InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
>

Crítica de Mel


Mel
06 mayo 2018
Uno de mis propósitos de este año es leer más obras clásicas y Oscar Wilde no podía faltar.



Ambientada en la Inglaterra de finales del siglo XIX, "El retrato de Dorian Gray" es una crítica brutal que desmenuza la sociedad londinense, el romanticismo, el arte y los ideales que la gente de esa época perseguía con desenfreno.



El protagonista es un jovencísimo Dorian Gray que, aunque inseguro y reservado, emana una atracción a todo aquel que se le acerca. Se trata de un muchacho que posee una belleza física que resulta imposible de ignorar por quienes están a su alrededor. Tanto es así que un día conoce a un afamado pintor, Basil Hallward, que se encapricha de la gracia que irradia Dorian y lo toma como su numen a la hora de crear arte. A partir del momento en que se conocen, entre ellos se forja una bonita amistad.

Un día Basil, quién se encuentra en su etapa dorada como artista, decide hacer un retrato a Dorian, un retrato que acabará por ser su mejor obra. Esa misma jornada, en el estudio de Basil se encontraba su amigo Lord Henry Wotton, un hombre con una filosofía e ideales rígidos gobernados por la vanidad. Tan fácil le resulta decir todo lo que piensa que le advierte a Dorian sobre su suerte: la juventud es lo único bueno de la vida, el mayor tesoro que se puede tener, y es una lástima que con el paso del tiempo esa juventud se marchite dejando solo un cuerpo viejo y arrugado.



"Degeneramos en espantosas marionetas, obsesionados por el recuerdo de pasiones ante las que tuvimos demasiado miedo, y ante las exquisitas tentaciones a las que no tuvimos el coraje de ceder. ¡Juventud! ¡Juventud! ¡No hay absolutamente nada en el mundo más que la juventud!"



¿Qué se podía esperar de una mente joven e impresionable delante las palabras de un hombre que dice cada palabra convencido de que su realidad es la única y la más cierta?

Dorian Gray se entristeció y su enojo le hizo desear que su juventud fuera eterna, que en lugar de envejecer él, ese cuadro con una cara hermosa enmarcada en el tiempo fuera quien cargara con todo el peso de los años, aunque con ello tuviera que dar su alma.



Así fue como, de un deseo fruto del enfado de un instante, el joven Dorian Gray se aprisionó sin saberlo ni pretenderlo.



Pasadas unas semanas, Dorian se enamora de una actriz adolescente, Sibyl Vane, que actúa en un teatro dedicado sobretodo a obras de Shakespeare. al cabo de unos días después de conocerse, él le propone matrimonio y se lo cuenta a Basil y Lord Henry. Desbordante de entusiasmo, Dorian invita a sus amigos a ver actuar a la joven intérprete. Sibyl Vane ha vivido toda su vida rodeada de decorados y luces en un escenario, es por ese motivo que tras conocer y enamorarse de Dorian -quien ella llamará Príncipe Azul-, su percepción de la vida se expande y tan radiante de felicidad como se encuentra por su proposición decide no fingir más sobre sus sentimientos, lo que provoca la peor actuación de su vida.

Esa noche Basil y Lord Henry, que habían oído maravillas sobre la pasión y genialidad de Sibyl Vane, se decepcionan enormemente. Mas su decepción no es tan grande como la de Dorian, que desencanta y le dice a Sibyl Vane que esa actuación moldeada por su felicidad ha matado su amor.



A partir de ese punto, la novela se vuelve oscura en los aledaños de Dorian Gray.



"Aunque no había soñado en absoluto. Ninguna imagen de placero de dolor había turbado su noche. Pero la juventud sonríe sin motivo. Es uno de sus principales encantos."



La obsesión termina por arraigarse en la cabeza de Dorian, no dejando que respire ni un momento. La pedantería controla sus actos juntamente con la codicia. Hasta que la paranoia le aturde los sentidos.



Oscar Wilde mezcla realismo y fantasía en una sopa de letras rebosante de los entendimientos y filosofía de cada personaje, que le da un carácter meramente humano a la historia. En pocas páginas se ve reflejada una sociedad ególatra, obsesionada con la belleza y las relaciones sociales.

También se puede ver desde el principio, la evolución de Dorian, mientras que la mayoría de personajes que le escoltan durante la historia no tienen tal transformación.



Personalmente, debo decir que esta lectura se me hizo cuesta arriba, el libro está repleto de teorías, existencialismo y opiniones que se van sumando hasta construir un gran muro de información difícil de digerir. Quizás incluso diría que ha resultado una novela un tanto agobiante. Sin embargo, después de meditar sobre "El retrato de Dorian Gray", debo decir que me ha parecido fascinante a la par que indiferente en algunas partes. ¿Por qué? No estoy segura, aunque pienso que el motivo principal es el tiempo. Se trata de una novela escrita hace dos siglos, un clásico leído por muchos y utilizado como inspiración por otros muchos. En este inicio del siglo XXI la información es tan abrumadora que nos llegan referencias y cuentos sobre moral a todas horas. Y ese es posible que haya sido una de las razones por las cuales esta maravillosa crítica de Oscar Wilde no haya tenido tanto impacto en mi persona como debería, porqué realmente este libro critica sin pelos en la lengua a toda una sociedad.

Finalmente, quitando a un lado el exceso de información que recibimos a diario, esta lectura es increíble. Siento la obligación de decir que no era lo que esperaba, pues ya tenía mi propia historia sobre Dorian Gray en mi cabeza, creada por falsos mitos y leyendas en forma de comentarios en libros y series. Y aun así, me ha parecido fascinante.

Sin tapujos, como Oscar Wilde, recomiendo mil veces esta lectura a todo el mundo.



"El placer es muy distinto a la felicidad. Quiero decir que algunas cosas son más valiosas porque no duran."
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro