InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : 8413631726
Editorial: Editorial Circulo Rojo (31/03/2020)

Calificación promedio : 5/5 (sobre 1 calificaciones)
Resumen:
Una historia de amor que acaba de la manera más cruel posible. A partir de entonces, ella empieza una lucha de supervivencia consigo misma viviendo años llenos de frustración, y de preguntas sin respuesta, con sus negros pensamientos e intentos de supervivencia. Además, a través de los recuerdos de su infancia, recupera los esfuerzos de su familia por seguir adelante, la violencia doméstica que sufrió y la dureza que adquirió como consecuencia. Sacando fuerzas de do... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (2) Añadir una crítica
Beatriz_Villarino
 27 julio 2020
Existen muchos tipos de violencia contra la mujer, laboral, económica, institucional, psicológica, física, sexual o simbólica. Todos consiguen relegar a ésta a un segundo plano, alguien que figura pero cuyo pensamiento importa poco, alguien que alegra aunque esté destrozada por dentro, alguien que perdona aunque la ofensa haya sido irreparable, humillante, terrorífica. Cuando la mujer vive con esta actitud es una mujer maltratada, no importa si el daño ha sido físico o moral.
No se puede consentir ninguna conducta de supremacía, no se debe perdonar, no se debe olvidar. Hay que recordarlo todo y evitar cualquier situación que nos lleve de vuelta a lo mismo. Y para evitar eso lo importante, lo primero, es reconocer lo que pasa y lo segundo luchar para que no vuelva a ocurrir, exigiendo una y otra vez el lugar que queremos ocupar en nuestra vida personal y social. Esto es difícil porque, a veces por venganza, a veces por miedo a ser violentadas de nuevo, podemos caer en el error de colocarnos, no en el mismo plano que los demás sino por delante, y continuar así con esta espiral de violencia e injusticia.
Todo lo expuesto hasta aquí es lo que advertimos en el libro, escrito de forma fragmentada, ¿Por qué me juzgas si no me conoces? compuesto por diez partes cuyo eje aparece en la primera, «Mi nombre es Valentina». La autora no se esconde, todo lo contrario, se abre a nosotros con un propósito claro según reza la segunda parte «Escribir, para mí, es liberar la mente». Creo que esta es la clave, Valentina Prisacaru utiliza el poder de la escritura para dejar escapar «las cosas que quería decir, y no las dije en su momento […] pensamientos que nunca pude expresar por miedo al rechazo». Una vez expuesta la finalidad del libro, Prisacaru cuenta su historia en forma de relato testimonial, una situación que, lamentablemente, es bastante usual para la mujer.
La escritura revela una conflictiva constitución de la identidad de la autora, que se convierte en constitución inacabada de la identidad de la mujer.
La clave para entender a Valentina está al comienzo de su historia personal, de su vida, aunque este comienzo esté relatado al final. Por eso despista algo, por eso hay que leer la declaración completa. Una vez se ha presentado nos enteramos, en el capítulo tres, de que «su primer amor» fue posesivo «Él era así, no le gustaba dar explicaciones o justificarse. En cambio, él quería saber todo lo que hacía porque si no se enfadaba». Tan posesivo que creó en ella una situación de total dependencia «y yo alrededor de su mundo, donde estaba atrapada». Lógicamente, cuando alguien se siente atrapada y no puede salir, la voluntad se va minando, así que no resulta raro, al contrario, lo vemos venir, saber que, después de años de convivencia, ella fue estafada y abandonada en la miseria, «Cuando no pudo sacar nada más de mí, y cuando vio que me había quedado sin nada, me dejó porque ya no le aportaba nada». En estos momentos estamos seguros de las consecuencias físicas y psicológicas que repercutirán en la autora tras este hecho, colofón de toda una secuencia de prepotencia y violencia verbal.
Lo raro es descubrir que la protagonista no se rinde, continúa buscando un hombre que quiera compartir con ella su vida y ser felices para siempre. Ahora nos preguntamos ¿por qué «para llegar a un príncipe hay que besar muchas ranas»? No entendemos que debamos enfocar nuestra vida hacia alguien, cuando hemos demostrado que somos capaces de salir adelante con nuestros propios medios. No es necesario pasar una y otra vez por la misma situación hasta encontrar un hombre protector.
La llave para empatizar con la actitud de Valentina está al final del libro, cuando nos habla de su infancia, y encontramos, horrorizados, a un padre que, por causa del alcohol, complejo personal o cualquier otra razón, se comporta con su familia de forma violenta, sádica «Se sentó en la cama con un cable conector en la mano […] Por cada error os golpearé, así que vosotras veréis […] Nos equivocamos mucho, y nos picaba todo el cuerpo, pero gracias a ese miedo pudimos aprenderla (¡la tabla de multiplicar!) de memoria». Un padre cuyo comportamiento y sus consecuencias aún son justificados, «Mi madre fue muy valiente al estar con él después del primer golpe». Un padre al que todo ha sido perdonado, «me acuerdo de él con cariño, y lo echo de menos».
Está claro, la infancia es una época fundamental en el desarrollo de la personalidad. Es difícil extirpar del ser humano el pasado. La necesidad de una familia feliz y protectora, en esa primera etapa, llevará a querer construirla a costa de lo que sea en la madurez.
Por regla general esta actitud es más propia de la mujer, mientras que en el hombre suele darse lo contrario. Es decir, cada sexo intentará repetir lo que vivió en sus primeros años, porque eso es “lo normal”. En cada caso de malos tratos del hombre hacia la mujer, los niños tienen más probabilidades de repetir esa conducta, mientras que las niñas repetirán la de sus madres.
A lo largo de la historia hemos asistido a triunfos de algunas reivindicaciones del sexo femenino, lo que indica que, como seres humanos, no dejamos de evolucionar. de ahí que el escrito de Valentina Prisacaru se convierta en su lucha particular para alcanzar el estado social que todos anhelamos.
Formalmente, es difícil sin embargo calificar este libro, porque el nombre de la protagonista coincide con el de la autora. Habremos de mirar al pasado para entender este texto, quedarnos en la confesión, en las memorias, y construir de manera adecuada la identidad de Valentina. El lector ocupa un lugar de interpretación psicológica «Eres dueña de tu vida. Mandas en tu vida», pues no equipara la biografía a la novela ni asimila a la autora como creadora de una obra literaria. Precisamente a causa de la ambigüedad del texto somos capaces de conseguir que Valentina Prisacaru cobre entidad y su texto tenga sentido. La autora se presenta a la vez como personaje literario y sujeto real para que los lectores podamos hacer un balance del proceso de superación del machismo.
Parece que en algunas zonas, bastantes, la igualdad entre sexos sigue perteneciendo a un estado teórico.
Ya es hora de llevarlo a la práctica en cualquier situación.

Enlace: https://elblogaurisecular.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
soleyaragones
 16 septiembre 2020
Se trata de un libro muy cortito que llega a las 100 páginas. La pluma de la autora junto a sus vivencias y la corta extensión del libro, harán que lo devores en poco tiempo.
Sinceramente, es un libro muy emotivo: tiene partes dolorosas y tristes como la vida misma pero también partes positivas y alegres.
Es una biografía de la autora, y como tal, ella nos cuenta su experiencia y por lo que pasó en su vida, sobre todo en su primera relación, que no fue nada buena.
Este libro cuenta con una historia real que nos pone los pelos de punta. La autora pasa por momentos muy difíciles y duros. Pero sigue adelante y "su yo del presente" mira con otros ojos la situación por la que pasó "su yo del pasado". Es fuerte y seguirá adelante como puede mostrándonos el lado positivo de la vida, que nada está perdido (salvo los momentos que no se pueden recuperar como la muerte). Todo lo demás, como ella bien dice, son piedrecitas en el camino que hay que apartar. Y seguir caminando.
Es un libro que considero de autoayuda y muy motivador. Personas que están pasando malos momentos y sobre todo relaciones tóxicas con su pareja, les vendría muy bien leer este libro que sin duda ayuda a ver las cosas con otros ojos. Hay muchas frases motivadoras de la autora que son muy ciertas. Y la he podido comprender en todo (también en la parte de la perrita. Decirle que no es nada tonta dedicarle unas líneas a nuestro amigo peludo, ellos son un gran apoyo para nosotros). He sentido mucha conexión con la autora y he pasado los momentos que ha vivido, leyendo junto a ella y comprendiendo todo a la perfección. He de reconocer que sentí pena, pero como ella dice al final del libro, no hay que sentir pena. Pero me afecta que pasen situaciones así, que otras personas te pisoteen porque sí. Quizás esto es lo que hace que cambiemos y nos hagamos más fuertes.
Felicito a la autora por esta biografía que ha escrito. No debe ser nada fácil escribir sobre estas experiencias y "desnudarte" frente al mundo, que todo el mundo conozca tus secretos. Debe ser muy difícil y para mí es de valientes. Yo también me considero una persona reservada (en cuanto a mi vida privada, no a los libros jajaja) y os digo que no podría escribir un libro así.
Tanto si pasáis por malos momentos o no, os recomiendo que leáis su historia.
"Una autobiografía que llega al corazón, llena de enseñanzas y vida."
Enlace: http://soleyaragones.blogspo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: literatura europeaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




Test Ver más

Familias en la literatura

"Hoy ha muerto mamá. O quizá ayer. No lo sé. Recibí un telegrama del asilo" ¿El personaje de qué libro está hablando?

Dr. Castel, de La Peste
Meursault, de El extranjero
Javier, de Cambio de piel

14 preguntas
18 lectores participarón
Thèmes : novela , familiaCrear un test sobre este libro
{* *}