InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Nedyah


Nedyah
26 octubre 2017
'Recuerda Aquella Vez' me llamó la atención en cuanto supe de su publicación. La premisa de la que parte es bastante original y también juega con factores personales y subjetivos como la propia felicidad y lo que uno podría estar dispuesto a hacer para alcanzarla y para borrar, en este caso, los recuerdos que manchan el pasado del protagonista y le impiden alcanzar la alegría que él considera plena. Es un libro que con el paso de las páginas va adquiriendo más profundidad. de hecho, la sinopsis refleja una mínima parte de lo que nos encontramos en su interior y, la verdad, es que me ha sorprendido muchísimo el giro que se va dando en torno al protagonista. En ningún momento me esperaba que la historia tomase esa inclinación y me ha gustado muchísimo más por ello, haciendo que adquiera más peso y sentimiento.

En esta novela Aaron nos cuenta su historia en primera persona. Es un chico que no está pasando por su mejor momento ante el suicidio de su padre y la cicatriz en forma de sonrisa que tiene en su muñeca y le recuerda, asimismo, su intento fallido de quitarse la vida. Sólo gracias a la compañía y el apoyo de su novia, Genevieve, Aaron siente que tiene algo por lo que seguir adelante; y más aún cuando conoce a Thomas, un joven que rápidamente se convierte en su mejor amigo y confidente. Pero las preguntas y las inseguridades siguen agolpándose en la mente de Aaron. El suicido de su padre le sigue atormentando y ello, unido a acontecimientos recientes, le llevará a plantearse el concertar una cita en el instituto Leteo, un centro médico donde todo el que lo desee puede someterse a un tratamiento para reprimir determinados recuerdos traumáticos, tristes o de cualquier otra índole que les impide ser felices y avanzar. ¿Qué hará Aaron? ¿Seguirá con la idea de suprimir recuerdos? ¿Qué es lo que le impide ser feliz? ¿Podrá superarlo sin recurrir a intervenciones médicas?

La trama comienza muy lenta. Prácticamente en la primera mitad del libro no sucede gran cosa. Aaron nos cuenta su día a día tras el suicidio de su padre, así como su intento de quitarse la vida poco después y cómo Genevieve, su novia, ha sido el gran pilar que la ha ayudado a superar la tristeza y pensar que merece la pena seguir viviendo. También nos narra las tardes de juego con su grupo de amigos y cómo la llegada de Thomas resulta ser un soplo de aire fresco en su vida, un buen amigo en quien confiar y compartir planes y experiencias durante las semanas que pasa lejos de su novia.
Como veis es un apartado que no tiene mucho de trascendente, narrando las idas y venidas normales y corrientes de un chico de dieciséis años, y en varias ocasiones me pregunté cuándo comenzaría de verdad lo bueno.
Por suerte, una vez que intuí por dónde iban a ir los tiros, la trama adquiere otro cariz diferente y me fue imposible parar de leer. Cuando descubres la intención del autor con la forma de desarrollar la trama, y se hace claro también el dilema del protagonista, empecé a reflexionar sobre las cuestiones éticas que plantea el tratamiento de borrado de memoria del instituto Leteo. En el caso de que existiera realmente tratamientos así... ¿sería merecedor de la supresión de recuerdos alguien que vive con la culpa de haber matado a otra persona aunque fuese de forma imprudente? ¿Los recuerdos tristes y dolorosos son los culpables de que las personas no alcancen nunca la felicidad o ayudan a fortalecer el carácter y a aprender de ello? ¿Serías capaz de empezar de cero?... o como bien dice la portada del libro... ¿Alguna vez has deseado ser otra persona? Son muchas las preguntas que el lector se va planteando al ritmo de la lectura junto a Aaron, un chico con inseguridades que empieza a ver en el instituto Leteo la única solución a su problema, a su incapacidad de aceptar que las cosas suceden sin más y que está en uno mismo echarle valor a las cosas y aceptarse tal como es.
Así que, una vez pasado el carácter introductorio, la historia engancha y cada giro de trama sorprende muchísimo sobre todo porque, dentro del toque futurista del tratamiento, expone temas muy a la orden del día entre adolescentes, como son el suicidio y el bullying, de forma original, dando giros argumentales a lo largo de las cuatro partes en las que está dividida la novela, convirtiendo una trama sencilla en apariencia en una historia con más profundidad de la que se espera, cargada de reflexiones y emociones. Además, tiene un final que no esperas para nada, mostrando las consecuencias de todas y cada una de las decisiones del protagonista, haciendo sopesar qué hay de bueno y de malo en todo lo que nos pasa en la vida, así como el grado de importancia o afectación que le demos a cada hecho. La verdad es que el final deja con una sensación un tanto extraña que no sé definir. Lo que sí tengo claro es que te hace pensar, y mucho.


En cuanto a los personajes, tienen una personalidad muy acertada para cada papel que desempeñan. El que más me ha gustado de todos es Thomas, que rompe con todo cliché en cuanto a cómo debe ser una amistad entre chicos. No se fija en el qué dirán porque le dé un abrazo más largo de la cuenta a Aaron o que pasen mucho tiempo a solas haciendo planes y divirtiéndose. Son amigos y, como tales, libres de demostrar la confianza y el cariño que se tienen como quieran, sin que por ello tengan que ser gais y gustarse desde una perspectiva sexual. Así que me ha gustado mucho que este chico haya entrado en escena para romper el típico cliché entre dos buenos amigos.
Con respecto a Aaron, es un personaje que me ha ido ganando con el paso de las páginas. al principio, y quizá también por la lentitud de la trama, no conseguía empatizar con él, pero evoluciona muy bien y hacia el final me parecieron muy acertadas las decisiones que toma y cómo se enfrenta a la realidad que le rodea.
También tenemos a Genevieve, a la familia de Aaron y a otros amigos de la pandilla que tienen su parte de importancia en la historia.

Por último, y como mera anécdota, la portada (muy original, por cierto) ha sido un auténtico martirio durante la lectura. ¡He perdido la cuenta de las veces que he pasado la mano por la portada con la intención de quitar las virutas de la goma de borrar! xDDD. ¿A alguien más le ha pasado? Se ve tan auténtico el relieve y el acabado que se han quedado conmigo muchas veces 😂

En resumen, en 'Recuerda Aquella Vez' Adam Silvera ha desarrollado una historia con cierto toque futurista pero con una premisa actual que hace que el lector se replantee y cuestione qué es lo que haría si estuviera en la piel de Aaron, el protagonista. Es una novela para jóvenes que buscan su propia identidad y que necesitan sentirse aceptados por quiénes son y no por cómo son, aprendiendo que la felicidad no está en cómo te ven los demás, sino en cómo te ves a ti mismo y sentirte a gusto y feliz con ello.

Enlace: http://eraseunlibro.blogspot..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




{* *}