InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
>

Crítica de lavidademisilencio


lavidademisilencio
29 septiembre 2019
Después de perder a su novio en Japón mientras ambos trabajaban como corresponsales, Faith Holland vuelve a Seattle donde termina escribiendo artículos de moda y ahogándose en una rutina que le sirve de pretexto para olvidar todo lo sucedido. Sin embargo, su jefe se percata de la situación y decide ponerla entre la espada y la pared: o se va como corresponsal a África, que se encuentra en guerra, y donde podrá poner en uso su talento en lugar de desperdiciarlo en periodismo banal o la despide. Ante tal panorama, Faith deja de lado su monótona vida y se aventura a documentar la guerra centroafricana durante tres meses junto a su amigo y fotógrafo de la misma revista Jacob.

Una vez llegan allí se les asigna un fixer, el nativo que se encargará de acompañarlos y guiarlos en su viaje. África se encuentra envuelta en una guerra civil entre islamistas -rebeldes de la Seleka- y cristianos -movimiento anti-Balaka-. Faith y Jacob tendrán que vivir durante tres meses rodeados de tal conflicto y documentarlo debidamente.

Es en el hotel en el que se hospedan donde cruzan sus caminos con Mat, otro corresponsal al que conocen mientras se le atiende de urgencia tras ser herido durante un enfrentamiento. Desde ese mismo instante Faith y Mat conectan y comienza pues una relación de amor-odio fruto del choque entre sus fuertes personalidades. Ella, más impulsiva y desinhibida se da de bruces contra un Mat más precavido y racional, y esto afecta tanto a sus vidas personales como a su trabajo. Sin embargo, la tensión pronto se traduce en una pasión que hará que ambos protagonistas pierdan la cabeza el uno por el otro, llevándolos a tomar decisiones realmente arriesgadas con tal de protegerse mutuamente.

Una de las cosas que más llamó mi atención -y que me hizo elegirlo por encima de los demás libros- fue esa premisa tan prometedora: una periodista que ha perdido, junto a alguien a quien quería, su pasión por la escritura y que se ve obligada a abandonar la monotonía que la rodea para pisar una zona en guerra poder volver a a ser ella misma.

Por desgracia, la historia no da la talla y lo que podría haber sido una gran novela histórica -y feminista, si me permitís añadir- se queda en una romántica del montón. Esperaba un libro que tuviera como factor más destacado el desarrollo de una guerra pero me encontré con un romance sacado de la nada con el conflicto bélico de telón de fondo. Y sí, tiene gran importancia en la historia, pero el foco siempre se encuentra sobre Mat y Faith y todo gira entorno a ellos. Hubiese agradecido más equilibrio entre la parte histórica y la romántica.

Lo que posiblemente más me ha chirriado del libro es, de nuevo, la pareja de protagonistas. Entiendo que en un ambiente así todos los sentimientos están a flor de piel y un grano de arena se convierte en un mundo, pero no se me puede vender que dos personas se enamoran en dos semanas y están dispuestas a dar la vida por la otra (literalmente) en un abrir y cerrar de ojos. No es creíble. La autora ha acelerado tanto el proceso de enamoramiento que al final ha perdido todo sentido. Personalmente, le hubiese dedicado a construir la relación -como mínimo- un mes porque las decisiones que se toman no son propias de dos desconocidos como lo son ellos.

En cuanto a la parte erótica, quiere serlo pero se queda en intento fallido. La descripción de los encuentros sexuales es, para mi gusto, demasiado soez y forzada. Si ya la parte sentimental me parecía metida con calzador, ésta no se queda atrás.

Alejándonos ya de la relación que es lo que más páginas del libro ocupa, la narrativa tampoco me ha convencido. No hay un narrador claro. En ocasiones se centra en el punto de vista de Faith y de repente, salta al de Mat y viceversa. Además de por esta razón, no se llega a conectar realmente con ninguno de los dos protagonistas porque no resultan creíbles. Aunque Mat está representado de forma de forma más realista -un corresponsal responsable que va con pies de plomo porque sabe cuál es la situación que vive el país- el personaje de Faith tiene una personalidad nada acorde con lo que se espera de una periodista profesional. Desde actitudes totalmente impulsivas hasta acciones que no sólo la ponen en peligro a ella sino a todas las personas que la acompañan. Me resultó una mujer realmente inmadura a todos los niveles, lo que me desconectó del libro completamente.

Finalmente, el desenlace tampoco cumplió mis expectativas. Demasiado idílico y perfecto, además de que, de una forma u otra, se carga lo único que destacaría del libro: el personaje de Mat.

SPOILERS Mat es el personaje con el que más he conectado. Se desvive por su trabajo y lo da todo por llevarlo a cabo de la forma más profesional posible. Su pasión ha sido lo único que ha mantenido mínimamente mi interés en la trama. ¿Qué ocurre? Que al final decide alejarse del periodismo de riesgo para estar con Faith. No entra en mi cabeza como dos personas que realmente no se conocen tanto están dispuestas a hacer sacrificios de tal envergadura, y mucho menos a dejar de lado un trabajo que les apasiona y en el que son realmente buenos. de nuevo, encuentro que la trama no tiene ni pies ni cabeza y este final sólo refuerza mi impresión general de que ha sido una mala lectura. FIN DE SPOILERS
Enlace: http://lavidademisilencio.bl..
Comentar  Me gusta         00



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES