InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura

Cristina Macía Orío (Traductor)
ISBN : 8413624509
Editorial: Alianza (09/09/2021)

Calificación promedio : 4.25/5 (sobre 14 calificaciones)
Resumen:
Todos los monstruos tienen una historia.

La casa al final de Needless Street es la historia de una niña que desapareció once años atrás en una excursión a un lago. De su hermana, Dee, una mujer vulnerable que sigue buscándola y rastreando a los sospechosos, después de que la tragedia destruyera a su familia. De Ted, que siempre fue un muchacho extraño y podría haber sido responsable de la desaparición de la niña. Ted vive ahora aislado con su hija y u... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES
Críticas, Reseñas y Opiniones (12) Ver más Añadir una crítica
Davicalpa
 23 octubre 2021

A lo largo del año suele aparecer algún libro que parece haber acertado con la fórmula perfecta para reunir entre sus páginas la admiración de la crítica y el entusiasmo de los lectores. Historias con las que nadie contaba para alzarse con el cotizado galardón de ser Ese libro que todo el mundo debería de estar leyendo, de la novela cuyo boca a boca desborda cualquiera de las expectativas de, en definitiva, la sorpresa literaria en el género del año.
Ese tipo de reconocimientos son ajenos a la propia obra y quizás produzca a la larga una excesiva valoración ante la que pocas historias podrían mantener las expectativas. Uno llega a ellas condicionado por ese entusiasmo y, poco a poco, descubre ciertas hilos sueltos que flaquearían en cualquiera de sus costuras.
Lo que nos encontramos en esta novela, y creo que la mayor baza de la historia es no saber nada de ella, es la presencia de tres personajes que, desde su personal y no fiable punto de vista, nos narran sus vivencias y los hechos que los hacen converger en un mismo punto. Tras ellos hay una historia potente, llena de elementos extraños que desconciertan desde el inicio al lector, de incongruencias, objetos cargados de simbolismo, traumas y recuerdos y toda una serie de enigmas y preguntas por resolver que, con paciencia, encontrarán su debida respuesta.
Y quizás la historia tendría que quedar solo en eso, que no es poco. A lo largo de la novela no dejas de sentir el desconcierto que una obra con ese tipo de narradores se merece. Pero es que, además, conforme se van resolviendo cada uno de esos enigmas, entiendes el entusiasmo y los terribles secretos que se esconden en esta casa, ya que la autora pone su empeño en no dejar ningún de sus cabos sueltos. Además, centra su objetivo en presentarnos unos temas complejos, profundos y cargados de emotividad. Esas historias que permanecen en tu cabeza una vez leídas para generar más de una charla frente a un café.
Entonces, ¿dónde se encuentra el problema?
Pues ese sería otro enigma en realidad, puesto que los ingredientes de esta historia están distribuidos al milímetro para que disfrutes de la novela. Y quizás ese sea el gran problema, junto a las expectativas creadas de antemano. Es complicado tratar de poner en palabras los motivos que me llevan a vagar por sus ultimas cien páginas habiendo perdido por completo el interés en aquello que me cuentan. Eso es terrible, puesto que la magia de este libro se esconde en su desenlace. Haciendo una analogía, cuantos más sustos pongas en una película de terror, menos miedo experimentas. Aquí, por supuesto, ese tipo de efectos escasean, pero la autora se empeña en mostrarnos a cada página una vuelta de tuerca a una historia que, en realidad, termina por restar cualquier impacto ya conseguido, embarrando un resultado que no requería de tantos golpes de efecto. Pero, sobre todo, deshilando por completo lo que había construido en una historia que no resistiría un análisis serio tras conocer el penúltimo giro de su trama.
¿Eso lo convierte en un mal libro? Pues no, es lo que es y lo que cada lector quiere que sea. Una historia divertida hecha para que reflexiones y que te deja momentos de auténtica genialidad. Pero ya está. Cuando uno termina un libro y entiende que no regresará a él en ninguna otra ocasión es porque carece de esa magia que, en este caso, parece mas una ilusión.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
aguacalibros
 20 noviembre 2021
Estamos ante un libro extraño, es la primera afirmación que se me pasa por la cabeza. Durante las primeras cien páginas no sabía exactamente por dónde iba la historia, ni siquiera conseguía atribuirle un sentido, hasta el punto de que se me hacía algo pesado continuar con su lectura.
Sin embargo, llegó un momento en que la historia empezó a intrigarme, a envolverme por completo y entonces no pude parar de leer hasta descubrir qué estaba pasando. Y les aseguro que ni por asomo van a adivinar hasta el último momento de qué se trata.
La historia presenta una narración excelente aunque repito que extraña porque no sabemos qué pintan determinados personajes con sus aportaciones e incluso nos hace devanarnos los sesos para comprender hacia dónde nos conduce el hilo argumental. Esto a su vez me parece que es una cosa positiva porque desde luego estamos ante un libro nada predecible.
Eso sí, es posible que durante los primeros capítulos aparezca la necesidad de abandonarlo o cueste meterse en él, pero aseguro que una vez consigue atraparnos es difícil soltarlo sin llegar a una explicación final. Por cierto un importante y tremendo epílogo que es aconsejable leer tras la finalización del libro.
En definitiva, me ha gustado conocer esta historia porque es muy diferente a todo lo que he leído.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
MariaT
 07 octubre 2021
Nada mejor para empezar con mis lecturas para el #LeoAutorasOct que con uno de los libros que ansiaba leer. Una novela que ha resultado ser todo lo que esperaba y más. ¿Qué ocurriría si tu hermana pequeña desaparece sin dejar rastro? ¿Cómo puedes continuar con tu vida sin encontrar al culpable? ¿Qué esconde realmente la casa de las ventanas tapiadas y el extraño hombre que vive allí? Hoy quiero recomendarles La casa al final de Needless Street, de Catriona Ward. Que nos llega gracias al sello Runas con la excelente traducción de Cristina Macía. Una novela que va directa a mis favoritas del año.

«Hoy es el aniversario de la Niña del Helado. Fue junto al lago, hace once años. La niña estaba allí y de repente ya no estaba. Siempre es mal día cuando descubro que hay un Asesino entre nosotros».
Esta es la historia de Ted, un hombre un tanto particular. Un solitario que vive en una casa con las ventanas tapiadas por tablones de madera, acompañado de su hija Lauren y de su gata, Olivia. A Ted no le gusta mucho interactuar con sus vecinos, vive alejado de todos en su destartalada casa al final de la calle, y se pierde por temporadas en el extraño bosque que hay detrás de su hogar. Empezaremos a conocer su historia justo cuando han pasado once años desde la desaparición de la que Ted llama la Niña del Helado. Una chiquilla de seis años llamada Laura, y apodada Lulu, que desapareció en el lago que está cerca de su domicilio.
Precisamente por la cercanía de su hogar al lugar de la desaparición, Ted fue uno de los sospechosos a los que se investigó cuando sucedió el secuestro de Lulu. Su fotografía apareció en los periódicos a pesar de no ser el único al que investigaron. Pero, aunque la policía no encontró nada en su vivienda y hay un video que le sirve de coartada, Dee, la hermana de la víctima, decide que ella lo investigará por su cuenta. Gracias a una nueva pista, y aunque han pasado once años, Dee tiene la esperanza de encontrar a su hermana y arde en deseos de castigar al culpable. Porque la desaparición de Lulu no solo destrozó su futuro, sino a toda su familia.
«Romperme, arreglarme, romperme, arreglarme… Eso hacía mi madre».
Así, a través de Ted que es nuestro principal narrador, pero también desde el punto de vista de Dee, que está dispuesta a todo para encontrar respuestas, iremos desentrañando una historia que a cada paso oculta más y más horror. Además, contaremos con otros dos narradores, pero esos puntos de vista tan esclarecedores como inquietantes mejor que los descubran por ustedes mismos. Desde el primer momento sabemos que Ted no es un narrador fiable, y no solo porque sufre esas extrañas ausencias (pérdidas de conciencia en las que no puede estar seguro de qué hizo), sino porque es difícil tratar de descubrir qué es verdad o qué es mentira a medida que avanzamos.
¿Realmente Lauren es su hija? ¿Qué hace durante tanto tiempo en el bosque? ¿Cuál es el secreto que guardaba la familia de la madre de Ted? ¿Por qué lo abandonó su madre, esa enfermera infantil que tan severa y poco cariñosa era con su hijo? ¿Dónde están los otros niños que desaparecieron en el lago? ¿Por qué Ted sufre tantas lesiones? ¿Es un secuestrador del que su víctima no puede escapar o solo tienen una hija rebelde? ¿Realmente Lulu sigue viva y encerrada en esa casa siniestra o se trata de otra chica? A esas y muchas preguntas más iremos encontrando solución a medida que leemos y les aseguro que las respuestas no los podrán sorprender más.
«¿Cuántas veces se puede doblar alguien antes de romperse para siempre? Hay que tener cuidado cuando se trata con cosas rotas. A veces ceden y rompen otras».
Una niña desaparecida, hogares rotos, maltrato, trauma, dolor, horror… La casa al final de Needless Street, de Catriona Ward, es una novela sorprendente y adictiva que los mantendrá leyendo sin parar. Una en la que nada es lo que parece. Y en la que todo está escrito por un motivo. La autora juega con nuestros prejuicios y expectativas para ir dándonos la información de manera que saquemos conclusiones que quizás estén acertadas o puede que no. Un libro que está tan bien escrito que es imposible que descubras de antemano la totalidad de sus secretos, porque les aseguro que aunque logren dilucidar parte de la trama no lo sabrán todo hasta que no lleguen a la última página. Si están buscando una novela que le vuele la cabeza dadle una oportunidad.
¿Han leído La casa al final de Needless Street? ¿Les llama la atención?
Enlace: https://inthenevernever.blog..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Melania
 03 noviembre 2021
¡Hola lectores!
Hoy les traigo la que ha sido mi lectura en estos días de Halloween. Una fascinante historia que, lo admito, me ha sorprendido bastante. Empecé esta lectura pensando en encontrarme con la típica historia de casa del terror, pero ha sido mucho más que eso.
Catriona Ward nos adentra en una casa llena de tragedia , misterio y horror que nos mantendrá en vilo desde la primera página. La autora tiene una pluma genial. La manera de mantener al lector atrapado en una trama que desenvuelve poco a poco a través de los puntos de vista de los personajes, como piezas de un gran rompecabezas, y con una final que consigue sorprender es fascinante. Catriona Ward ha sabido darle una vuelta de tuerca a las historias de monstruos que se ocultan a plena vista.
La novela comienza con un trágico suceso, la desaparición de una niña en las cercanías de un lago. El principal sospechoso es Ted Banermann, un hombre que vive en una casa siniestra y tapiada, donde no entra la luz del sol, al final de Needless Street. Ted vive apartado del mundo y se dedica a cuidar de su hija Lauren y su gata Olivia. Dee es una mujer vulnerable que sigue buscando a su hermana desaparecida y está convencida que el culpable es Ted. Se dedicará con empeño a investigar a Ted y lo que oculta en esa siniestra casa.
A través de los puntos de vista y los pensamientos de todos estos personajes, incluida la gata Olivia, cosa que me ha encantado y que la da frescura a la trama, la autora nos irá dando pistas sobre este enigma y poco a poco nos irán mostrando el verdadero horror que se esconde entre esas paredes. Un terror que va aumentado hacia el final y que se hace más frío y mordaz al hacerse más físico, palpable y real. Unos personajes con sus propios traumas que logran que empaticemos con ellos y una historia que nos habla de supervivencia y de segundas oportunidades. Sin duda, una novela que no os debéis perder.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
NataliaLuna
 23 septiembre 2021
-Todos los monstruos tienen una historia.-
Y en esta historia hay más de un monstruo. Cuando comencé a leer me esperaba la típica novela de un asesino: Niña desaparecida años atrás y un posible sospechoso que vive aislado en una casa con las ventanas tapiadas.
Pero en este libro nada es lo que parece.
Esta es la historia de un asesino en serie. Una niña robada. Venganza. Muerte. Y una casa corriente al final de una calle corriente. Todas estas cosas son ciertas. Y, sin embargo, son todas mentiras ...
Conocemos a Ted, un hombre extraño y socialmente torpe que vive con su hija Lauren (una cría muy disfuncional) y la gata Olivia en una casa decrépita. A Dee que va en busca de venganza y es la hermana de la niña desaparecida hace 11 años. Se muda a la casa de al lado para vigilar a Ted ya que fue sospechoso años atrás.
Con estos personajes nos adentramos en una trama claustrofóbica, densa y con la sensación de que algo se nos escapa.
Cada capítulo está narrado por uno de los personajes. Hasta la gata tiene su propia voz y reconozco que esto me descolocó mucho.
Conforme vamos leyendo el pasado de Ted se revela poco a poco y vemos la gran influencia que tuvo su madre en él.
"Romperme, arreglarme, romperme, arreglarme... Eso hacía mi madre."
Para encajar todas las piezas que nos da la autora a lo largo de la lectura hay que poner mucha atención. Pero reconozco que hasta que ella no quiso no logré despejar la neblina que no me dejaba ver la realidad. Y cuando al fin se revela, es un mazazo.
Recomiendo a los que les gusten las historias con mucho misterio y los thrillers psicológicos. Pero no estoy de acuerdo con la calificación de género de terror que tiene el libro. Si bien hay momentos muy inquietantes este libro no me parece de terror.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Citas y frases (8) Ver más Añadir cita
lalibredrealalibredrea02 noviembre 2021
¿Cuántas veces se puede doblar alguien antes de romperse para siempre? Hay que tener cuidado cuando se trata con cosas rotas. A veces ceden y rompen otras.
Comentar  Me gusta         10
MariaTMariaT07 octubre 2021
Hoy es el aniversario de la Niña del Helado. Fue junto al lago, hace once años. La niña estaba allí y de repente ya no estaba. Siempre es mal día cuando descubro que hay un Asesino entre nosotros.
Comentar  Me gusta         00
MariaTMariaT07 octubre 2021
¿Cuántas veces se puede doblar alguien antes de romperse para siempre? Hay que tener cuidado cuando se trata con cosas rotas. A veces ceden y rompen otras.
Comentar  Me gusta         00
YoleoNovelaYoleoNovela21 septiembre 2021
Los dioses están más cerca de lo que imaginamos. Viven entre los árboles, detrás de una piel tan fina que basta rascar con una uña para desgarrarla.
Comentar  Me gusta         00
MariaTMariaT07 octubre 2021
Romperme, arreglarme, romperme, arreglarme… Eso hacía mi madre.
Comentar  Me gusta         10
otros libros clasificados: ThrillerVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES




Test Ver más

¿En dónde pasó? Test sobre la novela de terror

Drácula, Bram Stoker

Transilvania
Dardanelos
Budapest

12 preguntas
97 lectores participarón
Thèmes : terror , novela , horror , misterioCrear un test sobre este libro