InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Críticas sobre Pastores del mal (7)
Ordenar por :   Fecha   Los más apreciados  

Añadir crítica
Pianobikes
 08 agosto 2021
“Él es inocente. Lo sé. de la misma manera que sé que Dios existe aunque me sea imposible demostrarlo. Y o penséis que estoy a su lado por obligación o por pagar alguna deuda, lo hago por convicción” ~ Pastores del mal de Félix García Hernán.

En primer lugar deciros que si no habéis leído a este autor y os atraen las novelas policiacas, no sé a qué estáis esperando. Comenzad por Cava dos fosas. Seguro que os gusta. Con esto sobre la mesa entramos en Pastores del mal, un libro que es pura investigación, cero paja y está muy bien narrado.

Pastores del mal comienza con la aparición del cadáver de un niño. Lo encuentra Damián, un cura catalán. El cuerpo lleva enroscado en su cuello un rosario que pertenecía a Damián. El cura es acusado del asesinato y enviado a prisión pero el ex-comisario Javier Gallardo y el inspector Raúl Olaya creen en su inocencia y se embarcan en la investigación. Lo hacen fuera de los canales reglamentarios y poco a poco van descubriendo que la investigación no es todo lo segura que a ellos les gustaría.

Enseguida sabemos quienes son los culpables pero el quid de la cuestión es cómo se las ingeniarán los policías para demostrar y recopilar todas las pruebas que los inculpan y, sobre todo, que sean declarados culpables.

El libro aborda la pederastia y realmente está escrito de manera que te indigna pero sin entrar en descripciones escabrosas. La única pega que le pongo, por ponerle alguna todo sea dicho, es que a veces los policías me han parecido muy super héroes y super listos, muy cinematográfico todo. Por lo demás tiene todos los requisitos para disfrutar con su lectura.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         60
Rosa_Halcombe
 17 junio 2021
No es un tema fácil el que nos plantea Félix García Hernán en Pastores del mal. Probablemente el título ya le evoque a más de uno el tema en torno al cual gira la novela: la pederastia en general y en el seno de la Iglesia en particular. Como veis no ha elegido García Hernán el camino fácil para su nuevo libro, pero hay que aclarar desde ya que trata el tema con mucho respeto y evitando detalles escabrosos.

Cuando el pequeño Oriol Recasens aparece muerto en la cama de su profesor, el padre Damián, no parece haber muchas dudas sobre quién es el culpable. Sabiendo que está en una situación delicada y presa del pánico, el padre Damián huye al Pirineo y se refugia en casa de un viejo conocido, mosén Estanis. Este decide contactar con las autoridades, pero no «oficialmente»: recurre a su amigo el comisario Javier Gallardo, ya retirado (pero que no duda en implicarse en el caso, pues debe un gran favor a mosén Estanis) y al inspector Raúl Olaya. Ambos se involucran en el caso de una forma extraoficial, pero pronto se dan cuenta de que lo que hay detrás de la muerte del muchacho es un caso mucho más complejo de lo que habían imaginado, con tentáculos que van de Barcelona a Roma, Nueva York o Wisconsin y tocan a personajes importantes de la política, la banca o la Iglesia. Pronto Javier Gallardo y Raúl Olaya serán conscientes de la magnitud de la organización que acaban de descubrir, toda una trama empresarial en torno a la pederastia, y por supuesto dudan de si serán capaces de arañar siquiera la superficie del tremendo caso al que se enfrentan. Y para el lector también será inevitable sufrir en todo momento por las pobres víctimas y por pareja protagonista.

Me ha gustado mucho la forma de narrar de Félix García Hernán. Sabe mantener la tensión en todo momento, pero la historia no sigue un ritmo endiablado, sino que se toma su tiempo para presentar a los personajes, poner un poco de contexto e ir construyendo la trama. Su prosa es clara y directa, sin artificios, y engancha al lector en todo momento. Los personajes no tienen a priori pasados traumáticos, parecen todos bastante normales y alejados de estereotipos, cosa que francamente se agradece; por su parte, la trama me ha parecido bastante creíble en todo momento (demasiados visos de realidad tiene, de hecho...).

Es una novela que sin duda gustará a todos los amantes del género negro, pues García Hernán escribe con mucho oficio y se ve respaldado por una editorial como Alrevés, que siempre es garantía de calidad (aún no he leído una novela de esta editorial que me haya decepcionado). En definitiva, una apuesta muy sólida que no dudo en recomendaros hoy.
Enlace: http://lavidanobasta.blogspo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         50
Domiar
 17 junio 2021


Pastores del mal, Félix García Hernán
Hola a todo el mundo.

Hoy os traigo un libro que os va a remover las entrañas desde lo más profundo, se trata de Pastores del mal, de Félix García Hernán. Está editado en tapa blanda por Alrevés y tiene 383 páginas que os harán pasar por todos los estados de ánimo posible y os tendrán con el alma en vilo durante toda la novela.

La historia...

El padre Damián se despierta un día con el cuerpo desnudo y sin vida de uno de sus alumnos. Asustado huye de allí y busca la ayuda de uno de sus más antiguos alumnos al que le une una gran amistad. Mosén Estanis no duda en ponerse en contacto con el comisario Javier Gallardo, que aunque ya retirado, le debe un favor por un caso anterior. Junto al inspector Raúl Olaya se dedicará a intentar demostrar la inocencia del padre Damián. Pero claro, esto no va a ser tan fácil. Detrás del crimen se encuentra una poderosa organización internacional que trata a los niños como un producto de mercado, listos para servírselos al mejor postor, como si se tratara de una delicatessen cualquiera. Tras esta organización se perfilan altos cargos eclesiásticos, de la política, la banca y el mundo de los negocios. Son intocables. ¿No os pone los pelos como escarpias?

Los personajes...

Javier Gallardo, ex comisario de policía. Con cincuenta y muchos años ya está de vuelta de todo. Tras un horrible caso (Cava dos fosas) ha terminado su carrera en el cuerpo de policía y se dedica plácidamente a intentar escribir una novela en su piso de Madrid. Pero lo de ser comisario imprime carácter y cuando un antiguo amigo, al que le debe la vida, le pide ayuda, no puede evitar acudir a echar una mano y devolver el favor.

Raúl Olaya, inspector jefe de la policía de Madrid. Compañero inseparable de fatigas de Javier, es mucho más joven y procede de una acaudalada familia, ya que no necesita trabajar, lo suyo con la ley y el orden es pura devoción. Además es un genio de los ordenadores y trata de inculcarle algunos conocimientos sobre el tema a su ex comisario Javier.


Francesc Rodadera, contacto de Javier en la policía catalana, ya se conocen de un caso anterior y hará todo lo posible por facilitar la investigación tanto de Javier, ya retirado, como de Raúl, que al ser policía en Madrid tampoco tiene competencias en la policía catalana.
Padre Damián, uno de nuestros protagonistas, al parecer, encarcelado por un crimen del que parece ser inocente, tanto su forma de actuar, como su huida, crean serias dudas tanto en Javier como en Raúl, sobre todo el que haya escapado con un pequeño rosario de plata que lo incrimina directamente con el asesinato de su pupilo. Pero dada la amistad común de ambos con mosén Estanis, todos se vuelcan en tratar de demostrar su inocencia, aunque no todas las pistas casen.

Remei Puig, una gran dama de la sociedad catalana, casada con un rico empresario, ambos miembros de la Obra. Para ella las apariencias lo son todo, aunque su comportamiento no siempre haya sido ejemplar. Está atrapada en un matrimonio sin amor ni pasión aunque de cara al exterior sean una pareja ideal y ejemplar.

Obispo John Dawkins, todopoderoso director de la diócesis de Nueva York. de cara al exterior es uno de los miembros más valorados de la Iglesia a nivel mundial, comprometido con muchas obras y causas sociales, sale siempre sonriente en los medios de comunicación, muy inteligente, jamás un gesto fuera de lugar, en su vida privada en un depredador sexual de máximo calibre y dirige una multinacional del más abyecto de los crímenes.

Junto a estos personajes principales vamos a encontrar a muchos más, entre ellos, notables miembros de la sociedad catalana, ex catedráticos de universidad que han pasado por la cárcel por pedófilos, directores de colegios, padres y madres que utilizan a sus hijos como mera mercancía sexual, falsas víctimas que venden su pena al mejor postor y un largo etcétera, aquí tenemos que hacer una mención de honor al defensor del pueblo, el despreciable Óscar Romero.

Mi opinión...

Esta es la segunda parte de una serie, está escrita de forma que su lectura sea totalmente independiente del primer libro, aún así, tengo que recomendaros también que leáis la primera, no porque os sea imprescindible para seguir la trama, sino porque también es bestial.

También tengo que decir, por si alguien se ha escandalizado al leer todos los datos que doy más arriba, que en esta novela sabemos desde el principio quienes son los buenos y quienes son los malos, con nombres y apellidos, no es un típico "Whodunit" no, lo interesante de este libro no es descubrir a los malvados, lo interesante es la trama. Solo pensar que pueda existir una empresa como la descrita en estas páginas puede poner los pelos de punta al más pintado. Mira que hemos leído novela negra en Soy Yincanera, pero tengo que decir, que esta es especial, me ha revuelto todo por dentro por lo delicado del tema, la pedofilia. Ver a niños y niñas tratados como una mera mercancía sexual da un asco impresionante, a pesar de ello, el libro está escrito con la máxima delicadeza, pero aviso para navegantes, es un tema muy duro. La trama tiene lugar principalmente entre Madrid, Barcelona y Valencia, con algunas partes en Estados Unidos.

A pesar de lo dicho anteriormente, que no es un tema fácil, la novela volará en nuestras manos, los capítulos están escritos de forma muy dinámica y se leen sin sentir, es el típico libro que no puedes parar de leer y te puedes ventilar en dos ratos, no porque sea una lectura ligera, si no porque no seréis capaz de dejarlo ni un instante, os aseguro que esto no es una frase hecha, es la pura realidad.

Para finalizar tan solo decir que si ya en su primera novela este autor prometía mucho, con esta segunda se ha consagrado como escritor de novela negra. A partir de ahora Félix García Hernán tendrá un lugar de honor en mis estanterías y lo seguiré muy de cerca para no perderme ninguno de sus futuros libros, sean de esta serie, o no.

PASTORES DEL MAL, NUEVE Y MEDIO.

PD: de las aguas mansas líbreme Dios, que de las otras, ya me libro yo...



Esta reseña participa en la Yincana Criminal 2021, dentro de la sección Todo es posible en América, en el apartado "La corrupción es el tema dominante".
Enlace: http://readinginmyroom.blogs..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         40
LAKY
 05 septiembre 2021
El sacerdote Damián Isún se despertó en su cama. Cuando se dio la vuelta, vio algo junto a él: un cuerpo. Resultó ser el cuerpo de un niño. Y estaba muerto.

Damián se asusta, como es obvio, y no se le ocurre más que dejar allí el cadáver, coger el coche e ir a la parroquia donde imparte misa su amigo mosén Estanis a ver si puede ayudarle. Éste conoce a dos policías, uno ya retirado, que le deben un favor (por algo que pasó en la primera novela de la serie) así que decide cobrárselo. El inspector Raúl Olaya y el ex comisario Javier Gallardo acuden en ayuda del sacerdote sin, la verdad, creer en su inocencia.

Pastores del mal” es de esos libros que remueven por dentro. Está bien que así sea y también que se saque a la luz, en forma de novela, un hecho que de vez en cuando (más frecuentemente de lo que a todos nos gustaría) sale a la palestra en forma de noticia: casos de pederastia, en ocasiones por parte de sacerdotes. Como dice uno de los personajes del libro, pocos crímenes hay más repulsivos que la pederastia. Y aun repele más cuando son cometidos por quienes deberían cuidar de los menores: sus padres, profesores, policías o religiosos.

Aún tocando un tema peliagudo y, removiendo por dentro como ya he señalado, hay que reconocerle al autor haber sabido dar con el tono adecuado. No carga las tintas en el asunto: podría haber escrito una novela de esas que duelen y mucho según las lees, que te hacen sufrir. O podría haberse quedado en la superficie y adoptado un tono frío que hubiese quedado fatal con un tema como éste. Pero no, ni frío ni caliente: el autor da con el tono que la historia requiere para llegarte muy adentro pero para no hacerte sufrir en demasía. El libro duele porque con sólo decir “pederastia”, cualquier persona normal siente dolor y repulsa; pero, al mismo tiempo, es contenido y no abusa del drama lo cual es muy de agradecer.

En esta novela Félix García Hernán recupera personajes que ya aparecieron en la novela anterior, especialmente a los dos policías investigadores aunque no sólo a ellos. A pesar de ello, es una novela que puede leerse independientemente de la anterior pues, por una parte, se entiende perfectamente y, por otra, las referencias a la primera no desvelan nada importante que pueda fastidiarnos una futura lectura. Me han gustado mucho los dos policías investigadores, uno ya retirado. Me ha gustado la relación entre ellos , cómo actúan y cómo se compenetran. Pero también me han gustado algunos otros personajes como Damián o mosén Estanis. Por supuesto, los que no me han gustado son los pederastas, a los que les deseas todos los males del mundo.

Hay que destacar la denuncia social que hace el autor de uno de los crímenes más abyectos que se cometen hoy en día. La novela va mucho más allá de lo que apunta en un primer momento que parece ser, simplemente, el caso de un cura que ha abusado de uno de sus alumnos. Desgraciadamente, va mucho más allá. Y digo desgraciadamente porque, si ya hubiese sido malo que "solo" hubiese sido un cura que abusa de un menor, lo que acaba por salir a la luz es muchísimo más repulsivo. Y, desgraciadamente, no es ciencia ficción (ojalá).

Acompañamos a los dos policías en su investigación y, ya casi desde el principio, vamos sabiendo qué es lo que pasa y quiénes son los culpables. La finalidad del libro, más que descubrir quiénes son los culpables –no tardaremos demasiado en hacerlo- es reunir pruebas suficientes para condenarlos. Y es que la trama criminal es mucho más compleja y grande de lo que nadie pudiera pensar y están implicados personajes “intocables”. Por suerte, tenemos dos perros de presa, Javier y Raúl, que no cejarán en su empeño: primero por cumplir una promesa, posteriormente porque lo que descubren les asquea de tal manera que tienen que ir hasta el final, hasta que caigan todos los implicados.

La novela se estructura en cuarenta y nueve capítulos de corta extensión más una especie de prólogo y un epílogo. Es un narrador omnisciente quien nos va contando los entresijos de la acción, fijándose en los diferentes personajes y escenarios. La narración y el diálogo se equilibran y el ritmo es ágil. El libro se lee fácilmente, adoptando casi las mañas de un thriller. El interés lector queda atrapado en las primeras páginas y se mantiene hasta el final, que deja todo cerrado adecuadamente.

Conclusión final

Me ha gustado muchísimo. Una trama consistente y trabajada narrada de forma ágil e interesante y unos personajes que me han encantado y que deseo ver en otras historias. No dudéis que no tardaré en hacerlo.
Enlace: http://librosquehayqueleer-l..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
LolaF
 27 julio 2021
Segundo libro que leo de este autor.

Con el primer libro, Cava dos fosas, me sorprendió gratamente arrancando con una trama "española", integrando en la trama cierto pasado/presente y ciertas actitudes que algunos hemos vivido más o menos de cerca -no cuento más para no destripar nada-.

En este nuevo libro, nuestros dos protagonistas, Javier Gallardo y Raúl Olaya, se enfrentan a un nuevo caso que arranca con una investigación en nuestro país, pone de manifiesto una lacra muy extendida a nivel internacional y muestra las ramificaciones que puede llegar a tener.

Un tema duro, difícil de asimilar o entender por una mente "normal" como pueda ser la mía, aunque sea plenamente consciente de que mentes enfermas -no lo puedo llamar de otro modo- disfruten con ello.

En este caso, hay todo un imperio detrás, una máquina "bien engrasada", toda una estructura donde cada uno cumple una función, como en una gran corporación empresarial que cubre desde dirección, hasta captación y distribución -¡Qué duro y frío suena decirlo así!-. Y además, por los casos tratados en el libro, no me sirve -o tal vez me endurezca más- el consentimiento, la connivencia, la precariedad o necesidad de los colectivos a los que se dirige. Nooo, en ningún caso. Podría decir que son peores "los operarios", los que tienen "el producto o bien deseado", su tutela y la obligación de protegerles, que los propios clientes, "los mandos" y el resto de "personal" de la empresa.

Una investigación más compleja y difícil que en el libro anterior, donde confías y esperas que al final el caso se resuelva, mientras sufres -en este caso y con este tema, no lo puedo evitar- con los tropiezos y trabas que encuentran por el camino Gallardo y Olaya. Un buen ritmo de lectura y mucha tensión. Se agradece que el autor no se deleite demasiado en determinadas escenas. Y el final ¡a lo grande!, como no podía ser menos, jeje, me ha parecido un poco peliculero. Lo mismo que ciertos contactos de Javier Gallardo, jeje. Pero olé por Javier y Raúl, seguiré pendiente de ellos esperando lo que puedan denunciar en su próximo caso ;-).

Valoración: 9/10
Lectura: julio 2021
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
GemaMG
 07 julio 2021
“Los culpables suelen estar siempre entre los que menos pensamos.”

Durante el pasado mes de Junio, mis compañeras de #SoyYincanera comenzaron la lectura de #PastoresdelMal, la última novela de Felix Garcia Hernán, autor al que descubrimos en abril del pasado año, a través de otra lectura conjunta del grupo y que nos sorprendió con su magnifica primera novela #CavaDosFosas.
Ciertos problemas de salud me impidieron unirme a dicha lectura, pero puesto que uno de mis principios es cumplir mis compromisos, de la forma que me sea posible, aun no habiendo podido compartir mis tuits sobre la novela, hoy si comparto con vosotros mi opinión sobre esta dura historia.
Encontrase de nuevo con Javier Gallardo, Raul Olaya y Mosen Estanism ha sido como reencontrase con unos viejos amigos y continuar una conversación que quedo pendiente cuando finalizó la novela anterior. Es cierto que Javier se retiró de la acción, para dedicar su tiempo a oficios menos peligrosos, pero como dicen en mi tierra, “La cabra tira al monte” y cuando le ponen delante un caso que no acaba de oler muy bien que se diga y además se trata de devolver un favor monumental a quien en el pasado fue una pieza importante de que el siga “vivito y coleando”, pues ahí le tenemos, a pecho descubierto, sin ningún tipo de armadura, buscando la verdad, frente a todos y contra todos, con la ayuda de su “fiel escudero” Raul Olaya y por supuesto con la colaboración de muchas otras personas de confianza que fueron parte de su vida profesional y personal.

“- Pero siempre serás un policía; como yo, que aunque cuelgue los hábitos siempre seré un sacerdote.”

Esta historia no es desde luego fácil de leer, hay momentos en que la ira y el desprecio consiguen casi sobrepasarte y no por lo que el autor cuenta, ya que no se ceba en la morbosidad de las situaciones, sino por la historia en la que te sumerge, una historia que es “parte de la imaginación del autor”, como el mismo indica al inicio de la novela, pero que podría ser una realidad en el más estricto sentido de la palabra. Me cuesta creer que tantos y tantos casos de abusos a niños por parte de la Iglesia, sean casos aislados de maniacos aislados y desde luego, si no hay una asociación como tal, si hay, desde luego un pacto de silencio en el que estoy segura que muchos de los que callaron y siguen callando, tenían y tienen mucha más información de la que han compartido.

“La última vez que intento expresar sus miedos respecto al muchacho, lo cortó en seco, dándole a entender que todos tenemos misterios que ocultar. le conminó a mirar en el fondo de su corazón a ver si averiguaba cuál era el suyo.”

La novela, desde luego, es una crítica feroz a todos esos degenerados que abusan de niños, a todos aquellos que consideran que con su dinero y sus influencias están por encima del bien y del mal, a todos aquellos que consideran que sus “caprichos” están por encima de la vida de aquellos a quienes pueden comprar y cosificar. Y es también una crítica a aquellos que sabiendo de estas “andanzas” callan para engrosar sus bolsillos, a esos que esgrimiendo que en realidad ellos no sabían lo que ocurría, que ellos no fueron abusadores, son, a su vez, parte integrante de esos abusos, a las familias, a los educadores, a los que actúan o callan por codicia y a los que callan por miedo. Si, es cierto que a veces, enfrentarse a ciertas estructuras, a ciertas personas con poder es un riesgo, pero ¿que pesa más, el miedo o la conciencia?. Leer esta novela, te hace plantearte ciertas cuestiones que en el dia a dia no llegas a tener en cuenta.
La forma de escribir del autor, tal como nos demostró en su primera novela, es una forma de escribir directa, alejada de artificios o circunloquios, una forma de escribir que te coloca en el lugar en el que el autor desea colocarte en cada momento, una forma de escribir que te hace ser parte integrante de esa aventura en la que se embarcan los protagonistas, que te hace pasear por Central Park, que te lleva a los lagos de Wisconsin, que te pasea por los meublés y los palacetes de Barcelona, que te hace vislumbrar la forma de vivir de los poderosos, el lujo de la “alta sociedad” catalana y la necesidad de aquellos que no tienen nada y que son capaces de venderse al mejor postor.
La forma de escribir de Félix es de las que te engancha en la primera pagina y no te suelta hasta la última línea, en la que los personajes “buenos” se convierten casi en amigos y los “malos” que los hay y de muy variada condición, se convierten en enemigos a los que desearías encontrarte alguna vez en tu vida para saldar cuentas.
Así que si la pregunta es si merece la pena leer esta novela, mi repuesta es si, por muy dura que parezca la trama, es una realidad a la que no podemos cerrar los ojos y que el autor pone ante nosotros de una manera magistral en una novela vertiginosa, escrita con el respeto que el tema se merece.

“Ahora en el Empordá, mirando la hostia que elevaba el cura, se preguntaba cómo un Dios justo lo había permitido.”

Enlace: https://leyendobajolaluzdela..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         20
librosxdoquier
 27 junio 2021
En cuanto propusieron esta lectura conjunta desde la iniciativa #SoyYincanera me apunté ipso facto porque la anterior novela del autor me encantó. En esta ocasión os hablo de «Pastores del mal» de Félix García Hernán editado por Alrevés, una historia magnífica que me ha tenido atrapada poco tiempo ya que me hubiera gustado que me durara más, pero es lo que ocurre cuando coges un libro y no puedes soltarlo.

La historia empieza con el padre Damián Isún que tras llegar a casa después de un mal día decide acostarse en su cama y cual es su sorpresa que al darse la vuelta se encuentra el cuerpo sin vida del niño Oriol Recasens, uno de sus pupilos. ¿Cómo actuar en ese momento? El padre Damián no duda en acudir a buscar ayuda en su gran amigo mosén Estanis. A partir de este momento todo se complica para ambos y será necesaria la presencia del comisario Javier Gallardo y el inspector jefe Raúl Olaya.

Para los que ya leímos “Cava dos fosas” nos reencontramos con antiguos personajes como es el caso de Javier Gallardo y Raúl Olaya así como de alguno más que tuvo un papel importante en ese caso. El autor nos sitúa esta trama un año después de la anterior y vemos como ha ido cambiando la vida de nuestros personajes. Javier ya no es comisario y dedica su tiempo a escribir una novela, pero cuando su amigo mosén Estanis recurre a él no duda en acudir a socorrerle.

Sé que llegados a este punto muchos os preguntaréis si se puede leer «Pastores del mal» sin haber leído la anterior y mi respuesta es que SÍ evidentemente, las tramas nada tienen que ver, son historias autoconclusivas pero si no te importa empezar por el principio te ayudará a conocer un poco más a nuestros personajes.

Félix García Hernán vuelve con un gran thriller donde el tiempo corre en contra del padre Damián y es necesario actuar con rapidez para demostrar su inocencia. En «Pastores del mal» el autor nos muestra una de las partes más feas y deleznables de nuestra sociedad, una realidad repugnante que no debería existir, la mayor crueldad que es el abuso de menores, la pederastia y la pedofilia en este caso con la Iglesia como protagonista. Pero lamentablemente como bien sabemos no es producto de la mente del autor, es una realidad tan aplastante que leyendo la novela hay momentos en que tienes que apartar la vista.

Los escenarios de la novela son varios y dispares, nos permite viajar desde Madrid a Valencia, adentrarnos en el Pirineo leridano pasando por Barcelona e incluso viajar a Roma, centro del catolicismo y darnos una vuelta por Nueva York, Paris y Wisconsin como si de una road movie se tratase. Este viaje por diferentes lugares hace que la historia tome un ritmo muy ágil y la trama vaya desenredándose a medida que vamos descubriendo secretos, pero no es fácil llegar hasta el epicentro de la maldad, hay mucho que perder, el poder está en las altas esferas y harán todo lo posible por ocultarse.

No puedo dejar pasar la gran labor de documentación que hay en «Pastores del mal» un arduo trabajo que ya percibimos desde las primeras páginas del libro, pero no es una historia llena de artificios o detalles insignificantes, al contario, el autor ha sabido plasmar lo justo y necesario en cada escena para disfrute del lector.

El autor vuelve con «Pastores del mal» una historia donde muestra las miserias del ser humano, lo malo de cada sociedad con la ayuda de unos personajes llenos de matices que harán que el lector se sumerja en su lectura centrándose en lo que va aconteciendo y viviéndolo como uno más. Esta novela ha llegado para asentar a Félix García Hernán en la novela negra española como un autor a tener en cuenta, si con la anterior novela me cautivó con esta ha conseguido que su nombre se sitúe en lo más alto de la novela noir. Si no habéis leído nada del autor yo no tardaría que conste que os he avisado.
Enlace: https://www.librospordoquier..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         10
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES

Otros libros de Felix García Hernán (1)Ver más




Test Ver más

Encuentra la pareja

Empezamos con una fácil: Sherlock Holmes

El inspector Lestrade
El doctor Watson

10 preguntas
104 lectores participarón
Thèmes : novela negra , novela policíacaCrear un test sobre este libro