InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : 8494523120
Editorial: Atalanta (04/05/2016)

Calificación promedio : 3.5/5 (sobre 1 calificaciones)
Resumen:
La dilatada carrera literaria de William Somerset Maugham estuvo colmada de triunfos, en las primeras décadas del siglo XX como autor teatral en Londres, donde llegó a tener hasta cuatro obras en cartel al mismo tiempo –algo que ni siquiera Oscar Wilde logró nunca–, y más tarde como novelista, con éxitos a escala mundial que hicieron que varios de sus libros fueran llevados al cine. Sin embargo, su verdadero talento cristaliza en sus cuentos, en los que a un amplio ... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (1) Añadir una crítica
Ferrer
 23 junio 2019
William Somerset Maugham (París, 1874-Niza, 1965), médico de formación que cambió la bata blanca por la pluma gracias al inesperado éxito de su primera novela Liza de Lambeth, fue un escritor tan prolífico como frustrado (reprimió su homosexualidad, aún ilegal en Inglaterra), tartamudo y tímido, observador meticuloso, viajero inasequible al desaliento, conservador y asiduo a los ambientes aristocráticos, irónico y malhumorado, un rey Midas literario que recibió los elogios de Graham Green y George Orwell y que acabó sus días repudiado por los que le conocían y temeroso de la inexorable llegada de la muerte. Su éxito fue tal que tuvo cuatro obras en cartelera al mismo tiempo en el West End, algo que no logró ni Oscar Wilde, precisamente uno de los autores admirados por Somerset Maugham.
Entre sus numerosas obras (muchas de ellas adaptadas al cine) destacan la protagonizada por el aviador Larry Darrel en su búsqueda de la felicidad (El filo de la navaja ), la romántica El velo pintado con Kitty Garstin buscando una buena boda, Ashenden o el agente secreto sobre un espía y el absurdo de su existencia, y el cuento “Lluvia”, probablemente su mejor texto, un relato regado por una fina lluvia, asolado por una epidemia y dotado de un pulso entre dos personajes resuelto con un final de sombras, niebla e incerteza. La crítica, no obstante, se decanta por la novela Servidumbre humana, la cual contiene episodios autobiográficos y está protagonizada por el huérfano Philip Carey, aburrido provinciano sin sinuosidades marcado por la vergüenza al que la pasión por Mildred le cambia totalmente la vida.
Algunas de las características de sus relatos son la ubicación en el sudeste asiático o en tierras inglesas, la presencia de viajeros de origen europeo, el empleo del barco como medio de transporte y el protagonismo de “mujeres emprendedoras en el amor y hombres rudos pero vulnerables” y de realidades contrarias. La edición Lluvia y otros cuentos (Atalanta, 2016) compila 12 cuentos del centenar que escribió. En el prólogo, el español Vicente Molina Foix recuerda las estancias de Somerset Maugham en Sevilla y su rechazo al molde narrativo chejoviano. Somerset Maugham busca escribir cuentos que progresen “en una línea ininterrumpida desde la exposición a la conclusión”, puesto que el relato debe rehacer “sólo un hecho, material o espiritual, al que por la eliminación de todo lo que no es esencial para su elucidación se le puede dar una unidad dramática” y lograr un final “con un punto final antes que con puntos suspensivos”. de igual modo, Somerset Maugham reconoce haber aprendido el uso de la primera persona, con la que dota de mayor credibilidad al argumento, de El Satiricón y de Las mil y una noches.
“Estaba predispuesto a sentir antipatía por Max Kelada incluso antes de conocerlo”. Así comienza el cuento “Don Sabelotodo”, ambientado en un barco camino a Yokohama en la época de la ley seca. El protagonista entabla una enemistad con su compañero de camarote, Max Kelada, quien “sabía más que nadie de todo y en su desmesurada vanidad consideraba una afrenta que alguien le llevara la contraria”. La historia se centra en una apuesta acerca de la autenticidad de unas perlas, el honor de una dama y en cómo la antedicha antipatía se torna de súbito en simpatía. El comienzo del cuento “La joya” es contundente: “Richard Harenger era feliz”. Pronto descubrimos que el protagonista es un alto cargo del Ministerio del Interior en busca de asistenta doméstica y en esa búsqueda encuentra una auténtica joya, mejor que cualquier mayordomo y muy diestra en sus quehaceres hasta el punto de convertirse en toda una institución en el gremio. Pero una tarde, el aburrimiento y el atrevimiento hacen mella en el interior de Harenger y sucede lo imprevisto. En este cuento, el acertado manejo de diálogo contribuye a la espléndida descripción de los personajes, no sólo en lo que se refiere a la apariencia exterior, sino a su comportamiento y manera de ser. Un buen cuento de final redondo que el lector agradece.
En “El sacristán”, el párroco y los capilleros de la iglesia de St. Peter deciden prescindir del sacristán Albert Edward Foreman, a pesar de los muchos años en su puesto, por no saber leer ni escribir ni querer aprender a hacerlo. Un paseo, una necesidad de fumar y una brillante idea transformará al viejo sacristán iletrado en alguien afortunado. Los cuentos “La carta”, “la nave de la ira”, “El mexicano lampiño”, “Red”, “La bolsa de libros”, “Cosas de al vida”, “La señora del coronel” y “El P.& O.”, además del mencionado “Lluvia”, completan un interesante volumen, que es una buena muestra del brío narrativo de un autor, que no debe permanecer en el cajón del olvido. El lector se lo estaría perdiendo.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: antologíaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro


Lectores (2) Ver más




Test Ver más

¿Jane Austen o Brontë Sisters?

¿Quién escribió «Agnes Grey»?

Jane Austen
Anne Brontë
Charlotte Brontë
Emily Brontë

15 preguntas
47 lectores participarón
Thèmes : jane austen , literatura inglesa , históricaCrear un test sobre este libro
{* *}