InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : 8494454927
Editorial: Hermida Editores (29/02/2016)

Calificación promedio : 4.25/5 (sobre 2 calificaciones)
Resumen:
Publicamos la novela basada en la película del mismo título, estrenada en 1968 y rodada en blanco y negro, que originó uno de los fenómenos más impactantes de la moderna cultura popular: los zombis, muertos que se levantan de sus tumbas y atacan a los vivos. Su autor, John Russo, quien escribió el guión de la película, relató magistralmente el clima de tensión que se inicia con la aparición del primer muerto viviente en un cementerio de Pensilvania, la atmósfera cla... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (2) Añadir una crítica
Inquilinas_Netherfield
 23 marzo 2018
Cuando leí todo aquello que podía incluirse dentro de la categoría de fantasía en el mes temático, y vi la palabra zombie, supe que había llegado el momento de sacar hueco para un libro que compré hace meses y que todavía no había podido leer. Compré La noche de los muertos vivientes básicamente por la mítica película de 1968, dirigida por George A. Romero y guionizada tanto por él como por John Russo, autor del libro que hoy nos ocupa. Y es que esta novela sigue el camino contrario en cuanto a la relación habitual entre el cine y la literatura: en este caso, primero fue la película, y luego, varios años después, llegó la adaptación novelada del guión de esa película.
Creo (estoy segura, vamos) que no soy la única que suele protestar ante ciertas adaptaciones al cine o la televisión de muchas novelas. Por muy buena que sea la película o serie, por muy detallista o bien ambientada que esté, por muy bien perfilados que estén los personajes y bien escogidos los actores que les dan vida... el libro siempre es mejor. Y esto lo dice una cinéfila compulsiva. Pero es que también soy una lectora compulsiva, y en esta "guerra de compulsiones", las adaptaciones cinematográficas siempre tienen las de perder. Y suelto todo este rollo porque íncluso en este caso, en el que la novela de Russo no es el origen sino la consecuencia de una película, y que por tanto parte de unos cimientos que no son los literarios y el orden es el inverso... incluso en este caso, como iba diciendo, la novela supera con creces, con luces de neón, a la película a partir de la cual cobra vida. Es que admito que he intentado volver a ver la película después de haber leído el libro, y ya nada es lo mismo. Se me queda corta. He echado constantemente en falta muchos de los detalles que el libro ofrece, sobre todo en lo relacionado con los personajes. Y tengo que admitir que tengo esta peli en mi dvdteca desde hace años (soy tan ecléctica en gustos literarios como en cinéfilos. Tengo de todo y me gusta de todo, como en botica), y por tanto no es una peli que no conociese o que no me gustase... pero ha sido leer el libro y ser consciente de todas esas deficiencias que tienen las adaptaciones cinematográficas a la hora de dar vida a una novela. Aunque en este caso el orden sea el contrario, repito, al final siempre gana la literatura.
Hay que dejar claro desde el principio que sí, que a pesar del intenso y extenuante estudio sociológico del que ha sido objeto esta historia como exponente de la naturaleza humana, no deja de ser, al fin y al cabo, una historia sobre zombies, así que a quien no le gusten las historias un tanto truculentas, pues mejor ni acercarse, porque tanto la novela como el libro son muy explícitos en cuanto a esos detallines de comer carne humana, desmembrar, y tal... Pero a quien le guste el género del terror, quien disfrute leyendo clásicos del género, debe leer este libro, porque la historia que nos narra Russo es el origen de todo ese mundo zombi que, sobre todo desde hace dos décadas, está llenando salas de cine y sentando a muchos delante de la televisión o de la pantalla de un ordenador. Aquella noche de finales de los años 60 en la que los muertos se levantaron de sus tumbas y caminaron en pos de carne fresca que llevarse a la boca fue el comienzo de todo un género que después ha llegado a ser de culto y que también ha enraizado en la literatura. Y esta adaptación novelada de Russo sobre su propio guión era necesaria e imprescindible en castellano para los amantes del género. Treinta años hemos tenido que esperar hasta que Hermida se ha hecho cargo de su edición.
Hoy en día estamos tan saturados de ver zombies de todo tipo, condición y origen en cine, televisión y literatura, que muchas veces nos olvidamos de cómo eran hace cincuenta años, cuando vinieron al mundo. Por aquel entonces eran torpes y lentos, pero también empecinados y constantes. Pacientes, capaces de acechar a su víctima a la espera de circunstancias mejores, pero brutales cuando conseguían a su presa. Carecían de intelecto, de un desarrollo del pensamiento, pero hacían gala de un proceso de causa-efecto en algunas de sus acciones (eran perfectamente capaces de coger una piedra grande y hacer uso de ella, por poner un ejemplo). Con el transcurrir de los años y la variación de sus incontables versiones, los hemos visto aumentar de velocidad hasta correr como liebres, pero también les hemos visto perder mucha de esa paciencia y perseverancia, y tampoco llevan bien eso de usar objetos que no sean sus propios dientes y manos. En cierto modo, y sin generalizar, el zombie ha involucionado desde que Russo y Romero le dieron vida. Son mas rápidos, sí, pero han perdido ciertas características humanas que en su origen atesoraban. Los hemos deshumanizado, y ahí es donde comenzaron a alejarse de su versión original. Los muertos vivientes de Romero y Russo tenían también mucho, muchísimo, de humanos. Y eso era mucho más aterrador que verlos correr como conejos.
Pero una vez que comienzas a leer la novela, te das cuenta que lo de menos son esos muertos vivientes, o el por qué se han alzado de sus tumbas, o qué les hace comportarse como se comportan (supuestamente es una sonda dirigida a Venus que ha caído en el mar... una explicación como otra cualquiera). Ellos ya no tienen control sobre sus acciones. Quienes importan son quienes sí las tienen y cómo hacen uso de ellas: los supervivientes, los que luchan en este Apocalipsis necrófago contra esas cosas muertas... ellos son lo que interesa de esta historia. Y ahí es donde la novela le gana por goleada a la película. Estamos dentro de la mente de todos ellos, los conocemos más, somos testigos de sus miedos, decisiones, reflexiones e inquietudes; o de la ausencia de todo ello cuando la mente se niega a procesar algo que no entiende. La película no va tan lejos... no puede. Es muy difícil transmitir visualmente todo el curso de pensamientos de Ben, por poner un ejemplo; ser conscientes de todo aquello que le mueve. Y por eso la novela mejora a la película; somos testigos de la historia de unos cuantos supervivientes, de cómo se enfrentan a sus atacantes, y lo hacemos de una manera pausada pero constante e intensa, como un relato objetivo y minucioso de los hechos que poco a poco, in crescendo, va subiendo en tono y magnitud, tanto fuera como dentro de la casa, hasta llegar a un final despiadado que no concede tregua ni absolución alguna a la raza humana... la que está viva, me refiero. La que realmente importa.
Tanto Russo como Romero han negado siempre la crítica social así como el componente racial. En el componente racial les creo: Ben, el protagonista, es negro, pero es algo que ni define ni condiciona a su personaje nada en absoluto. Es negro porque lo es y punto. El color de su piel es totalmente intrascendente en su historia personal y en su participación en la historia. Ahora, en la crítica social y humana dudo mucho más que no fuese algo intencional, porque está latente casi desde el principio. Y si no fue premeditado, si no era su propósito, desde luego más redondo no les podía haber quedado. La raza humana no queda bien parada; esa brutalidad, ese egoísmo y esa debilidad no tienen excusa. Y el desamparo que sufrimos de manos de los que deben protegernos cuando llega la hora de las vacas flacas y tienen que demostrarlo, menos.
Entiendo que muchos lectores a los que no les guste la temática hagan gestos de repelús con solo pensar en leer un libro así. Pues dejadme deciros que os perderíais una muy buena historia; hay que ver más allá de los zombies. Ellos lo mueven todo, lo dinamitan todo, son la razón de existir de esta novela... pero la esencia de la historia es cómo nos enfrentaríamos a ellos. Con quién. A quién dejaríamos fuera. Si nos comportaríamos como entes individuales o como parte de una sociedad, de un grupo. Si nos movería el egoísmo o el sálvese quien pueda. Si seríamos civilizados o nuestro comportamiento sería más propio de los seres a los que nos enfrentásemos. Si seríamos humanos o monstruos.
La noche de los muertos vivientes, a decir verdad, invita a no albergar muchas esperanzas.
Enlace: http://inquilinasnetherfield..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
Davicalpa
 01 enero 2021
Hay ciertas películas clásicas de terror que permanecen en la memoria de todo amante del género. Grandes nombres como El exorcista o El resplandor siempre te vienen a la cabeza cuando piensas en aquellas obras que siempre consiguieron aterrarte.
Todas esas grandes obras suelen venir respaldadas por una gran novela que, por desgracia, pasará desapercibida por la popularidad de sus adaptaciones. Es el caso de esta novela de John Russo en la que se basó la conocida obra maestra del terror moderno filmadla por Romero.
Cuando uno se adentra a leer este tipo de libros no deja de recibir continuas imágenes icónicas de las películas que estropean la experiencia que supone descubrir la historia por primera vez. Eso hace que la lectura se enfoque hacia ciertos momentos que como aficionado deseas que aparezcan y que, motivado por tu expectativa, no terminan por impactarte como debieran.
En esta novela en concreto, no falta ninguno de los elementos que dieron origen a este tipo de monstruo que cambió los cimientos del género. Desde su manera de acosar a los supervivientes, su carácter antropofágico, sus debilidades, el comportamiento de los humanos, la asistencia de racionalidad ante lo que ocurre...todo está ahí en el libro desde un inicio, lo que supuso una enorme revolución en cuanto al modo de enfocar el terror.
Pese a todo , aunque no te vayas a llevar sorpresas durante la lectura, no dejas de disfrutar de algo que ya conoces. Aunque hay ciertos detalles a destacar como que las criaturas del libro son mucho más amenazadoras que en la película. Hay ciertos momentos realmente macabros ante los que la sociedad de la época no estaba preparada para ver en pantalla y aquí se narran sin ningún tipo de complejos.
La manera que tiene de escribir Russo hace que la novela se �vore” en apenas una tarde ya que tiene un ritmo tremendo lleno de tensión y dramatismo. Desde el primero de los capítulos los personajes se enfrentan a un mal que desconocen ante el que no están preparados. Y ahí está una de las grandes bazas del libro. Los personajes y la manera que tienen de afrontar una crisis de esta envergadura de todos los modos posibles. Quizás la novela nos permita comprender mejor a personajes que en la película son demasiado maniqueos en la película pudiendo empatizar mucho más con ellos.
Encima, siendo la novela de zombies que crea los estándares del género, hay que destacar el comportamiento de la criatura y la capacidad que tiene el autor para aterrar al lector con un monstruo de sobras conocido. Si cincuenta años más tarde de la escritura de esta obra aún impacta leer algunos pasajes es que algo tiene esta obra que difiere a las demás.
En definitiva, un clásico imprescindible que disfrutar con voracidad, carente de sorpresas, pero que es necesario leer para comprobar cómo se originó el subgénero. Toda una muestra del horror más terrible al que te puedes enfrentar.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Video de John Russo (1) Ver másAñadir vídeo
Vidéo de John Russo
El 15 de febrero de 2016 comienza la invasión Z en librerías Llega el libro que ha dado origen al fenómeno Zombi que se vive en todo el mundo Descúbrelo en Hermida Editores: http://www.hermidaeditores.com/la-noche-de-los-muertos-vivientes Más información en nuestro Facebook: https://www.facebook.com/HermidaEditores/ El vídeo del libro «La noche de los muertos vivientes» de John Russo
otros libros clasificados: zombiesVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea

Otros libros de John Russo (1)Ver más




Test Ver más

¿En dónde pasó? Test sobre la novela de terror

Drácula, Bram Stoker

Transilvania
Dardanelos
Budapest

12 preguntas
108 lectores participarón
Thèmes : terror , novela , horror , misterioCrear un test sobre este libro