrea, el fisioterapeuta de Margherita. Un chico que físicamente resulta atractivo a los ojos de Margherita provocando a ésta sensaciones que nunca pensó que volvería a sentir, pasará a ser una parte importante en la vida de ella. Sin embargo, Andrea tiene un secreto que no todo el mundo conoce y que hará que te cuestiones sobre su propia fidelidad entre otras cosas.
Por otro lado, Marco nos presenta a Sofía, una alumna de Carlo cuyo atractivo no pasa desapercibido por él al igual que su juventud. Sus intenciones nos hará cuestionarnos sobre los actos del propio Carlo.
Aquí no acaba la historia. La familia de ambos toma un papel importante en esta novela. Cada uno con su historia, con sus miedos, con sus dudas y sus decisiones. Ahora bien, mantener una relación sana entre ambas familias resulta importante para nuestros protagonistas y recibir consejos sanos van a marcar un antes y un después en la relación entre Margherita y Carlo. Si ellos les conocen bien, y parece que así es, sabrán hasta que punto deben inmiscuirse en sus vidas, dejando que ellos tomen las decisiones según sus creencias y sus deseos, como también el respeto a lo que quieren contar o no. ¡Ah! No es fácil. No todos podrán dejar que se equivoquen. ¿Serán fieles a lo que ellos quieren en sus vidas sin dejar que los demás les influyan en sus decisiones como pareja?
'Fidelidad' no es una novela para solo entretenerse. Como he dicho al principio, Marco nos invita a una profunda reflexión sobre quién somos y qué queremos. Una reflexión sobre la sinceridad, la confianza, el respeto, la comunicación centrada en la pareja. La importancia que toma el lazo construido con la otra persona y la fidelidad a llevar ese lazo contigo porque forma parte de ti, de lo que tú has decidido qué forme parte de tu vida, con la que has pactado unos mismos valores. Aprender a ser responsables de nuestros propios actos sin cuestionar que el problema lo tiene el otro. La necesidad de cerrar puertas si queremos avanzar en nuestras elecciones. No tener miedo al compromiso que en su día se pacto, haya un anillo o no que abrigue nuestro dedo. La influencia inconsciente que las redes sociales marcan en nuestro día a día; que están ahí, insignificantes y silenciosas -eso parece...- pero con mucho poder en la vida. Fidelidad no consiste en estar y ya está. Es algo más. Compromiso en todos los sentidos. al 100%. Eso que se ha perdido con los años y solo miramos para nuestro propio bien sin tener en cuenta el daño que podemos hacer a los demás. La fidelidad no se acaba solo con la infidelidad física. Ojo. La infidelidad emocional, aquella que pasa desapercibida, también acaba con ella. ¿Cuáles son tus valores? ¿Los respetas? ¿O solo los aparentas? Esta es la parte con la que yo me quedo de esta lectura y no con la propia historia en sí. Ese es el objetivo del autor, o así lo quiero creer.
Llama la atención el desarrollo de la narración, puesto que no está distribuida por capítulos y de esta manera, las distintas historias se van mezclando entre ellas mostrando un presente continúo en los acontecimientos de cada personaje; y destacando una segunda parte traducida como salto temporal de 10 años después para conocer cuál es la situación de cada uno de ellos tras el malentendido. Personalmente no me ha afectado al seguimiento de la lectura.
Con 269 páginas para leer, es una lectura muy ligera, muy rápida de leer (lo leí en tres días) y con una historia que a mi me atrapo desde el principio.
La parte negativa que destaco de esta novela es el final que me dejo vacía, es decir, la conclusión para alguno de los personajes no me ha dicho nada nuevo que me sorprendiera. Vamos que si no se hubiera comentado nada de ellos, me habría quedado igual. En cuanto a la narrativa, si que me ha parecido que la estructuración de algunas expresiones no era la correcta o esa es la sensación que me ha dejado. Esto no sé si es debido a un error en la traducción del italiano al castellano en el que se ha mezclado la propia estructuración de ambos idiomas o que realmente han querido reflejarlo así.
Aun así, es una novela que me ha dejado con buen sabor de boca de forma general.
Enlace: https://wordinmypocket.blogs..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
LAKY
 31 enero 2020
Carlo y Margherita forman un matrimonio joven y feliz. Ella trabaja en una agencia inmobiliaria, su propia agencia. Él da clases de escritura en la universidad. Es precisamente allí donde ocurre “eso”, “el malentendido”. Carlo fue pillado sobre Sofía –una de las estudiantes- en uno de los baños. Parecer ser que no era lo que parecía: ella se había desvanecido y él le estaba ayudando a recuperarse. Ambos dieron una explicación coherente a lo ocurrido. Pero la duda queda. En los colegas, en los demás estudiantes, en Margherita, incluso en Sofía y Carlo. Porque quizás no pasó nada pero, ¿querían ellos que pasase?
Al mismo tiempo, Margherita ha tenido acceso a un precioso ático en la mejor zona de Milán. Un edificio antiguo, sin ascensor pero un piso amplio y muy luminoso del que se enamora perdidamente. Aunque cuesta más de lo que pueden permitirse con sus ingresos. No obstante, Carlo pertenece a una familia adinerada de la cual podrían recibir ayuda.
La novela no engaña: en todo momento va a hablar de la fidelidad. Y lo hace a través de los hechos, los pensamientos y los sentimientos de dos personas: Carlo y Margherita. La sombra de la infidelidad persigue a Carlo. ¿Cree Margherita su versión? En todo caso, haya o no pasado algo físico, lo cierto es que Carlo se siente atraído por Sofía y no puede evitar pensar continuamente en ella. ¿Es alguien infiel por el sólo hecho de desear serlo? ¿Es más infiel el que cae una vez en la tentación y no vuelve a pensar en lo que ha hecho o en quien está obsesionado con otra persona aunque nunca llegue a hacer nada físico con él? ¿Dónde reside la infidelidad, en el cuerpo, en la cabeza o en el corazón?
La novela plantea cómo abordan el tema los dos miembros de la pareja e incluso la tercera en discordia, Sofía. Partimos de un matrimonio bien avenido. Carlo y Margherita se quieren y tienen una vida personal y sexual plena. ¿Por qué, entonces, Carlo se plantea la posibilidad de ser infiel y, quizás, de perder la buena vida que tiene? ¿Y Margherita? ¿ella tiene también tentaciones de ser infiel a Carlo?
Fidelidad” es una novela profundamente intimista que ahonda en los sentimientos y pensamientos de los dos protagonistas. No lo hace, sin embargo, acudiendo al narrador en primera persona –creo que lo lógico en una novela como ésta es que ambos, Carlo y Margherita, hubieran sido los narradores-. No, es un narrador omnisciente quien nos va a contar lo que hace, piensa y siente cada miembro de la pareja. Por eso, quizás, no he llegado a conectar del todo con ninguno de los dos. Me explico: el autor disecciona muy bien la psique de ambos, somos partícipes de sus dudas, sentimientos y pensamientos. Sabemos por qué actúan así, conocemos sus anhelos, sus dudas, sus miedos… Sin embargo, yo no he llegado a entenderles del todo. Probablemente no sea culpa de la narración sino de mi misma; no admito ni entiendo la infidelidad conyugal, aún menos en un matrimonio bien avenido como el protagonista. Puedo entender ciertos ramalazos, ciertas ideas que se pasen fugazmente por la cabeza pero así, como les pasa a Carlo y Margherita, no lo llego a comprender del todo. Por eso, me he sentido un poco fría hacia ambos. No he llegado a conectar con ninguno de los dos.
Al final el libro me ha dejado un buen sabor de boca pero he de reconocer que al principio se me hizo un poco arduo. Primero, porque soy más de otro tipo de novelas y a las intimistas me acerco con cuentagotas. Pero, sobre todo, porque la estructura narrativa se me ha hecho un tanto pesada. No hay capítulos, ni siquiera (apenas) separación entre escenas. Hay dos grandes partes en la novela: una que sucede cuando ocurrió “el malentendido”, siendo Carlo y Margherita casi recién casados. La otra diez años después, cuando su vida ha cambiado bastante. Entre medias, nada, ningún capítulo y sólo de vez en cuando una pequeña línea de separación entre escena y escena. A mí me gusta la división en capítulos, mejor aún si son cortos. Entiendo que da mucha agilidad a la narración y, al menos a mí, me incita a leer: si son cortos, al acabar uno muchas veces decido leer el siguiente, y luego el siguiente… y termino el libro sin darme cuenta. Si no hay capítulos, como no hay un lugar concreto donde parar de leer, pues paro en cualquier sitio y más a menudo de lo que haría en el otro caso. Obviamente, éste es un gusto absolutamente personal; cada uno tiene sus manías y gustos lectores.
Conclusión final
Fidelidad” es una novela de carácter intimista que nos explica cómo reaccionan los dos miembros de una pareja ante la tentación de ser infieles.

Enlace: https://librosquehayqueleer-..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         21
edicionilustrada
 06 abril 2020
Es una lectura que me sorprendió gratamente de manera positiva, sobre todo por dos puntos principales. Uno: cómo el autor se adentra en las emociones y los sentimientos de los personajes. Dos: por la ambientación.
Conocemos a Marguerita y Carlo, protagonistas principales, porque aunque es una novela coral la pareja son los que llevan el mayor peso de esta historia. El autor nos involucra en las vidas de estos personajes centrándose en el tema de la fidelidad en la pareja, como el título de la obra indica, y nos hace partícipes de los diferentes puntos de vista ante ella, cómo afecta en la relación a lo largo de los años, cómo la enfrentan y sus reflexiones sobre esta tentación.

Para mí lo mejor de esta lectura es cómoel autor se adentra en las emociones y los sentimientos de los personajes. Bajo mi punto de vista los ha dotado de mucha profundidad y los ha perfilado de manera excelente. No nos cuenta una historia para que seamos meros espectadores y los juzguemos, sino que es capaz de adentrarnos en los protagonistas y nos hace reflexionar junto a cada de ellos. ¡Fascinante!

Otro punto positivo, tal y como comentaba al principio, es la ambientación. La mayoría de la trama se desarrolla en Milano y me ha fascinado el estilo casi cinematográfico del autor que hace que vivas la ciudad como si estuvieras allí. Y lo que más me ha gustado es que lo consigue sin extenderse en las descripciones ni hacerlas pesada. Todo lo contrario, tiene una prosa de fácil lectura.
Me ha sorprendido la pluma y la forma de narrar del autor, y fijaros que al principio el tema de como estaba escrito parecía que me iba a entorpecer la lectura (este libro no tiene separación entre capítulos, sino que es unanarración continua enlazando un tema con otro). Aunque es verdad que esos cambios de escena y personajes en algún momento me pereció brusco, pero eso no hizo que me perdiera en la lectura. al final ha conseguido engancharme, creo que era el objetivo del autor al elegir ese tipo de narración, y conmigo lo ha conseguido. Y no es porque sea una historia super trepidante pero sí es intensa y no baja el ritmo en ningún momento.

Es una lectura que os recomiendo sin dudarlo, por cómo está escrito, por los personajes, por la ambientación y por la reflexión a la que nos invita.
A mí me hizo recordar una famosa frase de Óscar Wilde que comienza diciendo: «La única manera de librarse de la tentación es ceder ante ella...» y para mí es una excelente lectura para reflexionar junto a los personajes sobre ello. Sin duda, seguiré la pista a las obras del autor.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Blog_La_Copela
 19 marzo 2020
Un episodio turbio y reciente en la vida de Carlo tiene su eco en la mente de Marghherita en forma de duda. Ella no puede dejar de pensar si realmente pasó lo que Carlo niega que pasara o sencillamente todo es fruto de su miedo a que sucediera.
Ellos conforman el matrimonio y epicentro sobre el que pivotan el resto de personajes. Pero no están solos, al igual que no lo estamos ninguno de nosotros. Nuestras decisiones, nuestras indecisiones y hasta las cosas que imaginamos pero nunca llegan a suceder tienen su efecto en el resto del reparto. Marco Missiroli quiere contarnos la historia desde todas las perspectivas.
"La cafeterías se había convertido en una bodega y ella en una mujer celosa pero con sentido común, era extraño revisar el pasado y encontrarlo correcto. Si se había convertido en eso, si se habían convertido en eso, todo había tenido un significado."
Si os cuento en detalle con cuántos personajes os vais a encontrar en esta historia y os describo su papel, no haré más que desmontar poco a poco la trama que el autor se esfuerza en presentar de forma paulatina. Os corresponde a vosotros, lectores, ir desenvolviendo a cada uno de ellos como si fueran pequeños regalos, tal y como lo hace el autor.
Pero sí os puedo decir que la construcción, tanto de los protagonistas como de los secundarios, es un alarde de realismo literario y que son sólidos hasta ser casi tangibles. Sus miedos, sus inseguridades y sus decisiones titubeantes no son más que un reflejo de las nuestras y Fidelidad nos presenta, de esta forma, un espejo en el que mirarnos... si es que realmente queremos mirar.
Missiroli tiene un estilo instrospectivo, calmado, que invita a una lectura pausada y tranquila en apariencia, pero que deja un poso en el lector. La aparente cotidianidad estática no es más que una ilusión. El avance del presente que se transforma en pasado a golpe de segundero es la pesadilla silenciosa de cada uno de nosotros. Y lo es también de cada uno de los personajes.
Las preguntas nunca formuladas sobre lo que querríamos haber hecho y no hicimos, así como el reto invisible que nos ponemos a nosotros mismos cuando queremos saber si seremos "capaces de", persiguen a los personajes de Fidelidad. Y, en realidad, no es más que lo que nos persigue a todos. Una reflexión no solo sobre la lealtad hacia los demás, sino hacia nosotros mismos y nuestros anhelos más ocultos.
"Con él había intuido que la infidelidad podía significar fidelidad hacia sí misma."
El estilo de Missiroli es muy cinematográfico. Pasea con su cámara de un personaje a otro y lo persigue hasta que alguien más desvía su atención y entonces pasa a perseguir a este otro, hasta que otro integrante del reparto se cruza en su camino haciendo que de nuevo se desvíe en su trayectoria.
He experimentado muchos sentimientos a lo largo de la lectura de Fidelidad. Si bien al principio me costó un poco meterme de lleno en la historia y he echado de menos capítulos más cortos, muy pronto me vi arrastrada por Carlo, Margherita y todo lo que les rodea. El título de la obra de Missiroli no podría estar mejor elegido. Y creo que es muy probable que cada lector le otorgue un significado diferente.
Si tuviera que destacar un aspecto negativo, sería que el estilo de Marco en ocasiones me ha confundido. La narración, a pesar de ser calmada y detallista, se desarrolla casi sin interrupción, pasando de un personaje a otro apenas a golpe de punto y a parte. Muy pronto me di cuenta de que Fidelidad iba a ser una lectura de las que dejan huella. Altamente psicológica y con pinceladas de filosofía doméstica.
Es una novela para ser degustada y no devorada con voracidad. Es una historia que pide a gritos ser leída con sosiego. Quiere ser pensada y quiere ser sentida. Porque en Fidelidad no vas a encontrar solo a Marco o a Margherita. En Fidelidad corres el riesgo de encontrarte a ti mismo.
Marco Missiroli es un autor de Rimini que ganó el Premio Campiello con Senza coda, su debut en la novela. En 2015 ganaría, con Actos obscenos en lugar privado, el Premio Super Mondello. Y eso fue después de haber publicado Il buio addosso (2007), Bianco (2009) y El destino del elefante (2012). Colabora habitualmente con el Corriere della Sera y ha logrado que sus libros se lean en todo el mundo. Fidelidad le ha valido el reconocimiento internacional con su publicación en más de 25 países y la adaptación por parte de Netflix.
Enlace: http://lacopela.blogspot.com..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Ibeas
 05 febrero 2020
Para ser realistas, estamos ante una novela muy intimista basada en los detalles como columna vertebral de la historia y narrada desde la lejana mirada de un tercero que no se hace ver en el relato en ningún momento pero que parece saber todo lo que se cuece dentro.
Nos habla de un malentendido en toda regla, nuestros protagonistas, son una pareja de casados que se quieren y lo tienen todo. Pero por algo que pasó en el pasado no saben si pueden confiar plenamente el uno en el otro.
Carlo, el marido, fue sorprendido con una de sus alumnas en brazos. Hubo miles de interpretaciones pero él mantenía su cabeza fría, estaba tranquilo y aseguraba que no había pasado nada raro, y todo parecía tener una explicación coherente pero...siempre quedan las dudas. El libro te deja ver muy bien cuáles son los sentimientos de todos y te hace sentirte cómplice en muchas escenas y pensar...¿Vosotros que haríais si vuestra pareja, os es fiel, pero no para de fantasear con otra persona? Nunca han hecho nada, y probablemente no suceda, pero sabes que la desea. ¿Crees que eso es otro tipo de infidelidad? ¿Dejarías una relación por eso? Es una novela con una profundidad única y mucho trasfondo. Para leer con calma, sin ninguna prisa y con la mente muy abierta, por que no te va a dejar indiferente. Es muy bueno. Me ha encantado y el final insuperable.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00

Las críticas de la prensa (1)
ElPais19 febrero 2020
En 'Fidelidad', que Netflix convertirá en serie, Marco Missiroli describe la felicidad conyugal.
Leer la crítica en el sitio web: ElPais
Citas y frases (9) Ver más Añadir cita
OLGA_WIMPOLGA_WIMP29 febrero 2020
Lo único que le importaba a Carlo era el teléfono en el bolsillo y el tiempo que iba transcurriendo. Llegaría puntual a la cita, le diría a su mujer que quería estar solo, pasear, no era la primera vez que lo hacía al salir de casa de sus padres. Mientras dejaba que le llenaran el plato de arroz, mientras brindaban por los próximos cien años de Loretta Pentecoste, la idea de Sofia le provocaba una aguda presión en el esternón. Si hubiera renunciado a ella, si le hubiera escrito que no podían verse porque de repente le había surgido un imprevisto, si hubiera borrado su número de la agenda, si la hubiera imaginado en Rímini para siempre, si hubiera limitado el cosquilleo al frenillo y la taquicardia al cuello, si hubiese encauzado esas energías hacia su mujer, follándosela salvajemente como solo ellos sabían hacer, yendo al cine o a cenar fuera, legitimando sus proyectos de familia, quizá un hijo, sí, un hijo desde luego, si hubiese hecho todo eso. La verdad era que había comprendido hasta qué punto transmigraba el impulso erótico: era de un cuantitativo exacto, dárselo a una significaba quitárselo a la otra, dárselo a las dos significaba una parte para cada una.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         00
OLGA_WIMPOLGA_WIMP29 febrero 2020
Carlo le había dicho en una ocasión que los puntos suspensivos son una debilidad: los escritores los usan cuando vacilan en la página. Luego había leído Travesuras de la niña mala y se había dado cuenta de que los puntos suspensivos significaban otra cosa. Las almas de Vargas Llosa los usan como preludio de las revoluciones. Tres puntitos para una alianza amorosa. Tres puntitos para una revuelta política. Tres puntitos para seducir al otro.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         10
Rosa_HalcombeRosa_Halcombe27 enero 2020
Si te la hubieras follado, te la habrías quitado de en medio. O me habrías quitado de en medio a mí. O yo te habría quitado de en medio a ti. Pero no recibirías mensajes que te sobresaltan mientras estás con tu mujer en su cama de cuando era joven viendo "Una jornada particular".
Comentar  Me gusta         10
Rosa_HalcombeRosa_Halcombe27 enero 2020
Si de verdad Carlo no había tenido a Sofía, si de verdad él no había agotado el deseo de poseer a aquella mujer, si aquella mujer no había agotado el deseo de poseer a Carlo, entonces Sofia Casadei era un tiempo presente. Porque había algo que ella sabía: su propia consumación había sido desear a Andrea y tenerlo, para después no desearlo más.
Comentar  Me gusta         00
SaritaSarita16 marzo 2020
Eso era él, detenerse el momento antes, disfrutar con la imaginación, lamer el ajuste de cuentas y refugiarse enseguida en la intimidad familiar.
Comentar  Me gusta         10
Video de Marco Missiroli (1) Ver másAñadir vídeo
Vidéo de Marco Missiroli
Marco Missiroli envía un saludo a nuestros lectores y nos presenta 'Fidelidad', la novela más tentadora del año.
Un fenómeno internacional. «Poderosa, delicada y exquisita.» Claudio Magris.
A la venta el 27 de enero en todas nuestras librerías y en tienda online: http://bit.ly/2tDKh2G
otros libros clasificados: novela intimistaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro

Otros libros de Marco Missiroli (1)Ver más




Test Ver más

Completa el título de la novela

La guerra del fin...

del mundo
de los tiempos
del universo

10 preguntas
39 lectores participarón
Crear un test sobre este libro
{* *}