InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Paloma


Paloma
11 febrero 2018
¿Hay algo que se pueda decir de un clásico como El Principito?

Posiblemente todo esta dicho. Esta es mi segunda relectura de la historia, si bien he de confesar que lo leí 'tarde' en mi vida -cuando tenía aproximadamente 26 años. Por años y por una inexplicable necedad, me negué a tomar este libro, porque lo consideraba para niños. Cuan equivocada estaba.

En la primera lectura descubrí que por años me negué a una historia conmovedora y auténtica. Sin disertaciones complicadas, sin ambiciones filosóficas, el relato de Saint-Exupéry es un pequeño tesoro de verdad -verdad simple, directa, pura. Tantas citas y frases circulan de la historia, que para nadie es deconocida la sentencia" "No se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos". En un mundo material, la humanidad ha perdido de vista aquello que constituye la felicidad, que no es ni la riqueza, ni la belleza física, ni el conocimiento, sino la capacidad de apreciar lo sencillo, lo que es nuestro, lo que crea afectos entre personas e incluso la naturaleza misma (como lo representa el zorro, la flor). El Principito lo intuía en su planeta, pero salió a confirmarlo y en el camino, perdió a su flor pues como él mismo dice: "Pero yo era demasiado joven para saber amarla.

Esta vez, la parte final del libro, cuando el narrador y El Principito se acercan a la separación, me pareció la más conmovedora pues habla de la belleza de las cosas que debemos aprender a ver, de la esperanza y la promesa de amor en cada ser humano, en cada cosa: ...no se ve nada. No se oye nada. Y sin embargo, algo resplandece en el silencio".

Este es un libro nostálgico, para la ensoñación y el encuentro -con los demás y con uno mismo. Para mirar con ojos distintos nuestro entorno y a nuestros semejantes; para saber que aunque siempre estemos en busca de algo, si observamos cuidadosamente, con el alma, habremos de encontrarlo: "Me pregunto -dijo-si las estrellas están encendidas a fin de que cada uno pueda encontrar la suya algún día".
Comentar  Me gusta         20



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Apreciaron esta crítica ()(2)ver más




{* *}