InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de AlhanaRhiverCross


AlhanaRhiverCross
05 marzo 2019
A pesar de que soy una fiel seguidora de Nicholas Sparks, debo reconocer que esta solo es la segunda vez que me animo a leer una novela suya y que mi gusto por sus historias viene principalmente por las películas basadas en sus obras. Adelanto que esta no se meterá en mi lista de favoritas más que nada por la trama, que puede resultar demasiado sencilla al no tener muchos giros argumentales, pero desde luego sí que es una de las más emotivas que tiene este autor. He terminado con la sensación de haber leído una historia muy completa, con trama personal y romántica, con buenos personajes y con un mensaje muy bonito sobre la vida y las decisiones que tomamos cuando se nos presentan determinadas circunstancias, algo a lo que ya nos tiene acostumbrad@s este maestro del drama romántico.

En esta ocasión, la novela gira en torno a Tru, un guía de safaris de Zimbabue, divorciado y con un hijo al que apenas ve porque su trabajo lo mantiene varias semanas fuera de la ciudad y que se ve moralmente obligado a viajar a Carolina del Norte cuando su padre biológico se pone en contacto con él ante el avanzado de su enfermedad terminal. Allí conoce de casualidad a Hope mientras pasea a su perro y como si se conocieran de toda la vida, comienzan a charlar y a conectar de una manera que a ambos les sorprende. Para Hope, su encuentro con Tru y su vitalidad resultan ser un soplo de aire freso porque está cansada de la rutina de su vida y de no haber avanzado en los últimos 6 años en ningún sentido en su relación con su novio, Josh. Tras su última discusión, el maduro de Josh decide que necesita un tiempo para pensar y se va con los amigotes a las Vegas para un finde de reflexión. Así que Hope también comienza a replantearse su vida cuando el universo decide presentarle a Tru. Así aparece un fuerte sentimiento entre los dos y acaban entablando una relación que pese a surgir en unos días, termina durando toda la vida. Sin embargo, la conclusión a la que llego es que es una historia de amor muy, pero que muy exagerada, aunque tengo la ligera sospecha de que el autor ha intentado que sea precisamente así, dejándonos con la idea de que hay amores que son tan intensos y tan únicos como el de Tru y Hope.

Si no he calculado mal, estamos ante un instalove de manual por la intensidad con la que surge el romance y los pocos días con los que cuentan los protagonistas para conocerse y tener que separarse, que son apenas una semana o 10 días como mucho. de hecho, hay una frase literal que dice la propia Hope en la que reconoce que conoce a Tru un miércoles y el jueves ya está enamorada de él, así, con esas palabras. Así que no sé hasta qué punto el instalove es algo de lo que Nicholas Sparks es consciente y lo ha plasmado así porque le ha dado la real gana y al que no le guste, que no mire, como se suele decir. Para mí no ha sido un problema, pese a que no me gusta nada este cliché del amor instantáneo, porque reconozco que la forma en que se ha tratado es muy sutil. Me explico: a pesar del breve periodo en que transcurre esto, para el lector es más de la mitad de la novela así que en tiempo de lectura no se aprecia la velocidad de los sentimientos.

En general, la trama es bastante sencilla y se basa toda en las circunstancias personales de los dos protagonistas. Por ello, tanto Tru como Hope son personajes muy complejos, incluso la primera parte de la novela llega a estar escrita prácticamente sin diálogos porque está centrada únicamente en contar la historia personal, dedicándolo a cada uno un capítulo completo para que conozcamos su pasado, la tesitura en la que se encuentran en 1990 (cuando está ambientada la mayor parte de la novela) y qué esperan del futuro inmediato y a largo plazo. Si destaco algo, llama la atención la construcción de un personaje como Tru, un hombre criado toda su vida en África, que tiene una filosofía de vida admirable y una historia personal súper interesante, ya no solo por el hecho vivir y trabajar en la sabana sino también por su trama familiar. En cambio, y aunque Hope me ha parecido un personaje entrañable, me ha costado bastante más conectar con ella, sobre todo con sus aspiraciones, porque básicamente llega a decir que su único objetivo en la vida es casarse y ser madre y como ya tiene 36 años, va tarde y está desesperada porque todas sus amigas ya han cumplido con esos “objetivos”. Completamente respetable para la construcción de su personalidad, pero a mí me resulta más difícil empatizar con ese tipo personajes.
Por otro lado, me ha gustado mucho el recurso que ha utilizado Nicholas Sparks para diferenciar esta novela de sus muchas otras: se ha introducido él mismo en la historia, de forma que el propio autor comienza la novela contando cómo conoció a Tru cuando visita un famoso buzón en la playa (que por cierto, existe en la realidad y se llama Kindred Spirit) en el que la gente se acerca a dejar cartas, cuadernos, fotos y cualquier recuerdo que quieran para que otras personas lean sus memorias, añadan nuevos recuerdos o intenten ayudar a terminar historias que quedaron inconclusas. Allí se encuentra una carta que le impulsa a escribir el libro que tenemos en nuestras manos (aunque no está basado en hechos reales y esto solo es un recurso literario como digo y como reconoce el propio autor). A partir de ahí, la novela tiene todos los ingredientes de una historia de amor de Nicholas Sparks: la importancia de los recuerdos, los encuentros y reencuentros, el paso de los años, las decisiones vitales que nos llevan por un camino u otro… Todo ello con la ambientación típica que podréis reconocer sobre todo si habéis visto adaptaciones de otras de sus otras novelas: la playa, los embarcaderos, las cartas… Una novela escrita y pensada para emocionarnos, de eso no hay duda.

En definitiva, me he encontrado con una historia muy bonita y poco típica, con todos los elementos necesarios para conmovernos. Nicholas Sparks es un autor ya experimentado en esto de hacernos llorar y sentir y emocionarnos con sus bellas historias pero además también tiene una prosa magnífica que le aporta más contenido a la trama del necesario para contar un simple romance. He quedado muy satisfecha con la lectura porque ha logrado el objetivo y ha sido muy difícil aguantar la lagrimilla, así que si sois fans de este autor como yo, estoy segura de que también os encantará.
Enlace: http://enmitiempolibro.blogs..
Comentar  Me gusta         10



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Apreciaron esta crítica ()(1)ver más




{* *}