InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Las mejores frases de Las ciudades invisibles (13)

Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
-El infierno de los vivos no es algo por venir; hay uno, el que ya existe aquí, el infierno que habitamos todos los días, que formamos estando juntos. Hay dos maneras de no sufrirlo. La primera es fácil: aceptar el infierno y volverse parte de él hasta el punto de dejar de verlo. La segunda es arriesgada y exige atención y aprendizaje continuos: buscar y saber reconocer quién y qué, en medio del infierno, no es infierno, y hacer que dure, y dejarle espacio.
Comentar  Me gusta         31
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
-¿Viajas para revivir tu pasado? -Era en ese momento la pregunta del Kan, que podía también formularse así: ¿Viajas para encontrar tu futuro?
Y la respuesta de Marco:
-El otro lado es un espejo en negativo. El viajero reconoce lo poco que es suyo al descubrir lo mucho que no ha tenido y no tendrá.
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
Pensé: "Llega un momento de la vida en que de la gente que uno ha conocido son más los muertos que los vivos. Y la mente se niega a aceptar otras fisonomías, otras expresiones: en todas las caras nuevas que encuentra, imprime los viejos moldes, para cada una encuentra una máscara que se le adapta mejor".
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
[...] Las ciudades para mí no tienen nombre; son lugares son hojjas que separan un pastizal de otro y donde las cabras se espantan en los cruces y se desbandan.
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
[...] ¿Avanzas con la cabeza siempre hacia atrás?; o bien: ¿Lo que ves está siempre a tus espaldas?; o mejor: ¿Tu viaje transcurre solo en el pasado?
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
[...] Ocurre con las ciudades lo que en los sueños: todo lo imaginable puede ser soñado, pero hasta el sueño más inesperado es un acertijo que esconde un deseo, o bien su inversa, un temor. Las ciudades, como los sueños, están construidas de deseos y de temores, aunque el hilo de su discurrir sea secreto, sus normas absurdas, sus perspectivas engañosas, y cada cosa esconda otra.
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
[...] siente envidia de los que ahora creen haber vivido ya una noche igual a esta y haber sido aquella vez felices.
Comentar  Me gusta         30
Juliiann0
Juliiann0 05 junio 2020
[...] los viejos miran pasar a la juventud: el hombre está sentado en fila con ellos. Los deseos ya son recuerdos.
Comentar  Me gusta         30
AvendanoJohn
AvendanoJohn 16 septiembre 2019
En Cloe, gran ciudad, las personas que pasan por las calles no se conocen. Al verse imaginan mil cosas unas de las otras, los encuentros que podrían ocurrir entre ellas, las conversaciones, las sorpresas, las caricias, los mordiscos. Pero nadie saluda a nadie, las miradas se cruzan un segundo y después huyen, buscan otras miradas, no se detienen. (p.65)
Comentar  Me gusta         10
AlinaLectora
AlinaLectora 30 marzo 2019
Todo lo imaginable puede ser soñado, pero hasta el sueño más inesperado es un acertijo que esconde un deseo, o bien su inversa, un temor.
Comentar  Me gusta         10




    Comprar este libro en papel, epub, pdf en

    Amazon ESCasa del libroBookshop ORG

    ¿Te gusta este libro? Babelio te sugiere




    Test Ver más

    ¿Cuánto sabes de LITERATURA FEMINISTA? ¡Adivina la autora!

    "El segundo sexo"

    Nerea Pérez
    Alice Walker
    Simone de Beauvoir
    Nuria Varela

    10 preguntas
    13 lectores participarón
    Thèmes : feminismo , Literatura clásica , Literatura clásicaCrear un test sobre este libro