InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : 170115546X
Editorial: Independently published (19/10/2019)

Calificación promedio : 4.38/5 (sobre 12 calificaciones)
Resumen:
Hannah tiene 86 años y sigue siendo una mujer de armas tomar. Con 7 años subió sola a un tren en Alemania que la alejaría del horror de la guerra pero que la transportó a una vida llena de adversidades donde sobrevivir se convirtió en el reto más difícil. Ahora vive una vida relajada y feliz junto a su hija, pero el pasado regresa para reabrir viejas cicatrices y recordarle que algunas heridas nunca cerrarán. Toribio odia su vida, ha pensado más de una vez en acabar... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (12) Ver más Añadir una crítica
lavidademisilencio
 17 febrero 2020
Hoy os traigo la reseña de Huérfanos de sombra de María Suré que leí gracias al sorteo de una lectura conjunta ¿Y qué decir? Pues que me alegro muchísimo de haberme apuntado porque he disfrutado la lectura como hacía muchísimo tiempo que no hacía. María Suré ha conseguido sumergerme en la historia hasta el punto de que ahora, días después de terminar el libro, siento ese "vacío lector" que aparece cuando dejas atrás unos personajes que te han atravesado y removido por dentro.
Huérfanos de sombra es una novela dividida en 31 capítulos de longitud variable (aunque todos son, en general, cortos) en los que se intercalan dos tiempos: el pasado y el presente. En cada uno se siguen los pasos de unos personajes distintos.
PASADO
En los capítulos dedicados al pasado, la narradora es Hannah. Se cuenta desde su dura infancia huyendo de la Alemania nazi, pasando por su adolescencia, hasta la adultez. A través de ella se narran las escenas más crudas de la novela, las que más marcada me han dejado.
En esta trama entran en juego otros personajes importantes como Yona, Renata, David, Quentin y los Downer, entre otros. Sin embargo, de ninguno de ellos llegamos a leer su punto de vista, solo conocemos lo que vive y siente Hannah.
PRESENTE
En los capítulos del presente aparecen múltiples narradores. Aunque la principal es Laura, también llegamos a ponernos en la piel de personajes igual de importantes como son Toribio, Marcos, Aurelio y su familia, Gonzalo y los investigadores del caso.
Al profundizar en ellos la autora consigue que dejen de lado su papel de secundarios y adquieran mucho más peso en la historia. Todos son importantes, todos tienen algo que decir, algo que enseñar y algo que ocultar.

La pluma de la autora es directa a la vez que intimista. Si algo he de recalcar de María Suré es su brillante capacidad para hacer que el lector empatice con sus personajes. Los construye de una forma tan humana y cercana que es complicado no ponerse en su piel. Además, conforme los vas descubriendo te da la sensación de que estás leyendo historias reales, que podrían ser tu vecino, tu compañera de clase, tu abuelo... Fue lo que me transmitió la autora durante toda la novela y esto es, posiblemente, uno de los fuertes de su narración para mí.
Otro detalle que me ha gustado mucho de la novela es que, en las partes del pasado, María mete retazos explicativos de sucesos históricos que estaban teniendo lugar en el momento en el que se está desarrollando la trama. Eso facilita que el lector se meta de lleno en la ambientación, además de descubrirle algún que otro dato.
El ritmo es la parte en la que me ha fallado. al principio se lee muy rápido y según va avanzando la trama el interés va creciendo. Sin embargo, cuando aparecieron los investigadores para indagar en el caso de la desaparición, mis ganas de leer cayeron en picado. No sé si fue porque no conseguí conectar con los nuevos personajes o que, simplemente, necesitaba que esa parte fuera más ágil.
Tal y como he mencionado, en Huérfanos de sombra hay infinidad de personajes y la autora, lejos de quedarse en una presentación superficial de los mismos, nos cuenta el trasfondo de cada uno, permitiendo así que les entendamos mejor.
De Hannah es de quien más conocemos. La vemos huir de la Alemania nazi con 8 años; sola, sin nadie que la ampare, tendrá que luchar por sobrevivir en un mundo que la obliga a crecer demasiado rápido. Por suerte, su camino se cruza con el de Yona, una muchacha a la que pronto comienza a llamar amiga. Juntas terminan en un orfanato de Londres donde Hannah pensaba que las cosas serían más fáciles, pero se equivocaba. No quiero desvelar más de su personaje, solo decir que es de los más fuertes de la novela y una de las que más cariño me ha despertado. La vida no la ha tratado bien, pero ella no desfallece en ningún momento. Es una luchadora nata y, aunque en algún momento no he entendido sus decisiones, sus acciones son coherentes con su personaje.
De vuelta al presente nos encontramos con la narradora principal: Laura. Si hablaba de que Hannah es una luchadora, Laura no se queda atrás. Se quedó embarazada muy joven y la decisión de criar a su hijo la alejó de todas las personas que creía que estarían a su lado siempre. Ante su desesperación, Laura llama a la única puerta que no se le había cerrado aún: la de su suegro Toribio. A pesar de su semblante frío y apático, Toribio termina siendo el gran apoyo de Laura, ya no solo durante su embarazo, sino en su vida a partir de entonces. Creo que puedo afirmar que él es mi personaje favorito del libro por la sorpresa que resultó que tuviese un corazón tan puro. No fue buen padre y lo sabe, pero intenta enmendar su error siendo una verdadera familia para Laura y Marcos, su nieto. Ese afán por reinventarse y ser la mejor versión de sí mismo para aquellos a quien quiere hizo que Toribio se ganase un lugar en mi corazón.
¿Y cuál es el motivo de que Toribio desee ser mejor persona? Marcos, su nieto. Un niño curioso, tan amante de la naturaleza como él, una nueva oportunidad de ser el buen padre que nunca fue. La relación que se establece entre abuelo y nieto es lo más tierno del libro. Y por ello, cuando Marcos desaparece, la reacción de Toribio es una de las más dolorosas. Era la luz de su vida y, ahora, simplemente ya no está. Encontrarlo se vuelve una desesperante necesidad.
Por suerte, Laura y Toribio no están solos. En sus vidas también está Gonzalo, un domador de caballos que vive en las cercanías y es amigo de la familia. Él también adora al pequeño y a su madre. Gonzalo es otro de los pilares fundamentales en la vida de Laura. Este personaje también me ha llegado mucho. A pesar de que su vida no ha sido fácil —la de ningún personaje en esta historia lo ha sido—, no ha dejado que eso se convierta en una coraza. Él es bondad pura, pero también tiene carácter para enfrentarse a las personas que le hacen daño. Es lo que más me ha gustado de él, que es muy bueno pero no se deja achantar por nadie.
El resto de personajes —que son bastantes— dejo que los descubráis vosotros mismos.
A estas alturas de la reseña ya ha quedado bastante claro que el punto fuerte de Huérfanos de sombra está en sus personajes. La trama, en sí está compuesta por la historia de vida de todos ellos. Su pasado forja las acciones del presente y es lo que desemboca en el eje principal de la novela: la desaparición de Marcos. A mi parecer, se tarda demasiado en llegar al momento de la investigación. Más de la mitad del libro es en referencia a lo que ocurre antes del suceso y al aguantar tanto la trama en ese punto de tensión, para mí se ha desinflado hasta el punto de que es lo que menos me ha gustado de la historia. Los personajes que la llevan a cabo tampoco me han dicho nada, por lo que se me ha dificultado más permanecer enganchada en este punto.
Otro aspecto que no ha terminado de convencerme es que hay demasiado drama. Está claro que la vida no es fácil pero llega un momento en que los personajes no tienen ni un solo segundo de felicidad. Las circunstancias no se suceden con naturalidad
El final me ha gustado, aunque algunas cosas me han resultado algo cogidas con pinzas. Un desenlace que no te ves venir y que deja todas las tramas cerradas.
Enlace: http://lavidademisilencio.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
laurass89
 11 marzo 2021
Niños de la guerra
En 1939, Hannah está en un tren rumbo a Inglaterra. Su padre, judío, le ha conseguido un pasaje para alejarla de los horrores de la guerra, pero no ha sido suficiente. Cuando estaba despidiéndose de él, los soldados de la SS entraron en la casa.
2018 Aldeanegra, Toribio es un hombre sencillo que vive perseguido por todos los errores de su vida. Sin embargo, una noche de tormenta una joven llamada Laura toca su puerta, está embarazada de su hijo y no tiene a dónde ir. Ahora, parece que la vida le ha dado una oportunidad gracias a esa muchacha y a su nieto, Marcos.
Y estas dos historias se enlazarán en algún punto que el lector querrá encontrar con avidez. Lo cierto es que es difícil decir cuál es el foco de la novela, no porque no se encuentre, sino porque ambas tramas, con sus personajes principales, son casi historias independientes. Sin embargo, ahí es donde esta la clave de la obra de María Suré, en hacerlas confluir de una manera muy orgánica, coherente y satisfactoria para el lector. Tenemos, por tanto, una narración a dos tiempos con configuraciones genéricas diferentes que la autora ha conseguido unir gracias al aumento de la tensión narrativa y sutiles puntos en común que se convertirán claves.
Thriller e historia
Por un lado, encontramos, como ya hemos dicho, la narración de Hannah que nos encuadra en la novela histórica. En su relato nos adentramos en las peripecias que la joven alemana va viviendo en sus diferentes hogares hasta que consigue independizarse y elegir su propio destino. En este trayecto, la obra nos irá relatando con mucha fidelidad, los acontecimientos históricos del momento, sin resultar estos cargantes, así como la crueldad y situaciones límite que estos niños vivieron en dichas circunstancias. Una ambientación que sumerge al lector en otra de las dimensiones de las guerras.
Por su parte, la historia encuadrada en Aldeanegra, con Toribio como centro, nos acerca a la novela policíaca. La historia se remonta a la llegada de Laura a la casa de Toribio y en esa primera circunstancia podremos contemplar también las consecuencias de la Guerra Civil en España, ya que aún siendo 2008, parece que suceden cosas de la época del régimen. En este sentido, es cierto que en esa primera parte la ambientación no me ha convencido tanto, ya que, a pesar de que se encuadraba en un pueblo «chapado a la antigua», me parece que la narración no estaba pareja a las modernidades del tiempo en que se narra. No sé si es una percepción errónea mía o que la autora se ha dejado influir un poco por la ambientación del otro hilo narrativo que se desarrolla en la novela.
En cualquier caso, llegamos a 2018 y a causa de un incidente relacionado con la familia de Toribio, como decía, nos encuadramos en la policiaca. Así, tendremos la fase de investigación, descubrimiento de se cretos de los habitantes del pueblo y un engarzado que da complejidad y sentido a ambas tramas.
Carácter propio
Más allá del nivel de trama, nos encontraremos con unos personajes muy bien configurados. En la novela, la autora consigue que no todo sea blanco o negro, son personajes llenos de matices, de grises, que los enriquecen y que suscitan emociones en el lector. Además, podríamos decir que gran parte de ellos busca cierto toque de rendención, tema que se trata especialmente bien en la novela, y que se consigue en la medida en que hay una acción que la alcanza. Es decir, la obra no regala nada y los personajes van demostrando sus pecados y sus penitencias.
Además de esto, tenemos una novela con un estilo bastante cuidado y que se lee muy bien. No hacen falta grandes florituras para explicar lo que sucede o lo que se siente y, en este aspecto, me parece que María Suré consigue que entendamos la complejidad a través de la sencillez.
Nos acercamos leyendo
En su conjunto, la obra será, además de una obra que engancha y que nos anima a seguir leyendo para descubrir el crimen, una obra que nos invita a reflexionar sobre las consecuencias de la guerra, la venganza y el rencor.
La lectura, muchas veces, además de entretenernos, puede acercarnos a realidades lejanas, que por mucho que estudiemos no podemos imaginar. Creo que la obra de María lo consigue, nos entretiene y acerca, a través del sufrimiento de Hannah, a través de los secretos de Aldeanegra y la vida de Toribio. Una obra que os invito a leer y que espero que disfrutéis.

Enlace: https://ellibroenelbolsillo...
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
LAKY
 11 febrero 2020
Laura se quedó embarazada cuando estaba empezando la universidad. El padre no quiso saber nada y ella no estaba dispuesta a abortar. Pero sus padres, su madre en especial, no quiso ayudarle “en su deshonra” y a ella no se le ocurrió nada más que acudir al padre del padre de su hijo, al abuelo del futuro niño. Éste es un hombre mayor llamado Toribio, desencantado de la vida, que vive casi aislado en un pequeño pueblo salmantino llamado Aldeanegra. El niño nace y con él la felicidad inunda el pequeño y extraño hogar que forma junto a su madre y su abuelo.
Por otro lado, tendremos la historia de Hannah, una niña judía que ve morir a su padre asesinado por un nazi. Hannah consigue huir a Inglaterra donde pasará la guerra. Con los años recala en España, en concreto en Aldeanegra. Ahora mismo es una mujer de más de ochenta años que vive tranquilamente junto a su hija.
La novela se estructura a través de dos tramas paralelas. Dos tramas que, en principio, no parecen tener nada que ver. La de Hannah es de las que me gustan a mí. Situada en plena Segunda Guerra Mundial, veremos la situación de los niños judíos más afortunados; los que pudieron salir de Alemania o de los países invadidos por los nazis. Muchos niños fueron llevado a Inglaterra. En concreto, a Hannah le llevaron a un orfanato de Londres pero, cuando la capital inglesa se vio amenazada por los continuos bombardeos, Hannah y otros muchos niños fueron acogidos por familias del campo.
Me ha encantado la parte de Hannah. Sí conocía el hecho de que muchos niños de diferentes países fueron como refugiados a Inglaterra pero desconocía la situación en la que muchos de ellos estuvieron allí. Me ha encantado –y horrorizado- descubrirlo.
Hannah, sin duda, se ha ganado mi cariño desde el momento en que aparece en escena. Aunque sólo tiene siete años, es una niña valiente y decidida, fuerte y dura que lucha como una jabata por sobrevivir. Tendrá que pasar por muchas adversidades hasta que, finalmente, llega a España. La autora nos contará su periplo y os aseguro que es una historia de lo más interesante.
Pero la otra trama no es menos interesante. La trama de Laura, Toribio y Lobo comienza como una novela familiar y acaba convirtiéndose en una novela de intriga cuando "algo" ocurre. Casi desde un primer momento sabremos que algo malo va a ocurrir; eso hace que estemos en tensión, cruzando los dedos para que, por favor, por favor, no ocurra. Porque si Hannah se ha llevado mi cariño, esta pequeña familia lo ha hecho en igual medida. Los tres son encantadores, el niño es para comérselo pero su madre y su abuelo también. Forman una familia preciosa, rara, diferente, pero una familia al fin y al cabo. Y casi familia es lo que forman con ese vecino al que, a través del niño, les va a unir un irrompible lazo de amistad. Porque los lazos familiares no tienen por qué ser de sangre.
Ambas tramas suceden de forma paralela. La de la familia en tiempo presente, la de Hannah desde el pasado. Tenía dudas sobre si se iban a fusionar de alguna manera o si el único punto de convergencia iba a ser que todos vivían en el mismo lugar y se conocían. No os diré más que el hecho de que me ha encantado cómo se rozan...
María es una gran narradora y consigue que, toque el género que toque, te hable de lo que te hable, no puedas parar de leer. Me pasó con “El color del perdón”, una novela negra llena de emoción y tensión. También con “El proyecto B.E.L.” un thriller un tanto futurista, que no pude parar de leer. Y me ha pasado con su tercera novela, que no tiene nada que ver con las anteriores porque bebe de muchos géneros: ficción histórica, novela familiar, novela de intriga… al tocar tantos géneros, creo que es la novela de María Suré más apta para cualquier tipo de lector; es imposible que alguna de las tramas no te guste (aunque lo normal es que te encanten ambas).
Con una prosa muy ágil, combinando perfectamente el diálogo y la narración, con un dibujo muy cuidado de los personajes, María sabe mantener la tensión narrativa en todo momento, acrecentándola cuando la historia lo pide hasta llegar a un final lleno de emoción (en el que se me ha escapado alguna lagrimilla)
Conclusión final
Os recomiendo “Huérfanos de sombra” como os recomiendo cualquiera de las dos novelas anteriores de esta autora. Una novela con dos tramas muy potentes, las cuales lleva adelante con gran acierto. Muchas veces, cuando en un libro hay dos tramas –sobre todo si una transcurre en el pasado- hay una con más fuerza o que cala más en el lector. En este caso no ha sido así, me han gustado ambas por igual, no puedo elegir ninguna sobre la otra porque ambas son perfectas.
No os la perdáis.
Enlace: https://librosquehayqueleer-..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
lourdesmateo88
 12 febrero 2020
Laura vive en Aldeanegra con su hijo Marcos, y con Toribio, abuelo del niño. Parece llevar una vida tranquila y feliz, pero no siempre ha sido así. Embarazada y sin saber adónde ir recurre a Toribio, que vive en un pequeño pueblo de la provincia de Salamanca y al que apenas conoce. Laura había pensado dar al bebé en adopción, pero cuando lo tuvo en sus brazos no pudo desprenderse de él.

El día que se encontró en la calle, sin un lugar a donde ir, decidió jugar su última baza presentándose allí, en casa de Toribio, el padre de Curro. Solo se habían visto en una ocasión y el encuentro resultó un poco incómodo. Fue el día que acompañó a Curro a la casa de su padre para recoger unos trastos que le hacían falta.

Él la había acogido en su casa con la condición de que se marchara al dar a luz. Probablemente se habría arrepentido más de una vez de haberla dejado traspasar el umbral de su puerta aquel día de lluvia que se presentó en su casa suplicándole ayuda, complicando así su sencilla y sobria existencia.

Y para Toribio todo cambió, hubo un tiempo en el que estuvo cansado de vivir...

...con los años, su pasado se había convertido en una carga tan pesada que no tenía fuerzas para soportarla en soledad.

...creía haber encontrado un bálsamo para sus heridas. Sabía que nunca cicatrizarían, pero al menos ya le permitían respirar sin dificultad.
En Aldeanegra también viven Renata y su madre, Hannah, protagonista indiscutible de una interesante, entrañable y emotiva trama que nos llevará hasta el principio de la II Guerra Mundial. Conoceremos su historia desde que con siete años ve morir a su padre a manos de un nazi, (el mismo que le marcará la cara) y tiene que escapar. Iremos descubriendo su vida hasta llegar a la actualidad en España.
Renata era una inglesa que vivía en Aldeanegra con Hannah, su madre, una anciana de 86 años. Ambas habían tenido una vida dura. Hannah nació en Praga. Su padre era un adinerado prestamista judío que murió en sus brazos cuando era una niña. Con solo siete años, Hannah tuvo que abandonar su ciudad natal para salvar la vida. La anciana tenía dos grandes cicatrices en los pómulos que, por su simetría y trazado, Laura sospechaba que no habían sido fruto de ningún accidente.
Durante la guerra estará en Gran Bretaña, al principio en un hogar para jóvenes refugiados, un orfanato en Londres, pero cuando empiecen los bombardeos los niños serán evacuados y repartidos por distintos hogares en el interior del país. Hannah irá al campo con otros niños y niñas; vivirá en una granja con un matrimonio donde tendrán que trabajar todo el día, sin sueldo (por comida y cama). Allí pasará muchos malos momentos, conocerá a malas personas, pero también encontrará la amistad y el amor.
Las dos tramas son interesantes y aunque las dos me han encantado me ha gustado más la parte histórica de la novela en la que se habla de amistad, de lucha y de supervivencia. Y además tiene un buen mensaje que hace referencia al título de la novela.

Laura, Toribio, Marcos, Renata, Hannah y Gonzalo (un vecino con el que mantienen una gran amistad), forman una gran familia. Son unos personajes que a pesar de su pasado (tienen sus luces y también sus sombras) es imposible no empatizar con ellos.
Porque el lugar no era lo importante sino la gente de la que uno se rodea y a la que ama, estén donde estén. Porque Renata, Hannah, Gonzalo y Toribio se habían convertido, junto a su hijo, en su pequeña familia. Una familia en la que se sentía muy querida.
Las conversaciones de Toribio y Marcos o "Lobo" como le llama su abuelo, son entrañables. Y es que con ocho años es un niño despierto, inteligente y curioso que se hace querer. Por eso cuando Marcos desaparece todos se volcarán en su búsqueda, en una carrera contra reloj para encontrarle. Desde el capitulo 4 sabemos que Marcos va a desaparecer y comienza así la cuenta atrás de los días anteriores, manteniendo el suspense durante toda la novela. Poco a poco Irán apareciendo otros personajes, malos y muy malos, que están relacionados con los protagonistas, todos ellos muy bien dibujados, y entre los que buscaremos al sospechoso de la desaparición del niño.
Huérfanos de sombra es una novela con frases interesantes, grandes personajes, intriga, suspense y con una parte histórica importante que hace que resulte ser una lectura emotiva y conmovedora que te atrapa desde el principio.
Enlace: https://lasmilyunahistoriasd..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Cienletrasporlatido
 03 febrero 2021
La II Guerra Mundial ha sido uno de los episodios más oscuros de nuestra historia contemporánea. Me horroriza lo que sucedió tanto como necesito saber qué supuso a todos los niveles, porque solo conociendo nuestro pasado podemos comprender mejor nuestro presente y, sobre todo, aprender de lo ocurrido.
Me enfrenté a Huérfanos de sombra a ciegas. Había leído a María Suré en Proyecto BEL y sabía que quería volver a tener conmigo algo suyo. «A ver qué tal porque no tiene nada que ver con Proyecto BEL», me dijo. Y yo, después de viajar a Aldeanegra, solo puedo responderle: «no, no tiene nada que ver y eso me demuestra tu versatilidad».
Una novela diferente, muy diferente, otro registro en el que se entrelazan dos hilos temporales. En el pasado la historia de Hannah, una niña de la guerra, una más entre todos esos pequeños que tuvieron que empezar de cero lejos de su familia para tratar de ponerse a salvo, que tuvieron que comenzar una nueva vida con la espada de Damocles sobre todos esos seres queridos que dejaban atrás. Una vida que en muchos casos fue muy dura, incluso cruel, por ser acogidos en casas donde se les explotaba y maltrataba. El lector conocerá y sufrirá con Hannah lo que la guerra le tenía preparado, lo que los años en el exilio le tenían planeado. En el presente, Laura, su hijo Marcos y el abuelo Toribio son los protagonistas principales. Todos viven en Aldeanegra (Salamanca), incluida Hannah, que arrastrada por una razón muy potente que no voy a desvelar acaba dando con sus huesos en ese rincón de España; y todos tienen una vida, a pesar de sus pequeños conflictos familiares, tranquila hasta que Marcos desaparece.
Una historia que conmueve por dos razones fundamentales, el pasado de Hannah y la desaparición de Marcos. Y que desconcierta en su evolución porque como lector desconoces qué relación hay entre los dos desarrollos. Descubrir qué conecta todo lo que María te está contando de esta mujer octogenaria que vive en Aldeanegra y Marcos, ese pequeño que hace días desapareció en el bosque, es el motor de la lectura.
Varias subtramas de la novela serán las causantes de las distintas líneas de investigación que se abrirán para tratar de encontrar a Marcos y, aparentemente, ninguna relacionada con Hannah. ¿Cómo van a conectarse estos hilos temporales? ¿Cómo se cerrará esta historia? Para mí, estas preguntas que nos hacemos, junto con la ambientación del pasado, son las guindas de Huérfanos de sombra.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Citas y frases (22) Ver más Añadir cita
lavidademisilenciolavidademisilencio06 febrero 2020
Somos como un trozo de arcilla en manos de la vida. Cada cosa que nos sucede, cada revés o cada alegría, nos va modelando a cada uno de una manera. Unos estamos hechos de una pasta más dura, otros son más moldeables, pero ninguno nos parecemos al inmaculado bloque inicial con el que venimos al mundo.
Comentar  Me gusta         40
lourdesmateo88lourdesmateo8808 febrero 2020
...por muy insignificantes que el mundo nos haga sentir, jamás debemos rendirnos y dejar que nuestra sombra se vuelva trasparente y desaparezca, porque en ese momento estaremos perdidos.
Comentar  Me gusta         50
islamilpalabrasislamilpalabras10 febrero 2020
Nunca le gustó juzgar las acciones de otros porque pensaba que todo el mundo tiene un motivo que le lleva a hacer lo que hace y sabía que la desesperación puede empujar al mejor ser humano a comportarse como un bárbaro.
Comentar  Me gusta         30
lourdesmateo88lourdesmateo8808 febrero 2020
...con los años, su pasado se había convertido en una carga tan pesada que no tenía fuerzas para soportarla en soledad.
Comentar  Me gusta         40
lavidademisilenciolavidademisilencio11 febrero 2020
Hay personas que construyen un muro a su alrededor para evitar que la tristeza entre y les duela, pero no se dan cuenta de que, construyendo ese muro, tampoco dejarán pasar a la felicidad.
Comentar  Me gusta         20
otros libros clasificados: refugiadosVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





Test Ver más

Completa los títulos

De un escritor colombiano "El amor en...

en el espectro autista
los tiempos del cólera
en su laberinto

8 preguntas
126 lectores participarón
Crear un test sobre este libro