InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
>

Crítica de MaiteMateos


MaiteMateos
31 enero 2021
Por el momento no he encontrado este magnífico ensayo traducido al castellano y deberían darse prisa en hacerlo, puesto que Bruixes, caça de bruixes y dones es una reactualización interesantísima de Calibán y la bruja, el conocido ensayo de la activista feminista y pensadora italo-americana Silvia Federici.
En Bruixes, caça de bruixes y dones, que debería traducirse como Brujas, caza de brujas y mujeres, se analiza de forma profunda las causas del incremento de la violencia contra las mujeres en la actualidad, ya sea desde la perspectiva interpersonal o institucional. Se trata de una violencia que Federici relaciona con la caza de brujas y el proceso de cierre y privatización de las tierras comunales que se inició en el siglo XVI en Europa, con todo lo que eso significó, como el declive de la agricultura de subsistencia y el control estatal sobre el trabajo de todos y en especial sobre el cuerpo femenino, la sexualidad y la capacidad reproductiva, sometiendo a las mujeres a un acervo control patriarcal a través de la imposición de la familia nuclear, en detrimento de la familia extensa y lo comunal. Una caza de brujas que se ha extendido hoy por muchas regiones de África, la India, Sudamérica…
Silvia Federici defiende que la caza de brujas, junto al comercio de esclavos y el exterminio de las poblaciones indígenas de América y Australia impulsaron el surgimiento del salvaje mundo capitalista moderno, que implicó la eliminación de todo un universo de prácticas ancestrales y el asesinato de un descomunal número de individuos, especialmente de mujeres. Se destruyó la cohesión comunal por medio de la terrorífica etiqueta de brujería, con el objetivo de eliminar sus redes de apoyo y ayuda y garantizar el control sobre la creación de nuevas generaciones de trabajadores asalariados y sumisos al servicio del estado, del capitalismo, de lo privado, que es sinónimo de poder patriarcal, un patriarcado basado en una misoginia que fue “in crescendo” a partir del siglo XV, que explosionó a partir del XVI con la caza de brujas y continuó “in crescendo” hasta hoy. Un poder capitalista y patriarcal que tiende a devaluar el trabajo doméstico, reproductivo y asistencial, a aniquilar la memoria colectiva, el comunalismo, la autarquía, la economía de subsistencia y autosuficiencia. En resumen, a aniquilar todo aquello de lo que las mujeres han sido siempre principales adalides.
Hoy día, el auge del feminismo, como movimiento de reacción y protesta contra el poder estatal, que es el poder del capitalismo y del patriarcado, asusta y está provocando nuevas reacciones de violencia. Una violencia que no solo se ejecuta con un arma o con el puño, o en forma de agresiones sexuales a nivel interpersonal, sino que a nivel institucional se ejecuta contra todos en forma de recortes en salud, en las pensiones y otros supuestos servicios sociales y en forma de desempleo, endeudamiento y continuada privatización de la tierra. Una violencia ante la que debemos reaccionar, según Silvia Federici, creando nuevas redes de apoyo para la construcción de un nuevo comunalismo, denunciando a aquellos que nos quieren sumisos y aterrorizados, protestando contra aquellos que pretenden que pagemos cada vez más y más impuestos mientras recibimos ínfimos servicios sociales y salarios, si es que llegamos a recibirlos…
Enlace: https://maitemateos.wordpres..
Comentar  Me gusta         30



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES
Apreciaron esta crítica ()(3)ver más