InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
>

Crítica de MiTijuanaLectora


MiTijuanaLectora
16 abril 2019
Chicos típicamente americanos está estructurado de tal manera que un capitulo es narrado por nuestro protagonista Rashad y el siguiente por Quinn, a pesar de utilizar dos voces sigue una secuencia bastante funcional de los hechos, lo que en definitiva hace que puedas seguir leyendo sin ningún problema y no te pierdas de un capitulo a otro como suele suceder en otros libros que al cambiar de voz se pierde el hilo de la historia y tienes que seguir leyendo para saber que tiene que ver un capítulo con otro, por lo que en ese sentido resulto bastante bien para mí.

Ahora bien, ¿Quién es Rashad? Rashad es un adolescente que está cursando lo que en México llamamos preparatoria, es integrante del ROTC (Reserve Officers' Training Corps), un programa de iniciación, por así decirlo, un entrenamiento previo que los chicos pueden tomar cuando están interesados a enlistarse en el ejército o en la policía. Claro que nuestro chico no está ahí por convicción propia, su padre es un veterano del ROTC y también fue miembro de la policía, por consiguiente incito a su hijo a seguir sus pasos, al menos con el que pudo porque Spoony, el hermano Rashad, no sucumbió ante la presión de su padre.

Por lo que te he contado, puedes irte imaginando que es un chico que usualmente no se mete en problemas ya que fue inculcado con valores, además, en el ROTC tienen un código de comportamiento que Rashad tiene siempre presente, ¿entonces cuál es el problema? El único problema es que su piel es obscura, le gusta vestirse como a muchos otros chicos aunque visualmente no se vea como cualquier otro chico y es por ello que un malentendido en un súper mercado lo lleva a recibir una gran golpiza por parte de un policía, una GRANDE, que lo manda al hospital con la nariz y costillas rotas lo cual no pasa desapercibido por los noticieros gracias a un video que se filtró. :/

Quinn presencio la golpiza muy de cerca, los chicos son compañeros de escuela aunque en ese momento Quinn no haya reconocido a Rashad, pero qué papel tiene él en la agresión, ¿es solo un espectador que fácilmente puede testificar en contra del Policía Galluzo? Lamentablemente no es tan fácil ya que conoce íntimamente al oficial y a su familia, son muy cercanos desde que el padre de Quinn falleció y su madre tuvo que hacerse cargo de todo. Es el afecto que tiene hacia la familia Galluzo el que en un principio no le permite discernir si la manera de actuar de Paul fue correcta o no, porque como todos dicen él solo estaba haciendo su trabajo. ¿Acaso es parte de su trabajo excederse con un chico cuando ni siquiera estaba poniendo resistencia a un arresto? Por supuesto que, en primera instancia, todos diremos que NO, que la brutalidad policial no está justificada ¡en ningún sentido! Pero es una confesión del padre de Rashad la que nos lleva a reflexionar, a nosotros como lectores, sobre el actuar del oficial, porque recordemos que él también fue policía, claro que con esto no pretende que se justifique la brutalidad del oficial hacia su hijo, creo que lo único que busca es presentarle la otra cara de la moneda y con ello que no sea tan severo al juzgar lo sucedido.

A la par de lo que pasa en la intimidad del hospital entre Rashad y su familia, los conflictos entre las ideas de Spoony y las de sus padres, en la escuela se están llevando a cabo una serie de roses entre los que están de parte de Rashad, la verdadera víctima, y los que están del lado de Guzzo y su hermano, los amigos de Rashad por supuesto que lo apoyan incondicionalmente y saben que los hechos van más allá de un mal entendido, que por el simple hecho de ser de otra raza lo hace vulnerable ante la sociedad, pues como nos lo plantea el libro, si el chico involucrado en el malentendido hubiese sido blanco, probablemente no hubiera tenido las mismas consecuencias que Rashad. Es por ello que los chicos organizan una serie de muestras de apoyo que comienzan con un grafitti afuera de la escuela, el cual se termina viralizando e inclusive convirtiéndose en un hashtag.

En cuanto al final, considero que lo concluyeron en un momento muy importante, en el que esperas saber cómo van a terminar las cosas, si habrá consecuencias para el oficial, etc. Por lo que en ese sentido me hubiese gustado que la historia se prolongara un poco más. En general, es una historia sobre racismo y el abuso policial llevada a cabo sin incitar a más violencia, buscando el dialogo y a consecuencia, resultados positivos.

Enlace: https://mitijuanalectora.blo..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES