InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Nedyah


Nedyah
16 abril 2018
Desde que se publicó este libro tenía claro que caería tarde o temprano. La trama de por sí ya resulta lo suficientemente atractiva y adaptada a mi estilo de lectura, y eso, unido a la portada tan preciosa, auguraba una historia que, como ha resultado, me ha encantado.

Kestrel, nuestra protagonista, es la hija de uno de los generales valorianos más importantes de sus tierras. Como tal, tiene mucha presión sobre sus espaldas, pues se acerca el día en el que tendrá que tomar la decisión más difícil de su vida: cumplir los deseos de su padre y alistarse en el ejército valoriano o, por el contrario, casarse sin amor con alguien de la realeza y cumplir como mujer valoriana. Pero Kestrel no quiere ninguna de esas dos cosas. Su único deseo es ser libre y poder hacer lo que le plazca sin tener que contar con el beneplácito de su padre ni temer a las miradas de sus súbditos, sobre todo cuando, un día en el mercado del pueblo, acaba comprando por impulso a un esclavo que acabará poniendo todo su mundo patas arriba. Arin, el verdadero nombre del esclavo herraní que adquiere Kestrel, llegará a su vida no sólo para desbaratar sus planes y su corazón, sino también para marcar un antes y un después en el destino de todos los valorianos y herraníes. ¿Qué ocurrirá?


Nos encontramos con un primer libro bastante introductorio pero, no por ello, menos interesante e impactante por la historia que desarrolla la autora. Parte de un escenario de señores y esclavos, al más puro estilo de la Roma antigua, donde el sufrimiento y el poder reinan allá donde van. Tras la Guerra Herraní, los valorianos se alzaron con el poder y pasaron a dominar el territorio de los herraníes, convirtiendo a éstos en esclavos y sirvientes de los nuevos generales y gobernadores de los territorios conquistados. Desde entonces los valorianos han abusado de su poder y ese escenario se plasma a la perfección desde la primera página, reflejando un territorio marcado por la distinción entre dueño y esclavo, la riqueza y la hambruna, el señorío y la pobreza. Y en torno a ese escenario se encuentra Kestrel, hija de un general valoriano que, pese a vivir entre algodones, no entiende como sus iguales son capaces de actuar y sentirse superiores a los herraníes cuando, tiempo atrás, nada era como hasta ahora.
Aún con este carácter introductorio, donde la autora nos pone en situación y nos explica la distribución social del mundo que ha creado, la trama, guiada por Kestrel y su modo de ver las cosas y pensar más allá de lo estricta y políticamente correcto, así como la inclusión de Arin en su vida, hacen que sea imposible dejar de leer. En todo momento están sucediendo cosas, por pequeñas que sean, que te incitan a seguir leyendo un poquito más, ya sea en cuestiones políticas, pues el trasfondo de la trama gira en torno a la esclavitud, la lucha por lo correcto y por lo que le corresponde a cada uno por derecho propio; y también por cuestiones románticas, al necesitar saber más sobre la evolución de la relación entre Kestrel y Arin, un relación que comienza marcada por el odio y servidumbre, pasando por el plano de la amistad hasta algo mucho más profundo y verdadero, pese a la gran montaña de impedimentos y errores que los separan.

Kestrel es una protagonista que me ha gustado mucho, una joven que tiene su propia opinión y que no duda en demostrarla y enfrentarse a su padre para dejar bien clara su posición. Tiene una personalidad muy trabajada y marcada, donde destaca entre el resto de personajes y de su pueblo por ir a contracorriente, por no entender bien por qué no puede existir cordialidad y un territorio donde todo el mundo sea tratado por igual pues, con todo, tiempo atrás las cosas no eran como lo son en la actualidad. Es una chica inteligente, valiente y con una gran habilidad para la estrategia y la lógica.
Arin, por otro lado, también en un personaje a destacar. Es un chico bueno y generoso, pese a esconder varios secretos que perjudicará a Kestrel y a su relación con ella. Viviendo toda su vida como esclavo no conoce nada más; pero lejos de ser un joven dócil y humilde, tiene su orgullo de esclavo, lo que le convierte en buen compañero y contrincante de Kestrel, la cual no duda en buscarle las cosquillas para conocerle un poco más y entender todo lo que pasa por su mente.

La pluma de la autora me ha parecido fantástica, desarrollando un mundo lleno de conspiraciones y acción, y aderezado entre tanto y tanto con lujos y bailes de gala. Una auténtica montaña rusa de sensaciones que va in crescendo y que nos deja con un final de los que animan a ponerse inmediatamente con su segunda parte.

En resumen, 'La Maldición del Ganador' es un comienzo de trilogía sorprendente tanto por escenario como por trama, marcado por conspiraciones políticas y por una protagonista que, por una decisión impulsiva, se ve arrastrada a una guerra de poder donde su intelecto y posición serán lo único que la mantengan con vida. Bueno, eso y Arin, un esclavo que es, al mismo tiempo, su condena y salvación, su protector y verdugo.
Enlace: https://eraseunlibro.blogspo..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




{* *}