InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Lawerson


Lawerson
31 marzo 2019
Las aguas rebeldes es la primera parte de una nueva historia de fantasía de Sara Raasch, un libro de un mundo dividido por la religión, donde los piratas campan a sus anchas por los diferentes mares y donde un plan secreto está a punto de explotar, una lectura que estaba esperando con ganas después de que la autora me conquistara con su anterior trilogía y que he podido devorar sin ningún tipo de problema. Narrado en todo momento en tercera persona a través de tres personajes principales, Lu, Vex y Ben, el libro comienza con tres momentos en el pasado de cada uno de esos personajes, aquello que guiará, más adelante, sus sentimientos, sus aspiraciones, sus vidas presentes y cada una de las misiones personales que van a llevar a cabo. Así pues, Sara pronto nos descubre un mundo nuevo donde una magia muy original y novedosa servirá como reyerta para dar paso a todo ese sistema político que existe, algo complejo que, junto a la religión, van a ser los elementos principales por los que se asentará la historia. Esos primeros capítulos van a servir como introducción a toda esta ambientación, con detalles que nos adelantan todo lo que se cuece entre alianzas, mandatos, leyes y enfrentamientos, un reino con una historia pasada de terror y muerte y que, aún, sigue luchando por mantener el control a pesar de los innumerables fallos que, poco a poco, van a ir saliendo para empezar a dar ese toque de peligro y acción que la historia y este libro piden a gritos. Con un ritmo muy rápido y ágil, Las aguas rebeldes es un libro que te envuelve con rapidez, de esos que se convierten, nada más empezar, en una lectura muy adictiva. La acción, una vez que aparece, no va a desaparecer en ningún momento. Siempre va a haber algo por lo que correr o estar luchando y escapando, capítulos que guardan en su interior multitud de situaciones peliagudas en las que, además, se van a ir desvelando esos pequeños secretos que, a medida que van a ir creciendo y desvelando asuntos más grandes, te dejan con la boca abierta. El continuo cambio entre perspectivas ayuda a que el libro fluya sin problemas, un estilo directo que nos va a mover entre dos mundos muy diferentes, el de los piratas y el que hay alrededor de la figura del rey, dentro de todo este reino que se nos va a poner por delante, perfectos para no quedarnos estancados siempre en el mismo sitio, moviéndonos de un lado para otro, estando presente en los diferentes planes que se van a trazar con sus respectos objetivos. Con una buena dosis de intriga que te ayuda a no desengancharte en ningún momento, el final del libro es apoteósico: los grandes misterios al fin verán la luz a raíz de buenos giros argumentales que te dejan totalmente desprevenida y obligándote a asimilar lo que acabas de leer, situaciones donde la muerte va a estar más cerca que nunca, donde se ve realmente, y de una vez, el verdadero propósito de los tres personajes, un final que te deja, sin lugar a dudas, con muchas ganas de más.

Si algo positivo hay que destacar de este libro eso es, sin dudarlo, su ambientación y todo ese mundo mágico que nos plantea. Voy a empezar por esto. Como os he mencionado arriba, es un sistema mágico muy diferente y original, algo que, hasta ahora, no había podido ver en ningún otro libro. El tema principal de esta magia son las plantas. Una magia botánica prohibida, que asusta a gran parte de la población pero que, sin embargo, es hermosa y hace mil cosas. Puede curar, adormecer, paralizar, envenenar, romper cualquier cosa en mil pedazos y mucho, mucho más, cosas que tendréis que ir descubriendo poco a poco. Si bien es cierto que he echado en falta un paso más hacia su comprensión y su explicación, que me hubiera gustado verla de manera mucho más abierta y notoria, esta magia no os va a dejar indiferente. Porque da mucho juego. A parte de esto, la ambientación se compone también de algo muy complejo como es un sistema político duro y muy bien marcado, teniendo aquí consignas precisas y muy detalladas de lo que es, actualmente, todo el reino de Gracia Loray y compañía. Junto a la religión, son dos factores que están muy bien expuestos, creados para que den mucho de qué hablar, para que sean, aunque no de forma física, otro personaje más super relevante dentro de la historia.

No obstante, en esto también radica parte de los puntos negativos de Las aguas rebeldes, sobre todo a causa de la rapidez con la que Sara nos cuenta la historia de este primer libro. al tener una trama que avanza de manera tan directa no permite que cada uno de esos elementos se cueza a fuego lento. Aunque sí que quede claro algunas cosas con respecto a la magia, la política y la religión, hay cosas que, por ejemplo, no me han quedado muy claras y de las que me ha faltado profundidad. Me hubiera gustado que la autora hubiera pasado más tiempo desarrollando estas partes para asegurarse que todo queda bien entendido, explicado y cerrado antes de pasar a la acción pura. El no tener esto ha hecho que muchas veces, mientras iba leyendo, me perdiera en algunas explicaciones porque no entendía demasiado bien a qué se refería, a quién mencionaba. Existen muchas culturas de las que tampoco llegamos a saber gran cosa y mencionarlas de sopetón, sin apenas tener una base, ha hecho que por momentos me quedara algo atrasada intentando pensar y recordar a qué se debía eso, o quién era tal personaje o quienes eran los otros. Lo mismo ha pasado con los personajes, se me han quedado algo vacíos y lejanos. no he conseguido establecer conexión con ninguno de ellos, Vex me ha gustado por momentos pero no he sido capaz de imaginarme bien a ninguno de ellos, sobre todo a Ben, que se me queda con la sensación de ser un personaje secundario más que uno principal. al igual que su padre y el reino del que viene, me han faltado detalles de todo. Quizás con Lu sí que me he sentido más cercana, es la que mejor se ha visto, me ha gustado su manera de ser y de actuar, pero ya digo, no la he notado completamente.

Y otra de las cosas que quiero mencionar como punto negativo es el tema de los piratas. Quizás esperaba otra cosa completamente diferente. Y eso ha sido más un problema mío que del propio libro. Cuando leo u oigo piratas siempre me imagino una aventura por mar, batallas navales, cañonazos por aquí y por allá, búsqueda de tesoros y mucha rebeldía. Esto apenas ha estado. Ha sido un viaje precipitado, de nuevo, que no ha explorado del todo este aspecto. El tema pirata es algo a lo que se le puede sacar mucho provecho y creo que a Sara le ha faltado más, emplear estos personajes míticos para algo más grande.

En resumen, Las aguas rebeldes es una primera parte de bilogía que te atrapa desde el primer momento gracias a un ritmo ágil y directo, una acción que no descansa en ningún momento y unos giros argumentales que te deja, sobre todo por el final, con la boca abierta. Con una ambientación interesante y un sistema mágico original y novedoso, tan solo la falta de profundización y la escasa conexión con sus personajes han hecho que no le de la máxima puntuación a este libro.
Comentar  Me gusta         10



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




{* *}