InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de LAKY


LAKY
10 noviembre 2020
Hace siete años leí “El último pasajero” y lo disfruté mucho. No me había atrevido a repetir de nuevo con el autor porque a él le gustan mucho los elementos sobrenaturales y a mí no me gustan nada. Pero “La puerta” me llamaba mucho la atención, demasiado. le estuve dando vueltas durante dos semanas antes de hacerme con el libro. Por una parte, era policíaca y el estilo de Manel me gustó en aquella ocasión. Por otra, había un cierto toque sobrenatural, así lo decían las diferentes reseñas que iban saliendo. Pero me arriesgué y ya os adelanto que no me equivoqué.

Éstas son mis impresiones

La agente Raquel Colina se acaba de trasladar a Galicia junto a su hijo Julián. El niño tiene un cáncer terminal y los médicos ya le han dado por desahuciado. Raquel, como es lógico, no se resigna e intenta buscar una ayuda de otro tipo: si la ciencia ya no puede, habrá que buscar algo fuera de la ciencia. Y en internet encuentra una curandera gallega que ha salvado a mucha gente, a muchos enfermos terminales como su hijo. No es un negocio; de hecho, no pide nada por curar. Como cualquier madre desesperada, se aferra a esa remota posibilidad y pide traslado a una comisaría de pueblo para que así la curandera pueda tratar a su hijo.

Pero nada sale bien. Cuando llega, no consigue encontrar a la curandera, ha desaparecido. Y la tranquila comisaría, el destino que no le iba a dar problemas, resulta ser todo lo contrario: el cadáver de una joven ha aparecido en la Puerta de Alén. Todo indica que ha sido asesinada en un negro ritual. Raquel y su compañero Juan, que pronto se convierte en amigo, se harán cargo del caso.

Manel sitúa su novela en un lugar real; la puerta de Alén o Porta do Alén realmente existe. Son unas rocas enormes que forman como un dintel, como una puerta y que en tiempos antiguos era considerada como la puerta al otro mundo. Si se entraba en ella viniendo del norte y dirigiéndose al sur, se podía preguntar a los muertos lo que se desease saber. Como en cualquier mito que se precie, ya que se entra como invitado, hay que llevar una ofrenda o regalo..

Como os he comentado al principio, le tenía miedo a esta novela por el punto sobrenatural que me habían comentado que tenía. Ese punto fue el causante de que no me lanzase de cabeza a por ella sino tras darle muchas vueltas. La parte policíaca me llamaba pero no quería que el tema se resolviese con una salida demasiado fantasiosa porque sabía que no me iba a gustar. Pues ya os digo, si tenéis los mismos miedos que yo, que no os preocupéis porque la parte sobrenatural está bien encajada en la historia y resulta creíble. Claro que la situación en esa Galicia oscura ayuda. Siempre he pensado que historias de este tipo encajan mejor en el paisaje gallego, vasco, asturiano u otro similar… En todos los sitios hay mitos y leyendas pero hay que reconocer que son más creíbles en un bosque cerrado que en la costa gaditana por poner un ejemplo.

Salvado el elemento sobrenatural que, repito, me ha gustado, lo demás ya sabía que me iba a convencer. Manel Loureiro escribe novelas muy entretenidas y ésta no es una excepción. Es una novela hecha para el entretenimiento puro y duro, que engancha muchísimo y se lee en un suspiro.

Los personajes me han gustado mucho. Me ha gustado Raquel, la protagonista, pero sobre todo me ha gustado su compañero Juan Vilanova, ese policía de pueblo entrado en carnes con un corazón inmenso. Juan y Raquel hacen una pareja perfecta y juntos se meterán en mil líos para desvelar qué hay detrás de la puerta.

La novela se estructura en treinta y un capítulos de corta extensión. Es la propia Raquel en primera persona quien nos va contando la historia; obviamente, desde su punto de vista. Sabremos de su desesperación ante la situación que vive su hijo y es imposible no empatizar con ella y ponerse en su lugar: como ella, todas las madres haríamos cualquier cosa para intentar salvar a nuestros hijos. Con un estilo directo, con mucho ritmo, la novela comienza fuerte y va in crescendo, sin perder ritmo en ningún momento, con sorpresas casi continuas y creando una sensación de inquietud en el lector que consigue que éste lea con avidez. Es un libro hecho para devorar.

Conclusión final

He disfrutado muchísimo de esta “puerta”. Un libro entretenidísimo y lleno de misterio que he devorado en un par de tardes.

Enlace: https://librosquehayqueleer-..
Comentar  Me gusta         50



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Apreciaron esta crítica ()(5)ver más




{* *}