InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français

Maria; Pardo Vuelta (Traductor)
ISBN : 8416588457
Editorial: Nube De Tinta (16/03/2017)

Calificación promedio : 3.42/5 (sobre 26 calificaciones)
Resumen:
La novela best seller en la que se basa la nueva serie de Netflix. No puedes poner freno al futuro. Ni reescribir el pasado. La única forma de revelar los secretos es... darle al «Play». Una caja, trece caras de casete, trece culpables y una víctima. Apenas han pasado dos semanas desde el suicido de Hanna, cuando Clay encuentra una misteriosa caja en la puerta de su casa. La caja contiene unos casetes que serán el comienzo de un perverso juego que involucrará ... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (16) Ver más Añadir una crítica
AlexandraAguirre
 05 octubre 2017
¿De qué nos habla la historia?
Yo creo que la sinopsis lo expresa muy bien, pero para no hacer echar algo en falta, les voy a hacer mi propio resumen.
Clay Jensen es un adolescente que acaba de pasar por un suceso bastante traumático, una compañera de colegio, se ha suicidado y a pesar de que él no era tan cercano a ella, la duda de qué pudo haberle sucedido lo persigue. Un día, cuando llega a su casa, encuentra en el correo una caja que no tiene remitente pero que va claramente dirigida a él, allí encuentra una serie de cintas de cassete que van marcadas con números del 1 hasta el 7. Extrañado por la aparición de aquel material, Clay decide escucharlo. Bueno, eso, y que tenía su nombre. Porque si va dirigido a nosotros es que claramente hay algo.
al colocar la primera cinta, resulta que escucha la voz de Hannah, y ella empieza a explicar de qué van aquellas cintas. Hay trece personas que la han llevado al barco sin salida que para ella fue el suicidio y las cintas van dirigidas a aquellas personas que marcaron la pauta decisiva, por lo cual, hay una cinta para cada persona. Pero Clay no es consciente de haberle hecho algo a Hannah, ¿qué fue tan malo como para que ella decidiera suicidarse? Y la peor parte, si alguno de ellos no escucha las cintas, éstas saldrán a la luz y todo el mundo se enterará.
Personajes.
Bien, yo creo que en circunstancias así es imposible hablar de personajes, porque no llegamos a pasar tiempo con nadie ni a descubrir a nadie realmente. Lo que nos presentan aquí es a Clay escuchando las cintas y a Hannah hablando, no sabemos nada de relaciones y poco, por no decir nada, nos enteramos de los otros personajes que aparecen aquí o de las relaciones que pueden tener con otras personas. Así que en eso se queda.
Estilo de Escritura.
Lo primero, es que este libro no es para todo el mundo. La manera en la que está escrito te puede encantar o fastidiar, para mí fue la segunda opción. Y la manera de tratar el tema, igual. Poco hay que saber, en realidad, no hay diálogos, no hay descripciones de nada, asumo que si a mucho nos han dicho que Hannah se ha cortado el cabello, por lo que el libro corre, casi de manera literal, y lo comprendo, en serio que sí, no es de los libros que ven las otras cosas (además de las cintas) como algo importante; pero yo sinceramente lo necesitaba, porque de esta manera no he podido crearme una situación, es inverosímil que lleguen con la cara larga de que la chica se suicidó y ya, que nos pongan a ver cómo reacciona Clay ante las cintas cuando no sabemos qué tipo de relación ha mantenido con el resto de personas que allí se nombran, si acaso realmente es importante para él.
No se utilizan palabras extrañas porque el libro consiste tan solo en los pensamientos de dos adolescentes. Y uno de ellos está muerto, así que poco aporta con sentimiento. No es por restarle valor, y no crean que me estoy burlando, porque como todo el mundo, siento que el suicidio es algo demasiado serio. Pero esta no es la manera en la que yo esperaría que me lo presenten. Y me hubiera gustado que se sintiera más el impacto que se ha creado con toda esta situación.
Puntos.
➜Limbo.
1) Suicidio: Venga ya, creo que el tema que toca el libro es sin duda muy importante. Digo, de alguna forma siento que todos podemos sentirnos identificados con la situación, todos hemos pasado por malos momentos, algunos en menor o en peor grado, pero que para nosotros se han sentido como si fuera el final del mundo y ya no quisiéramos saber más de la vida. Porque sí, el dolor es algo común, las personas son crueles, nosotros mismos podemos ser crueles sin darnos cuenta y herir a muchas personas a diario, cada uno tiene que vivir con eso y superarlo, no somos perfectos, nadie lo es. Y me gusta que sea algo que se toca en este libro.
Algo que escuché por ahí, lo siento, no recuerdo si lo he leído en el libro o lo he visto en la serie, pero igual puedo sacar el tema, porque de ello estamos hablando, es la bonita, y que se note el sarcasmo por favor, frase de que 'El suicidio no es una opción' amores míos, siento decirles esto, por mal que suene, aunque me quieran tirar el mundo encima por un pensamiento diferente y tan deprimente, pero el suicidio SI que es una opción, por eso muchos jóvenes lo hacen. Es una alternativa. Está allí. Lo que lo convierte en una opción. Otra cosa, es que sea la opción correcta, que no lo es.
Y sí, ¿si me gusta que el tema se trate por qué lo he puesto como un punto limbo? A eso voy ahora mismo. El libro más que hablar del suicidio, parece darnos una excusa. ¿Por qué te suicidas? me han tocado el trasero. Nuevamente les digo que no me estoy burlando, porque al ser un tema sensible más de uno vendrá a echarme en cara que sí; y siento parecer enojada y cortante, pero sí, estoy enojada, y es porque el tema me toca muy de cerca y me molesta que parezca que lo hayan hecho solamente para vender, porque claramente algo polémico tiene que tener un gran publico.
Bueno, a lo que iba: a todas las chicas nos han tocado el trasero alguna vez, algún desubicado, o por lo menos nos habrán mirado de una forma que nos incomodaría, porque así es la vida y está llena de personas horribles. Y no estoy queriendo echar por tierra lo que seguramente habrá pensado Hannah en ese momento, porque sí, nos sentimos terribles, como si fuéramos juguetes de usar y tirar. Pero chicos, es que el libro da a entender que si nos tocan el trasero se acabó el mundo. Que ya no hay más para nosotros en esta vida. ¿Entonces cuál es la solución? suicidarse. Y no quiero sonar mal, créanme que no pero estoy segura que hay miles de adolescentes, niñxs más pequeñxs que yo, que muchos, que puden acceder a este libro y muchxs de ellxs van a empezar a creer que ésta es la única salida que tienen, ante problemas que podrían solucionarse de otras maneras, porque si Hannah no se hubiera quedado callada si hubiera contado lo que sucedió, nunca habría tenido que llegar a tal extremo, porque incluso cuando nos sentimos solos hay personas que están dispuestas a escucharnos y que nos ofrecen su apoyo, es solo cuestión de no sucumbir.
Tampoco quiero minimizar el impacto que pudo sentir ella con las situaciones, porque vemos que a todos nos afectan de formas diferentes las mismas cosas, pero a pesar de que algunas de sus razones eran francamente muy buenas, incluso creaban angustia, me entraban ganas de dejar de leer por lo que pudiera encontrarme, la verdad es que sentí que a cada paso que se daba, la magnitud iba disminuyendo, el impacto que podía crear se acababa, porque cómo no, había que meter situaciones clichés, que al fin y al cabo el libro iba dirigido hacía adolescentes, y eso puede ser que dañara un poco el tema que tal vez en otras circunstancias hubiera podido ser bastante revelador. E incluso, estoy segura, de que hay personajes que no deberían estar en estas cintas, porque no le han hecho nada a Hannah, son simplemente casos aislados, como ella misma quiere decir al principio, pero se le mete en la cabeza que tienen que estar allí y pues nada, ellos se aguantan el escuchar todo aquello.
Me gustaría desahogarme más, pero esto podría acarrear spoilers, así que lo dejo hasta este punto. La verdad es que puede que me sienta muy contrariada, porque creo que cada persona tiene sus motivos, pero no creo que los de Hannah fueran tan horribles, a la manera que lo presentan aquí, otro caso es la serie.
➜Negativos.
1) Personajes: Lo que aporta a que el tema no se sienta tan profundo son precisamente los personajes, como he dicho antes, no sabemos absolutamente nada de ellos, ni siquiera podemos conocer sus características y si bien en otro momento me hubiera podido gustar este último punto, porque demuestra que no es un caso aislado y que puede suceder en cualquier parte, la verdad es que en este libro me ha faltado. Porque si querían que me sintiera a gusto con Clay, deberían haberme mostrado algo más que sus pensamientos tontos y repetitivos de 'Hannah, no; yo podría haberte ayudado' porque ya, es realista, pero no es lo que uno busca, porque se espera por lo menos una charla motivacional de 'tú vales mucho' que sí, también resulta un cliché, pero por lo menos aporta algo más.
Si querían que me sintiera identificada con Hannah y los pasos que la llevaron hacía la muerte, me hubiera gustado ver un panorama más grande de lo que le sucedía, porque aquí hay un total de doce personas y solo tres buscaron dañarla de alguna forma realmente, las otras bien pudieron haber estado por fuera. Y sí, las cosas que estas tres personas le hicieron fueron terribles, ¿y adivinen qué? con una denuncia se pudo haber solucionado. Las otras situaciones son tan comunes que todos los adolescentes las vivimos, y podría decir que algunos casi a diario. Son cosas típicas, no sé si Asher pensó que esto podría llegar a causar que personas influenciables podían tomar el suicidio como única salida gracias a esto. Porque habrá más de uno que se pelea con la pareja y piensa que es el fin del mundo. No señores, hay cosas por las que luchar, más allá que el desubicado de turno.
2) El motivo: Bien, pues Hannah se ha suicidado para crear conciencia, conciencia de que lastimamos a las personas con nuestras acciones. Y esto hubiera sido increíble, si. Si las personas hubieran reaccionado de alguna manera. Las que escucharon las cintas, por lo menos. Pero aquí no vemos nada de eso, tan solo a Clay escuchando las cintas y diciendo 'Hannah, no' porque sí, parece que fuera un CD rayado, no pasa de los mismos pensamientos ni aunque le estén apuntando con una pistola. Y al final del libro, tampoco vemos un cambio, porque se acabaron las cintas y ya está, nada más. Lo que me deja con un mal sabor de boca, no notamos para nada qué causa el suicidio, qué causan sus cintas, ¿la vida le cambia a alguien? probablemente, pero como no lo vemos no podemos comentar sobre eso, para nosotros es tal y como si nada ocurriera, porque la chica se ha suicidado sí, pero los demás siguen, a puesto a que muchos de los que nombró en las citas les ha valido madres y siguen como si nada. Y los que si sufren, personas como su familia, ellos quedan relegados, apuesto a que Hannah no ha pensado en ellos, ¿no querrían también acabar con su vida en vista de que no pudieron ayudar a su hija? Pero venga, que les cuento un secreto: para ellos no va dirigida ninguna de las cintas, ellos han quedado sin enterarse de nada. Con ellos no intentaste hablar, ¿no, Hannah? con los que te hubieran ayudado y apoyado. Pero te fuiste por la vía extremista.
Espero que hayan notado que casi que estoy peleando con ella (si, así de tonta), me hubiera gustado poder golpearla en la cara. Para que reaccionara. También sigo en el proceso de convencerme a mí misma (y a muchos, espero) que no es la opción correcta. Que si morimos la vida sigue y si queríamos hacer daño a alguien, lo más probable es que a esta persona ni le afecte, caso contrario a nuestros seres queridos, que aunque no los veamos al preferir ahogarnos en el vaso, siempre están allí.
Final.
¿Qué puedo decir? Como todo en el libro, no me ha causado nada más que enfado. Ya he dicho cómo termina, Clay entregando las cintas al siguiente y se acabó, nada de reflexión, nada de ver cómo finalmente lo aceptaba. Y en serio que lo siento mucho.
Voy a decir algo que creí que nunca diría, yo no he terminado la serie, porque con suerte tengo para ver un capítulo al día, y sí, a penas empecé con esto la semana pasada, pero sin duda la recomiendo mucho más, seguro que les llega más hondo, seguro que incluso los puede hacer llorar. El libro, simplemente olviden que existe.
En conclusión, Por trece razones, es un libro con temática fuerte, pero muy mal tratada. Yo no les recomendaría que lo leyeran, mucho menos que lo pasaran a niños pequeños que son tan impresionables. Pero si quieren saber un poco, les recomiendo sin duda la serie. O esta reseña, que igual casi que lo cuento todo y eso que voy sin spoilers.
Enlace: http://millibrosreader.blogs..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
NoeLautnerStory
 05 marzo 2018
El libro viene narrado a dos voces, una es la de Clay Jensen, un adolescente de diecisiete años, que un día llega a su casa y se encuentra un misterioso paquete con siete casetes dentro, cada uno marcado con una sucesión de números del 1 al 13, y cuando se pone a escuchar la cinta número uno, escucha la segunda voz narrativa: la de Hannah Baker, una chica de también diecisiete años, que hace dos semanas terminó con su vida tras tomar un montón de pastillas. En la historia que el libro narra. Clay, al principio no sabe que pensar de todo eso, y es que aunque él nunca conoció muy bien a Hannah, siempre se sintió atraído por ella, le parecía una chica dulce y divertida, alguien a quien hubiera querido conocer de verdad, y ahora escucha su historia a través de las cintas. Cada uno de las cintas está dirigida a trece personas y todas y cada una de ellas tuvieron una razón de peso para que ella se suicidara. Y aunque Clay no sabe que pudo haber hecho para causar la muerte de Hannah, la curiosidad y la necesidad de respuestas lo hacen escuchar las cintas, y poco a poco va descubriendo secretos de su compañeros de clase, mentiras, rumores, acciones y miradas que hicieron que Hannah tomara la peor decisión de su vida.
Clay espera encontrar respuestas y a la vez su redención porque se siente culpable de no haber hecho nada para impedir la muerte de su amiga. La portada del libro es muy bonita. Además la narración de Clay está en presente y la narración de Hannah en pasado y en cursiva para así distinguirlos.
La estructura es igual que en la serie, es decir, está divido según las cintas de casette. Son siete cintas con doble cara excepto al última de ellas. Por lo tanto, son trece capítulos y cómo dice el título son sus trece razones.
La narración es muy peculiar porque aunque las dos voces narrativas narran en primera persona; cuando le corresponde narrar a Clay lo hace en presente y cuando le toca a Hannah lo hace en pasado y así los diferenciamos. Aunque insisto es muy fácil reconocerlos.
El lenguaje varía porque como he especificado hay dos voces narrativas y cada uno tiene su forma de hablar. La voz de Clay es lógica y triste, mientras que la de Hannah es demandante y depresiva, lo que le da un ritmo ágil al libro. El relato de Hannah es lo que hace que puedas sumergirte en la historia y las páginas se pasan volando. Tengo que admitir que me he leído el libro en un día porque bueno lo hice rápido, ya conocía la historia por la serie pero tiene muchas variaciones.
El libro, aborda el tema del suicidio, algo bastante duro y crudo, pero que es una realidad muy presente hoy en día. Hace especial énfasis en el suicidio adolescente. Me ha encantado que hable de él sin tapujos que narre cómo se siente el suicida antes de hacerlo. Cómo sufre con las burlas, los rumores, el acoso y las mentiras... Jay Asher habla de esa palabra que hoy en día está tan de moda Bullying y lo hace sin tapujos y muy realista, no hay palabras bonitas para suavizar el golpe. Este libro habla de la vida de una chica que se quedo sin esperanzas porque nadie la supo escuchar, ni ella supo como pedir ayuda, pero también da la pauta para que, tanto Clay como los lectores, aprendan a ver al esperanza que hay en la vida. Es un libro necesario hoy en día y debería ser lectura obligatoria en los colegios de secundaria.
Los personajes son muy reales a los adolescentes de hoy en día. Clay es un chico que está triste por la muerte de su amiga, está muy confundido e intenta buscar la lógica a la repentina muerte de Hannah. Se nota que quería hacer algo más por ella, porque en el fondo es el único que intentó luchar para evitarlo TARDE, pero lo intentó. Es un chico maduro y un protagonista muy fuerte.
Hannah es la voz dura de la historia, porque es una chica de diecisiete años que se quedó sin esperanza y sin ganas de vivir y a medida que avanza su voz se va apagando. Quiere contar la verdad, por eso grabó las cintas. Quiere pedir perdón por las innumerables veces que pudo pedir ayuda y no lo hizo. Leer la voz de Hannah es muy duro y más aún escucharla y ver las imágenes de la serie.
Los personajes secundarios son Justin Foley, Jessica Davis, Tyler Down, Zach Dempsey, Courtney Crimsen, Marcus, Ryan y Bryce Walker. Son los chicos de la lista y todos y cada uno de ellos hicieron que Hannah se sintiera mal en algún momento incluido Clay y el profesor.
Mi valoración final de este libro es que es realista, es duro pero es muy directo. Lo considero una lectura imprescindible en nuestras vidas porque Jay Asher habla sin tapujos a la hora de narrar esta historia tan cruda. El tema es peliagudo pero debemos concienciar a la sociedad de que existe y cada día ocurre más cerca de donde vivimos o estudiamos. El propósito de este libro es concienciar a los demás a que todo el mundo necesita apoyo, ayuda y debemos dar esperanzas a quien lo necesita no burlarnos de él o ella y machacarle como se estila.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
alostgeek
 19 abril 2018
Lo primero que tengo que decir es que vi la serie en Netflix hace unos meses, por lo que, aunque había oído que había diferencias entre la serie y el libro, en líneas generales ya sabía cómo acababa toda la trama. Aun así, cuando vi el libro en la biblioteca quise leerlo para poder tener mi propia opinión, y ocurrió algo un poco raro. Normalmente, me suele gustar más el libro o la película/serie, pero claramente una de las versiones. En este caso, por una parte, me gustó más el libro, pero por otra, más la serie. No pretendo que esta reseña se convierta en una comparación entre las dos versiones del argumento, pero sería absurdo omitir que haber visto la serie pudo haber influido en mi opinión del libro.
En primer lugar, no me pareció que esta novela tuviera tanto misterio como sugiere la sinopsis o una de las reseñas que se citan en la contraportada. Según ella, el New York Times la describió como "un thriller estimulante". Leyendo sólo la sinopsis sí que parece que vaya a tratarse de un thriller, pero, desgraciadamente, no es el caso. Desgraciadamente desde mi punto de vista porque me gustan los thrillers. La serie sí tiene ese misterio, pero la novela, no. La forma en la que está redactada no sugiere en ningún momento que haya habido un gran desencadenante del suicidio, ni que Hannah esconda ningún terrible secreto, ni nada parecido. de hecho, salvo en el caso de la cinta que narra cómo Hannah presenció una violación, las cosas que cuenta esta chica no son nada del otro mundo. Obviamente, afectaron a Hannah mucho más que a la mayoría de la gente, pero no fueron sucesos excepcionalmente fuertes. Creo que esto es algo que "arreglaron" muy bien los guionistas de la serie. Aunque no cambiaron ninguna de las razones de Hannah, dotaron al argumento del punto de misterio que le falta al libro. Con ello, consiguieron que se correspondiera mejor con la sinopsis.
Respecto a los personajes, me dio la impresión de que Hannah era increíblemente inocente y al mismo tiempo no lo era. Me explico. Se sugiere que ya ha salido con chicos en la ciudad en la que vivía antes, pero no se da cuenta de que apoyar su cabeza en el hombro del chico durante una cita podría sugerirle a ese chico que ella quiere acercarse más a él físicamente. Hasta el momento en el que Hannah le pide que pare y él no para, lo único negativo de este chico ha sido llegar bastante tarde a la cita. Hay que recalcar aquí que es Hannah quien inicia el contacto físico sin pedirle permiso al chico y que luego le molesta que este chico le ponga la mano en el muslo. No se la pone en el pecho ni entre las piernas ni intenta meterle la lengua hasta la garganta. Hasta el momento clave en el que ignora un claro "para", no ha hecho más que reaccionar de una manera muy normal a las acciones de Hannah. Pienso que el libro podría haber profundizado más en este aspecto a través de Clay. Tal como está descrita la escena, parece que el chico (el que está con Hannah, no Clay) sea un guarro (iba a poner otra cosa, pero no quiero que nade me censure la reseña) por tocarla cuando el problema empieza algo más tarde. El problema no es que toque a Hannah al principio, sino que decide pasar del "para". Todos sabemos que a Hannah no le está gustando la situación, pero sólo lo sabemos porque ella lo está narrando todo. Hasta que ella no verbaliza su disconformidad, el chico ni siquiera le está viendo la cara, pues, como ya he descrito, la tiene apoyada en su hombro.
Lo que sí me gustó del libro y que falta en la serie es un Clay más adulto y razonable. En la novela se da cuenta de que Hannah no pidió ayuda de una forma comprensible para el resto de la gente y de que no todo el mundo es culpable de su suicidio en el sentido en el que normalmente se entiende la palabra culpable. Aunque me hubiera gustado que esta clase de reflexiones se extendieran del mismo modo a la última cinta, me pareció un acierto que Clay tuviera esta clase de sentido común.
Sin embargo, hay algo que no comprendí en la serie y que el libro deja más o menos igual. ¿Por qué nadie le pasó las cintas a un adulto? ¿O a la policía, teniendo en cuenta que se habla de una violación en una de ellas? No se trata de tonterías de adolescentes, sino de algo mucho más serio. Entiendo que algunas personas no quisieran o que les diera vergüenza hablar con adultos responsables, pero me extraña que nadie involucrara a un adulto, pues las cintas han pasado ya por un par de manos antes de llegar a Clay. Clay tampoco habla con nadie que pueda hacer algo. Simplemente las envía a la siguiente persona. Y Tony hace lo mismo. Ninguno de los dos, que no aparecen como culpables en ninguna de las cintas, se plantea la posibilidad de pedir ayuda. Ya es tarde para Hannah, pero no para la otra chica.
En este punto, mi opinión sobre Hannah cayó en picado. Hasta la cinta de la violación me había parecido una chica que tenía bastante mala suerte y a la que le afectaba mucho lo que para otras personas es simplemente la vida cotidiana del instituto. No pretendo con esto juzgar sus razones para suicidarse, pues lo que es cotidiano para una persona puede afectar mucho a otra y no voy a entrar en ese debate. Pero en esta cinta nombra a la chica y parece darle igual que otras personas se enteren de lo que pasó. Para alguien que se queja de que nadie tiene en cuenta sus sentimientos, Hannah no se para a pensar si esta otra chica quiere revivir lo que le pasó o, si no se acuerda debido a la cantidad tan grande de alcohol que tomó, si quiere enterarse de esta manera. Parece que Hannah ha reflexionado mucho a la hora de grabar todas las cintas, pero aquí parece decidir que es ella la víctima y no la chica violada. Comprendo que pueda no darse cuenta de que no es el ombligo del mundo, pero me sorprendió su completa insensibilidad ante una situación tan seria.
En general, y ya termino esta reseña que ha acabado siendo increíblemente larga comparada con las que suelo escribir, no pienso que este libro anime al suicidio como he leído en otros comentarios. No obstante, sí creo que podría haber habido una voz más adulta comentando algunas situaciones. Clay lo hace a ratos en la novela, no así en la serie, pero podría haberse extendido un poco más esta parte. O haber incluido otro punto de vista que indujera a una conversación, como, por ejemplo, Tony. Hay una conversación entre ambos, pero es muy breve. O una nota del autor al final. Algo que aclarase puntos como el del cambio de aspecto como aviso. Cambio de aspecto es algo muy amplio y no creo que una persona normal pueda imaginarse que cortarse el pelo sea un aviso de suicidio. Si la situación hubiera sido que dejó de lavárselo y de ducharse y que empezó a ponerse ropa sucia, probablemente alguien le hubiera preguntado si todo iba bien. Pero, independientemente de cuántos panfletos hayan repartido en clase, no es el tipo de reacción que suele darse ante un corte de pelo que además parece quedarle muy bien.
Enlace: http://alostgeek.blogspot.co..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
MonicaM
 25 mayo 2018
Como bien muestra la sinopsis, encontramos trece cintas. Y cada cinta es un motivo por el cual una adolescente, Hannah, decidió poner fin a su vida.
El libro comienza con Clay, al llegar a casa después de un día en el instituto, encuentra una caja de zapatos llena de cintas.
Es aquí, donde comienza la historia. Siete cintas, trece motivos.
Clay descubre que él es uno de los motivos. “Primero las escuchas, y luego las pasas.”
El libro, viene contado por dos partes, Clay, el adolescente “protagonista” y Hannah, la chica que pone fin a su vida.
A medida que vamos conociendo más detalles de la historia, sabemos que Clay le gustaba Hannah, le parecía una chica divertida y preciosa. Cada uno de las caras son motivos que llevó a Hannah a suicidarse. Y aunque Clay no quiere saber nada, por un lado, pero por otro, quiere saber qué fue lo que le llevó a Hannah a acabar con su vida.
Poco a poco, va descubriendo los motivos y las personas que se portaron mal con ella, y esto, lleva a Clay a odiar a esas personas.
La portada, he de confesar que me encanta, tengo la que está basada en la serie y es una de las portadas más bonitas que he visto. El libro, como os conté anteriormente, está narrado por dos personas: Clay y Hannah, cada vez que escuchamos el audio de Hannah, la letra aparece en cursiva y cuando habla Clay, la letra la vemos como en cualquier libro. Esto, desde mi punto de vista, es genial porque distingues a los personajes sin problemas.
Los capítulos son largos, pero tampoco son veinte páginas, o por lo menos, a mí se me hizo muy rápido, ya que me sumergí en la historia y no se me hizo pesada la lectura.
La pluma de Asher es elegante, sencilla y frágil. Sabe seguir la historia, es fiel a la situación. Las palabras que utiliza son de fácil comprensión y la verdad que el estilo del autor me ha gustado mucho. Sé que tiene otra obra: Dos vidas. Tengo en mi lista leérmelo pronto.
La manera en la que Asher trata el Bullying me ha gustado, porque lo hace una manera muy realista.
Hablando del tema de acoso escolar, me encantaría que se llevara a la educación, creo que debería ser una lectura obligatoria tanto en secundaria como en bachillerato. Y que todos los docentes exijan una reflexión empática con las víctimas.
He de confesaros que tuve que apuntar en un papel todos los nombres que aparecían porque me liaba un poco con tantos personajes y para poder entender un poco más la historia.
Justin Foley, Jessica Davis, Tyler Down, Zach Dempsey, Courtney Crimsen, Marcus, Ryan y Bryce Walker y el profesor. Todos estos nombres son los que condicionaron de alguna manera que Hannah tomara esa decisión.
El final de la historia ya lo conocemos, Jay llega al final de la historia de una manera realista, sin tapujos, haciéndonos ver la realidad tal cual es. Por muy duro que sea, no se anda con rodeos y nos relata tal cual suceden las cosas. Y eso es lo que me gusta de este autor.
Para concluir quiero dar las gracias al autor por escribir esta obra. Quiero dar las gracias a la persona que me regaló el ejemplar que fue por reyes, ya que hoy es su cumple y desde aquí te deseo un feliz día. Y a ustedes invitaros a que comentéis abajo, contadme si lo habéis leído o habéis visto la serie. La serie tengo en mente verla, pero por falta de tiempo me es imposible ahora. La veré y os contaré.
Sé que hay una diferencia, aunque soy consciente que muchas cosas van a cambiarlas con respecto a la serie, aun así, seguiré quedándome con el libro.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Laia
 16 diciembre 2018
Me preguntaba muchas cosas mientras leía este libro. La primera, la más intrigante.
¿Por que siegue Clay escuchando?
¿El morbo?
¿Curiosidad?
¿Amor?
¿Todas?
¿Ninguna de las de arriba?
La verdad, esa es la respuesta, nada de lo que habría podido imaginar.
Hannah Baker, nuestra protagonista. Tiene un tono un poco cruel y malévolo a la hora de narrar las historias, tiene ese tono de thriller psicológico. Y nuestra chica no juega el papel de la víctima (al contrario que en la serie), relata los acontecimientos tal y como los recuerda. Claro que hay una gran parte de opinión en sus narraciones, pero es que solo tenemos su perspectiva.
No os puedo revelar mucho más de este libro sin spolearos un poco, así que no lo haré.
Es uno de esos libros que dan ganas de leer en una tirada (cosa que hice) ¿Por qué? La gran razón es para no perder el hilo de la historia, las narraciones se mezclan entre ellas y así no pierdes detalles, ¿la otra? la experiencia. Clay escucha todas las cintas en una única noche ¿que menos que hacer tú lo mismo con el libro? la sensación de continuidad ha jugado un gran papel para mí en este libro.
Me gusta mucho la verdad, para encantarme y enamorarme y sentir realmente el Hype que hay por esta historia tendría que haber habido un gran plot twist. ¿Pero cuál podría ser si ya saber como termina la historia desde el primer momento?
Aun así es un libro que debes leer, los que realmente quiere transmitir no es una historia de entretenimiento, si no esa conciencia en la juventud de que cada acto cuenta. Cada pequeño detalle o gesto puede no ser nada para ti y significar un mundo para otra persona.
Enlace: https://laiaisreading.blogsp..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Citas y frases (14) Ver más Añadir cita
LaiaLaia16 diciembre 2018
No sabéis lo que ocurre en la vida de nadie excepto en la vuestra propia. Y cuando te metes en una parte de la vida de una persona, no te estás metiendo solo en esa parte. Por desgracia, no se puede ser tan preciso y selectivo. Cuando te metes en una parte de la vida de una persona, te estás metiendo en su vida entera.
Todo... afecta a todo.
Comentar  Me gusta         00
LaiaLaia16 diciembre 2018
Si mi amor fuese un océano,
no habría más tierra firme.
Si mi amor fuese un desierto,
solo verías arena.
Si mi amor fuese una estrella,
por la noche solo habría luz.
Si a mi amor pudiesen crecerle alas,
yo estaría alzando el vuelo.
Comentar  Me gusta         00
LaiaLaia16 diciembre 2018
Si escuchas una canción que te hace llorar y no quieres llorar más, no vuelves a escuchar esa canción.
Pero no puedes huir de ti misma. No puedes decidir no verte más. No puedes decidir apagar el ruido de tu cabeza.
Comentar  Me gusta         00
LaiaLaia16 diciembre 2018
Supongo que de eso se trata todo. Nadie sabe con seguridad el impacto que tiene sobre la vida de los demás. A menudo no tenemos ni idea. Y aun así, hacemos las cosas exactamente igual.
Comentar  Me gusta         00
LaiaLaia16 diciembre 2018
Estoy escuchando cómo alguien abandona. Alguien a quien conocía. Alguien que me gustaba.
Estoy escuchando. Pero aun así, llego demasiado tarde.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: bullyingVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro

Otros libros de Jay Asher (1)Ver más




Test Ver más

¿Conoces Bajo la misma estrella?

¿Cómo se llama la protagonista del libro?

Peter Van Houten
Hazel Grace Lancaster
Liesel Meminger

7 preguntas
96 lectores participarón
Thème : Bajo la misma estrella de John GreenCrear un test sobre este libro
{* *}