InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : B071P7CR29
Editorial: No reconocida (22/05/2017)

Calificación promedio : 4.25/5 (sobre 4 calificaciones)
Resumen:
La nueva novela de José Vicente Alfaro, autor de «La esperanza del Tíbet» y «Bajo el cielo de los celtas». Un nuevo tiempo al que viajar, una nueva cultura por descubrir, y una nueva oportunidad para dejarse atrapar por la lectura.Extractos de algunas reseñas literarias publicadas-Cada vez que te leo:?El autor, fiel a su estilo, vuelve a deleitarnos con una novela didáctica a la vez que entretenida, combinando ficción e historia de una forma inteligente y eficaz.?-U... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (4) Añadir una crítica
Inquilinas_Netherfield
 04 abril 2018
Este es el tercer libro que reseño de José Vicente Alfaro en el blog, así que huelga decir lo mucho que me gusta cómo escribe y sobre lo que escribe, las historias que cuenta, dónde nos lleva con sus libros (en el tiempo y el espacio)... Por eso, cuando supe que este autor sacaba nuevo libro, me apunté sin dudarlo a la LC organizada por Laky y que se está llevando a cabo durante todo el verano. En este caso nos traslada a la India del siglo V d.C., donde varias subtramas (dos de ellas en la capital del imperio gupta, Pataliputra, y otra en el reino de los sakas) acaban confluyendo en mayor o menor medida en la trama predominante. Os adelanto que me ha gustado mucho, como siempre, y que he vuelto a devorar el libro... como siempre.
La historia comienza con Kumaragupta, rey de reyes del imperio hindú, quien debe lidiar con varios frentes en la corte del imperio gupta: por un lado se enfrenta a la envidia de su propio hermano, quien por nacimiento debería haber sido emperador en su lugar, y por el otro al rencor que su primera esposa, Dattadevi, le guarda tras haber tomado una segunda esposa y haberla repudiado. Además sufre pesadillas constantes por culpa de crueles actos cometidos en su etapa como general, y siente que su religión hindú no es suficiente para apaciguar la culpa y enmendar su conciencia; por ello busca en las enseñanzas del budismo una paz que le enfrenta contra el sacerdote real, su principal consejero, quien piensa que se está debilitando de cara a sus enemigos y ante su pueblo.
Por otro lado, dos hermanos, Madhuk y Sarasvati, de apenas trece y once años, llegan a Pataliputra con una misión que no conoceremos hasta el final de la historia. Mientras consiguen los medios para llevarla a cabo, deben sobrevivir en la capital del imperio gupta, y sus destinos se separan temporalmente: Madhuk acaba en casa de un matrimonio formado por Bindusar y Harshali, pertenecientes a la casta brahmán, la más importante de la sociedad hindú; Sarasvati, por su parte, encuentra su camino en el prestigoso burdel de la kuttani Madunisha, quien trata a todas sus chicas como hijas. A pesar de la distancia física, ambos no pierden jamás de vista el motivo que les ha llevado hasta la ciudad.
Por último, abandonamos Pataliputra para irnos al reino de los sakas, donde las montañas acogen a varias aldeas alejadas de las doctrinas hindúes. Hasta aquella zona viaja el ejército del emperador para capturar una facción rebelde del ejército saka que se esconde en el bosque. Las tribus indígenas se mantienen neutrales, no quieren saber nada de unos ni de otros, pero el ejército imperial no admite un no por respuesta.
Una vez más hay que quitarse el sombrero ante este autor por la labor de documentación que hace sobre cada cultura que protagoniza sus novelas, y por cómo se esfuerza en transmitirla usando como vehículo motor la historia en sí misma pero sin dar clases universitarias ni entorpecer la trama. En El laberinto del hindú utiliza un método similar al que ya usó en El llanto de la isla de Pascua: si en aquella era un padre el que le transmitía toda esa información a una hija ávida por conocer la historia de su pueblo, en esta es un padre que educa a su hijo adoptivo en una cultura y una religión que apenas conoce. Y así, a través de las enseñanzas que Bindusar inculca en Madhuk, nos adentramos en los principios que regían la sociedad hindú (las cuatro grandes clases o castas sociales, las cuatro etapas de la vida del individuo...), al tiempo que se despliegan como en un mapa las muchas y diversas doctrinas religiosas que coexistían en aquella época.
José Vicente tiene una manera muy natural de narrar las cosas, no solo en la forma, la prosa, sino en el fondo. Es algo además muy habitual en su obra: siempre transmite los hechos y las circunstancias, no las juzga, algo muy importante cuando se intentan describir e ilustrar las singularidades inherentes a culturas que nos pueden resultar muy ajenas en muchas cosas. Eso hace que el lector también las asimile como lo que son, lo que eran, sin juzgarlas tampoco. Por eso, por poner un ejemplo, asumimos como normal la vida que le toca vivir a Sarasvati en el burdel, al igual que no juzgamos los actos que lleva a cabo a lo largo de toda la novela: está todo narrado de tal manera que no piensas en la edad que realmente tiene este personaje, cuando lo cierto es que si lo hicieras, lo normal sería que te incomodase. Cierto es que el ambiente en el burdel es un ambiente extremadamente amable dadas las circunstancias (no sé hasta qué punto realista), y que Sarasvati se nos ofrece como un personaje mucho más maduro de lo que le corresponde por edad, pero como diría aquel, lo que es, es, y Sarasvati es una niña durante toda la historia, por muy amable que se nos cuente su devenir en la trama (muy curioso, dicho sea de paso, el método que tienen en el burdel para adjudicar cada cliente a cada una de las prostitutas).
Realmente hay muchos grises en los personajes: personas buenas que toman decisiones obligadas por la sociedad y la religión que en otras circunstancias no tomarían; personas buenas a los que la vida y los cruentos actos de otros les han llevado por un torcido camino que se ha convertido en su razón de existir; personas no tan buenas que un día se vieron doblegadas por el peso de la culpa y desde entonces intentan cambiar su karma tomando decisiones más moderadas y practicando el perdón... En la historia confluyen personajes reales con otros salidos de la mente del autor, pero casi todos, con honrosas excepciones, se mueven en esa fina línea que separa el bien y el mal tan inherente al ser humano.
En cuanto al desarrollo de la trama, debo admitir que en todo momento he sido consciente de que se me estaba birlando información en lo que respecta a la historia de los dos hermanos, que no me lo estaban contando todo y que, de lo que me contaban, algunas cosas me las tenía que tomar con "sal y pimienta"... sabía que el narrador omnisciente me estaba contando una realidad parcial (o que el día a día de los hermanos no era siempre tal y como me lo contaban... no sé cómo explicarlo), así que algunas de las cosas las veía venir o las he anticipado antes de que el narrador se decidiese a contarlas tal cual eran realmente. No es algo que haya influido en mi valoración de la lectura, porque de hecho creo que es consecuente con ella: si nos dejan caer de vez en cuando que su plan o misión va avanzando, pero el narrador, durante el 90% de las páginas, nos cuenta su vida como si ese plan o misión no existiese a efectos de planificación y ejecución, algo está ocultando el narrador cuando nos está desglosando el día a día de Madhuk y Sarasvati. Me explico muy mal pero espero que se me entienda.
El caso es que, una vez más, he devorado un libro de José Vicente Alfaro. Literalmente. El periodo gupta en el que está ambientada la historia está considerado como la época dorada de la India, y el autor, más allá de la trama, nos trae pedazos de todo aquello que otorgó grandeza a este periodo: las matemáticas, la astronomía, la farmacopea, la poesía, sus epopeyas, la literatura en sánscrito... Es casi imposible no aprender cosas mientras se leen sus libros porque las absorbes casi sin darte cuenta, al tiempo que la narración te engancha para no soltarte hasta el final.
Podría decir lo que digo siempre, que a ver dónde nos lleva la próxima vez, pero como para eso imagino que habrá que esperar un poco, sigo teniendo El último anasazi esperando en la estantería... ergo, volveré pronto con otra aventura del autor :)
Enlace: https://inquilinasnetherfiel..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Bajolapieldeunlector
 19 abril 2018
El laberinto del hindú" nos acerca a la dinastía Gupta que estuvo vigente durante parte del siglo IV y VI d.C en la India, uno de los mayores imperios de la historia de este país. A su emperador Kumaragupta aún le persiguen los "fantasmas" de las guerras y barbaries que cometió años atrás, aunque actualmente centra sus actividades en fomentar la riqueza cultural y mantener la estabilidad entre sus gentes. Demuestra ser un hombre abierto de mente, capaz de adaptarse a las nuevas doctrinas como el budismo, cuando la religión vigente era el hinduismo, y a rechazar cualquier tipo de enfrentamiento, con otros pueblos, que solo llevarían a una guerra innecesaria.
En ese mismo contexto y en la misma ciudad donde vive el emperador conocemos a Madhuk y Sarasvati, dos niños, dos hermanos que llegan a la ciudad sin pertenencias y dinero con el que poder subsistir. Su comienzo en la capital les resultará complicado, tendrán que mendigar y desplegar sus dotes artísticas en la plaza de la ciudad para poder conseguir algo de dinero que, al menos, les garantice una comida al día. Pero muestran una fuerza y persistencia que solo entenderemos cuando conozcamos qué objetivo les ha llevado hasta allí. de los dos el que correrá mejor suerte será Madhuk, mientras que ella tendrá que trabajar en un oficio que no debería de llevarlo a cabo ningún niño.
Y otro de los contextos que también se nos muestra es la selva en la que viven los Sakas, tribus que se alejan de la civilización con el único objetivo de vivir libre y pacíficamente. En sus poblados no existía el sistema de castas, todos eran iguales y nadie estaba por encima de nadie. Me ha impresionado que hoy en día sigan existiendo unos 100 millones de personas en estas tribus indígenas que se alejan de la sociedad moderna.
La parte en la que conocemos el día a día del emperador es algo más lenta que la de los dos hermanos, quizás porque toca temas sobre guerra y política. Y al principio puede resultar algo compleja a la hora de memorizar los nombres de todo (más si sois un desastre como yo con los nombres), pero en poco tiempo nos adaptamos a ello. Por el contrario, las aventuras y vivencias de los dos hermanos es una trama muy dinámica, pasan por situaciones bastantes complicadas y sufrimos porque no dejan de ser unos niños que están desamparados.
Aparentemente puede parecer una trama compleja, pero José Vicente tiene el don de acercarnos a esta cultura tan compleja de una forma asequible y muy entretenida. A través de una amplia variedad de personajes su autor nos muestra cómo la diversidad de castas determinaban las diferencias tan fuertes de estatus dentro de su sociedad, lo complejo que era cambiar esa situación y cómo la mayoría de las personas de la época llevaban una vida marcada por el miedo a manchar su karma y seguir arrastrando desgracias años y años.
Nos descubre las costumbres de este periodo a través de las relaciones entre los diferentes personajes, haciendo referencias a la cultura, la religión o cómo se organizaba la sociedad. Cómo funcionaba desde dentro el palacio del emperador (cargos políticos, harén, astrólogo...), los objetivos que perseguía su emperador y los intereses que tenían los que le rodeaban.
Las diferentes historias de sus protagonistas hacen que esta novela sea algo más que un libro sobre historia, aparecen otros ingredientes como la venganza, la familia, los intereses e incluso el amor, además su autor le añade un punto de misterio bastante interesante. Sus personajes tienen mucho encanto ( especialmente los dos hermanos), pues los hay de todo tipo de estatus, oficios y además crean entre ellos tramas interconectadas que captarán nuestra atención.
"El laberinto del hindú" es una novela histórica de contrastes entre sus personajes, que se nutre de otros ingredientes mucho más dinámicos que hacen que su lectura sea muy entretenida, acercándonos a una cultura que normalmente nos suele resultar desconocida. Nos invita a descubrir la riqueza de sus colores y costumbres; nos enseña como ya en el siglo V eran una civilización absolutamente avanzada en muchos ámbitos, aunque también impresiona conocer otras prácticas como el satí que aún hoy día muchas viudas siguen llevando a cabo. Una delicia de lectura aunque no seáis asiduos, como yo, al género.

Enlace: https://bajolapieldeunlector..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
LEMB
 10 junio 2018
Si me piden resumir esta completa historia en pocas palabras creo que diría que estamos frente a una aventura en la que participan varios personajes y en la que cada uno tiene su papel importante en el devenir de los hechos y en el final de los mismos.
Por otro lado, la novela es mucho más, es una manera de adentrarnos en una sociedad más avanzada que la nuestra en esa época, con una mezcla de tradiciones y creencias religiosas muy patente en sus costumbres, muchas de las cuales han llegado hasta nuestros días. La tradición hindú y la budista llenan las páginas de la novela, con explicaciones sencillas y cercanas que te hacen adentrarte en este mundo tan ajeno para muchos. Hay más tras el sistema de castas de lo que podemos llegar a pensar. A veces te sientes como el alumno al que su maestro le muestra el camino para aprender y crecer. Precisamente esta mezcla de tradiciones junto con la trama de ficción es lo mejor de la historia.
Aventuras, personajes y realidad son los ingredientes que nos trae esta novela coral, atractiva en su forma y su contenido. Muy bien escrita y muy bien contada, esa es la sensación que se me queda tras su lectura.
Al principio los nombres pueden dificultar el entendimiento pero poco a pocos los vamos haciendo nuestros y la lectura es más fluida. Es verdad que lo primero que encontramos es un glosario de personajes por si tuviéramos que consultar quién es quién en algún momento, aunque no hay que asustarse, ya que en realidad no son tantos y es fácil encajar todas las piezas en su contexto.
Creo que el autor, envuelto en un aura de enseñanza nos presenta las debilidades humanas, cuestiona como cualquier estudiante o maestro la base del hinduismo y del budismo pero siempre dentro del contexto histórico en el que se sitúa la acción. Los personajes nos traen las verdades y mentiras de un sociedad, los miedos y deseos del ser humano y en parte la dualidad de las personas. No hay buenos totalmente buenos ni malos totalmente malos.
Me quedo con los personajes femeninos, con su fuerza y su manera de enfrentarse a su destino, a pesar de que el peso de la historia lo llevan los personajes masculinos. Creo que ellos representan mejor la lucha que se daba en ese momento entre la tradición y los nuevos aires, entre el deber y el querer; representan el honor, la fuerza espiritual, las dudas, los más bajos instintos y, realmente, el cambio.
Ellas están más determinadas, como más definidas dentro de las circunstancias de cada una: la niña perdida pero de fuertes convicciones y firmeza en sus actos, la mujer del maestro apegada a sus tradiciones y triste por sus deseos, la primera mujer del emperador, como la sombra de lo que tuvo y perdió, la segunda mujer del emperador, enamorada de su destino, la esclava enana que sabe dónde está y lo que es, la princesa que sufre su condición de nacimiento, la dueña del burdel que es buena con las mujeres que trabajan para ella pero en el fondo las usa, la mujer del enterrador que sabe cuál es su posición al pertenecer a la casta más baja de todas, la otra prostituta que anhela una vida mejor en el harén del emperador, la madre de los niños que es libre y madre dentro de una de las tribus consideradas salvajes...
Perfecta lectura de ficción histórica ambientada en un momento real con personajes reales y momentos reales. Lo que todo lector pide para este tipo de novelas. Tengo otra novela de este autor sin leer y ahora sabiendo que me gusta su manera de construir las historias no dudaré en leerla.
#ElKarma #LoQueHacemosTieneConsecuencias
#Perdón #Dolor #Hermanos #Familia
#Recuerdos #Reino #Poder #Intriga
#Historia #LaIndia
Enlace: https://millibrosenmibibliot..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Anuca
 13 octubre 2018
No leía nada de José Vicente Alfaro desde La esperanza del Tíbet y lo cierto es que ha sido todo un placer reencontrarme con él.
Tiene la destreza de sumergirme en distintas culturas, instruyéndome sutilmente mientras me enreda en una trama aparentemente tranquila pero, especialmente en este caso, llena de giros y sorpresas. En esta historia no hay clemencia y en eso radica su dureza y su verosimilitud.
Si no te gustan las lecturas con un punto de lectura histórica, olvídate de este título; pero si eres un apasionado/a de la India con inquietudes por conocer más y mejor el hinduismo, dale una oportunidad y piérdete en este laberinto.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: indiaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro





Test Ver más

Literatura española

¿Quién es el autor/la autora de Episodios Nacionales?

Emilia Pardo Bazán
Benito Perez Galdós
Rosalía De Castro
Gustavo Adolfo Bécquer

5 preguntas
49 lectores participarón
Thèmes : literatura españolaCrear un test sobre este libro
{* *}