InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Las mejores frases de El Aleph (17)

Tandisquemoiquatrenuits
Tandisquemoiquatrenuits 05 noviembre 2021
En la parte inferior del escalón, hacia la derecha, vi una pequeña esfera tornasolada, de casi intolerable fulgor. Al principio la creí giratoria; luego comprendí que ese movimiento era una ilusión producida por los vertiginosos espectáculos que encerraba. El diámetro del Aleph sería de dos o tres centímetros, pero el espacio cósmico estaba ahí, sin disminución de tamaño. Cada cosa (la luna del espejo, digamos) era infinitas cosas, porque yo claramente la veía desde todos los puntos del universo. Vi el populoso mar, vi el alba y la tarde, vi las muchedumbres de América, vi una plateada telaraña en el centro de una negra pirámide, vi un laberinto roto (era Londres), vi interminables ojos inmediatos escrutándose en mí como en un espejo, vi todos los espejos del planeta y ninguno me reflejó, vi en un traspatio de la calle Soler las mismas baldosas que hace treinta años vi en el zaguán de una casa en Frey Bentos, vi racimos, nieve, tabaco, vetas de metal, vapor de agua, vi convexos desiertos ecuatoriales y cada uno de sus granos de arena, vi en Inverness a una mujer que no olvidaré, vi la violenta cabellera, el altivo cuerpo, vi un cáncer de pecho, vi un círculo de tierra seca en una vereda, donde antes hubo un árbol, vi una quinta de Adrogué, un ejemplar de la primera versión inglesa de Plinio, la de Philemont Holland, vi a un tiempo cada letra de cada página (de chico yo solía maravillarme de que las letras de un volumen cerrado no se mezclaran y perdieran en el decurso de la noche), vi la noche y el día contemporáneo, vi un poniente en Querétaro que parecía reflejar el color de una rosa en Bengala, vi mi dormitorio sin nadie, vi en un gabinete de Alkmaar un globo terráqueo entre dos espejos que lo multiplicaban sin fin, vi caballos de crin arremolinada, en una playa del Mar Caspio en el alba, vi la delicada osadura de una mano, vi a los sobrevivientes de una batalla, enviando tarjetas postales, vi en un escaparate de Mirzapur una baraja española, vi las sombras oblicuas de unos helechos en el suelo de un invernáculo, vi tigres, émbolos, bisontes, marejadas y ejércitos, vi todas las hormigas que hay en la tierra, vi un astrolabio persa, vi en un cajón del escritorio (y la letra me hizo temblar) cartas obscenas, increíbles, precisas, que Beatriz había dirigido a Carlos Argentino, vi un adorado monumento en la Chacarita, vi la reliquia atroz de lo que deliciosamente había sido Beatriz Viterbo, vi la circulación de mi propia sangre, vi el engranaje del amor y la modificación de la muerte, vi el Aleph, desde todos los puntos, vi en el Aleph la tierra, vi mi cara y mis vísceras, vi tu cara, y sentí vértigo y lloré, porque mis ojos habían visto ese objeto secreto y conjetural, cuyo nombre usurpan los hombres, pero que ningún hombre ha mirado: el inconcebible universo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
areal
areal 02 agosto 2022
...una vida feral: los toldos de cuero de caballo, las hogueras de estiércol, los festines de carne chamuscada, las sigilosas marchas al alba; el asalto de los corrales, el alarido y el saqueo, la guerra, el caudaloso arreo de las haciendas, la poligamia, la hediondez y la magia
Comentar  Me gusta         20
vanidad
vanidad 04 diciembre 2021
Yo he sido Homero; en breve, seré Nadie, como Ulises; en breve, seré todos: estaré muerto.
Comentar  Me gusta         20
daguegar
daguegar 17 febrero 2019
El trabajo del poeta no estaba en la poesía, estaba en la invención de razones para que la poesía fuera admirable.
Comentar  Me gusta         20
vanidad
vanidad 04 diciembre 2021
Cambiará el universo pero yo no, pensé con melancólica vanidad.
Comentar  Me gusta         10
vanidad
vanidad 04 diciembre 2021
Que el cielo exista, aunque nuestro lugar sea el infierno.
Comentar  Me gusta         10
vanidad
vanidad 04 diciembre 2021
Comprendí que el trabajo del poeta no estaba en la poesía; estaba en la invención de razones para que la poesía fuese admirable.
Comentar  Me gusta         10
SergioOrtiz
SergioOrtiz 31 agosto 2018
No deja de ser admirable la manera en que el autor encadena referencias literarias en forma permanente a un cuento que, despojado de estas, sería apenas una historia que podría contar cualquiera, con la diferencia, claro está, de la erudición que a la gran mayoría nos ha sido vedada.
Comentar  Me gusta         10
Satrina
Satrina 08 diciembre 2017
Ese olvido, ahora insuperable, fue quizá voluntario; quizá las circunstancias de mi evasión fueron tan ingratas que, en algún día no menos olvidado también, he jurado olvidarlas.
Comentar  Me gusta         12
Satrina
Satrina 07 diciembre 2017
Cualquier destino, por largo y complicado que sea, consta en realidad de un solo momento: el momento en el que el hombre sabe para siempre quién es.
Comentar  Me gusta         10




    Comprar este libro en papel, epub, pdf en

    Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





    Test Ver más

    ¿Cuánto sabes de Jorge Luis Borges?

    ¿Cuál es su nombre completo?

    Jorge Fernando Isidro Luis Borges Acevedo
    Jorge Francisco Isidoro Luis Borges Acevedo
    Jorge Felipe Luis Borges Acevedo

    10 preguntas
    15 lectores participarón
    Thème : Jorge Luis BorgesCrear un test sobre este libro