InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
ISBN : 8495291185
Editorial: La Uña Rota (25/06/2011)

Calificación promedio : 3/5 (sobre 1 calificaciones)
Resumen:
Y de pronto, un ensayo publicado en 1850 que nos ofrece una reflexión crítica sobre la novela histórica, analizada aquí con rigor y lucidez implacables. Un género ya en auge en el siglo xix, gracias sobre todo a Walter Scott, el novelista por entonces de moda, y a cuya difusión, sin embargo, el propio Manzoni había contribuido con su imprescindible Los novios.
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (1) Añadir una crítica
Ferrer
 24 junio 2019
La novela histórica es algo más que un mero relato cronológico de hechos políticos o militares o de algún acontecimiento extraordinario, aunque, en la actualidad, sus propósitos suelen quedarse en la liviana instrucción y en el deleite, puesto que suele interesar más la venta de ejemplares que la altura literaria.
Un anecdotario de época, un colorido memorable, nombres históricos, los agitamos sin revolver y tenemos un folletín a lo Dumas con la historia como decorado. La edad de oro de la novela histórica fue el siglo XIX, no este lustro actual, porque hoy en día no se escribe desde propósitos pedagógicos o divulgativos en relación con la historia ni para alertar de defectos presentes a partir de paralelismo con acontecimientos del pasado, ni para efectuar una crítica social, ni para extraer lecciones del pasado habida cuenta de que la historia es la maestra de la vida. Las novelas históricas contemporáneas solo ofrecen evasión mediante fórmulas arquetípicas, que incluyen intrigas policíacas y sentimentalismos varios, quedándose fuera de la sinopsis los condicionantes sociales, económicos y culturales al ser sustituidos por el azar, las pasiones, el destino, las motivaciones personales de los personajes y los lugares comunes. El lector suele aprender la Edad Media, por ejemplo, más por medio de ficciones que desde el estudio histórico, lo cual es una mirada parcial al pasado, tal como conociéramos Roma solo por el peplum cinematográfico.
A los personajes reales novelados se les deben atribuir palabras y acciones reales junto con otras inventadas adecuadas a su carácter, así se dota a la ficción de mayor verosimilitud gracias a los elementos de la verdad. Igualmente, los acontecimientos históricos se deben enlazar con la acción ficticia, incluyendo circunstancias reales con el fin de rehacer el tejido del elemento histórico. Es, por tanto, la exigencia de la realidad, prodesse et delectare (información más entretenimiento) con una ambientación atractiva y unos referentes históricos reconocibles con la máxima familiaridad posible.
Alessandro Manzoni, autor de "Los novios", inició en 1827 su ensayo "Alegato contra la novela histórica", que publicó en 1850 y que mereció los elogios de Goethe. Manzoni ya advirtió por entonces de la perversión de la novela histórica, de la muerte de dicho subgénero por desviarse de sus inicios como epopeya histórica de la mano de Lucano. Para Manzoni, la novela histórica es una obra “en la que deben intervenir la historia y la fábula sin que se pueda establecer ni indicar en qué proporción o relación, por lo que no se puede escribir de un modo adecuado”. Mientras el historiador se abstiene de inventar y, en el supuesto de conjeturar, apunta siempre a lo real, el autor de novela histórica crea un pastiche de hechos e invenciones que hoy en día se confunde con la novela testimonial.
Manzoni entiende por historia la narración cronológica de hechos humanos mediante una exposición sistemática y ordenada, dando a conocer el modo de ser de la humanidad en un momento dado. Si en verdad solo existe la historia en la medida en que se puede distinguir de lo que no es veraz, engrandecerla con lo verosímil (como lleva a cabo la novela histórica) únicamente consigue reducirla. Para Manzoni, “el arte es arte en tanto que no produce un efecto cualquiera, sino un efecto definitivo” y la novela histórica (ni antes ni ahora) no lo logra, salvo contadas excepciones (el español Arturo Pérez-Reverte). En el citado alegato, Manzoni reflexiona acerca de la verdad y del papel que juega la literatura en un mundo cercado por la ficción, el simulacro y lo virtual.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: novela históricaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro

Otros libros de Alessandro Manzoni (1)Ver más

Lectores (1) Ver más




Test Ver más

¿Cuánto sabes sobre "El cuento de la criada"?

¿En qué año se publicó originalmente?

2017
1985
1994

10 preguntas
23 lectores participarón
Thème : El cuento de la criada de Margaret AtwoodCrear un test sobre este libro
{* *}