InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura

Joan Riambau Möller (Traductor)
ISBN : 8423327973
Editorial: Booket (09/10/2012)

Calificación promedio : 3.92/5 (sobre 20 calificaciones)
Resumen:
Un hecho muy extraño altera el verano de la teniente de la policía de Lille Lucie Hennebelle: un ex amante suyo se ha quedado ciego cuando visionaba un cortometraje que acababa de comprar al hijo de un coleccionista recientemente fallecido. Una película, muda, anónima, con un toque malsano, diabólico y enigmático.

A trescientos kilómetros de distancia, el comisario Franck Sharko, de la policía criminal, acepta volver al servicio bajo la presión de su... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (12) Ver más Añadir una crítica
MisLecturas
 13 February 2022
La saga protagonizada por el comisario Franck Sharko lleva mucho tiempo en mi punto de mira, pero no ha sido hasta ahora cuando he podido hacerle un hueco, siguiendo el consejo de unas amigas que me instaban a ello antes de enfrentarme a la lectura de Latidos, la última publicación de esta serie. Os aclaro que El síndrome E es la tercera entrega, pero la primera en la que su personaje principal se cruza con el de Lucie Hennebelle, una teniente de la policía de Lille, una relación que continuará en las siguientes entregas. También hago un inciso para deciros que esta novela forma un díptico sobre la violencia junto a Gataca, su continuación, y hay que leer ambas sí o sí. Hoy os traigo mis impresiones sobre una novela que me ha sorprendido y ha sido toda una vibrante inmersión en las turbias aguas del thriller.
Grosso modo, la trama de El síndrome E gira en torno a la manera en que se extiende entre los individuos la violencia en nuestra sociedad contemporánea, a la manipulación de las imágenes y los secretos del cerebro humano. Una reflexión sobre el origen de la violencia ¿Es posible manipular la mente humana? ¿Tienen las imágenes subliminales el poder de inducir al crimen? Dicen que una cámara puede ser más peligrosa que un arma y esta novela lo confirmará.
Un extraño acontecimiento altera la rutina de la teniente Lucie Hennebelle cuando se encuentra atendiendo a una de sus gemelas en el hospital, ingresada por una deshidratación severa. Lucie recibe una llamada de auxilio de Ludovic Sénéchal, un ex novio que acaba de quedarse ciego tras visionar un cortometraje anónimo que compró al hijo de un cinéfilo coleccionista fallecido hace tan solo unos días. Nuestra protagonista no dudará en examinar la película y descubre que hay algo enigmático, incluso diabólico, tras lo que parece ser un film surrealista anónimo y sin sentido ninguno, con escenas violentas al estilo de las realizadas por Luis Buñuel y Salvador Dalí en El perro andaluz. Una película obra de un psicópata y de un genio, ambos reunidos en una misma mente maligna.
Al mismo tiempo, el comisario Franck Sharko, un psicólogo analista del comportamiento, se verá obligado a poner fin a sus vacaciones para trabajar en un caso complicado: los cadáveres de cinco hombres han sido exhumados cerca de las obras de un gaseoducto, en Rouen. Alguien se ha tomado demasiadas molestias para que las víctimas no puedan ser identificadas, ya que han sido salvajemente mutiladas y sus cráneos aserrados. La vida de nuestros dos protagonistas se acaban cruzando para investigar lo que parece formar parte de un mismo caso muy complejo, algo monstruoso.
Acción, tensión y un final de infarto es lo que nos vamos a encontrar en esta novela que te sumerge en los orígenes del mal. Desde el norte de Francia a Bélgica, pasando por El Cairo y Montreal, acompañaremos a sus protagonistas en una búsqueda agónica y espeluznante para identificar a la persona que está dejando este rastro de muertes tras de sí.
Franck Thilliez utiliza una prosa sencilla y clara, con abundancia de diálogos y predominio de un ritmo ágil gracias a la corta extensión de sus 61 capítulos, lo que posibilita que la lectura fluya sola. Su compleja trama, con bastantes planteamientos científicos o técnicas cinematográficas, que en un momento dado podrían ralentizar su lectura o incluso aburrir al lector, está correctamente planteada y desarrollada, logrando mantener la intriga en torno a lo que está sucediendo hasta los últimos capítulos, cuando conseguimos encajar todas las piezas de un complicado puzle de forma coherente y sin fisuras. Su intenso ritmo y la trama en constante movimiento estarán impulsados por la combinación de las diferentes líneas argumentales que refuerzan la tensión y la incertidumbre sobre los acontecimientos, porque desconocemos cuál es el nexo que une los cadáveres de Normandía con el cortometraje anónimo que ha dejado ciego al ex novio de Lucie.
Uno de los puntos fuertes de esta novela son sus complejos personajes, que van a brillar con luz propia. Dos son los protagonistas de esta novela: Sharko y Lucie. Ambos serán los encargados de desentrañar una maraña de misterios que parecen no tener solución. Intentarán componer una imagen de los acontecimientos, al igual que los arqueólogos apartan la tierra despacio y cuidadosamente, esperando dejar al descubierto alguna pista o signo revelador que les permita atar cabos e ir encajando las piezas de un complejo rompecabezas. Estos dos personajes principales están perfectamente planteados, sobre todo a nivel psicológico, haciéndolos muy cercanos e incluso permitiendo que podamos empatizar con ellos o al menos comprender su dolor. Conoceremos a Sharko cuando está pasando por uno de los peores momentos de su vida. Es un personaje introvertido, desfragmentado por unos trágicos hechos ocurridos a su familia en anteriores entregas. Presenta un cuadro agudo de esquizofrenia, con episodios paranoicos de persecución y visiones que le impiden llevar una vida relativamente normal. La teniente Lucie, dividida entre el amor por la familia y la pasión por su trabajo, es tozuda y puntillosa, difícil de controlar y con frecuencia tiende a saltarse las normas, pero los dos forman el tándem perfecto y lograrán salir adelante gracias al apoyo mutuo que se van a profesar.
En resumen, El síndrome E es un apasionante thriller policíaco cargado de tensión, donde se pone de relieve el funcionamiento del cerebro y hasta qué punto nuestra mente es manipulable. Una trama interesante y absorbente con profusión de golpes de efecto y giros argumentales, donde la verdad se irá revelando con cuenta gotas y en la que hay cabida para el dolor, la desesperación y la superación. Una novela de lectura fluida, en la que el magnetismo de la intriga es el elemento que prevalece, logrando atraparte desde su mismo prólogo, provocando angustia y ansiedad por ir imbricando poco a poco las piezas de un caso que desafía toda lógica. Una historia de violencia sin límite donde se incluyen algunas escenas que pueden resultar algo gore, porque sus descripciones son muy visuales, casi cinematográficas, con un final coherente y un último golpe de efecto completamente inesperado y absolutamente genial, que jamás hubiera podido imaginar, y que me dejó la mandíbula literalmente desencajada y en standby. Por eso os aconsejo que si tenéis pensado leerlo, tengáis a mano Gataca, la siguiente entrega.

Enlace: https://www.mislecturas.es/2..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
LAKY
 24 September 2018
"El síndrome E" es la tercera entrega protagonizada por Sharko pero la primera protagonizada por Sharko y Hennebelle. Así que, en cierta forma, tanto puede considerarse la tercera entrega de una serie como la primera de una ¿subserie? Yo he leído la primera y la tercera entrega de Sharko. Me he saltado, como veis, la segunda "Luto de miel" porque todo el mundo me decía que era la peor de todas y que no aportaba demasiado. También es cierto que Xula del blog Caminando entre libros, que se la leyó hace unas semanas, me contó lo que pasaba y me aconsejó leer el primer capítulo Y es que, tal y como termina "El ángel rojo", el lector puede pensar que es una novela totalmente conclusiva y que difícilmente Sharko iba a protagonizar más casos. Así que le hice caso y leí el primer capítulo en el que explica todo.
Ahora bien, ¿se puede empezar la lectura de la serie por "El síndrome E"? Poder se puede -de hecho, mucha gente lo ha hecho así- pero entiendo que es mejor no hacerlo y leer antes "El ángel rojo". Además de por ser una magnífica novela negra, porque cuenta mucho de Sharko y de su familia. Lo que le pasa a Sharko y su mujer en dicha novela es tremendo y creo que hay que conocerlo para entenderle. También es cierto que en "El síndrome E" se hace un resumen de lo que pasó para el lector no enterado pero, de verdad, si podéis, empezar por el principio. "Luto de miel", en cambio, entiendo que es más prescindible y con leer el primer capítulo ya debería ser suficiente...
Si en "El ángel rojo" el protagonista era Sharko, en esta ocasión compartirá protagonismo con Lucie Hennebelle. Una policía con muchos puntos en común con él: su adicción al trabajo, su sentido de la justicia, el ser como un perro sabueso cuando encuentra una pista... y juntos forman una pareja que creo que nos dará muchas alegrías a los aficionados a la novela negra. A Sharko, ya le conocía perfectamente de la novela anterior en la que, como comenté, se le caracterizaba a la perfección. Un hombre complicado Sharko, con una vida muy complicada, solitario, roto por los hechos que ocurrieron en las dos novelas anteriores.A mí, personalmente, me gustó mucho como protagonista ya en la primera entrega y en ésta no ha hecho sino conquistarme del todo. No me extraña que haya tantos lectores enganchados a este personaje. Me da que es uno de esos protagonistas de novela cuyo nombre no se olvida, que se queda en la mente del lector novela tras novela, como si fuera una persona real, alguien a quien conocemos. Y Lucie también me ha gustado mucho. Lucie es madre soltera de dos gemelas, a las que me temo que no ve todo lo que querría porque cuando un caso le absorbe, va hasta el mismo infierno a por el asesino si es necesario. Sharko y Luce son diferentes pero iguales en el fondo, en su manera de ver el crimen y éso les unirá. Una buena pareja investigadora, sin duda.
El síndrome E” , como lo era "El ángel rojo", es una novela negra con ritmo de thriller. Es muy muy ágil, sus páginas no es que se lean, es que se devoran. Lo empecé el lunes por la mañana y para el jueves al mediodía ya lo había terminado. Y son casi sescientas páginas. Me enganchó desde el primer capítulo y, encima, su interés iba cada vez a más, por lo que, al final, literalmente, no pude dejar de leer y me leí las últimas ciento cincuenta páginas de un tirón. Engancha por la forma en la que está escrito pero también por su interés. Es una investigación muy complicada e interesante, de resolución casi imposible. Pero nada es imposible para dos investigadores de la talla de Sharko y Hennebelle por lo que, poco a poco, tirando del hilo, irán descubriéndonos la terrible verdad.
El ritmo se consigue con mucho diálogo y con misterios que se van resolviendo pista a pista. No hay altibajos en la narración, no hay partes menos interesantes que otras, sino que toda ella se devora con fruición.
El planteamiento de la novela es original. No os voy a hablar demasiado del argumento porque podría desvelaros cosas que es mejor que no conozcáis. Pero Thilliez suele introducir en sus novelas elementos con un toque científico y, en este caso, se centrará en el ojo y el cerebro; lo que el ojo ve y lo que el cerebro procesa. Imágenes subliminales que el ojo ve sin darse cuenta pero que el cerebro sí capta. Manipulación de la mente. Manipulación del comportamiento... Son aspectos interesantísimos y muy complejos que, sin embargo, el autor explica de forma clara y muy sencilla, de tal forma que cualquier lector, sin ningún tipo de conocimiento en la materia, puede entender. Todo ese tema me ha fascinado. Nos habla el autor de cómo los anuncios publicitarios, por ejemplo, manipulan los deseos y la voluntad de los espectadores. Incluso, y es algo que da un poco de vértigo, como en unos inocentes dibujos infantiles, se pueden introducir elementos subliminales cargados de violencia. Que no, que nuestros hijos no corren peligro porque no son capaces de verlo, pero es algo que me ha creado un profundo desasosiego...
En "EL síndrome E" he encontrado, quizás, un poco menos de violencia y crudeza que en "El ángel rojo". No deja de ser negrísima y con escenas muy duras pero la anterior me lo pareció aún más. Quizás porque los asesinatos estaban explicados con más detalle y eran más actuales (se producían al tiempo que transcurría la novela) mientras que en ésta gran parte de los asesinatos se produjeron hace tiempo y no se describen, por ello, con tantísimo detalle.
La novela está estructurada en sesenta capítulos y un epílogo. Los capítulos son cortos, en torno a las diez páginas. al principio se alternan: a uno protagonizado por Lucie le sucede uno protagonizado por Sharko hasta que, más o menos hacia la mitad, se conocen y desde entonces habrá algunos capítulos protagonizados por ambos.
Y el epílogo, ¡Ay el epílogo! Que conste que me avisaron: si no tienes a mano o no quieres leer "Gataca" (la siguiente entrega) no leas el epílogo. Pero, claro,ésto es como darle a un niño un caramelo y decirle que no lo abra hasta el día siguiente. Aunque mi intención no era ponerme con "gataca", no pude evitar leer el Epílogo y, ¡éso no se hace señor Thilliez! Vaya epílogo! de esos de dan ganas de ponerse ya con la continuación. Menos mal que ya la tengo... de todos modos, el caso principal se resuelve ya en el último capitulo por lo que no es necesario leer el epílogo en el que, realmente, lo que se hace es avanzar el contenido de la siguiente entrega. Avisados estáis.

Conclusión final
"El síndrome E" es una novela interesante, que te atrapa en tus redes y no te suelta. Me ha gustado muchísimo y me ha dejado con unas ganas enormes de leer las dos siguientes entregas de la serie que, por suerte, ya están disponibles para el lector español
Enlace: http://librosquehayqueleer-l..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Pianobikes
 30 January 2021
“Se hallaban en el origen de su relación. Había esperanza. En el fondo de sí misma, quería convencerse de que había esperanza, de que todas las tierras quemadas acaban por volver a dar trigo, un verano u otro” ~ El síndrome E de Franck Thilliez.
Ludovic es un cinéfilo que un día ve un anuncio de venta de películas antiguas. Acude al piso del vendedor y allí se hace con unas bobinas antiguas pero tras visualizarlas pierde la vista. Ludovic, en otro tiempo novio de Lucie, policía francesa y madre de dos gemelas, realiza una llamada de teléfono al azar, da con su número y la pone al tanto. Lucie comienza a investigar el porqué de esa pérdida de visión y cuando visualiza la película se queda con una gran inquietud. Sospecha que tras esa película hay algo más y poco a poco sus sospechas se confirman.
Mientras, Franck Sharko –que es el protagonista de esta saga– está investigando la aparición de cinco cadáveres, todos mutilados y los dos casos comienzan a solaparse así que Lucie y Franck comenzarán a trabajar juntos.
Una novela que consigue inquietarte sin narrar en directo los crímenes. Me explico, en la novela negra lo paso mal cuando narran los crímenes en directo, cuando sientes la inquietud de las víctimas ante lo que va a pasar. En esta, eso no existe. Los cadáveres son a toro pasado. La inquietud viene de la mano de una mezcla de inocencia y crueldad y de la forma en la que las partes más oscuras están narradas. Hay momentos en que se me hizo un poco más nudo quizá porque desde el muy pronto sabía qué pasaba pero no el por qué y necesitaba avanzar y no seguir dando vueltas a lo mismo. Aún así, me ha gustado.
Decir que es la tercera novela del investigador Franck Sharko y que no he leído las anteriores pero por lo que he visto esta es, además, la que abre la saga de los dos investigadores juntos. Con toda probabilidad lea la siguiente porque ese final no puede quedar así.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         60
Lunilla
 20 November 2017
Había leído que Thilliez era uno de esos autores que hay que leer si te gusta leer temática negra y este año por fin me he puesto a ello, aunque de forma acortada. He empezado la serie de Sharko y Lucie de forma conjunta leyendo el primer libro donde el autor los junta, El síndrome E.
La novela comienza muy fuerte con una escena escalofriante donde un personaje verá un cortometraje el cual dará como consecuencia una ceguera posterior. Este personaje es amigo de Lucie y ésta, una policía con dos hijas gemelas, comenzará a investigar sobre este cortometraje anónimo. Las escenas del corto son muy frías, extrañas y causan mucho estupor y parece que alberga imágenes escondidas. Mientras conoceremos a Sharko, un policía diferente con una grave enfermedad y un trágico pasado; éste se encargará de investigar la aparición de cinco cadáveres enterrados bajo tierra. Estas dos investigaciones son opuestas, y no tienen nada que ver en apariencia, hasta que las dos líneas argumentales se unirán sorprendentemente y nos atraparán.
Los personajes de esta novela son dos personajes asiduos del autor. Tienen novelas protagonizadas por ellos, pero como en casi todas las series, los casos son distintos, solo sigue una línea personal. En este caso, al conocerse los dos, no creo que sea fundamental leer los anteriores ya que de alguna forma se nos presentan de nuevo ante el lector. Me han parecido los dos personajes principales especiales, con una forma de trabajar diferente y que por diferentes situaciones personales causan especial simpatía en el lector. Sharko me ha parecido un transgresor y a la vez una persona hipersensible, mientras que Lucie es una persona más fuerte y con las cosas más claras, aunque algo temerosa. Los demás personajes son totalmente secundarios y realmente no son importantes. El peso de la trama y de los personajes son de ellos, y el autor consigue atraparnos rápidamente con dos personajes con mucha estrella.
El síndrome E tiene un ritmazo, no decae y con una narrador omnisciente y abarcando todo y describiendo todo a la perfección, sin pausa, pero tampoco aburriendo el autor consigue atraparnos, sobre todo en la recta final, donde las sorpresas no dejan de acontecer. Con diferentes escenarios y con una atmósfera oscura y muy siniestra la novela nos trasladará a Francia, Egipto o Canadá. Tres lugares diferentes y que esconden muchos secretos y conspiraciones mucho más interesantes de lo que podríamos esperar en un principio. Y con una investigación a pie de calle, descubriendo hechos darán una trama de lo más desconcertante y a la par interesante.

Me ha gustado mucho el libro, sobre todo ese final aterrador e imprevisible, aunque con matices por las altas expectativas que llevaba. El tema del cortometraje y la influencia de ciertas imágenes subliminales siempre me encantan leerlo, y aquí me ha parecido un tema muy bien argumentado, soberbiamente finiquitado y con un final de infarto. Y obviamente he podido disfrutar mucho con todas teorías conspiranoicas, los secretos de estado, las traiciones y las mentiras y consecuencias que todo esto acarrea. Una lectura apasionante, aunque confieso que esperaba más: me habían hablado de una lectura especial y asombrosa, y he encontrado una lectura muy buena y adictiva con un epílogo final sensacional, pero nada nuevo ni especial. Eso sí, con un final así incita de malas maneras a leer el siguiente irrevocablemente.
Enlace: https://eltemplodelalectura...
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Suenosentreletras7
 04 September 2018
Me encuentro "a tope" con una saga a la que le tenía muchas ganas: los libros del Comisario Sharko, escritos por Franck Thilliez. Si habéis leído mis reseñas anteriores, ya habréis visto que me leí de un tirón los dos primeros libros de la saga: El Ángel Rojo y Luto de miel. En cuanto pude me puse con el tercero, El Síndrome E, y ya os digo que me ha vuelto a conquistar, mucho más que con los dos anteriores. Aquí van mis conclusiones.
En esta ocasión, nuestro Comisario Sharko no se enfrentará solo ante el peligro: contará con la ayuda de Lucie Hennebelle, teniente de policía y madre de dos preciosas gemelas. Por un lado, Sharko empezará a investigar un crimen múltiple y esa investigación le llevará de viaje a los rincones más oscuros de la mística Egipto. Po el otro lado, Lucie se encuentra con un caso muy extraño: un exnovio le llama pidiéndole ayuda ya que se ha quedado ciego tras visionar un cortometraje mudo de los años 40. Aparentemente no hay explicación científica ya que no le pasa nada a su vista, pero no puede ver absolutamente nada. ¿Cómo puede una cinta de video cegar a una persona?
Los dos libros anteriores de la saga me gustaron bastante pero , en mi opinión, con el Síndrome E, el autor ha comenzado una nueva etapa en la que su calidad literaria ha aumentado considerablemente y nos encontramos con una novela de gran calidad, tanto por la pluma como por el tema tratado. No quiero desvelar absolutamente nada para que vosotros los lectores/as os podáis sorprender pero os comento que este libro es una caja de sorpresas. Hay unos cuantos giros argumentales que te dejarán clavado en el asiento (o donde estés leyendo el libro).
Me he sentido totalmente cómoda leyendo el
libro, algo que no me pasó con los dos anteriores de la saga y es que Franck Thilliez ha mejorado mucho su estilo y se nota. Sigue teniendo problemas de ritmo ya que hay partes que se hacen excesivamente largas y pesadas pero en general se trata de un libro adictivo y eso es, en gran parte, por su interesante trama.
Nunca he leído nada sobre la llamada Histeria Colectiva y me ha encantado conocer el tema y aprender cosas sobre ello. Una de las cosas que más me gustan de este autor es que habla de temas muy curiosos y te lo explica de forma muy detallada para que todo el mundo pueda entenderlo a la perfección. Thilliez nos habla sobre la violencia y a la vez realiza una gran crítica a la sociedad de hoy en día, donde todos y todas estamos abducidos por Internet, los medios de comunicación y la tecnología, ya que estos medios son utilizados por muchas élites para inducirnos a la violencia y sin que nosotros/as nos demos cuenta. Todo el tema de los mensajes subliminales me ha fascinado y me ha interesado mucho.
Y el final...me quedé sorprendida y no pude hacer otra cosa que empezar el siguiente libro de la saga, Gataca (el cual ya está leído y ya os confieso que es mi favorito de momento) Vaya final, este autor sí que sabe acabar los libros con un Cliffhanger de infarto, cómo me gusta.
En definitiva, El Síndrome E me ha parecido un thriller muy bueno que habla sobre la violencia en su estado más primitivo. No he podido dejar de leer hasta el final. Es una de las tramas más interesantes que he leído. Me ha gustado mucho, he adorado la interacción de Lucie y de Sharko. Y ese final...he tenido que he empezar el siguiente porque no podía acabar así, que angustia. Muy recomendado para los fans del thriller en su máxima expresión y de las historias inteligentes.

Enlace: http://addicionaloslibros.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Citas y frases (2) Añadir cita
Suenosentreletras7Suenosentreletras704 September 2018
En cierta medida, aquella era la forma más moderna y peligrosa de la histeria colectiva: un grupo gigantesco de humanos con las mentes conectadas a través del mundo de la imagen. Una locura moderna de la que nadie puede escapar.
Comentar  Me gusta         00
Suenosentreletras7Suenosentreletras704 September 2018
En cierta medida, aquella era la forma más moderna y peligrosa de la histeria colectiva: un grupo gigantesco de humanos con las mentes conectadas a través del mundo de la imagen. Una locura moderna de la que nadie puede escapar.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: novela negraVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





Test Ver más

Autoras de novela negra y policíaca

10 negritos

Agatha Christie
Phillys Dorothy James
Susan Hill

10 preguntas
61 lectores participarón
Thèmes : novela negra , LITERATURA POLICÍACACrear un test sobre este libro