InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français

Javier Guerrero (Traductor)
ISBN : 8415729065
Editorial: Roca Editorial (13/06/2013)

Calificación promedio : 4/5 (sobre 8 calificaciones)
Resumen:
Un nuevo caso protagonizado por el detective David Gurney. Si Sé lo que estás pensando te asombró y No abras los ojos te aterró, con Deja en paz al diablo John Verdon consigue lo inesperado: sorprender al lector a cada página hasta dejarlo sin aliento.
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (2) Añadir una crítica
nefertiti5
 07 octubre 2018
Nada es nunca lo que parece. Y menos si David Gurney está involucrado. Dave Gurney, detective de 48 años, lleva seis meses sin hacer nada, el tiempo que hace que resultó herido en el desenlace de su último caso, el asesinato de Jilliam Perry.
Apenas puede reincorporarse a la normalidad de la vida diaria, lo domina la hostilidad, no la serenidad. Se había encontrado al borde de la muerte; le habían disparado tres tiros a bocajarro y había estado en coma. Nunca le habían gustado demasiado las armas, pero tras esto no olvidaba su cartuchera en el tobillo para su Beretta calibre 32.
Su esposa, Madeleine, con la que vive en una finca rural a las afueras del pueblo de Walnut Crossing, en los Catskills, está preocupada por él, puesto que le han diagnosticado síndrome de estrés postraumático, y nada parece alegrarle, hasta que la llamada de una vieja amiga le hace volver a investigar.
Connie Clarke, la periodista que había creado la fama de superpoli de Dave se pone en contacto con él para que ayude a su hija Kim Corazon, que como proyecto de final de carrera está preparando una miniserie documental para la televisión sobre víctimas de homicidios, centrada en las familias, pues trata casos sin resolver. La serie se llama "Los huérfanos del crimen".
Lo que Connie quiere en realidad es que Dave revise el trabajo de su hija y la guíe en cómo relacionarse con los familiares de las víctimas. Kim ha centrado todo su proyecto en las víctimas del Buen Pastor, un asesino en serie al que nunca atraparon, que disparaba a conductores, un caso de hacía 10 años, de la primavera del 2000.
En parte por hacerle un favor a Connie y en parte por aburrimiento, Gurney acepta. Esto no será más que el principio. Sin poder ponerle coto a su curiosidad, y necesitando resolver cada una de las incógnitas que se le presentan, Dave Gurney se verá arrastrado a una investigación para descubrir la verdadera identidad del asesino, volviendo a poner en peligro su vida y la de los que le rodean.
Según Kim, para comprender qué es de verdad el asesinato, hay que hablar con las familias de las víctimas. Esa teoría es la que ha impresionado al productor Rudy Getz, de la cadena televisiva RAM, que ya había tratado ampliamente el caso en su momento. Tendrá que reunirse con los familiares para ver cómo se sienten en realidad y no todos reaccionarán positivamente.
Contando con la ayuda de Dave, no será el único problema al que tendrá que enfrentarse, puesto que Kim parece sufrir en su propia casa el acoso de un antiguo novio, Robert Meese, conocido como Robert Montague, y la policía cree que en realidad son invenciones suyas.
A medida que se adentran en el caso, Dave encuentra lagunas en la forma en que se llevó a cabo la investigación inicial del caso del Buen Pastor. Para acceder a los informes originales cuenta con la ayuda de Jack Hardwick, investigador jefe de la policía del Estado de Nueva York, que también resultó herido en el último caso investigado por Dave.
Los responsables de la creación de perfiles del FBI centraron su búsqueda en un varón que atacaba en las carreteras que iban a parar a zonas residenciales a conductores de Mercedes negros a los que disparaba en la sien con balas de una pistola de gran tamaño, la Desert Eagle, y parece que por el manifiesto que envió en su momento actuaba movido por el odio a los que poseían riquezas, a los que trataba como codiciosos. Los reportajes de Kim van a mover conciencias.
Dave, casado en segundas nupcias con Madeleine, con la que tuvo un hijo que falleció, mantiene una especial relación con su esposa; ella es el punto de lucidez en su vida, y más ahora que pasa por una difícil situación personal tras el anterior caso. Tiene un hijo de su anterior matrimonio, Kyle, con el que parece mantiene las distancias, aunque este libro hace que nos acerquemos más al aspecto humano del protagonista, y de los que le rodean.
Las conversaciones mantenidas con los diferentes familiares de las víctimas hacen que el libro se siga bien, y a medida que vas conociendo detalles sobre ellos quieres descubrir la verdadera personalidad del asesino en serie.
Para tratar de investigar las lagunas del caso, Dave debe enfrentarse con los anteriores investigadores, que por supuesto no verán con buenos ojos que se discuta su investigación, y con los actuales, puesto que la emisión del programa de Kim traerá consecuencias.
Una baza importante en la investigación será el personaje de Max Clinter, un detective fuera de servicio que quedó enredado en el último asesinato del Buen Pastor, al que culparon de negligencia, por no evitar que éste escapara. La emoción está garantizada hasta el último momento.
El autor cuenta cosas del personaje y su entorno, y de cómo ha evolucionado. Si desde el primer libro ya se presenta al protagonista como alguien independiente, no acostumbrado a compartir sentimientos ni ideas con su entorno, quizá para protegerlos, ahora se incide mucho más en esto, pero el haber resultado herido en el anterior caso le hace abrirse más al mundo y a los que le rodean. Su mujer es el complemento perfecto, porque con sus ideas le ayuda de alguna forma, y su carácter más abierto le hace bien.
En este libro, el hijo visita al padre, y hay un acercamiento, una admiración hacia su persona. Lo malo de estos dos personajes es que les cuesta decirse lo que sienten.
La descripción de los paisajes es bastante completa. Personalmente, me gusta el estilo de Verdon, puesto que sus libros se leen bien y dejan buen sabor. Me gusta Gurney, porque se nos presenta con sus miedos, y aunque parece algo reservado y que no comparte todo lo que pasa por su cabeza, arriesga su vida por llegar a la verdad.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
MGAranguren
 19 febrero 2019
El policía retirado David Gurney se enfrenta a otro caso de asesinatos en serie de la mano del autor John Verdon. Mientras Gurney se halla recuperándose de las graves secuelas que le dejó su anterior investigación, el ex policía recibe una llamada de Connie Clarke. Esta es una periodista que hace un tiempo escribió un artículo sobre Gurney en la que le calificaba de 'superpoli' y que le hizo famoso. Pues bien, la hija de Connie Clarke, Kim, va a realizar un documental en una cadena sensacionalista en el que se tratará el impacto emocional que un asesino en serie al que nunca llegaron a atrapar dejó en las familias de sus víctimas. La periodista le pide que supervise las investigaciones y cuide de su hija. Esto provoca que la curiosidad innata del policía dé la vuelta a todas las investigaciones llevadas a cabo hasta ese momento. Con ello, Gurney conseguirá despertar de nuevo al diablo.
En esta novela se aprecia la pericia que tiene el autor en la escritura de novelas de género negro. Si alguien ha leído 'No abras los ojos' o 'Sé lo que estás pensando', debo advertirle que esta historia pierde algo de frescura en su inicio que se hace lento en el desarrollo. Hasta la mitad del libro el lector no se queda enganchado totalmente en la trepidante forma de escribir de Verdon. El final, bastante impredecible, hace que necesites pasar una página tras otra hasta llegar al final. Cabe decir que el desenlace no resulta tan chocante como se espera, ya que con los acontecimientos narrados en los capítulos anteriores, uno espera quedar en estado de shock tras acabar la novela, y esto no ocurre, o al menos no de la manera en la que Verdon nos tiene acostumbrados.
Cabe resaltar la capacidad que tiene el autor para colocar pistas falsas a lo largo de la historia para confundir ya no al lector —que también—, sino a los propios protagonistas. Este es un recurso que Verdon utiliza mucho y que me parece sobresaliente.
El peligro de que un autor te haya noqueado con sus libros en repetidas ocasiones, es que cuando uno de ellos pierde un poco la tensión narrativa, al público le queda esa sensación agridulce de que se podía haber sacado más de la historia.
De cualquier forma, Verdon es un escritor de novela negra brillante y, desde mi modesta opinión, se lo recomiendo a todos aquellos que amen el género.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: novela policíacaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro





Test Ver más

¿En qué año se publicaron estos libros? Novela negra

Las aventuras de Sherlock Holmes de A. Conan Doyle

1892
1982

18 preguntas
15 lectores participarón
Thèmes : novela negra , novela policíaca , ThrillerCrear un test sobre este libro
{* *}