InicioMis librosAñadir libros
Descubrir
LibrosAutoresLectoresCríticasCitasListasTestReto lectura
Crea una cuenta en Babelio para descubrir tus próximas lecturas Babelio en Français
>

Crítica de Bookeandocm


Bookeandocm
04 octubre 2018
Seis meses han transcurrido desde la resolución del caso Slenderman, cuyo complejo desenlace ha tenido a la inspectora jefa Ana Arén alejada del servicio durante un tiempo. Ha llegado el momento de reincorporarse al trabajo y lo hará en plenas navidades en la Unidad de Homicidios, bajo la atenta supervisión de su jefe, Ruipérez, un hombre que tiene una serie de rencillas personales hacia ella y no está dispuesto a allanarle el terreno lo más mínimo.

Aunque, en principio, deberían ser unos días tranquilos y sin muchos incidentes, Ana tendrá que ponerse las pilas desde el primer momento ya que el mismo día de su incorporación aparece asesinada una de las damas más conocidas por la prensa rosa. Se trata de Mónica Spinoza, duquesa de Mediona, un caso que ocasionará gran revuelo y presión mediática. Ana tendrá que dejar a un lado sus traumas personales, aguzar todos los sentidos y pedir la máxima colaboración de un equipo en el que acaba de integrarse. Una vez más nos demostrará su valía.

La química del odio es una novela negra que sigue la estela de su predecesora, No soy un monstruo. Personalmente, recomendaría a todos quienes quisieran acercarse a ella haber leído previamente la anterior, no solo porque disfrutarán de una estupenda historia sino porque su protagonista principal, Ana Arén, tiene una serie de vivencias personales que la han marcado, y aunque en esta se esboza algo para que el lector no se pierda, disfrutará el doble conociendo con todo detalle el pasado de la inspectora jefa y su relación con Inés. Una trama personal, la de la inspectora, que desde mi punto de vista es de la que más garra tiene en la historia. .

Nori, su antiguo compañero y amigo, ha dejado el trabajo en el cuerpo y ahora es el director de tecnología y seguridad de una cadena televisiva. Entre sus cometidos se encuentran proteger, entre otros, al presentador estrella, un hombre apenas conocido hasta el momento que está obteniendo altas cotas de audiencia. Aunque su trabajo ahora es otro, Ana no dudará en requerir la colaboración de Nori para solventar el caso.

Con un inicio ágil, pero algo más pausado de lo que esperaba nos vamos introduciendo en una investigación que nos va a atrapar por las peculiares características y la manera en la que juega el asesino con el equipo policial, además de la delicadeza con la que se debe tratar el asunto, ya que la duquesa era una mujer muy bien relacionada e investigar a determinadas personalidades de las altas esferas es un tema que ha de llevarse con sumo cuidado.

Por si no tenían poco con un crimen, la cosa se complica cuando unos días después, el suelo de uno de los ascensores del Hospital general se desprende a la altura de la planta sexta arrojando al vacío a cuatro personas. Más trabajo para el equipo de Homicidios, un nuevo reto para Ana Arén y un cambio de ritmo que no dará tregua al lector, que no podrá evitar jugar a las quinielas, apostar, confundirse y volver a hacer una y otra vez múltiples conjeturas sobre la identidad del asesino.

Una vez más Chaparro vuelve a demostrar que sabe manejar muy bien los hilos para atrapar al lector con una trama muy bien armada que te tiene en vilo hasta las últimas páginas. Un narrador en tercera persona se irá alternando entre capítulos numerados en los que sabremos del avance de la investigación y otros, con diferente grafía y siempre bajo el título “El odio” en el que se nos van desvelando los pensamientos y ciertos datos de la historia de un meticuloso asesino cuya identidad, pese a todo, no lograremos desvelar hasta las últimas páginas.

Conoceremos también muy de cerca como funcionan los medios de comunicación. Seremos testigos de excepción de lo que se cuece en un plató y detrás de este, todo el trabajo que ello conlleva y toda la manipulación a la que somos sometidos a través de la publicidad. Pero además, también cabe en ella una parte más científica que me ha parecido de lo más interesante e instructiva y una crítica a las redes sociales.

La química del odio es una novela con la que Carme Chaparro se afianza en el género de la novela negra. Una historia con muchas piezas, que arranca con buen ritmo y que, tras varios giros argumentales, desemboca en un thriller de ritmo endiablado en el que todo encajará a la perfección, nos dejará los ojos como platos y muchas ganas de reencontrarnos con Ana Arén.
Enlace: https://bookeandoconmangeles..
Comentar  Me gusta         10



Comprar este libro en papel, epub, pdf en

Amazon ESCasa del libro
Apreciaron esta crítica ()(1)ver más




{* *}