InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
>

Crítica de AlhanaRhiverCross


AlhanaRhiverCross
12 marzo 2021
Hace ya un tiempo que se empezó publicar esta saga de fantasía pero es ahora cuando poco a poco va llegando la edición de bolsillo, mucho más cómoda y práctica para leer en ratos sueltos. A mí parecer se trata de una saga continua, aunque los casos que se van resolviendo sean independientes en cada libro, creo que es necesario haber leído previamente la anterior novela para saber de qué está hablando esta, quién es Peter Grant y por qué habla del Támesis como si fuera una persona (si queréis tener una idea general, por aquí os enlazo la reseña). Quizás fuera por la novedad o porque el caso fuera más interesante desde un principio, pero la verdad es que Ríos de Londres me enganchó bastante más y no sabría a qué atribuirlo exactamente porque se trata de una sensación en general. Nada que me haya impedido disfrutar también de esta lectura pero que sí me influye a la hora de opinar.

Peter Grant sigue siendo el protagonista y narrador de esta continuación de la saga, y retoma su vida y su trabajo como detective de la policía de Londres momentos después del final de la primera novela en la que su compañera Lesley salió muy mal parada y con graves secuelas. Ahora se le presenta un nuevo caso en el que todo apunta que la víctima murió por causas poco naturales aunque lo aparente. Dado que Peter además de policía también es aprendiz de mago, se dedica precisamente a eso en Scotland Yard, a investigar casos policiales relacionados con la magia y el mundo sobrenatural ayudado por su maestro en eso de ser un mago novato, Nightingale, que también es su inspector jefe y a quien conocemos más en profundidad en esta entrega. En cambio, la presencia femenina cambia de foco de interés y Leslie deja de tener tanta importancia argumental para dejar paso a otra nueva coprotagonista, Simone Fitzwilliam, que además empieza a ser también el objetivo de las irresistibles dotes de seductor de Peter (aunque esto no es novedad porque da la impresión de que le gustan todas y apenas tiene filtro). En cuanto a personajes, con sus más y sus menos cada uno, me parece que funcionan a la perfección en su conjunto aunque, obviamente, es a Peter al que más conocemos y bajo cuyo punto de vista vamos avanzando en la investigación. A mí me cae fenomenal y, aunque reconozco que a veces en un pelín exasperante, me parece que ese toque capullo que tiene también es parte de su encanto para salirse del prototipo de héroe de novela fantástica.

Además de su protagonista, de lo mejor que tiene es su ubicación en la ciudad de Londres y los alrededores. al estar ambientada en la actualidad, las descripciones del entorno son relativamente fáciles de transmitir y de situarnos. No en vano, estamos ante un urban fantasy y, por lo tanto, la ciudad tiene que tener su importancia como escenario de la trama. Supongo que se disfruta el doble de este tipo de ambientaciones cuando se conocen en la realidad o son lugares fácilmente reconocibles aunque no se haya visitado nunca la ciudad, pero en mi caso ha supuesto un punto extra porque soy una enamorada de Londres y cualquier rincón de esa ciudad tiene un encanto especial para mí, así que ha sido un placer poder leer descripciones tan detalladas de los entornos. No en vano, Ben Aaronovitch es británico y guionista de series inglesas como Doctor Who, así que algo se le ha pegado como escritor a la hora de ayudarnos a visualizar lo que no podemos ver en una pantalla.

El tercer elemento importante es el jazz como motor de la búsqueda policial, ya que las víctimas están relacionadas con ese mundillo musical afrosureño. La mayor parte del tiempo he estado perdida en este aspecto, porque se nombran multitud de canciones y músicos de este estilo particular que a mí me son prácticamente todos desconocidos, pero que muestran que el autor, o bien es un apasionado del jazz o bien se ha documentado estupendamente y nos lo ha querido demostrar. Por ello, la importancia de la música en toda la novela es evidente, también por el barrio londinense en el que se desarrolla, donde se respira un ambiente artístico que había que explotar sí o sí. Con esto me refiero a que es un nuevo aspecto añadido en esta novela porque el elemento principal sigue siendo la magia y la fantasía, los seres sobrenaturales como los vampiros, etc. Además, y de nuevo, los ríos de Londres se entremezclan aquí como entes físicos con personalidades propias y quizás por esto mismo me sigue recordando muchísimo a American Gods como ya me sucedió con la anterior novela, y más aún con cierto personaje femenino con el que no he podido evitar hacer paralelismos entre una obra y otra.

El autor tiene un estilo rápido y directo, plagado de diálogos y de descripciones sencillas y efectivas, y eso queda plasmado también en la traducción. Como además la narración está en primera persona desde el punto de vista de Peter Grant, también nos facilita que conozcamos mejor los pensamientos del protagonista y a la vez, gracias a su desparpajo y su forma de ser irónica, la lectura se nos haga muy distendida. Para mí ha sido una lectura agradable y, aunque no estoy segura de que haya estado a la altura de la novela anterior, ningún tramo se me ha hecho aburrido. El autor continúa fiel al estilo humorístico de la saga y son muchas las dosis de sarcasmos que saca a través de Peter, aunque con muchas de sus apreciaciones me hayan hecho pensar que a veces se pasa de cínico. de todas formas, a mí me gustan un montón este tipo de libros “gamberros” cuyos protagonistas y, a mayores, narradores son políticamente incorrectos y no se cortan a la hora de expresarse con palabrotas y tacos malsonantes, tienen pensamientos cotidianos o son simplemente imperfectos.

En otras palabras, es una buena continuación de una saga fantástica muy entretenida y original. Los personajes me siguen gustando y aunque la trama no me haya parecido tan interesante o adictiva como lo fue para mí la anterior novela, lo achaco simplemente a que “este era un caso más” y ha perdido el factor sorpresa. Tiene toda la pinta de seguir poniéndose interesante a medida que vayan avanzando las tramas en el resto de libros y estoy segura de que querré seguir leyendo más aventuras sobrenaturales de este particular mago policía. Por mi parte es una recomendación genérica para quienes disfruten de los urban fantasy policíacos pero en concreto para quienes seáis fans también del folklore inglés y de Londres en particular.
Enlace: https://enmitiempolibro.blog..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro