InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
ISBN : 8416392242
Editorial: Almuzara (05/06/2015)

Calificación promedio : 4.67/5 (sobre 3 calificaciones)
Resumen:
«Un libro soberbio. Daoud ha reescrito El extranjero de Camus desde el punto de vista árabe. En el futuro, estos dos libros se leerán como un díptico.» Le Monde

Un hombre parece hablarse a sí mismo en un bar, noche tras noche. Es el hermano del árabe asesinado por un cierto Meursault en una famosa novela del siglo xx. Setenta años más tarde, con toda su ira y frustración acumuladas, el anciano no se resigna a dejar en el anonimato la historia de aquel... >Voir plus
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES
Críticas, Reseñas y Opiniones (3) Añadir una crítica
IvanValenciaA
 03 noviembre 2019
Hace algunos meses publiqué aquí en Babelio la reseña de El extranjero, obra del escritor franco-argelino Albert Camus. En ella daba la que, a mi modo de ver, era una interpretación que se adecuaba a la obra y a su trasfondo filosófico. Esta interpretación bebía, entre otros ensayos y obras, de un pequeño escrito de Jean Paul Sartre llamado Explicación de el extranjero, y principalmente, de El mito de Sísifo, obra que también pertenece a la pluma de Camus. Una de las conclusiones a las que allí llegué, conclusión que además acepta Sartre y algunos críticos de la obra de Camus, es que el protagonista de El extranjero -El señor Meursault- cuando dispara al árabe en la playa realmente está disparando al destello de luz que emana el cuchillo que sostiene este. Este desenlace se debería entonces a un estado de aturdimiento general a causa del calor y el rayo de luz que le sega la vista al señor Meursault. En el cuadro general que nos presenta Camus, donde la sensación constituye la totalidad de la personalidad del protagonista de su obra, donde no hay ideas o intenciones sino reacciones a causa de la interacción con el mundo, donde este hombre absurdo destituye el valor del arrepentimiento, esta conclusión parecía absolutamente plausible.
Luego, y gracias a Babelio, conocí la obra que hoy deseo comentar. Meursault, caso revisado del escritor Argelino Kamel Daoud. En esta bella obra, publicada en Argelia en el 2013 y traducida al español en el 2015, viene a ser una radical relectura de El extranjero. El punto de partida es la conclusión mencionada antes. El árabe muerto, que en la obra original no reviste ninguna importancia, del que no se habla después de su muerte y que ni un nombre merece en la obra de Camus, es reivindicado por el protagonista de la obra de Kamel Daoud. Se dirá que la lectura que libera a Meursault de toda culpa es una lectura viciada, que da la figura de héroe absurdo a un asesino a sangre fría. Pero este es solo el punto de partida. En este diálogo que establece Daoud con Camus el asunto del árabe, su reivindicación, llevará a reflexionar sobre diversos temas que se presentan en ambas novelas: la colonia francesa en Argelia, la religión, el absurdo, la libertad, el amor, la muerte.
Haroun, protagonista de Meurasault, caso revisado, cuenta la historia desde un bar que suele visitar en las tardes; su interlocutor es una sombra que el mismo Haroun va haciendo real a través del relato con pequeños detalles que menciona. Lo que pretende es reivindicar el nombre de su hermano -Moussa-, el árabe que gratuitamente murió a manos de Meursault. Es preciso mencionar que en la obra se presenta a Meursault como quien escribió El extranjero mientras estaba en la cárcel y antes de su ejecución. Haroun también desea mostrar lo que significó para él y para su madre la muerte de Moussa. En el trasfondo la historia nos lleva por tres grandes periodos de la historia reciente de Argelia. Primero nos acerca a la guerra de independencia, luego nos dibuja a grandes rasgos la vida en la independencia y finalmente hace una fuerte crítica al dominio de algunos grupos radicales islámicos que se hacen con el control político y social de la Argelia liberada. Haroun también es un extranjero como Meursault. Se siente extraño en su propia tierra, entre sus hermanos y frente a sí mismo. No extraña la colonia, pero tampoco acepta ni logra encajar en el mundo que queda luego de la liberación.
Una obra absolutamente recomendada.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         30
Rosa44
 04 octubre 2020
Harun, el hermano menor de Musa, en un diálogo con un supuesto estudiante que pretende elaborar su tesis sobre el caso de su hermano, trata de reconstruir parte de la vida de éste. Para ello recurre a sus vagos recuerdos, ya que él era un niño entonces. Musa es un fantasma en la vida de Harun y le sirve para contar su propia vida bajo la sombra de este hermano muerto, del cual casi no tiene recuerdos. Temas: la injusticia, las lenguas, el colonizador/colonizado, el choque de culturas, la importancia del origen para los árabes, el anonimato y la búsqueda de reconocimiento del nombre y de lo monetario (pensión), Harun afectado psíquica, física, social, emocional y lingüísticamente, la familia destrozada, el aprender una nueva lengua, el rechazo del cuerpo y de las mujeres, el doble asesinato (el de Musa y el del francés), la culpa de sobrevivir. Harun repite el crimen y se convierte en victimario. La voz es muy importante porque esta novela se plantea como un desahogo de Harun quien revela que el asesinato de su hermano tuvo más víctimas: él, ya viejo y borracho, su madre con una vida en completo silencio, y el francés. El incesante diálogo o monólogo intenta dar voz y retratar al ignoto árabe que Camus retrata en El Extranjero.
+ Leer más
Comentar  Me gusta         00
rieserisabelle
 23 octubre 2018
El autor, con una sospecha de periodismo narrativo en su novela, tiene esta determinación con hacernos vivir el reverso de la medalla en la historia intrigante, en su país natal, que le gusta tanto.
Comentar  Me gusta         10
Citas y frases (6) Ver más Añadir cita
Rosa44Rosa4403 octubre 2020
"...two dead men. Yes, two. Why does the
other one get left out? Well, the original guy was such a good storyteller, he managed to make people forget his crime, whereas the other one was a poor illiterate God created apparently for the sole purpose of taking a bullet and returning to dust — an anonymous person who didn’t even have the time to be given a name".

"that’s the reason why I’ve learned to speak this language, and to write it too: so I can speak in the place of a dead man, so I can finish sentences for him. The murderer got famous, and his story’s too well written for me to get any ideas about imitating him. He wrote in his own language. Therefore I’m going to do what was done in this country after Independence: I’m going to take the stones from the old houses the colonists left behind, remove them one by one, and build my own house, my own language".

"A brief Arab, technically ephemeral, who lived for two hours and has died incessantly for seventy years, long after his funeral".

"nobody at all ever tried to find out what the victim's name was, or where he lived, or what family he came from, or whether he had children. Nobody. Everyone was knocked out by the perfect prose, by language capable of giving air facets like diamonds, and everyone declared their empathy with the murderer’s solitude and offered him their most learned condolences".

"It’s simple: The story we’re talking about should be rewritten, in the same language, but from right to left. That is, starting when the Arab’s body was still alive, going down the narrow streets that led to his demise, giving him a name, right up until the bullet hit him. So one reason for learning this language was to tell this story for my brother, the friend of the sun".

"I want you to make a note of my brother’s name, because he was the one who was killed in the first place and the one who’s still being
killed to this day. I insist on that, because otherwise, we may as well part right here. You carry ode your book, I'll take up the body, and to each his way".

"Have you noted it down? My brother’s name was Musa. He had a name. But he’ll remain “the Arab” forever...For centuries, the settler increases his fortune, giving names to whatever he appropriates and taking them away from whatever makes him feel uncomfortable. If he calls my brother “the Arab,” it’s so he can kill him the way one kills time, by strolling around aimlessly. For your guidance, I’ll tell you that for years after Independence, Mama fought to be awarded a pension as the mother of a martyr. As you can imagine, she never got it, and why not, if you please? Because it was impossible to prove the Arab was a son — and a brother. Impossible to prove he existed, even though he was killed in public...How can you tell the world about that when you don’t know how to write books? ...Nothing was left of Musa, not even a corpse!".

"The song is Oranian, the beer’s Arab, the whiskey’s European, the bartenders are Kabyles, the streets are French, the old porticos are Spanish  …  and I could go on".

"Do you know how I got a job? I’m going to confess: I let the air out of another worker’s bicycle tires so I could show up earlier than he did and take his place. Yes indeed, that’s hunger for you!"

"One day, I asked myself a question that you and your people have never asked yourselves, even though it’s the first clue to the puzzle. Your hero’s mother — where’s her grave? Yes, over in Hadjout, but where, exactly?"

"the language. The one I read, the one I speak today, the one that’s not hers. Hers is rich, full
of imagery, vitality, sudden jolts, and improvisations, but not too big on precision. Mama’s grief lasted so long that she needed a new idiom to express it in".

"Mama transmitted her fears to me, and Musa his corpse. What could a teenager do, trapped like that between death and the mother?"

"I’ve often wanted to kill Musa since he died, to get rid of his corpse, to get Mama’s affection back, to recover my body and my senses, to … In any case, it’s a strange story. It’s your hero who does the killing, it’s me who feels guilty, and I’m the one condemned to wandering …"

"Arab. I never felt Arab, you know. Arab-ness is like Negro-ness, which only exists in the white man’s eyes. In our neighborhood, in our world, we were Muslims, we had given names, faces, and habits. Period. The others were “the strangers".

"As for me, what shall I tell you? Life had been given back to me at last, even if I had a new cadaver to drag around. At least, I told myself, it’s not mine anymore, it’s an unknown person’s. Our weird family, composed of the dead and the disinterred, kept that night a secret".

"Do you find my story suitable? It’s all I can offer  you. It's my word. I’m Musa’s brother or nobody’s. Just a compulsive liar you met with so you could fill up your notebook...It's your choice, my friend".
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         00
IvanValenciaAIvanValenciaA23 octubre 2019
El amor es inexplicable para mí. Siempre observo con asombro a la pareja, su cadencia siempre lenta, su titubeo insistente, su sustento que se convierte en amalgama, su modo de agarrarse de la mano y de la mirada al mismo tiempo, de todos los bordes para confundirse mejor. No llego a comprender la necesidad de esa mano que sostiene a la otra, que no quiere soltarla, para dar un semblante al corazón del otro. ¿Cómo hace la gente que se ama? ¿Cómo se soportan? ¿Qué es lo que parece hacerles olvidar que nacieron solos y que morirán separados? He leído muchos libros y el amor me parece un acomodamiento y no un misterio, en absoluto. Creo que lo que algunos sienten con el amor yo lo siento más bien con la muerte: la sensación de todo lo eventual y absoluto de cualquier vida, el latir del corazón, la angustia ante un cuerpo ciego. La muerte –cuando la ha recibido, cuando la ha dado- es para mí el único misterio. El resto no son más que rituales, costumbres y complicidades dudosas.
Pág. 141.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         00
IvanValenciaAIvanValenciaA23 octubre 2019
Una lengua se bebe y se habla, y llega un día en que te posee; entonces, empieza a apoderarse de las cosas en tu nombre, se adueña de la boca como lo hace la pareja en la voracidad del beso.
Pág. 19.
Comentar  Me gusta         30
IvanValenciaAIvanValenciaA23 octubre 2019
Perdona al viejo en el que me he convertido. También eso es un gran misterio. Ahora soy tan viejo que, las noches en que proliferan las estrellas centelleantes en el cielo, suelo pensar que seguro hay algo que descubrir cuando se vive tanto tiempo. ¡Tantos esfuerzos para vivir! Es preciso que al final, por fuerza, haya una especie de revelación esencial. Me choca esta desproporción entre mi insignificancia y la enormidad del mundo. A menudo me digo que tiene que haber algo en medio, entre mi banalidad y el universo.
Pág. 165.
+ Lire la suite
Comentar  Me gusta         00
IvanValenciaAIvanValenciaA23 octubre 2019
La noche acaba de hacer girar la cabeza del cielo hacia el infinito. Es la espalda de Dios lo que miras cuando no hay sol que te deslumbre. Silencio. Detesto esa palabra, en ella se percibe el estrépito de sus múltiples definiciones. Un soplido ronco atraviesa mi memoria cada vez que el mundo se calla.
Pág. 57.
Comentar  Me gusta         00
otros libros clasificados: novela filosóficaVer más
Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Bookshop ORGCasa del libroAmazon ES




Test Ver más

¿Cuánto puedes recordar de la literatura juvenil?

¿Cómo se llama el presentador de Los Juegos del Hambre?

Cesar Flickinmann
Cesare Flickerman
Caesar Flickerman

10 preguntas
45 lectores participarón
Thèmes : juvenil. infantil , crepusculo , fantasía , fantasía juvenil , literatura juvenil , Literatura infantil y juvenil , saga , saga paranormal romantica juvenilCrear un test sobre este libro