InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français

Joan Josep Mussarra Roca (Traductor)
ISBN : 8445008315
Editorial: Minotauro (15/09/2020)

Calificación promedio : 4.67/5 (sobre 3 calificaciones)
Resumen:
Un chico y su perro en el fin del mundo es una historia de supervivencia, coraje y esperanza ambientada en las ruinas de nuestro mundo.
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Críticas, Reseñas y Opiniones (3) Añadir una crítica
Blog_La_Copela
 28 noviembre 2020
Voy a empezar esta reseña diciendo que Un chico y su perro en el fin del mundo se ha colado directamente en la lista de los mejores libros que he leído este año. Podía haberme reservado este juicio para el final, pero me parece importante partir de esta idea para que no os despistéis. Si os gustan las distopías, las novelas de supervivencia postapocalíptica, las aventuras y no rechazáis un buen desafío; ¡esta es vuestra historia!
Gris vive con su familia en una isla en algún lugar cerca de Escocia. Hace muchos años que los humanos prácticamente se han extinguido. Dejaron de ser fértiles y poco a poco eso los hizo menos numerosos y más viejos. Hasta que los mayores fueron muriendo y siguen haciéndolo a medida que pasa el tiempo. Un porcentaje minúsculo de la población puede reproducirse, así que hay algunos jóvenes diseminados por todo el planeta.
"Y es verdad que ya no existen leyes, salvo las que decreta uno mismo, pero te prometo que si alguien me roba a mi perro puede estar seguro de que, por lo menos, iré tras él. Si no fuéramos leales con los que amamos, ¿qué importaría todo? Sería como perder la memoria. sería como dejar de ser humano."
C. A. Fletcher, Un chico y su perro en el fin del mundo
Los perros no son más numerosos que los humanos. Escasean. Pero se han convertido en los mejores compañeros de las personas que aún sobreviven. Quizá nunca lo hayan dejado de ser, ya que lo vienen siendo desde tiempos inmemoriales. Gris vive con sus padres, sus hermanos y sus dos perros. Para él, que rara vez ha coincidido con más personas, estos son los seres más importantes de su vida.
La tranquilidad de la vida de Gris está a punto de verse interrumpida por un viajero que llega a la isla y que, además de historias sobre el mundo antiguo y el nuevo que ellos no han visto, trae unas oscuras intenciones.
El autor de esta novela nos pide al comienzo que respetemos al resto de los lectores y a él mismo no desvelando nada de las aventuras de Gris. Yo no quiero faltar a este compromiso que adquirí voluntariamente al leer esta historia, de modo que espero que disculpéis que no os cuente demasiado de la trama. Solo os diré que Gris va a emprender un viaje que le llevará mucho más allá de todo lo que conoce. Pero no lo hará solo. Su perro se convertirá en el mejor compañero que nunca imaginó y no solo porque le ayude a cazar o que pueda avisarle en caso de peligro. En un mundo en ruinas, en el que Gris está más solo que nunca, su perro es, en más de una ocasión, lo que le mantiene con ánimo para continuar. Y le recuerda además el por qué de su empresa.

"A veces ocurre que, con extrema rapidez, salimos de nuestra propia vida y nada de lo que conocíamos vuelve a ser igual. Todo eso lo pensé más tarde."
C. A. Fletcher, Un chico y su perro en el fin del mundo
El viaje de Gris y todo lo que en él le ocurre está narrado en primera persona por el propio Gris, en forma de diario dirigido a alguien que, por supuesto, no os voy a revelar. Pero sí que os puedo decir que ese es uno de los detalles que más me han gustado. Hubo un momento en el que pensé que una narración protagonizada por el viaje de un joven a través de unas tierras deshabitadas hacía mucho, iba a resultarme pesada o aburrida. ¡Cuánto me equivoqué! He disfrutado de cada página, de cada rincón que Gris descubría, cada edificio, cada detalle de un modo de vida que nunca conoció. El discurso de Gris es absorbente, adictivo y está plagado de pequeños detalles que además hacen que el personaje nos llegue muchísimo.
Me ha gustado la pluma del autor. Cómo va mostrando sus cartas sin desvelar la baraja completa. Hay innumerables ocasiones en las que nos desliza un avance de lo que está por venir, pero nunca sin destapar realmente qué ocurrirá. Esto no hace más que engancharnos más a las páginas y convierten Un chico y su perro en el fin del mundo en una lectura adictiva y fascinante.
No importa demasiado que seáis amantes de los animales en general o de los perros en particular. No es una historia sobre perros o sobre personas que adoran tenerlos como mascotas. Un chico y su perro en el fin del mundo es una novela para todos. Para todos a los que les apasiona una buena aventura. Es para los que saben apreciar lo importante de un buen personaje protagonista. Para quienes disfrutan de los giros (¡porque hay más de uno y más de dos que os van a dejar boquiabiertos!) y para quienes valoran terminar una novela habiendo sufrido un poco por el porvenir de los protagonistas, pero con una sonrisa por lo mucho que han aprendido a lo largo de ese viaje.
Os recomiendo muchísimo que os hagáis lo antes posible con un ejemplar y que lo disfrutéis. Si al terminarlo os gusta al menos la mitad que a mí, ya os habrá encantado.
Enlace: http://lacopela.blogspot.com..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
DrEnder
 21 octubre 2020
Todo comienza con un viajero de barba pelirroja que llega contando historias. Y como dice Gris, el protagonista de esta, no te fíes de nadie que cuente buenas historias. En un mundo en el que apenas quedan seres humanos y en el que el protagonista ya adolescente puede contar con los dedos de las manos a todas las personas que ha conocido en su vida, las historias no son algo común, son algo con lo que soñar. Y Un chico y su perro en el fin del mundo de C. A. Fletcher, es una historia con mayúsculas.
Si se quiere una sinopsis rápida del libro tan solo hay que leer el título. En verdad no hace falta más. Un chico llamado Gris emprenderá todo un viaje por un mundo abandonado con la inseparable compañía de su perro. Y la clave aquí está en abandonado. El mundo de Un chico y su perro… no es un mundo postapocalíptico propiamente dicho. No ha acontecido una gran catástrofe que haya hecho temblar el mundo y acabado con la raza humana como especie dominante. Fue tan solo una pequeña enfermedad la que acabo con la gran mayoría de ellos. La humanidad fue apagándose poco a poco muchos años antes de que Gris naciera. Y esto es importante porque el mundo que Gris se encuentra a su paso no es un mundo devastado por un desastre nuclear o una guerra moderna, sino tan solo un mundo abandonado. Casas medio derruidas en las que la vegetación ha hecho morada, animales de zoo habitando en un territorio que no les corresponde, costas inundadas por el crecimiento de las mareas en las que ahora parece que los edificios crecen en el agua. Nadie ha destruido el mundo, tan solo ha sido dejado a su suerte. Y la naturaleza ha reconquistado la hegemonía de antaño. A lo largo del periplo de Gris, más de una vez Fletcher planteará el sentido de toda la creación humana viéndola ahora totalmente abandonada y pasto de la historia. Pero la mirada de Fletcher no es pesimista, no mira al ser humano como un virus que invade y coloniza el planeta sino como una especie inteligente capaz de las más maravillosas creaciones y de una enorme belleza que forma parte inherente del planeta en el que habita. Creaciones que ahora damos por sentadas pero que Gris mira con los ojos asombrados de quien vive en una isla y jamás ha visitado una biblioteca llena de libros, o ha transitado por una carretera a decenas de metros del suelo, o a estado en un parque de atracciones. La mirada de Gris es la de un explorador que descubre las maravillas de la civilización que le precedió y le apena no haberla conocido. Se trata de una mirada ciertamente optimista del ser humano para tratarse de una novela en apariencia distópica.
El gran acierto de Fletcher en esta novela es ser capaz de aunar esta visión maravillada del ser humano con una postura abiertamente naturalista. Gris admira por igual los arboles con los que se cruza y que jamás antes había visto como los restos de una sencilla casa de dos plantas en la que se detiene a pasar la noche. Todo para él es parte de un mundo nuevo y a la vez parte de un pasado que ya no podrá conocer. Un chico y su perro… es una novela que admira el entorno. Pasar sus páginas tiene el mismo encanto que pasear por un pueblo abandonado en la montaña, tratar de descubrir quién vivió allí y qué criaturas han hecho ahora su hogar. Crearse uno en la mente miles de historias que pudieron suceder ahí con la veracidad de quien no será capaz jamás de confirmarlas. El lector comparte la inocente emoción de Gris al encontrar algo tan común y a la vez tan antiguo para nosotros como un gramófono y escuchar música grabada por primera vez en su vida.
Fletcher utiliza un truco muy inteligente para narrar el libro en segunda persona y hacer al lector cómplice de Gris en todo lo que le sucede. El peso de las historias no es solo lo que da comienzo a la aventura, sino que acompaña al protagonista durante toda la narración e incluso la misma novela es la historia que Gris está contando al lector. En su narración, Gris no para de dar pistas sobre el futuro, pequeñas frases que anteceden lo que va a suceder y que hacen que el lector vuele sobre las páginas viento en popa impulsado por el propio relato siempre hacia delante. Fletcher describe además, quizás gracias al estilo narrativo escogido, con gran detalle los sentimientos de Gris, otorga cualidades físicas a las emociones que siente siendo capaz de describir con gran detalle cada uno de los estados emocionales del protagonista.
Y esto tiene su importancia pues un aire melancólico recorre toda la novela, una delicada mezcla entre la tristeza y violencia de un mundo abandonado y despojado del ser humano y la inocencia de un chico que descubre mil maravillas por primera vez en su vida. Fletcher utiliza un tono engañosamente ligero que hace pensar que la novela tiene una suavidad de la que carece. Lo que cuenta, lo que ocurre no tiene nada de ligero, pero desde los ojos de Gris uno lo lee con naturalidad. Como tantos otros protagonistas, Gris no es sino un espejo en el que mirarnos. Gracias a él descubrimos de qué es capaz el ser humano, lo bueno y lo malo, las decisiones que se pueden tomar y los caminos que se pueden recorrer. La destrucción y la creación. al final no son más que historias y las historias tienen gran fuerza en el mundo, mueven a los hombres, y mueven la vida hacia un destino u otro. Un chico y su perro en el fin del mundo comienza con un viajero de barba pelirroja que llega contando historias y termina con Gris contando su propia historia. Una historia que no aspira a cambiar el mundo pero sí un poquito a Gris y quizá también un poquito al lector.
Enlace: http://quienvigilaaldrender...
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
Suenosentreletras7
 29 septiembre 2020
Hoy os traigo la reseña de Un chico y su perro en el fin del mundo, escrito por C.A. Fletcher y publicado de la mano de Minotauro. Cuando lo vi entre las novedades de la editorial me llamó muchísimo y es que a mi las novelas ambientadas en un post apocalipsis me fascinan, ya me conocéis. Lo leí en apenas unos días y a continuación os dejo mis impresiones.
Nos encontramos en un futuro lejano donde existen muy pocos seres humanos. Ocurrió algo, no se sabe muy bien el qué, y las personas dejaron de tener hijos/as, se volvieron estériles y poco a poco la raza humana empezó a desaparecer. Pero no lo hicieron todos. Ahora, tras muchísimos años, aun queda gente viva, como Gris y su familia, quienes viven en una pequeña isla de Escocia. Gris es muy feliz junto a sus hermanos y sus dos perros, Jess y Jip. Pero un día llega un viajero para intercambiar historias y pasa la noche con la familia de Gris. al día siguiente, este hombre ya no estaba y se había llevado a Jess. Gris , roto de dolor, no pierde el tiempo y se embarca en un viaje junto a Jip para recuperar a su perra a través de un mundo en ruinas.
He leído por las redes que este libro se parece mucho a La Carretera de Cormac Mccarthy pero yo no los he visto tan parecidos. En esta novela, Gris es un niño que viaja por un mundo totalmente en ruinas , un mundo post apocalíptico, en busca de su perra robada. Si, tiene que sobrevivir a los obstáculos que se le cruzan por el camino, pero aun así he visto bastantes diferencias entre las dos historias. En esta, nos encontramos en un futuro mucho mas lejano que en La Carretera. Aquí ha pasado muchísimo tiempo y eso se nota gracias a la capacidad del autor de poder sumergirnos en un mundo totalmente destruido y asolado por el paso de los siglos. La ambientación me ha parecido brutal, todas esas escenas de pueblos y ciudades totalmente vacíos, comidos por la naturaleza y con las ruinas de las casas, iglesias...incluso de un parque de atracciones. Ha sido maravilloso. He podido sentir la tristeza y melancolía de ese mundo futuro, tan roto y tan vacío. Es sobrecogedor. Me ha recordado a esos videojuegos en los que tienes que explorar ese mundo y encontrar pistas para descubrir todo lo que pasó. Gris se encontrará con fotos, documentos y restos de unas voces muy atrás en el tiempo.
Pero la trama princial está en la búsqueda de su perra robada. Porque para Gris hay pocas cosas tan importantes como sus perros, sus grandes y fieles amigos y compañeros. El amor que siente Gris por ellos todo lo que hace por Jess y todo lo que sufre por ellos... es duro y precioso. Hay partes bastante duras en las que se me ha encogido el corazón y lo he pasado un poco mal y partes en las que no puedes parar de sonreír. Es una aventura frenética y trepidante de un niño que hará lo que haga falta por recuperar a lo que más quiere. No hay amor más bonito.
Este es un libro que me ha emocionado y que me ha entretenido, una de mis mejores lecturas de este año. Ya os aviso que no estamos ante una novela adulta, yo la clasificaría como juvenil. No os vais a encontrar escenas gráficas de sangre , de violencia ni nada por el estilo. Creo que me ha gustado tanto porque he ido a ciegas sin saber casi nada de lo que me iba a encontrar y me ha acabado sorprendiendo un montón. Hay un giro final que no me lo esperaba para nada y en general es una novela que me ha hecho pasar un rato genial y que voy a tardar en olvidar, si es que lo hago.

En definitiva, Un chico y su perro en el fin del mundo ha sido un libro que no me ha decepcionado en absoluto y que se ha convertido en una de mis mejores lecturas. Muy recomendado.
Enlace: https://addicionaloslibros.b..
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
Citas y frases (3) Añadir cita
Suenosentreletras7Suenosentreletras729 septiembre 2020
Dios había dejado de existir, los dioses habían dejado de existir, igual que todos vosotros dejasteis de existir. Ahora los dioses no son más que historias .
Comentar  Me gusta         10
DrEnderDrEnder21 octubre 2020
¿Te habría parecido igualmente maravillosa a ti? ¿O habrías pasado en coche por debajo sin darte cuenta? ¿Es posible que, al rodearos tantos prodigios, perdierais de vista algunos?
Comentar  Me gusta         00
Suenosentreletras7Suenosentreletras729 septiembre 2020
Entre todos los animales que nos han acompañado en el largo camino de los siglos, los perros siempre han sido los más cercanos.
Comentar  Me gusta         00
Libros más populares de la semana Ver más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro




Test Ver más

¿Cuánto sabes sobre Drácula de Bram Stoker?

¿En quién se inspiró Bram Stoker para crear su personaje?

Arminius Vámbéry
Vlad Tepes
Vladislav II

10 preguntas
47 lectores participarón
Thème : Drácula de Bram StokerCrear un test sobre este libro
{* *}