InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : 8492918918
Editorial: Puck (31/03/2020)

Calificación promedio : 3.44/5 (sobre 8 calificaciones)
Resumen:
¿Una pelea puede acabar con una amistad de toda una vida? Hannah y Emory no son simples vecinas. Son esa clase de mejores amigas que no pasan ni un solo día sin hablarse. Al menos, así era hasta hace tres meses. Desde que tuvieron esa pelea en la que dijeron cosas de las que ya no pueden arrepentirse. Desean romper ese doloroso silencio que las separa, pero esos treinta y seis pasos que separan las ventanas de sus habitaciones se sienten como kilómetros.Hasta que ll... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libroBookshop ORG
Críticas, Reseñas y Opiniones (10) Ver más Añadir una crítica
erick_ascencio
 16 abril 2021
La primera vez que vi este libro quedé enamorado de la portada (sí, mi lado materialista nunca queda fuera) y cuando indagué un poco en la sinopsis sentí que era mi tipo de libro: drama, secretos, temas poco tratados y amistad, y claro que sí encontramos todo eso, pero también muchas cosas más que no esperaba y realmente no sé cómo sentirme.
Hannah y Emory son mejores amigas de toda la vida, incluso aunque van a escuelas separadas y sus creencias no sean las mismas. Hannah es hija de un pastor, asiste a una escuela cristina y es parte del coro de la misma; Emory es atea, sus padres están divorciados, asiste a una escuela pública y es parte del club de teatro. Ambas tienen ambiciones diferentes, pero los años han afianzado su amistad, o al menos eso creen, hasta que una noche una necesita de la otra y las pequeñas diferencias se hacen insuperables, dicen cosas que no tienen que decir y finalmente su amistad se rompió y parece no tener reparo. de esto ya van tres meses, hasta que Luke, el novio de Hannah, sufre un accidente y la única que puede auxiliarlo es Hannah, a partir de ese acontecimiento se vuelven cercanos, pero ¿es correcto que tu novio y tu ex mejor amiga lo sean? Para Luke esto es un gran problema y Hannah encuentra una escapatoria a su vida que se ha vuelto un desastre. Durante los tres meses que ha durado la pelea, Hannah se ha replanteado todo y se pregunta si quizás Emory tenía razón y ya es momento de que todo salga a la luz.
Estoy 100% seguro que esta sinopsis los compró, porque lo hizo conmigo y estaba seguro que iba a entrar a mi topo de lecturas del año, pero pasó ALGO y es que no esperaba encontrarme con una historia tan floja, mal estructurada y con falta de sentido y tacto, tenemos una trama súper potente y con mucho que ofrecer, pero que se queda en el intento, en intentar desarrollar, en intentar transmitir, y es claro que no sabe cómo hacerlo. de inicio me dio la impresión de ser un misterio juvenil, descubrir qué fue lo que pasó para que estas dos amigas se separaran, y con el paso de los capítulos vamos teniendo pequeños vistazos a lo que pasó, Hannah no puede sacarse de la cabeza lo que Emory dijo, y Emory no quiere volver a ese terrible día. Yo sólo estaba aquí por el drama, por el chisme, por saber qué podría ser tan fuerte como para romper una amistad de años (plot twist, miles de cosas pueden hacerlo, pero les apuesto que ninguna de las que piensan es la que sucedió) y decir que me decepcionó enterarme la razón que las separó sería insensible, lo que me decepcionó es la manera en que se trata un tema tan delicado tan a la ligera, como si no fuera algo de lo que ocuparse, algo que podemos olvidar y que no tiene repercusiones, me hubiera gustado que fueran claros respecto a lo inapropiado que fue EL acontecimiento y que claro que hay formas de actuar correctamente... y no quiero decir que la forma en que actuaron está mal, pero sí deberían dejar una impresión clara que las acciones importan y todxs tenemos una voz que merece ser escuchada.
Creo que uno de los pilares fundamentales de la historia son los personajes, en específico las amigas, cada una tiene sus propios capítulos y eso realmente hace un poco más redonda la historia:
Hannah: su familia es religiosa y su papá es pastor de una iglesia, siempre lo ha tenido todo, incluso la certeza de que su fe es inquebrantable y la base de todo, pero a partir de la pelea con Emory todo lo que ella daba por sentado se quiebra, y mientras más pasa el tiempo es más difícil cubrir la grieta que crece en su interior: parece no ser quien ella creía ser, lo que cree ya no es tan claro como antes y ni siquiera tiene idea de en quién se convertirá. Para ser sincero, solo por ella seguí el libro, la siento un personaje real, muy imperfecto y que aunque comete errores, es consciente de ellos, y transmite toda la culpa que carga por lo sucedido con su ex mejor amiga. No excuso sus actitudes, pero me encanta la redención que muestra y lo abierta que está al cambio, a mejorar, a crecer y no solo aparentar ser una buena religiosa que no lleva a cabo lo que predica.
Emory: es todo lo contrario a Hannah, no es religiosa, vive con su madre que está a punto de casarse con un sujeto que no es su padre, y hace todo lo que Hannah tiene miedo de hacer. Tiene claro su futuro: ir a la universidad, estudiar teatro y disfrutar al máximo los días que le quedan con Luke, su novio. Con ella sí tuve una relación odio-odio, me pareció muy hueca, boba, plástica y en ningún momento pude entender con actitud altanera y de desprecio hacia la que era su mejor amiga, simplemente me pareció crueldad sin sentido.
Luke, el novio de Emory. Probablemente sea el mejor personaje del libro y me guardaré mis motivos porque no quiero quedar mal ante nadie (es un personaje cliché all-american boy, no me maten :v). Lo importante con él es que tiene una experiencia cercana a la muerte y quien salva su vida es Hannah, por lo tanto se vuelve cercana a ella y, por ende, explora el lado religioso que tenía apagado. Y toda esa parte de explorar tu fe (que la vive con Hannah) me pareció increíble.
El padre de Hannah. Él tiene un papel súper importante en la historia y por el pasa todo, literal todo: la separación de las mejores amigas, el desequilibrio emocional de Hannah y otras varias cosas que me llenan de coraje, sin mencionar lo ilógico que son sus acciones y lo fácil que se dejan mangonear todxs. Lo único que tengo que expresar al respecto es qué ser tan ruin, despreciable, asqueroso y codicioso; el ser "un hombre de dios" no te exenta de ser un onvre misógino y egocéntrico, actuar en nombre de la fe y justificar tus actos con ella no los hace válidos ni te hace mejor persona, de hecho, te hace todo aquello de lo que tanto predicas en contra.
Hay varios temas sensibles que se abordan y se hacen de la peor forma, creo que la autora no tenía ni la más mínima idea de qué hacer, pareciera que solo metió temas para "estar a la moda" y lo detesté. Sé que sueno hater, pero así lo sentí y mi ejemplo será muy claro y preciso (aunque lleve un pequeño spoiler, que es cero relevante para la trama): el coro donde Hannah canta tiene un director recién contratado, súper importante, reconocido y guapo (ajá, se imaginan por dónde va el asunto) y, tras UN PAR de interacciones, comienzan a involucrarse románticamente. ¿Se dan cuenta todo lo que está mal aquí? Quizás puedan pensar "buah, es que el chico tiene 22 y Hannah 17, son jóvenes y la edad es relativa", pero ¿realmente la edad es relativa? Yo solo puedo ver a un adulto en una posición de poder, siendo consciente de ella y de la diferencia de edad (¡menor de edad!), y valiéndole todo para tener esa aventura, porque es una aventura (el vato está comprometido, ahí tenemos la clara poca moral que se les da a nuestros personajes). Y no quiero extenderme más, pero la manera en cómo se lleva esto hasta el final es absurda, ofensiva y, no sé a ustedes, pero a mí me hace mucho ruido, ¡mal, mal, mal! Así como esta, hay otras situaciones que no se manejan de manera correcta y que se usan para darle "sentimentalismo" o "drama" a la historia y no son tratados con el respeto debido... y no quiero arruinarles el impactó que esto les generará... digo, yo lo terminé hace cerca de un mes y sigo sin poder procesarlo sin querer llorar de la impotencia.
Obvio no todo es malo (porque si lo fuera tendría una y no tres estrellas, jaja) y hay un tema que ronda mucho en los capítulos de Hannah y siento que casi no se trata en la literatura juvenil: la religión. A partir de la separación de Emory, Hannah pone sobre la mesa lo que significa para ella ser hija de un pastor, lo que significa creer en dios y cómo eso define sus acciones. No pienso entrar en una opinión personal de esto porque es un tema bastante controversial, pero la manera en que la autora maneja las dudas de Hannah me parece sutil y bien trabajado, casi hasta parece que te guía por una serie de pasos para descubrir tu fe y lo que sea que eso signifique, no tiene que ser precisamente un dios o un libro religioso o un poder mágico omnipotente o ir a un templo/iglesia e incluso se pone sobre la mesa el no creer en nada/ser ateo, y creo que el punto central en todo esto es el conseguir paz interior en lugar de una redención celestial. El tema queda ahí, tibio, sin ser invasivo, prejuicioso o impositivo (claro que sentí que la autora tiene una postura pro religión, pero lo paso por alto).
¿Cómo borras a alguien de tu vida? Yo creo que es algo imposible de hacer y mucho menos cuando llevas tantos años de amistad con alguien, simplemente no puedes pretender que esa persona y los recuerdos juntos nunca existieron. Bueno, pues para Emory así fue, de un día para otro decidió que Hannah no existía y la convirtió en la vecina incómoda con la que está enemistada porque no son compatibles. Ay, no, no puedo con eso, les juro que si estas dos se hubieran sentado a hablar todo se habría arreglado, ¡todo!, FALTA DE COMUNICACIÓN es nuestro gran conflicto y se los creo si son adolescentes de 12-14 años que discutieron por equis cosa que aqueje a los jóvenes, no de ellas que ya son casi mayores de edad y, sobre todo, de su discusión que se originó por un tema tan delicado; o sea, me parece imposible que Hannah (o cualquier persona no boomer) no tuviera el razonamiento para pensar por ella misma, es más que absurdo, una falta de respeto. Y no, la época no justifica el actuar de Hannah y su padre, ya tienen internet y smartphones, los prejuicios ya no aplican para ella (para el onvre ese claro que sí, simplemente véanlo, es un pastor :v).
Casi nunca escribo sobre ellos, pero NO puedo pasar por alto el final, es la cosa más horrible, simple, decepcionante, absurda y conformista que he leído en mucho tiempo. No puedo poner en palabras lo mucho que me frustró cómo en escasas 20 páginas todo pasa, es demasiado rápido, demasiado irreal y para nada quedé conforme con las acciones finales de todos los personajes, además sentí que se minimizan actos y da una falsa impresión de lo que significa it's get better. Me acuerdo y me da coraje.
En resumen, Lo poco que sabemos, es un libro que trata temas fuertes y poco abordados en la literatura juvenil, pero lo hace de manera superficial, apresurada y con poco tacto, quedando a deber más de lo que aporta. Sinceramente espero que los próximos libros de la autora sean más correctos respecto a tratar temas delicados y no solo quiera agregarlos porque sí. Es claro que me voy decepcionado, pero no descarto continuar leyendo a la autora porque siempre hay oportunidad para mejorar.
Enlace: https://laspaginasdeerick.bl..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Annie_hatuna
 11 febrero 2021
¿De qué trata este libro? Lo Poco que Sabemos nos narra la historia de la amistad, y de la ahora ex amistad, entre Hannah y Emory, dos chicas en el último año antes de ir a la universidad, dos chicas que han sido amigas toda la vida y que siempre han estado la una para la otra, pero todo ha cambiado…¿Por qué? Por una pelea, una circunstancia y palabras que jamás deberían haberse pronunciado. Pero ya está, se ha dicho y lo que es una amistad de toda una vida ahora, parece, haberse terminado. Sin embargo, todo cambia la noche en que Luke, el novia de Emory, está a punto de morir y es justo Hannah quién lo salva, aquí es donde realmente inicia esta historia, una historia que nos habla de la vida, la muerte, los encuentros y los desencuentros de la vida, que nos habla sobre la amistad, el amor, el valor, la religión y más. Una novela estremecedora que no deja indiferente al lector…
Cuando pedí este libro pensé que sería una de esas novelas juveniles donde todos esconden secretos, pero en plan chisme y mala onda, y donde nadie es tan bueno como parece, pero Lo Poco que Sabemos me sorprendió desde las primeras páginas, primero por la pluma de la autora, la cual es magnífica tiene una forma hermosa de narrar las situaciones y de crear a sus personajes, segundo por la trama, la historia de fondo que contiene este libro va más allá de una sola circunstancia, una pelea de amigas, y aborda temas realmente interesantes que casi no se tocan en la literatura juvenil. Actualmente estamos plagados de libros sobre denuncia social, libros donde se nos grita a la cara lo importante de apoyar y escuchar a las minorías que han sido oprimidas por siglos, libros que hablan sobre feminismo, sobre abuso, sobre relaciones tóxicas, sobre racismo, y está muy bien que haya todas esas historias, es genial que hoy en día se le de voz a las personas que fueron silenciadas durante años, pero en medio de todo ello a veces olvidamos otro tipo de problemas que tienen, no solo los más jóvenes, si no los seres humanos en general. Voy a enumerar estos temas mencionando, a grandes rasgos, el porque aparecen en la novela, pero no se preocupen, no haré ningún spoiler (ningún spoiler que nos haga ya la contraportada, porque vaya resumen que se han hecho), algunos de los temas que trata el libro son, Luke y su encuentro con la muerte nos habla sobre ese momento en que comenzamos a cuestionarnos quiénes somos y hacia dónde vamos, de como este tipo de experiencias marcan a las personas y las hacen redirigir su vida a sitios que jamás habían sospechado. Hannah, hija de un pastor y hasta el momento ferviente devota de la voluntad divina, nos habla de la madurez que representa ese momento en que comenzamos a cuestionarnos todo lo que nuestros padres nos inculcaron, el momento justo en que abrimos las alas para iniciar nuestra vida adulta y nos damos cuenta que el mundo no es cómo nosotros creíamos. Emory nos da varias lecciones, una de ellas se desvela al final de la novela y no la diré por cuestiones obvias, pero la que más me gusta es el aprender a dejar ir, Emory y Luke están super enamorados y llevan una bonita relación pero ambos saben que ese amor terminara, concretamente en el momento que ambos se vayan a la universidad, por lo que lo toman con madurez y deciden vivir el día a día, disfrutándolo, sin preocuparse por el inminente fin, pero Emory, en el fondo, lo esta sufriendo y a lo largo de la novela vemos como ella logra, finalmente, decir adiós a esa etapa de su vida, a su primer amor y logra reconciliarse con la idea de que en esta vida todo termina, todo ciclo tiene su inicio y tiene su final, todo amor, toda amistad, hasta la vida misma tiene una fecha límite. Y a veces es difícil comprender esta idea y nos aferramos, a la juventud, al pasado, a un amor, a la familia, a una amistad, a un trabajo, etc. Y no comprendemos que eso nos hace daño, nos rompe de poco a poco. Los tres personajes tienen su propio drama personal pero esta tan bien llevado que se siente natural, como una historia que nos podría pasar a ti, a mi, a cualquiera, independientemente de la edad o momento de la vida en la que estemos.
¿Hay aspectos negativos en la novela? Honestamente, para mí no los hay. Pero esta es solo mi opinión y como siempre les digo, ustedes tienen que leer el libro para formarse su propia idea, estoy segura que tiene elementos variados que puede gustarles y al final, si no lloran como sho, si les hará un nudito en la garganta y los llenara de melancolía y, al mismo tiempo, agradecimiento por todas la vivencias que han tenido al momento. En resumen, Lo Poco que Sabemos es una novela maravillosa, de esas que te tocan el corazón y te hacen reflexionar, una gran obra con una hermosa narrativa, personajes entrañables y una que otra lección de vida que valen la pena conocer. Sin lugar a dudas es una novela…¡Altamente Recomendable!
Enlace: http://trancedeletras.blogsp..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Nedyah
 03 abril 2020
Lo Poco Que Sabemos es una de las novedades del sello Puck de Urano para mediados de abril, por lo que aún no está disponible en tiendas (y quizá su lanzamiento se atrase un poco más con esto del confinamiento y el Estado de Alarma en el que nos encontramos). Su lectura ha sido diferente a lo esperado; una historia contemporánea que trata no solo el tema de la amistad y el primer amor, así como el saber apreciar lo que tenemos antes de que sea demasiado tarde, sino también sobre la religión y la fe en la adolescencia.
Hannah y Emory son mejores amigas y vecinas. Durante años han sido inseparables hasta que un día tienen una gran pelea de la cual, como lectores, desconocemos los detalles. Emory tiene el novio perfecto, Luke, y forma parte del programa de teatro de su instituto; mientras que Hannah es todo lo contrario. Hannah va a una escuela cristiana y su padre es el pastor de la misma. Desde pequeña ha sido criada para ser creyente y predicar su religión, sin embargo ahora está empezando a cuestionarse las cosas, especialmente después de su discusión con Emory. Luke a menudo visita a Emory a altas horas de la noche sin que su madre lo sepa, por lo que a Hannah no le sorprende cuando, una noche más, Luke aparece en su vehículo y se para frente a la casa de su examiga. Pero esa noche ocurre algo inesperado y Hannah interviene para salvarle la vida a Luke. A partir de ese momento la vida de Hannah, Emory y Luke volverán a conectarse y los hechos acontecidos les obligarán a cuestionarse muchas cosas, entre ellas el valor de la amistad, la religión y el primer amor.
Lo Poco Que Sabemos está narrado a dos voces: Hannah, por un lado, es una chica responsable, obediente y que ha sido criada en la fe, aunque últimamente ha comenzado a dudar de sus creencias religiosas, y ese será un punto importante en su historia y evolución. Emory, por otro lado, cuenta los días que le quedan antes de que a ella y a su novio les separen kilómetros de distancia en su nueva etapa universitaria. En su casa, su madre está a punto de contraer matrimonio con su actual pareja y está ultimando los detalles del compromiso, pero Emory no le presta mucha atención. Tanto Hannah como Emory pasan sus días pensando la una en la otra, echando de menos la amistad que las unía, pero ninguna es capaz de dar su brazo a torcer y el lector, desconociendo las razones que llevaron a estas dos chicas a no dirigirse la palabra, se devanará los sesos en busca de alguna pista. He de decir que, si sois impacientes, hasta el final no se nos develará todo xD.
A lo largo del libro conoceremos más en profundidad a Hannah y Emory, y descubriremos que ambas tienen vidas totalmente diferentes, desde la necesidad de ser la chica perfecta y obediente por parte de Hannah, pese a las decisiones equivocadas que haya podido tomar su familia, y en especial su padre; hasta Emory, que cuenta con buenos amigos, forma parte del programa de teatro de su instituto y tiene un novio atento y cariñoso. También conoceremos en profundidad a Luke, un pilar importante en la historia y en el desarrollo personal de Hannah y Emory. Luke, a raíz del accidente que sufre, experimenta sensaciones y experiencias que nadie parece compartir ni entender, y acudirá a Hannah, su salvadora, en busca de ayuda y entendimiento.
Sin embargo, el final no me ha terminado de convencer. Descubrimos qué es lo que rompió la amistad de las protagonistas, lo que se dijeron ese fatídico día para no poder volver a perdonarse, pero no me lo creo. Tenéis que leer la novela para entenderme, porque no quiero soltar ningún spoiler, y no sé explicarlo de otra manera. Lo que las separó es más grave de lo que podríamos imaginarnos y me cuesta creer que amigas de toda la vida y, en este caso, la actitud de Hannah, fuese esa. Por otro lado, también tengo que hacer mención a la traducción, que me ha chirriado muchísimo. No es la primera vez que me encuentro con una novela del sello Puck con una traducción prácticamente literal del inglés a cada salto de página, incluso cuando son frases hechas que tienen su propia versión en español, y eso solo consigue que la narración no fluya con naturalidad y se sienta forzada, incluso sin sentido en cierta ocasiones. La autora no tiene culpa en este aspecto pero, inevitablemente, influye en mi forma de entender y empaparme de la historia, y por ello también ha bajado mi puntuación.
En resumen, 'Lo Poco Que Sabemos' es una bonita historia sobre el amor, la familia, la fe y la amistad que no termina de explotar todo su potencial. Tiene un desarrollo bonito y ameno, con dos protagonistas que reflejan en su día a día lo mucho que se echan de menos, pero son incapaces de dejar los malentendidos a un lado y recuperar la amistad que tenía. Sin embargo, el final, aún siendo sorprendente, no me ha terminado de convencer.

Enlace: https://eraseunlibro.blogspo..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Anabel
 04 mayo 2020
Hola, la reseña de hoy va a ser para mí algo dura de escribir, la verdad es que Tamara Ireland Stone ha sido todo un descubrimiento. Es mi primera vez con la autora y creo que no será la última, y más si sus historias son tan profundas como lo ha sido esta.
La narrativa es lo que me ha sorprendido desde el principio, ya me habían comentado que este libro tenía esa profundidad, por eso no me esperaba que se leyera tan bien. La narrativa de la autora es muy sencilla, las páginas volaban en mis manos sin darme apenas cuenta, cuando quise mirar me encontraba que del tirón había leído casi la mitad del libro. También es que tengo que decir que me ha gustado mucho como nos plantea la historia, todo comienza de forma muy sencilla y como cualquier otro libro juvenil, con los problemas de las dos protagonistas, que a simple vista me parecieron más importantes los de una que de otra. Pero la autora da un giro inesperado, nos muestra que no todo es lo que parece, y nos plantea una historia en la que hasta nosotros hemos podido tener en alguna ocasión, una crisis en la que no sabes en lo que crees, una madurez repentina que te plantea todo en lo que has creído de forma ciega desde tu infancia, todo lo que dabas por hecho.
No soy muy fan de la primera persona, creo que me gusta en algunas ocasiones la tercera, y no perderme muchas cosas que la primera no nos narra. Pero en esta ocasión para mi gusto ha sido muy acertada, las protagonistas tienen diferentes problemas y de una forma u otra, y en alguna ocasión ya en el libro, he conseguido empatizar muy bien con las dos, aunque me ha gustado en algunos aspectos más Hannah que Emory. Los capítulos se alternan entre las dos, y pese a esta primera persona es imposible perderse, se sabe bien quien narra ya que las dos tienen unas personalidades y vidas muy distintas, pese a que son amigas desde la infancia. Lo bueno es que en el título de cada capítulo nos pone quien nos va a narrar en ese capítulo. Estos capítulos son muy cortos, algo que he agradecido, pese a que me gustaban las dos historias siempre me quedaba con muchas ganas de seguir, siempre me decía que un capítulo y lo dejo, pero es que era imposible, desde cierta parte el libro para mí se vuelve muy adictivo, no podía parar. No todo es bueno, la verdad es que no le he puesto la máxima nota en Goodreads, y es que se me ha hecho algo corto, creo que la autora podría haber dado algo más en algunas ocasiones, que hay escenas que pasan demasiado rápido, y es una pena porque ya de por sí todo estaba siendo muy profundo, es la única pega que le pongo.
Los personajes como os he comentado me han gustado las dos, aunque tengo que comentar que aquí uno de los secundarios es muy importante, pese a que solo sabemos de sus pasos a través de las dos protagonistas. Me ha dado esa sensación, no de estar ante un libro con dos protagonistas, sino que Luke se ha llevado una gran parte de ese protagonismo, ha sido un personaje que me ha encantado, es fiel a sí mismo y sus sentimientos, aunque es normal que te plantees tu vida después de lo que le pasa, que no diré lo que es por spoilers. Hannah ha sido mi favorita, creo que desde el principio he conseguido bastante simpatía y empatía con ella. Ella se plantea su religión y por lo que ha tenido como seguro toda su vida, su padre y sus acciones, ya que su padre es pastor de una iglesia y de un instituto cristiano. Emory tiene una vida que parece buena, tiene a su novio que se quieren muchísimo, sus amigos de teatro en la que están inmersos en su última obra del instituto. Pero no todo es idílico y bonito, Emory cuenta los días para cortar con su novio, ya que se van a universidades diferentes, está cabreada con su mejor amiga, y para colmo su madre se casa con un hombre al que odia. La autora ha conseguido darle a las historias mucha profundidad y reflexión, algo que he averiguado poco después de acabar el libro es que como Hannah ella también vivió esa crisis de plantearse en lo que cree. Y también a puesto algo de ella misma en Emory, situaciones que ella ha vivido en su adolescencia.
En general me ha gustado, tengo que decir que se lee muy bien y rápido gracias a la narrativa tan sencilla que emplea la autora, podremos ver como hay mucha profundidad en las historias. Pese a que se me ha hecho corto, y podía en algunas ocasiones haber dado mucho más de sí, la autora me ha enamorado con las historias de Hannah, Emory y Luke, y más que muchos de nosotros nos hemos planteado alguna vez en la vida lo que creíamos a pies guntillas desde la infancia, la madurez nos cambia, en algunas ocasiones para bien, en otras para mal, aunque también algunas situaciones límite nos pone en una crisis de identidad que nos cambia para siempre.
Enlace: http://rubiesliterarios.blog..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Mandy
 13 mayo 2021
Hannah y Emory han sido siempre las mejores amigas, de esas que todo el mundo quiere, pero son muy difíciles de encontrar. Sin embargo, llevan tres meses sin hablarse por culpa de una discusión de la que nadie sabe nada. Hasta que un acontecimiento hará que tengan que volver a enfrentarse la una a la otra.
Lo poco que sabemos ha sido un libro complicado de leer para mí. al menos al principio. Nos cuenta la historia de dos amigas inseparables que ya no se hablan por algo que guardan en secreto para nosotros y para el resto del mundo. Es un libro donde la religión está muy presente. Yo fui educada en el cristianismo, pero en realidad no soy creyente. Y me cuesta bastante poder ponerme en la piel de alguien que tiene tanta fe. Por eso ha sido un poco difícil empatizar con alguno de los personajes. Aunque ha sido muy interesante de leer.
Hannah viene de una familia muy religiosa. Su padre es el párroco y el director de un instituto cristiano. Aunque las cosas no van muy bien para el centro. Antes de eso, Hannah ha sido siempre una chica de fe inquebrantable, de modales exquisitos y de una bondad enorme. Un poco niña de papá. Pero entonces se entera de que su dinero para la universidad ha ido a parar a las arcas del instituto, haciendo que su sueño se haga añicos. Eso hará que Hannah empiece a cuestionarse muchas cosas y a preguntarse si Emory siempre tuvo razón.
Emory, por su parte, siempre se dejó llevar por la corriente para estar con su amiga, aunque ella no sea creyente. Es una chica más parecida a lo que se espera de una adolescente. Tiene más libertad, más carácter y vive la vida con más decisión. Es una chica que lo tiene todo planeado al milímetro. Pero no contaba con las cosas inesperadas que la vida puede lanzar en tu dirección.
Como secundarios creo que son muy importantes los padres Hannah, porque son los que han hecho algo terrible de lo que tendrían que haber hablado con su hija. Porque son las personas que han sido más determinantes en su educación y crecimiento. Porque son ese pilar que ella pensaba que la sostendría para siempre, pero que se está desmoronando.
También es importante Luke, el novio de Emory, que llegó a su vida cuando Hannah la abandonaba. Y que puede ser el que consiga que vuelvan a unirse. Es una de las estrellas deportivas de su instituto, pero no me pareció de los típicos. Luke es mucha más de lo que pueda parecer.
Y también me gustaría destacar a Aaron, un profesor del instituto cristiano y el “culpable” de que el dinero para la universidad de Hannah haya desaparecido. Hannah querrá odiarle desde el principio, pero tiene cosas que decir por sí mismo.
Lo poco que sabemos es una novela de personajes, sobre crecimiento personal y evolución. En un principio nos deja claro cuál es el punto de partida de todos los personajes, cuáles son sus opiniones y sus pensamientos. Y entonces empiezan a cuestionárselo todo. Es una época típica para crecer de forma individual, pero hacerte preguntas y ver si lo que te han enseñado es lo que quieres para ti. Me ha parecido una historia muy interesante, donde se habla en profundidad sobre el tema de la amistad, sobre sus fortalezas y debilidades. También el romance que aquí sucede hace reflexionar, no siendo siempre sano. El tema de la fe y la religión, como ya os he dicho, también es un tema muy importante a lo largo del libro. Y este es el que más interés ha despertado en mí, porque se lo trata desde muchas perspectivas diferentes. Es una historia hecha para reflexionar y hacerse preguntas, así como para descubrir quiénes son en realidad, cuando dejas fuera las influencias que otras personas a menudo tienen sobre ti. Aunque destaco que no he empatizado con los personajes y me han dado un poco igual. Y que hay un tema hacia el final del libro que se soluciona con demasiada rapidez y ligereza.
En cuanto a la narración, la novela está contada en primera persona desde el punto de vista de las dos amigas, siempre en capítulos alternos. Es una narración lógica y acertada para poder asistir a esas dos opiniones y tener toda la información que necesitamos para entender por lo que está pasando cada una. Es una narración que las retrata muy bien, compuesta por capítulos bastante cortos y que se lee con una buena fluidez.
Enlace: http://papeldreams.blogspot...
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Citas y frases (19) Ver más Añadir cita
naitoranaitora11 abril 2020
-Diablos, no lo sé -contestó- ¿Quién lo sabe? Tu no lo sabes. Yo no lo sé. Solo estoy feliz por estar vivo. Siempre fui de la idea de que hay que vivir el momento, pero ahora lo soy aún más. El mundo parece distinto. Los colores son más brillantes, la comida es más rica y el aire huele más limpio. Incluso en los Ángeles. -hablaba más rápido, comos i hubiera terminado ese café y comido una barrita de chocolate y luego tomado un Red Bull-. Estoy enamorado de una chica increíble que se llama Emory y aún nos quedan cuatro meses más juntos, hasta que nos vayamos a distintas universidades, así que esta noche llegaré a casa y despertaré mañana y voy a disfrutar cada segundo que tengo con ella. Si algo me ha enseñado esta experiencia es a aprovechar cada segundo de cada día, porque nunca sabes cuando se terminará. No tengo miedo de lo que ocurrió después. Sinceramente, no me importa. Solo estoy muy contento de estar aquí.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         20
erick_ascencioerick_ascencio26 marzo 2021
Durante el instituto, cuando teníamos noticias importantes y secretos jugosos, decíamos cosas como: "Sabes que me puedes contar cualquier cosa, ¿cierto?". Y así lo sentíamos, profundamente en nuestras almas.
Pero no importan cuánto tiempo dos personas se hayan conocido o cuántas veces hayan dicho esas palabras, hay ciertas cosas que piensas, pero nunca debes decirle a tu mejor amiga.
Comentar  Me gusta         00
erick_ascencioerick_ascencio26 marzo 2021
Mientras lo decía, se notaba que su cabeza estaba en otro lugar y asumí que estaba reviviendo esa sensación. No creí que lo envidiaría, pero un poco sí lo envidiaba. Yo quería sentir "amor puro". Quería experimentar algo así... Algo tan incontenible, indescriptible y profundo que ya no había lugar para todas mis preguntas y dudas.
Comentar  Me gusta         00
Annie_hatunaAnnie_hatuna11 febrero 2021
Me parecía que ya no creía más en eso. Cada elección, buena o mala, se ramificaba y creaba un nuevo camino y así sucesivamente, se iban juntando las piezas a lo largo del trayecto, sin ninguna visión real de cómo sería el resultado final. Dios no tenía el control. En realidad ninguno de nosotros lo tenía tampoco
Comentar  Me gusta         00
erick_ascencioerick_ascencio26 marzo 2021
Cada elección, buena o mala, se ramificaba y creaba un nuevo camino y así sucesivamente, se iban juntando las piezas a lo largo del trayecto, sin ninguna visión real de cómo sería el resultado final. Dios no tenía el control. En realidad ninguno de nosotros lo tenía tampoco.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: AMISTADVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libroBookshop ORG





Test Ver más

¿Cuál es el nombre del/la protagonista de estas novelas?

Saga "Los Juegos del Hambre"

Sheldon Cooper
Sherlock Holmes
Katniss Everdeen
Beatrice Prior

11 preguntas
327 lectores participarón
Crear un test sobre este libro