InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de MegRaven


MegRaven
08 julio 2019
Gabriel ha caído. Se está abandonando de todo cuanto una vez tuvo o fue. No soporta su propia existencia, los recuerdos, las voces que lo atormentan. No quiere ser un alcohólico como su padre. No quiere vivir atrapado en el pasado. Pero el pasado le persigue y le ha llevado hasta aquí: Está ingresado en un sanatorio mental.

Todos nos hemos sentido desubicados alguna vez, obsesionados con esa idea de encontrar nuestro lugar en el mundo. Para Gabriel, es mucho más que eso. Él no encaja. No tiene dónde buscar porque sabe que no pertenece. Perdió a su madre, pero sobretodo perdió a su hermana melliza y sin ella la vida se le hace insoportable. También la comunicación con su padre, por lo que pronto acabará vagando sin una familia en la que poder refugiarse.

Ante esta situación sólo encuentra un posible camino: Empezar de cero. Renuncia a todo cuanto conoce y se marcha sin un plan. Una idea que se presentaba tan prometedora termina por dejarlo completamente solo, perdido.

La novela no es lineal. Conocemos a Gabriel en su presente, pero es necesario retroceder y averiguar qué pasó, qué ocurrió en su vida para que diera el paso de romper con todo. La respuesta siempre es la misma: Elena. Su hermana, o más bien su ausencia, es la verdadera razón de su tormento. Ni siquiera sus relaciones amorosas han ido del todo bien, así que ella es el recuerdo más preciado que posee. Y al mismo tiempo, el que más duele.

Le relaja escribir y dibujar. Esa es su auténtica pasión y a la que entrega sus momentos de mayor lucidez, aunque profesionalmente se ha labrado la vida como profesor de filosofía. le gusta, pero no lo suficiente. Gana dinero, pero no le gratifica. No es esa la vida que hubiera elegido. Así que huye. Cuando comprende que necesita reengancharse a la sociedad, su amigo le consigue trabajo en unos almacenes donde conocerá la verdadera desesperación. Y el peligro.

Aquí hay un profundo análisis sobre la indigencia, la invisibilidad del ser humano. Es un tema en el que la autora ahonda en la novela, y que en Gabriel se representa como un absoluto desapego por la sociedad y el mundo, incluso de sí mismo. Junto con ese desamparo se une la inminente violencia sufrida en Colombia a manos de guerrilleros, donde se mataba a indigentes con total impunidad.

Todo lo anterior hace que nos preguntemos si realmente Gabriel padece de locura o tan solo es un hombre llevado al extremo de sus fuerzas. Es un juego interesante, una crisis poética que se desdobla a lo largo de toda la novela. ¿Para qué? Sigo pensando que las novelas de Piedad Bonnett cumplen un fin; cauterizar heridas.

No hay diálogos, está narrada en primera persona por su protagonista y esto puede hacer que la novela se nos haga demasiado intensa, con la incapacidad de huir de esa angustia que llega a invadir a Gabriel. Aún así, he de decir que me ha encantado cómo conduce la historia, la forma en que la narra y esos oscuros callejones por los que nos obliga a entrar.

Si hay alguien que sabe escribir sobre el dolor y el duelo hasta aprender a convivir con ellos, esa es Piedad Bonnett. O más bien diría que los exortiza, desdibuja sus formas y se desprende de ellos a través de la palabra. Para quien no la conozca, os recomiendo leer "Lo que no tiene nombre", una obra exquisita y breve donde plasma como nadie el sentimiento de pérdida (El suicidio de su hijo) en busca de una reconciliación con el mundo que la permita continuar.

En cuanto a ésta novela, "Donde nadie me espere" es la búsqueda desesperada de un hombre que quiere sanar a toda costa. Cruda y delicada a la vez, posee el don de cauterizar esos abismos que a veces se empeñan en engullirnos.
Enlace: http://elcuervodealasrotas.b..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




{* *}