InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Inquilinas_Netherfield


Inquilinas_Netherfield
16 diciembre 2018
Ya os comenté antes de verano que había comenzado varios retos atemporales, y uno de ellos era releer toda la bibliografía de Agatha Christie por orden de publicación (al menos las novelas). Supuestamente estoy haciendo este reto al alimón de Nitocris, pero no os cuento lo bien que va ella y lo mal que voy yo (solo tenéis que echar un vistazo a su reto). El caso es que hoy vengo con el segundo libro que publicó Agatha, El misterioso Sr. Brown. Si en el primero nos presentaba a Poirot, en este segundo nos presenta a una pareja que también protagonizaría varios libros: Tuppence Cowley y Tommy Beresford que, aunque son más conocidos como matrimonio en posteriores libros, realmente en El misterioso Sr. Brown, el primero que protagonizan, solo son amigos y residentes en Londres.

Tras un prólogo ambientado en 1915 en el que asistimos a un hecho muy concreto durante el hundimiento del RSM Lusitania (hundimiento real, por cierto: el barco fue torpedeado por los alemanes y murieron más de mil personas), pasamos a 1919, año en que transcurre realmente la historia. Han pasado meses desde el final de la Primera Guerra Mundial, y la crisis social y económica sigue sumiendo a los ingleses en la búsqueda de unas libras que llevarse al bolsillo. A la resolutiva y algo alocada Tuppence no se le ocurre otra cosa que proponerle a su amigo Tommy que sean detectives, sin más preparación que la firme voluntad de serlo. Tommy, que se deja llevar por todo lo que Tuppence dice, no se opone demasiado a la propuesta, "fundan" su empresa, Jóvenes aventureros, sociedad limitada, y así, sin comerlo ni beberlo, se ven mezclados en la desaparición de una tal Jane Finn. ¿Quién busca a Jane Finn? Pues una organización con intenciones no demasiado buenas comandada por un misterioso hombre que se esconde tras el seudónimo de señor Brown. ¿Y quién es el señor Brown? Pues la señora Christie nos va a hacer dudar de varios personajes, como está mandao, y, mientras lo averiguamos, Tommy y Tuppence ven cómo su anodina vida se vuelve mucho más... interesante.

Realmente la intención inicial de Tommy y Tuppence es detectivesca, pero este libro tira más hacia el género de espías, al menos en la subtrama que da pie a todo. Las primeras novelas de Agatha Christie hacían mucho uso del contexto histórico, y en esta novela, ese contexto es primordial en la trama. Si la primera estaba ambientada en plena Primera Guerra Mundial y narraba los diferentes modos en que la sociedad inglesa se involucró en aquel periodo, en este libro acaba de terminar la contienda, la estabilidad de Europa en general y la de Gran Bretaña en particular es frágil, y cualquier elemento desestabilizador puede suponer una catástrofe. Eso es precisamente lo que intenta ese grupo de personajes de diferentes nacionalidades comandado por el señor Brown, y en ese embolado es en el que se ven metidos los dos personajes principales, al principio por casualidad, y después a petición del misterioso señor Carter (antiguo conocido de Tommy y perteneciente al Servicio Secreto británico).

La novela pasa por distintas fases, y a partir de que empieza su labor como detectives, Tommy y Tuppence vivirán sus propias subtramas por separado casi todo el tiempo, siendo ocasionales las veces que estén juntos. Por eso esas fases son muy distintas: en las que están por separado lo importante es el desarrollo de sus misiones (que son bastante peligrosas a pesar de la aparente ligereza de la trama), y cuando están juntos prima sobre todo su relación y/o el modo en que interactúan entre ellos. Tuppence es la reina de la función, con su carácter brillante, alocado, irreflexivo e impetuoso, mientras que Tommy es más sereno, tranquilón y reflexivo. Aun así yo creo que Tommy evoluciona mucho a lo largo de la historia y se espabila bastante por la cuenta que le trae (que esta gente no se anda con tonterías), y el Tommy del final es un Tommy evolucionado y más echao p'alante que el del comienzo de la historia.

Sé que el dúo Tommy-Tuppence no despierta demasiadas pasiones entre los seguidores de la Christie (y de hecho creo que son personajes que pasan muy desapercibidos en su bibliografía), pero tengo que reconocer que a mí sí me gustan, me encantan sus diálogos y la dinámica que hay entre ellos (rápida, divertida, irónica), y lo cierto es que hacía siglos que no leía este libro y lo he disfrutado mucho más que la primera vez que lo leí. Agatha Christie diferenciaba muy bien el tono y ritmo de las historias de cada una de sus series de detectives, cada una de ellas tenía unas características muy definidas y específicas, y aunque este par tiene todas las de perder ante Poirot y Jane Marple, creo que merecen más atención y reconocimiento de los que tienen.

Termino. Hay un par de adaptaciones a la televisión. Una de los años 80, y otra algo más reciente (2015) donde cambian muchas cosas (se traen la historia a los años 50, ellos ya están casados y con un hijo adolescente, Carter es tío de Tommy...). Entretenidilla, aunque a mí no me entusiasmó demasiado (el dúo protagonista tuvo mucho que ver). Os dejo el tráiler por si a alguien le interesa:
Enlace: https://inquilinasnetherfiel..
Comentar  Me gusta         20



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Apreciaron esta crítica ()(2)ver más




{* *}