InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : B083BX74HQ
Editorial: No reconocida (15/01/2020)

Calificación promedio : 4.62/5 (sobre 61 calificaciones)
Resumen:
¿Quién es Dylan Carbonell?
¿Ese chico indescifrable, de sonrisas invisibles y miradas impactantes, que copa las revistas y los medios de comunicación?
¿Un genio de la música?
¿La nueva promesa del rock and roll español?

«Subí las escaleras que daban acceso al escenario y me di de bruces con los miles de rostros que me esperaban, impacientes por escuchar el concierto de su vida. Todos ellos me deseaban de alguna manera. Mi cuerpo. ... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea
Críticas, Reseñas y Opiniones (50) Ver más Añadir una crítica
Alpispa
 05 diciembre 2021
Para empezar, diré que este libro me ha gustado más que el anterior, y que Susanna Herrero me está sorprendiendo mucho, mucho. Este libro sucede después de lo ocurrido en el primero y tenemos como protagonista a Hugo, el hermano "de en medio", puesto que es el tercero de los cinco hermanos. Sinceramente, Hugo no me llamó mucho la atención en el libro anterior, me centré más en River y Marcos, así que tampoco es que tuviera unas ganas locas de ponerme con su historia, aunque la curiosidad sí que me picaba, para qué mentir. El caso es que la historia de Hugo ha sido una maravilla.
Tener a Hugo como protagonista ha sido una muy buena experiencia. Me gusta que sea veterinario y que use ropa de animales, o que sea superorganizado, o que sienta tanto. También tiene sus cosas, es muy suyo, a veces juzga sin conocer a la gente, se forma sus ideas en su cabeza y es seco como el solo. Conocerlo más ha sido un regalo, sin duda. En el libro anterior conocimos muy por encima una historia que tuvo con Jaime, así que pensaba que la autora iba a tirar por ella... Que tiene sus momentos eh, obviamente Jaime ha sido y es una parte de la vida de Hugo y así se deja ver. Pero agradezco que no sea el protagonista, y es que al pobre Jaime no lo soporto, me parece un tío que no piensa en las consecuencias de sus actos, va de guaperas sin compromiso y de graciosito, se mete en los asuntos que no le conciernen... No sé, que al chico le he cogido coraje, pero tranquilos, que hay esperanza, en otras historias he empezado con mal pie con personajes a los que luego he terminado queriendo, así que no pierdo la fe. Pero bueno, volvamos al otro protagonista, que es nada más y nada menos que mi querido Dylan. Es raro lo que me está pasando, pero en los dos libros que llevo leídos de la serie, acabo prefiriendo a la persona de la pareja que no es un Cabana, y eso que a ellos los adoro. Dylan, un cantante intensito a más no poder, que cada vez que narra un capítulo da muchísima información de golpe, pasa de un tema a otro en segundos (líneas, en realidad) y asocia las voces con las notas musicales. Dylan es todo frescura, imposible no sonreír cuando está cerca, y es muy pasional. Vamos, que siente todo muchísimo, y eso lo hace actuar a veces de manera un poco impulsiva o reaccionar de manera un tanto exagerada, pero eso lo hace más especial, si cabe. Y es que la química entre los protagonistas es brutal, cada vez que estaban juntos y había bromitas internas, tonteo que ni sabían que era, porque ellos se creían amigos, yo era en plan:¡Bésense y acaben con esta tensión sexual no resuelta, por favor! En fin, que gracias a este libro he sentido una oleada de emociones, lo he vivido al máximo y me ha encantado ver cómo poco a poco se van conociendo, haciéndose el uno al otro, cogiendo rutinas juntos, etc. Además, Dylan se integra con mucha facilidad con los Cabana, es digno de ver cómo maneja a cada uno de los hermanos según sus personalidades.
El libro está lleno de música, de fragmentos de canciones, muchas de ellas las canta Dylan... Aish, es que los momentos en los que componía por las mañanas eran canelita en rama. Por supuesto, a todo lo dicho hay que sumarle los momentazos Cabana, sobre todo por los grupos de WhatsApp, es que son buenísimos. Encima Dylan también intenta meterse en ellos, un show todo.
También tengo que deciros que tenemos capítulos que cuentan el pasado de los protagonistas, su infancia. En Aquel último verano este tipo de capítulos eran necesarios para conocer cómo se conocieron y enamoraron los protagonistas, pues Priscila y Álex habían tenido una relación antes de su reencuentro, mientras que en El chico de la última fila, hacen falta para comprender las personalidades y reacciones de los protagonistas. Hugo se crio rodeado de felicidad, de su familia, que siempre lo apoyó y amó; Dylan se crio rodeado de talento, pero también de exigencias y momentos duros, sobre todo para un niño. Es importante ver el contraste de sus pasados para entender el de sus presentes.
Por último, diré que este libro ya nos prepara un poquito para el siguiente. Y es que Cata, la mujer de River, tendrá algunas apariciones inesperadas, lo que nos hará dudar un poco de la versión de River, y de los Cabana en general, sobre la persona que es ella. Sinceramente, estoy deseando leer la historia de la próxima pareja, porque sé que la voy a adorar, tengo una corazonada.

Enlace: http://adictaloslibros.blogs..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         90
MaiteGil
 24 septiembre 2021
Hugo acude con sus antiguos compañeros de universidad a un concierto. Aunque conoce al grupo por ser famoso, apenas puede reconocer una canción y poco o nada sabe de su cantante. Dylan es un antiguo niño prodigio que ahora es un famoso cantante de rock alternativo. Su don, y su dura infancia, le han convertido en lo que ahora es. El destino une los caminos de los dos chicos sin previo aviso.
La narración es en primera persona con la voz de Hugo y unos pocos capítulos en los que Dylan es el narrador. Además, la autora nos ofrece varios capítulos en tercera persona en los que nos cuenta la vida de ambos chicos en el pasado. Vienen genial para darnos cuenta de la gran diferencia que hay entre la vida de uno y la del otro. Y hacen que Dylan se te meta un poquito más en el corazón
El libro comienza en el verano siguiente al del primer libro y la vida de los Cabana sigue adelante. Algunos de los conflictos abiertos siguen sin resolución y parece que los arrastraremos en la siguiente novela. Os recomiendo leer primero “Aquel último verano” porque si no os vais a perder un montón de cosas.
Hugo Cabana tiene veintinueve años, es veterinario y vive y ejerce en el mismo pueblo alicantino donde nació, y donde residen sus padres y hermanos. Es el hermano del medio, lo que le permite tener buena relación tanto con dos mayores y como con los dos pequeños, siendo la pequeña la única chica del grupo.
Me gusta Hugo, es el centro del grupo sin darse cuenta siquiera de que sus hermanos tienen muy en cuenta su opinión. Tiene su vida organizada en el apartado laboral, pero sigue sin encontrar ese hombre especial con el que formar una familia. Parece ser el más centrado de los hermanos, pero el huracán Dylan llega para arrasarlo todo.
Dylan Carbonell tiene veintiséis años y es un famoso cantante. Pasa por la vida a toda velocidad, tomando de ella lo que quiere. Es puro caos y desorden además de un genio, y eso nos lo transmite perfectamente la autora. Tiene un corazón enorme aunque a veces se bloquee un poco, sobre todo cuando le tocan el tema de su padre.
Me encanta Dylan, es especial y genial y se come el libro. Deslumbra tanto que eclipsa un poco a los Cabana, aunque estos siguen ahí dándonos momentos muy divertidos, con la colaboración de Álex y Jaime. Me gusta la forma en la que los hermanos, y el cuñado, adoptan a Dylan desde el primer día, y llegando este a ser uno más como si lo hubiera sido siempre.
La parte triste viene de la mano de Catalina, la mujer de River, cuyo conflicto sigue sin resolver. Me cae bien la pobre mujer y no creo que sea tan mala como la pintan.
La novela tiene su parte tierna con unos cachorros a los que nos apetece secuestrar, triste con la infancia de Dylan y divertida con el aporte de los hermanos y las locuras de Dylan y por supuesto su parte dulce y romántica.
La trama romántica, que tiene a Hugo y a Dylan como protagonistas, se cierra en este libro aunque es de prever que les veremos evolucionar. de todas formas, ya vemos algo de su futuro en los epílogos que Susanna nos regala. Las historias del resto de los Cabana siguen abiertas y estoy deseando saber que va a ocurrir con ellos, y espero también saber algo más de Jaime.
He disfrutado mucho con la lectura y estaba tan atrapada que casi no he visto el libro delante. La forma de narrar hace que te traslades con ellos al pueblo y que visualices el peñón y las cuestas como si estuvieras allí.
El mes que viene leeré el tercer libro con las chicas de la lectura conjunta. Lo bueno de leer en compañía es que luego puedes destripar el libro a gusto y ver otros puntos de vista, y que nos lo pasamos genial. Os animo a darle una oportunidad a esta familia tan unida y divertida.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
laurass89
 10 febrero 2022
Lo que menos esperaba Hugo Cabana después de ese concierto en Madrid era terminar en la cama con Dylan Carbonell, el cantante del grupo que daba el concierto. Eso sí, lo menos esperaba desde luego es que el Mediterráneo fuera testigo de lo que estaba por pasar.
Así, después de ese concierto y esa extraña mañana Hugo, el del medio, el centro de todos, vuelve a su pueblo natal y de este modo se dispara esta novela romántica que nos dejará con el corazón en un puño todo el rato.
La historia de Hugo y Dylan, porque como todos sabemos a lo que vamos esto no es spoiler, se cuece a un ritmo lento pero sin pausa, con sus giros dolorosos que nos llevan a dudar del final que le creemos al libro. Porque esta es una de las virtudes que, en esta novela, la autora ha tenido en esta novela la tensión está justificada y no nos hace sufrir de más, sino con cabeza, razón y corazón.
No de uno, sino de dos
Y así como en el primero vivimos la historia de Alex y Priscila, en este encontraremos también esa doble perspectiva narrativa. Por la parte de Dylan conoceremos su antes de Hugo, por parte de Hugo conoceremos su «a la vez» que Dylan, y en conjunto estaremos ante una novela donde los sentimientos está por delante de acciones y suposiciones (ejem, ejem, Priscila).
Así, la construcción de ambos, siendo totalmente diferentes, me parece que es una construcción más madura que la del primer libro. Sé que las comparaciones no son buenas, que nos enfrentamos a personajes diferentes y a situaciones diferentes; pero he agradecido un montón que dentro de la impulsividad o la frigidez de cada uno de ellos, esto no haya supuesto el dramón marinero que teníamos en el primer libro. Uno es caos, lo frenético y lo impulsivo, todo lo que tiene dentro tiene que salir, su mundo es música; el otro es contención, orden, saber estar, las cosas cuadran o no cuadran. Y esto es genial, que encajan y chocan.
Además, creo que se tratan cuestiones muy interesantes, como la cuestión de la adquisición de la identidad, en dos formas una violenta y otra mucho más pausada; además, podemos ver también la cuestión de los prejuicios y cómo nos llevan a ofrecer una visión del mundo un poco dislocada; y sobre todo lo que nos muestra la novela es mucho amor. del de todos los tipos y para todos los tipos, y se agradece mucho.
Si es cuestión de preferencias
Si pensamos en la comparación, desde luego me quedo una y mil veces con esta novela. La relación entre ambos personajes no solo es tensa y divertida, sino que además es preciosa, en todos los sentidos que os podáis imaginar. Cómo se tratan, cómo se relacionan, cómo se aman… todo y lo mejor es que la autora no llega en ningún punto a ser cursi o recargada.
Por otro lado, aunque no todos los días llama a nuestra puerta un cantante de rock, lo cierto es que la historia se presenta de manera muy natural, así que en muchos aspectos podemos sentirnos identificados o vernos reflejados y es un gustazo. No sé, es una novela que te saca la sonrisa y te hace sentirte bien.
Por su parte, en cuanto al estilo Susanna sigue con su agilidad a la hora de hacer diálogos, dar contestaciones y crear situaciones que nos sacan la sonrisa por tiernas o graciosas (en este caso recuerdo una de una piscina por la noche que es muy buena). Creo que se nota la evolución de una parte a otra y la verdad es que por lo que he podido ver, la tercera parte promete.

Tanto si habéis leído el primero y no os gustó, como si os gustó, como si no lo habéis leído os lo recomiendo rotundamente. Lo bueno que tiene es que este, como pasa en muchas series de romántica, se puede leer sin leer el anterior. ¿Te haces spoiler? Sí, es verdad, pero también es bonito ver cómo se ha llegado a esa situación.
Lo que quiero decir es que si solo pudierais leer un solo libro de la serie yo leería este. Que sé que no me he leído los demás, pero la ternura, la delicadeza, la pedazo de historia de amor que se nos enseña este es genial. Además, como os decía, el estilo de la autor acompaña, así que está todo hecho. Espero que os animéis y que, si lo hacéis, lo disfrutéis un montón.

Enlace: https://ellibroenelbolsillo...
+ Leer más
Comentar  Me gusta         70
MonTse
 25 septiembre 2020
Para mí este libro es Dylan. Su voz, su carisma, su manera de ver el mundo, los sonidos que lo envuelven, la capacidad de conocer al otro simplemente observando, su locura, su manera atropellada de hablar y pensar, su pasado, su presente, el cómo se gana a todos por su forma de ser, la valentía que tiene al dejarlo todo por perseguir lo que quiere, sus impulsos. Y sí, me ha gustado muchísimo Hugo y me ha gustado su historia, conocerlo más, descubrir a otro Cabana más, y ver cómo poco a poco se deja llevar por Dylan. Hugo me ha encantado, es cierto, pero Dylan... Dylan me ha enamorado, sin más.
Si habéis leído mi reseña de la primera parte sabréis lo mucho que me gustó, pero este, a pesar de tener la misma nota, me ha gustado aun más y, vuelvo a insistir, ha sido por Dylan. Porque me parece uno de los personajes más complejos, completos y especiales que he leído en mucho tiempo. En muchísimo tiempo. Y lo único que puedo hacer es darle las gracias a Susanna por crear un personaje así, tan maravilloso. Tan único. Tan especial. Porque lo es, y porque conquista, porque dudo que haya una sola persona que lea este libro y no caiga rendida a los pies de Dylan Carbonell. Como todos su fans. Como todos los Cabana. Como Hugo.
Ya lo dije en la reseña de 'Aquel último verano', tras leerlo entendí porque hay tanta gente obsesionada con estos libros, y ahora me reafirmo en ello. Susanna hace magia con estas historias, con esta familia y con estos personajes. Estoy ahora mismo leyendo el 3º y, aunque de momento no va a estar al nivel de este porque, sinceramente, dudo que alguno lo esté, también me está gustando muchísimo. Y sé que los dos siguientes también lo harán. Y me atrevo a decir que cualquier libro que lea de la autora lo estará. Porque solo por su forma de escribir, de transmitir y de hacernos sentir parte de la historia, ya va a merecer la pena leer cualquier cosa que escriba. de verdad.
Si me conocéis un poco sabréis que siempre digo que leo poca romántica. Y es cierto, no miento. Pero no es que no la lea porque no me guste, simplemente es que si tengo que elegir entre romántica o fantasía, o distopía, por ejemplo, elijo lo segundo. Pero también es verdad que en los últimos años, mis mejores lecturas siempre son de este género, porque son las que más me hacen sentir, emocionarme y enamorarme, y que un libro consiga eso para mí tiene mucho ganado. Y así es esta historia. Así es la historia de Hugo y Dylan, de las que enamoran. Y soy consciente de que no os estoy contando nada del libro realmente, pero es que es mejor así, que lo descubráis por vosotros mismos. Con que sepáis que es una historia de AMOR, en mayúscula, ya sabéis suficiente. Con que sepáis que de nuevo nos encontramos con la familia al completo y vamos conociendo al resto de hermanos, ya sabéis suficiente. Y con que sepáis que todo se conecta al final, y que sí, debéis leer los libros en orden, ya sabéis suficiente.
En resumen, 'El chico de la última fila' es la segunda parte de la serie Cabana, en la que volvemos a formar parte de la familia de la mano de Hugo. Junto a él conocemos a Dylan Carbonell, una estrella de rock que pondrá su vida patas arriba, porque es como un huracán, y cuando él entra en la vida de alguien, nada vuelve a ser igual. Es una historia romántica, obviamente, con momentos muy divertidos, de esos que a mí consiguen sacarme una sonrisa, pero también con esos que emocionan y te hacen soltar más de una lágrima. Porque la vida de Dylan no ha sido fácil, y descubrirla y conocerla hará que tengamos el corazón en un puño. Es un libro que hace que nos enamoremos de ambos protagonistas, pero que, como ya he dicho, para mí lo mejor es Dylan. Os lo recomiendo si habéis leído el primero, si os gustan las historias con mucho amor, si queréis conocer a personajes especiales y únicos, y si queréis descubrir como suenan los demás en la mente de un genio.
Reseña en el blog ↓↓↓↓
Enlace: http://amor-y-palabras.blogs..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
leersinlimites
 20 octubre 2021
Bueno, que me iba a gustar lo tenía claro por las críticas que veía de este libro. Si tanta gente coincide en que este segundo libro es su favorito de la saga... Por algo será.
Y efectivamente, algo hay. Y ese algo, si me preguntáis, tiene nombre y apellidos: Dylan Carbonell.
Me encanta la pareja desde el minuto 0, desde su primer desencuentro en el backstage de un concierto. Cómo discuten cada vez que el otro abre la boca... Y la forma tan inesperada en la que ambos acaban la noche.
Su primera etapa en Madrid, en la que son solo dos chicos que no se conocen pero empiezan a hablar, dos chicos opuestos que nada tienen que ver el uno con el otro, esta pareja ya tiene química y un algo que te calienta por dentro.
La verborrea de Dylan, su hiperactividad, su sonrisa fácil y la manera en la que encaja con todo el mundo traspasa las páginas y afecta al lector, haciendo imposible no disfrutar de esta historia.
Hugo tampoco se queda atrás. Es un hombre más tosco y en ocasiones hasta borde. Pero me ha gustado su personalidad. Creo que de ser todo el tiempo políticamente correcto, extrovertido y amable rayaría lo demasiado perfecto. Hugo tiene sus defectos, como Dylan y como cualquier persona, pero su actitud serena, sería y organizada me ha gustado. Sobre todo cuando Dylan entra en su vida y Hugo se permite dejarse llevar por el huracán que es él, viviendo experiencias nuevas y tratando de adaptarse a él.
Los Cabana, como conjunto, siguen siendo una delicia. Esos chats entre los hermanos, esas puyas, bromas y vaciladas. Dylan encaja entre ellos como uno más, y esto hace que disfrutes aún más de la historia, con la pareja constantemente rodeada por los hermanos Cabana que tan importantes son para ambos.
La diferencia radical con el primer libro, si me preguntáis, es que Priscila, incluso cuando descubres todo el pastel, no tiene justificación. Y a mí eso me dejó un sabor amargo en la lectura. En cambio con estos dos he podido disfrutar de principio a fin durante sus altos y sus bajos. El suyo es un amor que se desarrolla lento pero inexorable, y ver los avances que tiene su relación así como los contratiempos ha sido una maravilla.
Me sorprende que no demasiada gente hable de Jaime en sus reseñas. Admito que no me habéis importado que la pareja prosperara (al menos antes de conocer a Dylan), creo que su relación acabó en un punto en el que, de quererlo, la autora podría haberle dado la vuelta y darnos una historia de reconquista. Pero una vez conoces a Dylan... Lo siento Jaime, no tienes nada que hacer. Dylan ha sido la mejor idea que Susanna pudo tener, y aunque no me desagrada Jaime como personaje, me alegro de que la historia de Hugo ya seguido otro rumbo.
Para terminar, el factor Cata ha sido para mí una grata sorpresa. Ya desde le primer libro de veía que aquí hay una historia y que Cata acabaría no siendo la mala de la película como los hermanos Cabana la pintan. Me preocupa que la autora no sepa convencerme de que los hermanos merezcan el perdón de Cata una vez descubra la historia completa... Pero, definitivamente, seguiré leyendo con la esperanza de que encuentre la forma.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Citas y frases (20) Ver más Añadir cita
AlivalpAlivalp08 septiembre 2020
ha pasado que hasta aquí hemos llegado. Que no es que se me haga cuesta arriba, es que he llegado a fondo de la cuesta. Ya no puedo subir más. Llevo tiempo dandole vueltas a una idea y acabo de decidirme. Esto no es vida,joder. Esta no es la vida que quiero vivir. Ya me da igual todo. Mi trabajo y todo. Lo recuperaré en un futuro. Hay tiempo para ello, y ahora solo quiero estar con él y ser partícipe de cada paso que da en su carrera. Esta atravesando un momento increíble y no quiero perdérmelo.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         10
AlpispaAlpispa05 diciembre 2021
-Las letras de mis canciones, ¿qué?
-No van dirigidas a una persona.
-No.
-Tu amor. Tu odio. Tu desengaño. Tus ganas de venganza. Tu rechazo. La razón de tu existencia. Todas esas letras van dirigidas a la música. Le cantas a ella.
Comentar  Me gusta         30
CarolBesadaCarolBesada11 enero 2021
No necesito los colores para moverme por el mundo. Me basta con que el mundo tenga sonidos (...) Alguien con un fondo negro puede vestirse de amarillo o rosa para ocultar su verdadero yo. Y viceversa. Pero el sonido que emiten al hablar no pueden cambiarlo.
Dylan ♥
Comentar  Me gusta         10
AlivalpAlivalp08 septiembre 2020
Un domingo en familia. Solo hay una diferencia, y es que, como buenos y orgullosos habitantes del pueblo alicantino que son, deciden rematar la celebración subiendo todos, o casi todos, Al Peñón.
Comentar  Me gusta         10
AlivalpAlivalp08 septiembre 2020
Me da un beso breve en los labios.- Tengo que comentarte algo. Te lo iba a decir más tarde, pero te has adelantando.
- ¿que pasa?
- Lo dejo. Lo dejo yo
-¿el que?
- la música
....
Comentar  Me gusta         10
otros libros clasificados: lgtbiqVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ESAgapea





Test Ver más

Familias en la literatura

"Hoy ha muerto mamá. O quizá ayer. No lo sé. Recibí un telegrama del asilo" ¿El personaje de qué libro está hablando?

Dr. Castel, de La Peste
Meursault, de El extranjero
Javier, de Cambio de piel

14 preguntas
38 lectores participarón
Thèmes : novela , familiaCrear un test sobre este libro